log in
  • Adelantan proyecto para generar energía a partir de aguas residuales

    Empresas Públicas de Medellín e investigadores de la Universidad Nacional trabajan en el desarrollo de celdas de combustibles para producir electricidad utilizando aguas residuales.
     
    Aguas ResEl objetivo principal del proyecto es desarrollar un proceso que pueda aplicarse a la industria y que al mismo tiempo, reduzca costos en el tratamiento de afluentes contaminados. 
     
    Como parte de las pruebas iniciales de la investigación se utilizaron aguas municipales e industriales (de alimentos, cárnicos, entre otras). En el área metropolitana de la capital antioqueña se trabajó con los residuos de la Cervecería Unión (Sab Miller), ya que ese tipo de efluentes tiene una carga orgánica que puede ser aprovechable. 
     
    Para esto, generalmente se utilizan aguas con alto contenido de compuestos orgánicos, los cuales son utilizados por muchos organismos vivos. De estos se aprovechan sus flujos metabólicos para generar electricidad como valor agregado. 
     
    Juan Esteban Vélez, ingeniero biológico con maestría en Ingeniería Química de la U.N. y uno de los participantes de esta iniciativa, explica “lo que se hace con las celdas es usar el líquido residual que entra por un lado, mantenerlo durante un tiempo y, producto del metabolismo de los microorganismos, generar el flujo de electrones, que es capturado por la celda”.
     
    Igualmente, el investigador señala que aunque hubo resultados satisfactorios, la gran dificultad es la repetibilidad en el tiempo, es decir, se logró un proceso que genera electricidad, pero hay debilidades en la obtención de resultados constantes.
     
    Fuente: Dinero.com
  • Agua: Llegó La Hora De Hablar En Serio

     

    Aguas ResidualesLa verdadera riqueza de Colombia son sus fuentes hídricas. De ellas dependen todo el sector agrícola, la pesca, la industria, la ganadería y la vida de los 45 millones de colombianos. Las distintas amenazas obligan a repensar la forma en que se administra este recurso. Cuatro ideas útiles.

    El río Magdalena es uno solo. Desde que nace en el Páramo de las Papas hasta que desemboca en Bocas de Ceniza y sus aguas se funden con las del mar Caribe. Su cuenca ocupa el 24 % del territorio continental del país, atraviesa 18 departamentos donde vive el 80 % de la población y se produce el 85 % del PIB nacional. El país, sin embargo, delegó su cuidado en 31 autoridades ambientales. Una fragmentación del poder sobre el río que explica, en parte, su lenta y gradual muerte.

    El Magdalena es apenas el ejemplo más visible de lo que ocurre en el resto del país. Páramos, humedales, lagunas, ríos, todos los cuerpos de agua son víctimas del mismo problema político. Una cosa piensan las autoridades locales, otras las departamentales, otra distinta tienen en mente los funcionarios a nivel nacional. Esto mientras las ambiciones y planes de las empresas chocan diariamente con las necesidades de las comunidades que dependen de ellos.

    Y a ese desorden hay que sumar un problema más: las amenazas ambientales, que tampoco obedecen a ninguna división política. El fenómeno de El Niño 2015-2016, el más fuerte de la historia de nuestro país, ocasionó 3.985 incendios forestales que afectaron más de 150.000 hectáreas; 318 municipios sufrieron escasez hídrica y 120 estuvieron en situación crítica; más de 260.000 hectáreas agrícolas fueron impactadas y los ríos presentaron el nivel más bajo en quince años.

    El fenómeno de La Niña 2010-2011 trajo consigo lluvias por encima de los promedios históricos, lo que generó cientos de hectáreas productivas inundadas, más de tres millones de personas damnificadas (cerca del 7 % de la población) y el costo para el país fue aproximadamente de $11,2 billones (2,2 % del PIB).

    Esto para no hablar del cambio climático, que según diversas proyecciones, podría hacer más extremos los eventos climáticos, provocar un aumento del nivel del mar y desencadenar un gran estrés hídrico en la región. De hecho, se estima que las pérdidas por el cambio climático equivaldrían a sufrir un fenómeno de La Niña cada cuatro años.

    ¿Qué puede hacer el país para poner orden en la casa y mejorar la protección y administración de sus recursos hídricos? Desde hace tres años, a través de los Encuentros por el Agua, El Espectador,Isagén y WWF, People and Earth junto con académicos, investigadores, tomadores de decisiones, políticos, funcionarios públicos, empresarios, y comunidades de base, han reflexionado sobre salidas para el problema de gobernanza del recurso hídrico.

