log in
  • Prevén nueva caída en generación de empleo minero

    Mineros PeruSegún estudio de la firma Manpower, por tercer trimestre consecutivo este sector hará despidos.

    Aunque el sector de la minería tradicionalmente ha sido poco generador de empleo, para el trimestre julio-septiembre presentaría una mayor contracción en puestos de trabajo, tendencia que se mantiene por tercer trimestre consecutivo.

    Así lo establece un estudio de la firma Manpower en Colombia, según el cual, la expectativa neta de empleo en todos los sectores es de -13 por ciento, previendo que el 77 por ciento de los encuestados mantendrá su nómina intacta, el 17% de ellos prevé aumentar su personal, el 4% piensa disminuirlo.

    De acuerdo con lo hallado en la investigación, el sector minero pasó de una expectativa neta de empleo de -1 por ciento en el trimestre pasado a -4 por ciento en  el trimestre venidero.

    Según la directora de ManpowerGroup para el área Andina, Rosalba Montoya, tales resultados implican que "la expectativa es de despidos más que de contrataciones".

    Pese a que el Gobierno ha dicho que, si bien habrá una reducción en la generación de empleo más no se verá un incremento notorio en la tasa de desempleo, la firma Manpower señala que hay incertidumbre, lo que impacta negativamente la confianza para contratar mano de obra.

    "Las novedades tributarias, los temores de menor crecimiento, las fluctuaciones de tasa de cambio y las variaciones de los mercados han venido afectando la confianza para las actividades económicas y la consecuente creación de puestos de trabajo", indicó Montoya.

    En el caso del sector minero, el impacto proviene de los bajos precios del petróleo, el carbón y el oro. "Estos son factores locales que se agregan al entorno internacional y complejizan las operaciones, lo que hace incierto el trabajo en el sector", agregó.

    Los análisis realizados por la firma, experta en el tema, manifiestan que temas puntuales, como las licencias de explotación, las cuales tardan mucho. "Cuando por temas ambientales se cierra un sector de una mina, conseguir la licencia para abrir otro sector puede tomar más de un año y no se alcanza a equilibrar el proceso de producción", explicó Montoya.

    Otros elementos internos aportan a la baja expectativa de generación de empleo que se tiene con este sector. "El tren carbonero, por ejemplo, ya no puede trabajar de noche por el ruido que produce. Ello elimina el turno nocturno y, por ende, parte del personal empleado", analiza el estudio.

    Si a eso se le suman fenómenos como el de la minería ilegal, que sigue generando empleo informal y sin garantías de seguridad para las personas ni sostenibilidad para las regiones; lo mismo que el incremento en las sanciones a empresas mineras, el panorama se vuelve más gris para la apertura de nuevos proyectos y el empleo.

    Para Manpower, también la venta de Pacific Rubiales y el cambio de presidencia de Ecopetrol salpicarán al sector minero y en particular el mercado laboral que este demanda. "Son hechos que el sector tarda en asimilar", dijo Montoya.

    En consecuencia, concluye el estudio, la minería dejó de ser la 'locomotoras' que se planteaba hace unos años, se han recortado considerablemente las inversiones en las cuales se basaban las esperanzas de generar empleos formales en dicho sector.


    Fuente: Eltiempo.com

  • ¿Cómo viene la industria minera en el Perú?

    Mineria ResA pesar de los desafíos que enfrenta el sector minero, no hay duda de que seguirá como uno de los que más aporta a la economía peruana al 2021.
     
    ¿Podría llegar el Perú a una producción de cobre de cinco millones?, preguntaba AméricaEconomía a inicios de 2013 a expertos mineros para dilucidar si en algún momento la producción local podría acercarse a la chilena. En el mercado empezaba a vislumbrarse cierta incertidumbre sobre el precio y la demanda de cobre, con el metal alrededor de los US$3,65 por libra [frente a los 2,41 del cierre de esta edición], y los especialistas apuntaban a que hacia el bicentenario si la cartera de proyectos se hacía realidad los cinco millones no eran una utopía. En cuestión de dos años, sin embargo, ese nivel de producción se ha alejado más en el horizonte, aunque este metal y la plata tienen buenas perspectivas a corto plazo.
     
    “Para 2016 la producción de cobre experimentará un salto de más del 60%”, dice Carlos Gálvez, presidente de la Sociedad Nacional de Minería, Petróleo y Energía (SNMPE). Con Toromocho a su máxima capacidad, la recién inaugurada operación de Constancia y la puesta en marcha de Las Bambas y la ampliación de Cerro Verde para finales de año, la producción peruana de cobre llegaría a los dos millones de toneladas para el próximo año, según las estimaciones de la SNMPE. De hecho, según cifras del Ministerio de Energía y Minas (Minem), la producción peruana de julio creció ya 30% respecto a similar mes del año anterior evidenciando este avance. “El panorama para el cobre pinta bien. Hay mucha ampliación”, dice Víctor Burga, socio de Assurance Service de EY.
     
    En el caso de la plata, se espera, según Burga, que la producción siga creciendo a través de los nuevos proyectos cupríferos que la consiguen como subproducto, pero también con el crecimiento de compañías como Buenaventura y Volcan, que están llevando a cabo mejoras en su productividad. El año pasado, la producción avanzó en un discreto 2,74% gracias al incremento de la capacidad instalada de las plantas concentradoras y a una mejora en el procesamiento de algunas mineras. Las posibilidades de que el Perú recupere el primer puesto como productor de este metal, hoy en manos de México, a mediano plazo, del mismo modo, dependerían del desarrollo de proyectos en la cartera del Minem como Corani o Galeno.
     
    En lo que respecta al oro, por el contrario, las previsiones llevan la producción a la baja, pues importantes minas auríferas como Yanacocha o Barrick Misquichilca se están agotando. La producción en 2014 cayó ya 10,43%, según el Minem. “Hay algunas empresas, que no son de esa misma magnitud como la del grupo Aruntani, que si bien son productores importantes no van a empujar la producción del país”, dice Víctor Burga, de EY, quien asegura que las producciones de plomo y zinc locales se mantienen constantes.
     
    Según el ejecutivo, una de las ‘esperanzas’ de la producción de oro local era Conga, hoy uno de los proyectos paralizados que tenía una tajada de US$ 4.000 millones de inversión de la todavía incierta cartera de proyectos del Minem y al que se le ha sumado en el último año el proyecto cuprífero Tía María, hoy también en el aire.
     
    “Pese a las expectativas de nuestro portafolio de proyectos, no está claro cuál será el próximo que se iniciará una vez terminados Las Bambas o la ampliación de Cerro Verde. La discusión sobre Tía María todavía no se resuelve, y eso enfría también las decisiones de cara al desarrollo de Quellaveco y de los otros proyectos”, dice Carlos Gálvez.
     
    Inversiones en el aire. La cartera del Minem de mayo de este año estaba compuesta por 51 proyectos, 26 de ellos en exploración y otros 20 con el estudio de impacto ambiental (EIA) aprobado, incluidos Tía María y Conga, y valorados en más de US$ 64.000 millones. ¿Cuántos podrían avanzar? Los especialistas no se animan a hacer vaticinios al respecto.
     
    “Los niveles de inversión dependerán de factores como el precio internacional de los minerales y el relacionamiento con las comunidades vecinas a los proyectos mineros”, dice Juan Carlos Mejía, director de auditoría de KPMG en el Perú.
    Por lo pronto, el proyecto Tambomayo cuenta ya con la aprobación del EIA y podría estar listo para 2016, mientras que la ampliación de Toquepala avanza y está prevista para finales de 2017. Quellaveco, por el contrario, afronta una serie de reclamos en la región Moquegua, que podrían prolongar su puesta en marcha.
     
    Peru Proyecc11
    Según la Defensoría del Pueblo, en agosto había 94 conflictos socioambientales mineros activos y problemas con las comunidades, que son para Víctor Burga la principal dificultad que tienen hoy las mineras para poder seguir invirtiendo y crecer. “La minería es importante, pero parecería que no se entiende su importancia”, dice el ejecutivo.
     
    Carlos Gálvez, por su parte, suma, además, la excesiva burocracia que deben afrontar las compañías para implementar un nuevo proyecto, que conlleva que conseguir permiso para iniciar una exploración minera demore como mínimo dos años. “Es un reto que lamentablemente tiene significancias altamente negativas para producciones como las del oro”, dice el presidente de la SNMPE.
     