    Cuatro ideas, después de un largo camino de debate, han quedado sobre la mesa. La primera de ellas, en la que coinciden diversos actores, es la necesidad de fortalecer el Consejo Nacional del Agua. En segundo lugar, fortalecer la Secretaría Técnica de ese consejo pensando en transformarla en una agencia nacional. También es necesario actualizar la Política Hídrica Nacional. Y por último, fortalecer un Sistema de Información y Conocimiento del Recurso Hídrico bajo la sombrilla del Ideam.

    A partir de estas recomendaciones, consideramos importante desarrollar una hoja de ruta con el fin de evaluar las diferentes opciones para el fortalecimiento de la gobernanza del recurso agua”, concluyeron los participantes de los Encuentros por el Agua.


    Fuente: Elespectador.com


     

  • Cuidar el agua, prioridad para el crecimiento de Colombia

    Agua  PrivilegioProyecciones de la Ocde a 2030, indican que la escasez severa del líquido agua en el mundo alcanzará a afectar hasta 3.900 millones de personas.
     
    El consumo de agua cada vez ocupa lugares más importantes dentro de las prioridades de las empresas en Colombia. Esta consciencia se ve expresada en la incorporación de lineas de acción concretas y de cuantiosas inversiones que les permiten ser más eficientes en su uso, ya no sólo por ahorro, sino proveniente de una genuina preocupación por su cuidado. 
     
    Justamente, este es uno de los pilares sobre los cuales está soportado el plan que tiene la Misión de Crecimiento Verde, una iniciativa que lidera el DNP diseñada para que le permita a Colombia continuar transitando la senda del crecimiento, apropiando los intereses y deberes que todos los actores de la sociedad debemos poner en práctica para garantizar la protección del medio ambiente y los recursos naturales, entre ellos está por supuesto el agua. 
     
    Por considerar que las empresas son un actor fundamental del andamiaje para que el crecimiento verde sea un proceso tangible y con mediciones eficientes que ayuden a tomar decisiones para el futuro, comenzamos hoy una serie de entregas que pretenden ilustrar y destacar diferentes esfuerzos alrededor de este trascendental asunto. Aquí destacamos algunas empresas que incorporaron y están demostrando cómo reducir y ahorrar su consumo con el objetivo de desarrollarse en armonía con el entorno, garantizando un crecimiento cada vez más verde. 
     
    Uno de los casos de éxito es el de la Organización Corona. Esta multinacional colombiana, con 135 años de historia dedicados a la manufactura y comercialización de productos para el hogar y la construcción, muestra con sus planes de sostenibilidad social y ambiental un fuerte compromiso por el ahorro y reutilización de agua. Con un sistema de ciclo cerrado en sus operaciones, hace recircular el 81% del agua. El programa de Reducción de Consumo de Agua y Cero Vertimientos Industriales hizo que entre el año 2012 y 2015 la compañía redujera en más de 111 millones de litros su consumo de agua potable.
     
    “La gran mayoría de las operaciones de manufactura de Corona tienen que ver con productos cerámicos, desde vajillas, lavamanos y sanitarios hasta aisladores eléctricos. El ciclo tecnológico de la industria cerámica se compone de varias etapas, desde extraer materias primas de minerales no metálicos. Y en todas las etapas el agua juega un papel primordial. Hemos desarrollado e implementado el uso eficiente del recurso hídrico alrededor de los ciclos cerrados de agua” afirma Paula Cuéllar, gerente de sostenibilidad de la Organización Corona. 
     
    Otra de las empresas que mayores resultados ha obtenido a través de la incorporación de planes para preservar el agua es Acerías Paz del Rio, que alcanzó consumos mínimos históricos para el cierre del año 2016, logrando una disminución en los consumos del Lago de Tota superior al 50% a los registrados el año 2013. Esta compañía de origen boyacense, que durante cerca de 70 años se ha dedicado a la trasformación de minerales como el hierro, la caliza y el carbón en productos de acero, que comercializa en todo el país. Con una producción aproximada de 420 mil toneladas año, utiliza el agua como elemento fundamental de sus procesos. 
     
    Conscientes de la importancia de este recurso, esta compañía emprendió una cruzada por la protección del agua y sus afluentes. Hoy tiene un área de medio ambiente encargada de reducir los consumos y hacer un uso eficiente a través del control de fugas, optimización del sistema de medición de agua potable e industrial, cambio en la red principal de agua potable, reutilización de las aguas y procesamiento de las mismas a través de distintas plantas de tratamiento. 
     
    Según Vicente Noero, presidente de la compañía, como resultado de inversiones en el manejo, protección y control del recurso hídrico, “en Acerías Paz del Río, nos sentimos orgullosos de implementar medidas que nos permiten conocer y monitorear en detalle el consumo de agua por proceso, garantizando la adecuada utilización del recurso hídrico, lo cual repercute en nuestra competitividad y en la responsable protección del medio ambiente”. 
     
    Una de las inversiones más importantes que han realizado en este frente es el de su nueva Planta de Tratamiento de Aguas Residuales Domésticas e Industriales ubicada dentro de su planta siderúrgica. La inversión llegó a 28 mil millones y además de hacer un proceso más eficiente y sostenible llevó al cumplimiento las metas de descontaminación de la cuenca alta del río Chicamocha, establecidas por la Autoridad Ambiental de Boyacá y por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible; como resultado se están tratando 16 litros por segundo, lo cual lo pone como uno de los procesos más eficientes que existe hoy en el país.
     
    Al respecto, Hernando José Gómez, director de la Misión de Crecimiento Verde, anotó: “Desde la Misión de Crecimiento Verde, nos hemos encontrado con un creciente interés por parte del empresariado para que estos temas ocupen un lugar cada vez más importante dentro de sus operaciones; por eso queremos proyectar de la mano del sector privado una Colombia con un modelo de crecimiento verde que concilie las distintas miradas que hay en este tema. Los empresarios son un actor fundamentar para este fin y queremos que estén cada vez más convencidos de este modelo”, señaló.
     
    Fuente: Portafolio.co
     
  • Ecopetrol realiza inversión ambiental regional estratégica para agua, aire, suelo y biodiversidad

    AcandiEntre las principales iniciativas se destacan: Reducción de más de 500 mil toneladas de CO2, recuperación de 2.000 hectáreas de terrenos y 120 más de humedales.

    Más de 20 organizaciones ambientales aliadas participan en los proyectos.

    Ecopetrol puso en marcha uno de los más ambiciosos planes de inversión ambiental estratégica que tiene como objetivo cofinanciar 20 proyectos en diferentes regiones del país por un valor de $31.000 millones.

    Estos proyectos permitirán reducir o evitar la emisión de más de 500.000 toneladas de CO2 a través de iniciativas de carbono forestal. De la misma manera, evitarán la degradación de 9.516 hectáreas de bosques y recuperarán 2.000 hectáreas de terrenos y 120 hectáreas de humedales.

    Igualmente el plan hará manejo de suelos en 1.000 hectáreas de piedemonte y en 10.000 hectáreas de sabana inundable, además se establecerán 718 puntos de monitoreo de calidad del agua y desarrollará acciones de conservación para 11 especies de fauna y flora vulnerables, presentes en las zonas de operación de Ecopetrol.

    Estos proyectos, que se suscribieron en 2014 e iniciaron su ejecución entre 2014 y 2015, se derivan de iniciativas lideradas por organizaciones gubernamentales y no gubernamentales, en diferentes jerarquías territoriales para generar impactos positivos a escala local y nacional.

    Entre las organizaciones aliadas se encuentra la Fundación Natura, siete corporaciones autónomas regionales, el Ideam, Parques Nacionales Naturales, las universidades Nacional y UNISANGIL, Asprodi, Wildlife Conservation Society y 10 organizaciones ambientales regionales.

    Las iniciativas, que se desarrollan para reducir los impactos del cambio climático, van desde proyectos de carbono forestal, la instalación de estufas eficientes de leña en las comunidades rurales, con huertos dendroenergéticos (leña cultivada para este fin) en Guajira, Magdalena, Boyacá y Norte de Santander, hasta un corredor ecológico en la vía Bogotá-Villavicencio, entre otros.

    De la misma manera, los proyectos que involucran la gestión, el manejo y la protección de los recursos hídricos, incluyen acciones para recuperar los humedales en la cuenca baja del río Cimitarra y del Río Claro Cocorná Sur en Antioquia, pasando por la construcción de un mapa interactivo de los conflictos del agua con la Universidad Nacional, entre otros.

    Adicionalmente se monitoreará el oso andino en Nariño y se desarrollarán acciones de conservación para la tortuga charapa, cocodrilo de la Orinoquía, danta, paujil de pico azul, bagre rayado, manatí del caribe, mono araña, palma de moriche, congrio y carreto como parte de los proyectos para favorecer la conservación de la biodiversidad.

    Por: Paisminero.co / CP - Ecopetrol

  • Editorial :Aguas peligrosas

    Mercurio 2Hay que actuar con todas las herramientas de la ley contra la minería ilegal.

    Alarmante. No de otro modo puede calificarse el hecho de que los ribereños de la estrella fluvial del Inírida, en el departamento del Guainía, presenten en el cuerpo concentraciones de mercurio hasta 109 veces mayores que las recomendadas por la misma Organización Mundial de la Salud (OMS).