    El ranking del Instituto Fraser de competitividad minera de 2014 situó al Perú como segundo país en la región como destino para la inversión minera detrás de Chile y en el puesto 33 a nivel mundial; destaca especialmente en potencial y riquezas mineros. Su posición, para Carlos Gálvez, no obstante, debería ser la novena mundial, si el país redujera precisamente elementos como la incertidumbre, las normas ambientales, tributarias y sociales o las condiciones jurídicas y laborales. “Esa brecha es precisamente por nuestro manejo y gestión”, añade.
     
    Víctor Burga asegura que si bien en el corto plazo no se ven muchas perspectivas de incremento de la inversión, más adelante, teniendo en cuenta el potencial geológico del país y las próximas elecciones presidenciales, el futuro podría cambiar y hacer que las inversiones crezcan. “Es un tema que no lo puede resolver el sector privado solo o el Estado solo. El gobierno tiene que darse cuenta de que no puede dejar solo al sector privado. Faltan más mesas de negociación”, dice.
     
    Las compañías, del mismo modo, para Juan Carlos Mejía deben continuar mejorando su comunicación sobre sus proyectos de inversión con sus socios estratégicos, es decir, sus comunidades vecinas.
     
    Las mesas de desarrollo, creadas justamente para poner en común a empresas, gobierno y comunidades para César Gálvez han ejercido hasta ahora de bomberos, intentando solucionar los conflictos cuando estos ya están. “El Estado debe hacer su trabajo, dar servicios de educación, nutrición, luz, agua, etc. Cuando eso esté hecho podremos empezar a actuar las empresas”, dice el ejecutivo.
     
    ¿Puede afectar la oposición a la minería actual a las operaciones en curso? Para los especialistas ya se están viendo algunos casos, como la reciente demanda del alcalde de Arequipa a Cerro Verde por S/. 500 millones, y nuevos podrían verse los próximos años. “Las que están en marcha seguramente van a ser más demandadas los próximos años, les van a poner exigencias. Es algo con lo que tenemos que lidiar todos los días”, dice Carlos Gálvez.
     
    Pese a los desafíos que afronta la industria, a la que se suma la necesidad de profesionales capacitados, ante la pregunta de si para 2021 la minería seguirá siendo una de las actividades con mayor aporte al PIB local, los expertos no dudan en que así será. Las ventajas competitivas del Perú respecto a otros países jugarían a favor de la industria local.
    “No hay manera de que la minería deje de ser un pilar de nuestra economía. El Perú desde la época de los incas es minero y lo va a ser”, dice Víctor Burga.
     
    Actualmente se realizan actividades mineras en menos del 2% del territorio nacional frente al 14% que ha sido solicitado en concesión, y el Perú se encuentra entre los países con mayores reservas del mundo de plata y cobre. Mineral hay. Está por ver si sigue extrayéndose.
     
    Fuente: Americaeconomia.com / Laura Villahermosa
  • ¿Por Qué Es Tan Relevante La Pequeña Y Mediana Minería?

     

    Minerales ProducCarlos Andrés Cante, viceministro de Minas, explica los avances y retos de esta actividad que genera más de 125.000 empleos.

    SEMANA: La pequeña minería representa una fracción de la producción nacional de carbón. ¿Por qué vale la pena insistir en hacer de este un negocio competitivo?

    CARLOS CANTE: La pequeña y mediana minería de carbón genera 125.000 puestos de trabajo principalmente en Antioquia, Boyacá, Cundinamarca y Norte de Santander; y representa el 8 por ciento de la producción total nacional movilizando de manera importante la economía de estos departamentos. Además, esta industria representa el 60 por ciento del total de la carga movilizada en el país y permite que los vehículos que transportan carbón a los puertos regresen al interior con diferentes bienes e insumos por un precio bastante competitivo, lo que se conoce como ‘carga por compensación’.