    Tal evidencia, si bien la ha cuantificado por primera vez la Secretaría de Salud de este departamento, permite fácilmente inferir que el problema afecta a la mayoría de la población que convive en zonas cercanas a donde se ejerce la minería ilegal.

    Y aunque los resultados son fruto de una investigación del 2015 y no se conocían hasta hoy, reflejan un panorama desalentador y preocupante desde la óptica sanitaria si se tiene en cuenta que las personas examinadas, 202, de 15 comunidades, al parecer han adquirido este metal en forma crónica, a tal punto que se ha acumulado en su cuerpo de manera progresiva, sin presentar síntomas que potencialmente exijan la consulta médica. En otras palabras, son poblaciones que, si bien están realmente enfermas, desconocen su situación.

    ¨No solo es la afectación de la salud individual, sino que la supervivencia de comunidades enteras está en riesgo¨

    El agravante es que muchos de estos pobladores pertenecen a comunidades indígenas aisladas del sistema de salud. Así lo evidencia otra investigación, hecha en el 2014 por estudiosos de la Universidad de Cartagena y Parques Naturales Nacionales, que recorrió el río Caquetá para medir los niveles de mercurio y encontró que el 94 por ciento de los individuos analizados excedían en su cuerpo la dosis de referencia para este elemento, de una parte por millón, definida por la Agencia de Protección Ambiental (EPA).
    Como se observa, no basta con ratificar que este es un problema asociado a la minería ilegal, realizada por delincuentes, para ligarlo esencialmente a una situación de tipo judicial que, no obstante su importancia, oculta la verdadera dimensión de una tragedia humana: no solo es la afectación de la salud individual, sino que la supervivencia de comunidades enteras está en riesgo, empezando por el deterioro cerebral de los embriones, y se proyecta a un daño genético para las próximas generaciones.
    Es, entonces, un asunto crítico. Y deja ver la fragilidad del sistema de salud en estas poblaciones, pues, si bien se jacta de tener una cobertura casi universal, en este caso se observan unas grietas inquietantes. ¿No debería la institucionalidad volcarse, con un carácter promocional y preventivo, a esos lugares apartados, en vez de esperar a que las personas consulten sin síntomas, sin ilustración sobre sus potenciales males o cuando ya no hay remedio?

    Aquí no cabe disculpa. Hay que actuar con todas las herramientas de la ley contra la minería ilegal, que toma visos de crimen humano y ecológico. Los daños causados por el mercurio en el organismo son conocidos desde hace largo tiempo, y muchos ríos de Colombia están cargados de este metal. Y la cuestión se complica más cuando la gente, al carecer de acueductos, debe disponer de esas aguas peligrosas para suplir sus necesidades cotidianas. Urge actuar en salud. Solo queda la respuesta de las autoridades del ramo ante el interrogante, al tenor de la Ley Estatutaria.

    Fuente: Eltiempo.com            

     

  • El “Tren del agua” recorre las zonas desérticas de La Guajira

    Eltre Del AguaA lo largo de los 150 kilómetros de vía férrea entre el yacimiento de La Mina y Puerto Bolívar el “Tren del agua” lleva el líquido a caseríos para ayudar a paliar la sequía que desde siempre viven los habitantes de la región de la Alta Guajira.
     
    El “Tren del agua” es una iniciativa de la minera Cerrejón, que explota la mayor mina de carbón a cielo abierto del mundo, y que incorporó a sus convoyes de carga dos “ferrotanques”, vagones con capacidad para almacenar 89.000 litros de agua potable que va distribuyendo en la zonas desérticas por donde pasa.
     
    “En los últimos dos años tuvimos el peor fenómeno de El Niño, la sequía mayor que hemos tenido en los 30 años de historia del Cerrejón”, dijo a Efe el presidente de la compañía minera, Roberto Junguito Pombo, al explicar la puesta en marcha del “Tren del agua” en 2014 ante el agravamiento de la sequía en esa región.
     
    Según los habitantes de la zona, desde 2014 hasta mayo de este año prácticamente no llovió nada en La Guajira, fenómeno que agravó la ya crónica sequía, lo que causó la muerte de numerosos niños por desnutrición y la destrucción de los pocos cultivos que se dan en la zona.
     
    El “Tren del agua” hace parte de un plan de emergencia por la sequía creado por Cerrejón para abastecer de agua a los habitantes de las zonas desérticas por donde pasa el tren de 738 vagones cargado de carbón que parte del municipio de Albania y llega hasta Puerto Bolívar.
     
    El tren con los “ferrotanques” se detiene en las dos estaciones en las que hay intercambiadores de la línea férrea, en los kilómetros 110 y 129, donde cada dos semanas descarga en carrotanques un total 513.000 litros de agua que son distribuidos después a los pobladores de 179 pequeñas comunidades, en su mayoría de indígenas Wayuu, nómadas que habitan entre Colombia y Venezuela.
     
    “Hoy el principal problema en la Alta Guajira es que no tenemos fuentes de agua propias”, señaló Junguito, quien explicó que el agua que usa Cerrejón y que distribuye a las comunidades procede de una planta desalinizadora y de los acuíferos del río Ranchería, de los cuales la empresa solo utiliza el 13 % del total que está autorizado a colectar por la concesión minera.
     
    Ante la buena acogida del servicio, Cerrejón y la Gobernación de La Guajira acordaron ampliar su cobertura mediante la construcción de grandes tanques a lo largo de la vía férrea que sirvan como reservorios “para que las comunidades puedan acceder a esa agua de manera permanente”, agregó Junguito.
    “La idea es tener en diferentes puntos tanques de unos 800.000 litros con agua potable, lo que permitirá a las comunidades Wayuu ir a recoger agua permanentemente en esos tanques”, dijo el gobernador encargado de La Guajira, Jorge Enrique Vélez.
    El plan de emergencia contra la sequía de Cerrejón incluye la donación de 1.506 tanques de almacenamiento de agua de 500, 1.000 y 5.000 litros de capacidad en 221 comunidades de la zona, porque parte del problema de La Guajira es la dispersión de caseríos que dificulta la distribución.
     
    Cerrejón, que produce anualmente en La Mina más de 33 millones de toneladas de carbón térmico, también ha reparado 68 molinos de viento que generan una disponibilidad de 2,9 millones de litros de agua para 57 comunidades rurales de los municipios de Albania, Maicao, Uribia y Manaure.
    Estos programas, que tienen como aliados estratégicos a varias instituciones nacionales y organizaciones internacionales ha reparado también once jagüeyes, zanjas que se usan como depósitos de agua situados en el trayecto por el que pasa el tren.
     
    Fuente: Elpilon.com.co / EFE - Jaime Ortega Carrascal
  • El conocimiento del agua subterránea, al alcance de los boyacenses

    Agua SubterraneaRecurso de aguas subterráneas en la zona centro de Boyacá; recurso visible a través del conocimiento geocientífico.  

    MinMinas. Tunja, Boyacá. Boyacá ya tiene conocimiento de dónde se encuentran las aguas subterráneas de la zona centro del departamento, donde está ubicada la mayor parte de la población. El Modelo Hidrogeológico Conceptual de la Zona Centro de Boyacá fue presentado hoy en Tunja por parte del Ministerio de Minas y Energía a través del Servicio Geológico Colombiano (SGC).
     
    Este instrumento de planificación para la toma de decisiones en el marco de la gestión integral del recurso hídrico, se entregó a la Corporación Autónoma Regional de Boyacá (Corpoboyacá), y servirá para el conocimiento de la oferta y la demanda del agua en la zona, además de la toma de decisiones acertadas y oportunas por parte de las autoridades regionales que realizan inversiones en sectores de abastecimiento de agua y saneamiento básico, infraestructura, hidrocarburos, minería, entre otros.
     
    MinMinas ha entregado hasta el momento, además del Modelo de la Zona Centro de Boyacá, los modelos hidrogeológicos de los departamentos de La Guajira y Quindío, mientras adelanta la exploración de aguas subterráneas en el departamento del Casanare.
     
    El desarrollo del modelo de la Zona Centro de Boyacá tuvo una inversión cercana a los 2100 millones de pesos y beneficiará cerca de 300.000 habitantes. El conocimiento de la oferta de las aguas subterráneas en el centro del departamento, se genera a través del Programa de Exploración e Investigación de Aguas Subterráneas (PEXAS) del Servicio Geológico Colombiano.
     
    "El conocimiento geológico de una región es de vital importancia para el desarrollo socioeconómico sostenible. Este proyecto permite la identificación del potencial del recurso hídrico subterráneo para su exploración como fuente de suministro de agua a la población del departamento" explicó el Viceministro de Minas, Carlos Cante.
     
    "El Modelo Hidrogeológico se representa a través del mapa hidrogeológico de la zona centro y la cartografía hidrogeológica relacionada que incluye, el mapa de reconocimiento geológico para aguas subterráneas, mapa de inventarios (aljibes, pozos y manantiales), mapa geológico y geofísico, mapa de red de flujo, mapa de isoconcentración de iones y mapa de recarga potencial" comentó el director del Servicio Geológico Colombiano, Oscar Paredes.