    SEMANA: Sin embargo, la infraestructura vial es uno de los principales desafíos para la competitividad de la minería en el interior del país…

    C.C.: Sobre todo porque el costo del transporte con tractocamiones supera al de producción. El primero representa el 60 por ciento del total de costos, mientras que el segundo corresponde al 40 por ciento. Necesitamos condiciones de competitividad superiores, por eso estamos trabajando en el diseño de mejores corredores, como la Troncal del Carbón, entre Samacá, Guachetá y Tausa. También hemos trabajado en la vía de salida de los carbones del interior hacia el Magdalena Medio, desde Vélez, Landázuri, Cimitarra, Chiquinquirá, Otanche y Puerto Boyacá. Y se están buscando alternativas de salida desde Norte de Santander, debido al cierre de la frontera. Estamos analizando la posibilidad de la pavimentación de la vía Tibú-El Tarra-La Mata, para tener una conexión con el Magdalena Medio y desde allí con los puertos del Pacífico.

    SEMANA: ¿Se contempla la implementación de una vía férrea?

    C.C.: Desde el Ministerio de Minas y Energías hemos insistido en que necesitamos avanzar en la construcción del Ferrocarril Central y también en la del Ferrocarril del Pacífico, así como en el mejoramiento de las condiciones de navegabilidad del río Magdalena. De todas formas hemos mejorado mucho, ahora hay troncales y estamos enfocados en las regiones para poder llegar a vías secundarias y terciarias.

    SEMANA: ¿Y la formalización dónde queda?

    C.C.: La formalización exige principalmente la implementación de condiciones de seguridad sin las que una empresa minera no va a lograr ser productiva, porque cada vez que ocurra un incidente la mina se va a cerrar. El reto está ahí y encontramos que una de las principales dificultades para el cumplimiento de lo estipulado en el Reglamento de Seguridad en las Labores Mineras Subterráneas es que los pequeños mineros no tenían quién les prestara el dinero para las adecuaciones necesarias.

     

    SEMANA: Por eso se creó el programa de crédito con el Banco Agrario...

    C.C.: Sí, porque los bancos consideran que esta es una actividad de alto riesgo, dado que la mayoría de operaciones son en efectivo. Ocurre así no porque se quiera, sino debido a que las transacciones se producen en zonas rurales. Cuando el sistema financiero no lo conoce a uno, tampoco le presta por eso, en alianza con el Banco Agrario, facilitamos el acceso al crédito a través de una línea con tasa compensada que ya empezó a operar. Hemos prestado 6.000 millones de pesos a la pequeña minería.

    SEMANA: ¿Qué relación existe entre este tipo de minería y el posconflicto?

    C.C.: En general, las actividades minero-energéticas mantienen una relación estrecha con la posibilidad de paz en los territorios. Se llevan a cabo en zonas rurales, que históricamente han sido territorios víctimas del conflicto. Por ejemplo, todo lo que corresponde a la zona que hace poco se delimitó como Páramo de Rabanal y La Uvita, una región netamente carbonera, albergó durante años la presencia de las Farc. Con un potencial estimado de 5.200 millones de toneladas de carbón, existe una fuente importante de generación de empleos formales. Estamos en donde ningún otro sector opera, incluso en donde las actividades agropecuarias no son competitivas, y con el desarrollo de una infraestructura vial óptima es posible cambiar ese escenario por uno en el que todos los sectores pueden coexistir y generar empleo. De eso, en gran parte, se trata el posconflicto.

    Fuente: Semana.com

  • ¿Puede Colombia Decirle No A La Minería Y Al Petróleo?

     

    Mineros Cascos11Ocho consultas populares se han realizado y el No a la actividad minera ha ganado rotundamente. Hoy, en Sucre (Santander), se hará la novena. Pero en esta discusión hay mucho más en juego que una polémica.

    La pregunta con que se titula este artículo se la formulamos a diez personas. Unas se rieron. “Hay evidencia, pero hay que mirarla con cautela”, nos dijo una de ellas. Otras prefirieron no meterse en un tema tan espinoso. “Es mejor, como aseguró una, no enredar más esa telaraña”. Pero la telaraña hace mucho está enredada y hoy se enredará un poco más. Los más de 6 mil habitantes de Sucre, un municipio de Santander, decidirán si quieren explotación de minería e hidrocarburos en su territorio. Será el noveno en hacerlo. El noveno de una lista de 44 que vienen en camino.

    Para unos las consultas populares son el remedio a la degradación ambiental del país y una reorganización del poder desde las comunidades. Para otros, una amenaza a la economía y la autosuficiencia energética del país. Los interrogantes detrás de este asunto son muchos y en juego hay diferentes variables que esconden profundas discusiones ambientales y económicas. “Lo que quieren es resolver un asunto filosófico”, nos dijo una de las personas con quien hablamos. “Lo que quieren”, apuntó otra, “es cambiar el sistema”.