    Fuente: minminas.gov.co

  • La Meta es el Agua, una iniciativa para que los colombianos se unan a conservar las fuentes hídricas de La Guajira

    ·        Esta iniciativa, creada por la Fundación Estudio y CorpoGuajira, con el apoyo de Ministerio de Cultura, La Cámara de Representantes, Ministerio de Ambiente, entre otros, busca proteger 685 hectáreas de bosque en DMI Cerro Bañaderos beneficiando a más de 300.000 habitantes La Guajira.
     
    ·        Para recolectar gran parte de los fondos de esta iniciativa se llevará a cabo la noche benéfica “La meta es el agua”, recital vallenato que contará con la participación de Peter Manjarrés, Roger Bermúdez y Gustavo Gutiérrez. La gala se realizará el próximo 25 de noviembre en el Teatro Colón de Bogotá a las 6:30 PM.
     
    BosqueBogotá, noviembre de 2015. Es de conocimiento nacional que el departamento de la Guajira se encuentra azotado por una importante escases de agua, recurrente año tras año, afectando a la población vulnerable que no cuenta en la actualidad con ningún sistema de almacenamiento o suministro de agua, que garantice su supervivencia durante épocas de sequía o fenómenos naturales, y en donde las lluvias cesan de manera indefinida.
     
    “Se estima que el recurso hídrico en el departamento de La Guajira ha tenido una disminución del 60% en los últimos 20 años, debido a prácticas dañinas del hombre sobre la naturaleza y los efectos del cambio climático; Las zonas que aún proveen el preciado líquido, como Cerro Bañaderos, se encuentran en alto riesgo gracias a la deforestación -de aproximadamente un millón de árboles-, la expansión de la frontera agrícola, y los continuos Incendios forestales, por esto se requieren medidas urgentes”, afirma Luis Medina Toro, Director de Corpoguajira.
     
    Por esto, y en pro de la conservación y protección del ecosistema estratégico de las fuentes y nacimientos de agua de La Guajira, como las provenientes del Cerro Bañaderos, la Fundación Estudio y CorpoGuajira crearon “La meta es el agua” una iniciativa que busca beneficiar a 300.000 personas de las poblaciones aledañas, a través de la identificación, educación y acompañamiento de 32 familias de la región, quiénes velarán por 685 hectáreas de bosques  para así proteger las cuencas hidrográficas, salvaguardar las especies de flora amenazadas de la zona, proteger a especies de fauna calificada bajo riesgo de amenaza y mantener la funcionalidad del área como espacio estratégico para la conectividad ecológica entre la serranía del Perijá y la sierra Nevada de Santa Marta.
     
    Para lograrlo, el próximo miércoles 25 de noviembre en el Teatro Colón de Bogotá, a las 6:30 de la noche, se realizará la noche benéfica “La meta es el agua”, una gala en la que se buscará recolectar los recursos necesarios para la realización de todas las actividades del proyecto, y que busca abonados quienes a través de la página www.lametaeselagua.com, podrán asistir a la gala, aportar y hacer parte de esta causa que beneficia a los guajiros que tanto lo necesitan.
     
    “Varias organizaciones públicas y privadas se han sumado a esta importante velada, entre los que se destacan El Ministerio de Cultura, La Cámara de Representantes, El Ministerio de Ambiente, La Fundación A Kiss For All The World, Cotelco Bogotá-Cundinamarca, Alün Ideas, Corporación Preservar, La Corporación Francisco El Hombre, Banco 2, La Federación de Departamentos, Cerrejón, entre otros” Añade  Walter Daza Cuello, Vicepresidente de fundación Estudio. Quién enfatiza en que gracias a estos importantes aliados la noche de gala de “La meta es el agua” es toda una realidad.
     
    Las donaciones para el recaudo de los fondos van desde $150.000 pesos y hasta $600.000 pesos, correspondientes a la entrada a esta magnífica noche que contará con un Recital Vallenato, autóctono de la Costa Caribe, con la participación de Peter Manjarrés, Gustavo Gutiérrez y el Maestro del arpa vallenata, Roger Bermúdez, quienes asegurarán a los asistentes una noche especial e inolvidable.
     
    Además del recital, durante la velada se entregará por primera vez en Colombia el reconocimiento Makuira a las personas y organizaciones que durante años han luchado en pro de la conservación del medio ambiente en nuestro país.
     
    “Por esto la iniciativa “La meta es el agua” pretende, gracias al apoyo de las entidades del estado, la empresa privada y los colombianos, proteger esta zona del país, con la cual se podría mejorar de manera definitiva la calidad de vida de más de 300 mil personas, pues es el agua de primordial abastecimiento y vitalidad para la región” agrega Walter Daza Cuello, Vicepresidente de la Fundación Estudio.
     
    paisminero.co
     
  • Petroleros suministran Agua para Riego

    Ministerios de Minas y Energía, y de Ambiente y Desarrollo Sostenible, determinaron darle vía libre al tercer uso del agua de los campos petroleros. El recurso hídrico se podrá aprovechar para irrigar cultivos.
     