    Parece, a veces, que unos están pensando en defender un modelo que hasta cierto punto funcionó en el pasado, pero ha venido perdiendo vigencia; que otros están con los pies en el presente y que otros más están pensando en un futuro más deseable.

    Carbón, ¿el futuro?

    En abril de este año, Londres hizo un experimento. Entre las 11 p.m. del jueves 27 y las 11 p.m. del viernes 28 apagó la única planta térmica de carbón que tenía en funcionamiento. Las autoridades querían comprobar qué sucedía en la red de electricidad si esa central dejaba de suministrar energía. El resultado fue claro: el país que precisamente había puesto a funcionar la primera planta con carbón en 1882 ya parecía preparado para una nueva era. Era la primera vez desde la Revolución Industrial que Reino Unido no usaba ese mineral durante 24 horas continuas para generar vatios. Plantas de gas, turbinas eólicas, centrales nucleares, paneles solares y biomasa serían en adelante las fuentes que les permitirían a los ingleses prender la calefacción y los microondas.

    Equipararnos con Reino Unido no tiene mucho sentido. Son dos realidades completamente diferentes y sus ritmos de crecimiento han sido distintos. Sin embargo, su intención de dejar de usar carbón para 2025, fecha límite que se trazaron para cerrar del todo la planta que apagaron, contrasta con los planes de Colombia. Para autoabastecerse de energía el país echará mano de este mineral y de otros sistemas que hasta ahora parecen seguir siendo incipientes. La idea es hacer una mezcla de renovables (sol + viento + biomasa), hidroeléctricas y carbón que les permita a todas las regiones ver luces navideñas por las próximas décadas.

    Si dejáramos de lado (sólo hipotéticamente) los malos manejos que ha habido en algunas termoeléctricas, la probable intensificación del fenómeno de El Niño y los impactos sociales y ambientales que trae consigo la construcción de una hidroeléctrica, la fórmula no sería descabellada. La razón, dice el ingeniero Ricardo Ramírez, director encargado de la Unidad de Planeación Minero-Energética (UPME), es que si en algo es rico Colombia es en carbón. En 2015 las reservas probadas del país sumaban una cifra de muchos ceros: 6 mil millones de toneladas. El Empire State de Nueva York, por varios años el edificio más alto del mundo con 381 metros y 102 pisos, pesa 330 mil.

    Ese número, que se esconde en los suelos de La Guajira (57 %) y Cesar (26 %), principalmente, es para Ramírez una gran fortuna de la que no todos los países pueden gozar. Su explicación es la siguiente: las energías renovables que se están planeando para Colombia necesitan el respaldo de un combustible firme que puede ser hidrocarburo o carbón. Y el nuestro, por ser tan abundante, es el que nos permitirá hacer una transición hacia una energía más limpia que combine todas esas fuentes. ¿Cuándo la vamos a ver? “En los próximos 15 años”, dice “Además, nuestras centrales de generación carboeléctrica tiene una eficiencia muy alta y cumplen de sobra con los niveles de emisión fijados internacionalmente”.

    El ingeniero Ramírez es optimista. Dice que si la sabemos utilizar, esa mezcla permitirá que con el tiempo los buses y los carros abandonen la gasolina y empiecen a andar con electricidad. ¿Cuándo? El cálculo aún no está hecho. Noruega ha sido uno de los pocos que ha puesto un límite a esa tarea: 2025.

    De manera que si hasta acá nos preguntáramos si podemos decirle no a la minería, la respuesta, teniendo en cuenta la estrategia para producir energía, sería no; habrá minería por un buen rato, con la gran paradoja que ello implica. Mientras los acuerdos por el clima invitan a los gobiernos a disminuir el uso del carbón, Colombia tiene una reserva que podría explotar por 70 años al mismo ritmo que lo ha venido haciendo. Eso, en números, quiere decir entre 85 mil y 90 mil toneladas de mineral anuales.

    ¿Podrían, entonces, los municipios que han hecho consultas populares poner en vilo la autosuficiencia energética? Santiago Ángel, presidente de la Asociación Colombiana de Mineros, reconoce que la mayoría, salvo Cajamarca (que no guarda carbón sino mucho oro), no tiene mucha relevancia. “Casos como el de Jesús María (Santander) ni van a cambiar la vocación del país ni van a mover la aguja minera de Colombia”.

    Y en el caso hipotético de que incidieran en la explotación de carbón, ¿cuál sería la respuesta? Moverse en un terreno de probabilidades puede no ser muy saludable, pero es poco posible que interfieran. De las casi 90 mil toneladas que se extraen anualmente de La Guajira, Cesar y otros departamentos como Cundinamarca, Boyacá y Norte de Santander, Colombia sólo consume el 3 %. Eso quiere decir que el 97 % se exporta a varios países. Los principales: Turquía, Países Bajos, España, Chile y Brasil.

    Cuando se refiere al tema, a Guillermo Rudas, máster en economía ambiental y de recursos naturales, le gusta hacerse una pregunta: “¿Y qué tal si nos quedamos sólo con el carbón que necesitemos para consumo interno? ¿No es más sostenible?”.

    Aunque sin duda a lo largo del siglo XX parte de nuestro bienestar y crecimiento económico fue posible a esos minerales, el interrogante de Rudas le suma otro ingrediente a esta discusión, pues muestra que ya no sólo está en juego un tema energético. En el medio hay mucho dinero.

    Y Colombia hizo “boom”

    A finales de la década del 50 Holanda tuvo un golpe de suerte. En Slochteren, un pueblo al noreste que hoy no llega a los 16 mil habitantes, encontró una fortuna a 3 mil metros de profundidad. Tras haber hecho dos intentos para buscar petróleo en esa área, dio con una reserva inimaginable de gas; la más grande de Europa. Cuatro años después de descubrirla (en 1964) el pozo empezó a producir a un ritmo tan frenético, que fue el inicio de un verdadero boom gasífero. Pero el efecto del ingreso de tanto dinero fue el opuesto. La economía se desplomó. Las otras industrias perdieron relevancia, las exportaciones dejaron de ser competitivas, el desempleo se multiplicó y la moneda se revaluó. Años después, la revista The Economist bautizó ese mal con un término hoy popular entre los economistas: la “enfermedad holandesa”. The Dutch disease.

    A lo que se refería la revista inglesa era que, al crear dependencia de una sola fuente de ingresos, que suelen ser recursos naturales (petróleo, por ejemplo), la economía se resiente. Como los precios de estas mercancías varían, en cualquier momento pueden caer en picada. Y cuando eso sucede, si no hay atrás una industria fortalecida que actúe como soporte, la economía puede derrumbarse.

    Durante varios años en Colombia se habló de una posible enfermedad holandesa. Aun hoy varios analistas la mencionan como una probabilidad. En la revista Harvard Review of Latin America, el economista y experto en asuntos de política energética Francisco J. Monaldi lo advertía en 2014. Colombia, escribía, empezó a sufrir síntomas de ese mal tras el aumento en la entrada de rentas mineras. En palabras más prácticas, para usar los términos de Guillermo Rudas, el país (o su Gobierno, mejor) se engolosinó con las materias primas (minería y petróleo, esencialmente) luego de que en los primeros años del siglo XXI los precios se dispararan.

    El boom de las materias primas permitió que América Latina tuviera el mejor desempeño económico en décadas, ayudando a aumentar su gasto público, reduciendo la pobreza y expandiendo la clase media”. El boom incluso trajo popularidad a la mayoría de presidentes en la región y, quienes tuvieron la oportunidad, fueron fácilmente reelegidos”, escribía Monaldi.

    En números, ese gran auge de la minería y de la industria de hidrocarburos, le dejó ingresos notables a Colombia. A medida que los llamados extractivismos empezaron a impulsarse con fuerza, desde el mandato de Álvaro Uribe, su protagonismo en el Producto Interno Bruto fue cada vez más notorio (en 2002 representaban el 7 %). Fue un porcentaje que se mantuvo más o menos constante en medio de unos precios internacionales muy ventajosos. Eso hizo, por ejemplo, que la explotación de carbón y oro se disparara. Entre 2001 y 2011, la extracción del primero creció 95 %. La del segundo, 156 %.