    TanquesMME. Cartagena, julio de 2014. El Ministro de Minas y Energía, Amylkar Acosta Medina, anunció en el VI Colombia Oil And Gas Invesment Conference, en Cartagena, que junto con el Ministerio de Ambiente y la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla), se determinó darle vía libre al tercer uso del agua de los campos petroleros, de tal manera que el recurso hídrico se pueda aprovechar para irrigar cultivos.
     
    "Ahora se abre la posibilidad de que esa agua pueda ser reutilizada para riego en el sector agrícola, y vamos a empezar con dos proyectos piloto ubicados en los Llanos Orientales, uno de ellos liderado por Ecopetrol, los cuales sirven de referente para un mejor aprovechamiento del recurso hídrico", agregó el titular de la cartera minero energética.
     
    Señaló el Ministro que en las circunstancias que determina el cambio climático y el fenómeno de El Niño al que se enfrenta el país, esta iniciativa se convierte en una alternativa de gran utilidad para aliviar la demanda de agua en las zonas donde existe actividad petrolera. "La industria petrolera va a constituirse en un importante aliado para el suministro de agua al darle un adecuado aprovechamiento a este recurso", puntualizó.
     
  • Promueven reforma constitucional para prohibir minería en sitios que son fuentes hídricas

    Area ProtegidaAsí lo establece una reforma constitucional que es impulsada en el Congreso para establecer el agua como derecho fundamental.

    Colombia es el segundo país de América Latina con mayor cantidad de recursos hídricos. Tras los alcances de la ley que protege los páramos, en el Congreso están ahora promoviendo una reforma que proteja y defienda el agua en el país.

    El proyecto pretende establecer en la Constitucional el agua como recurso y derecho fundamental de todos los colombianos.

    El promotor de la reforma, el senador Jorge Prieto Riveros de la Alianza Verde, dijo que la intención es defender a toda costa el agua de todos los colombianos.

    “Aún tenemos abundancia de agua y es nuestro deber legislar para que se preserve. Sin agua no puede haber vida ni desarrollo”, argumentó sobre la reforma que radicará el próximo miércoles.

    El acto legislativo establece la prohibición de todo tipo de actividad minera, ganadera y agricultora en lugares que puedan afectar las fuentes hídricas del país.

    “Para nosotros el agua debe estar por encima de los interés del petróleo, la agroindustria y de cualquier otra actividad. Si no se cuidan las fuentes hídricas inevitablemente nos quedaremos sin fuentes de agua y por eso es necesario cuidarlas para poder tener agua en el futuro”, señaló. (Escuche al congresista)

    Este proyecto de acto legislativo pasaría a complementar la ley de cuidado y protección de los páramos.  

    Fuente: Elespectador.com

  • Recuperando la autoridad moral de la industria

    Jaime ArteagaMinería a Profundidad con Jaime Arteaga

    Continuamos con la segunda parte de la entrevista realizada a Jaime Arteaga y en esta oportunidad ahondamos en temáticas que muchas veces parecen no estar asociadas a la minería, pero que, como veremos, tienen una conexión relevante y que resulta fundamental a la hora de excavar en esta compleja y apasionante temática.

    Recopilemos para continuar con el hilo de la conversación y contextualizar a nuestros lectores. Arteaga, venía explicando la importancia de “llegar a acuerdos, así por ejemplo la minería tiene la capacidad de proveer unos bienes públicos que son de gran utilidad para el sector agrícola, lo que pasa es que esas conversaciones son difíciles, no olvidemos que el poder político está asociado al control de la tierra. Entonces, más allá de que los grandes agricultores o gamonales se interesen por el uso del agua, por ejemplo, lo que más les interesa es no perder ni el poder ni el control político”.

    P: Actualmente el debate de la minería gira en torno a una serie de argumentos que fácilmente podrían resultar irrisorios. En este sentido, profundicemos en el tema de la verdad sobre la minería en Colombia y cómo podríamos explicarla mejor.

    J.A: Seguimos siendo personas, seres humanos, que utilizando las nuevas tecnologías y afianzando la comunicación a través de las redes, tenemos la gran facilidad de construir comunidades digitales y reforzar creencias y preocupaciones sobre temas particulares. En este sentido, creer que podemos hacer cambiar de opinión a las personas a través de las redes sociales, quizá sea ingenuo, pero lo que definitivamente si se puede lograr, como se ha evidenciado, es consolidar una comunidad, hacerla crecer, reforzar las creencias y unirnos, por qué no, en torno a la minería.

    Con relación a lo que venimos conversando, en una sociedad hiperconectada ¿cuál es la preocupación principal en el mundo o por lo menos una de las más recurrentes? Sin duda, está asociada al tema medio ambiental y a este tópico significativo le han incluido hábilmente la alternativa “oro u agua”, siendo una gran oportunidad para reforzar las creencias de las personas que tienen una preocupación sobre el medio ambiente y la minería. Eso les permite fortalecer un discurso antiminero.

    En vez de abordar la conversación sobre minería y agua, con tiempo y analizándola, el sector cometió un error al identificar a los que plantearon el debate como opositores. Y algo que todos sabemos actualmente es que si se llega tarde, digamos 5 años, a una conversación en redes sociales, la brecha ya no le permite ni a una empresa ni a nadie abordar la discusión con fluidez y generando aliados. Digamos que a esta conversación se llegó tarde.

    Así las cosas, podemos decir que en este momento las conversaciones sobre el agua en redes sociales, donde los llamados “opositores” intervienen, no vale la pena discutirlas ni buscar participar. Lo que sí se puede hacer es identificar a los validadores, diferentes a los de la industria para conversar sobre las preocupaciones de esos grupos humanos que forman una comunidad interesada en agua y minería. Así, tratar de incorporarse en el discurso de “oro y agua”, porque ahí la minería más que cualquier otra industria tiene conocimiento.

    P: Volvamos sobre el tema de los ambientalistas extremos, ¿qué considera usted de esta visión sobre el medio ambiente?

    J.A: No podemos hablar de ambientalistas extremos, el ambientalismo no puede ser extremo, es decir no hay un extremo para proteger el medio ambiente, cualquier protección al medio ambiente se queda corta. Lo que es muy diferente es que hay personas que hacen política con el medio ambiente y son los que le dan un tono extremo a su discurso y se ciegan frente a los argumentos, pero lleguemos al acuerdo de que en esencia no existe un “ambientalista extremo”, todos estamos interesados en conservar la naturaleza y preservar el medio ambiente y no hay extremos para lograr ese objetivo.

    P: Últimamente están de moda los diplomados anti mineros en el país, quisiéramos preguntarle ¿qué alternativas tiene la minería para incluirse nuevamente con fuerza en el ámbito académico? Además de las carreras que son afines a esta actividad, como la Ingeniería de Minas, la Geología, etc… ¿Qué oportunidades ve usted en este campo?

    J.A: Si usted habla de las victimas desde la izquierda resulta moralmente superior, al igual que si usted defiende el agua o habla de la protección al medio ambiente desde una ONG. Usted dispone de una superioridad en términos morales y tiene un terreno ganado. Entonces a lo qué voy con todo esto, es que el problema de la minería no es técnico ni académico, sino que gira sobre un asunto moral.

    Ahora bien, qué podría devolvernos esa reputación y autoridad moral para conversar sobre todos estos temas que se han planteado, pues dejar de pensar que el fin último es el mineral, entender que ese no es el fin último, el verdadero fin de la actividad minera es lo que la sociedad hace con ese mineral. Y volvemos entonces a los temas que se mencionaban anteriormente, la educación, la salud, etc.

    Tenemos que lograr el puente entre el mineral en bruto y lo que este determina para la sociedad, recuperando la autoridad moral como lo he planteado en múltiples escenarios donde se dan las conversaciones más importantes.

    Fuente: Vanguardia.com

  • Sectores industriales, minería e hidrocarburos pagarán más por metro cúbico de agua

    AguaLa medida busca que todas las corporaciones ambientales del país puedan generar ingresos adicionales.
     
    El Ministerio de Ambiente tiene listo un decreto mediante el cual va aumentar el pago por metro cúbico en los sectores industriales, de minería e hidrocarburos del país.
     
    Según el ministro Ambiente, Luis Gilberto Murillo, en Colombia se paga el índice más bajo en toda la región, pues el promedio del costo en Latinoamérica es de $40 colombianos, y se paga 1.80 en el país. Con la nueva medida, sería de 2.80.
     
    El aumento se hará gradualmente y automáticamente dependiendo del IPC, hasta que estos sectores lleguen a pagar en el año 2027 $14 por metro cúbico de agua.
     
    La medida busca que todas las corporaciones ambientales del país puedan generar ingresos adicionales que les permitan desarrollar proyectos ambientales en cada una de sus regiones.
     
    Fuente: bluradio.com
Links to Best Bookmaker Bet365 it The UK