    Algo similar sucedió con el petróleo. Pese a que el sector se estancó entre 2001 y 2007, a partir de ese año tuvo una tasa de hasta nueve veces mayor que el resto de la economía colombiana. En 2012 se acercó a la cima. Le dejó al Estado $30,7 billones y produjo, en promedio, 944 mil barriles de crudo por día. En los 90 no sobrepasaba los 440 mil. Por esos años, de hecho, apenas representaba el 20 % de las exportaciones. En 2014 su participación ascendió al 55 %.

    Una cifra más resume los párrafos anteriores. De acuerdo al Minminas, entre 2010 y 2016, todo el sector (minería y petróleo) generó, entre impuestos, regalías y dividendos, $140 billones. Fueron años en los que extractivista” fue el mejor adjetivo para definir a Colombia y a América Latina. Pero como toda bonanza, ésta, de crudo, oro, carbón, níquel y esmeraldas, llegó a su fin. Si los precios del petróleo sobrepasaron los US$130 por barril en 2008 y se acercaron a los US$120 en 2012, hoy fluctúa entre US$50 y US$60. Los ingresos que nos dejó son innegables, pero vistos un poco más de cerca muestran que, pese a los recursos monetarios que generó, algo no andaba del todo bien. En términos de Monaldi, “los logros macroeconómicos y sociales no pueden ocultar los significativos desafíos y algunos efectos negativos”.

    El primer municipio en dejar claro que no quería evitar esos efectos fue Piedras, Tolima. En julio de 2013 hizo una consulta popular en la que sus habitantes anunciaron su oposición a la minería de oro. Fue el campanazo de lo que vendría después y que alteraría los ánimos del Gobierno, que durante este mes seguro estará inquieto. ¿La razón? Entre el 5 de noviembre y el 3 de diciembre, el Peñón (Santander), Granada (Meta) y Córdoba (Quindío) también irán a una consulta popular.

     

    Fuente: Elespectador.com

     

  • ¿Qué hay detrás de la caída en la producción de oro?

    Oro EcolMientras la ACM dice que se debe a los mayores controles contra la minería ilegal, un actor ilegal advierte que el metal estaría guardado, esperando que el precio pase de US$1.300 la onza.

    El reporte de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) del primer trimestre de 2017, que reveló el viernes pasado el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), sigue dando de qué hablar. No solo porque se revelara que la economía creció tan solo 1,1 % en los primeros seis meses del año, sino porque quedó claro que el sector de minas y canteras sigue teniendo problemas, pues registró un bajonazo de 9,4 %.

    Pero al analizar de cerca se encuentra que la producción de petróleo no fue el único rubro que cayó (12,5): sobresale que la producción de oro registrara una contracción de 30 % tanto en la variación anual como en la trimestral. Se trata de un claro contraste, pues en el primer trimestre de 2016 la producción de oro registró un crecimiento de 37 %.

    Sin embargo, hay quienes afirman que no necesariamente la caída en la producción de oro es una mala noticia, pues se podría deber a los operativos contra la minería ilegal, el gran flagelo del sector. Una rama de la economía que produjo 1’987.086,03 onzas de oro en 2016, según estadísticas del Banco de la República.

    El ministro de Minas, Germán Arce, reveló hace dos semanas en el congreso de la ACM que el 30 % de Colombia tiene presencia de minería ilegal, lo cual además de afectar el medio ambiente crea una atmósfera de competencia desleal contra los mineros. Además, comenta que se requiere más control por parte de los alcaldes y las autoridades regionales, pues por ejemplo en Chocó ha ingresado maquinaria de más de 10 toneladas en la selva.

    Por su parte Andrés Restrepo Isaza, presidente del Grupo Mineros, comentó que “la explotación de oro de manera legal, o por lo menos la de nuestra empresa, que extrae más de 100.000 onzas en la operación de El Bagre y 20.000 onzas en Zaragoza, se ha mantenido estable. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la mayoría de la explotación de este metal se da de manera legal, por lo que es probable que esa sea la producción que cayó”.

    Santiago Ángel Urdinola, presidente de la Asociación Colombiana de Minería (ACM), anota que “esta situación es muy llamativa y al contrario de lo que se podría pensar a primera vista, es una buena noticia para el país, en la medida en que las restricciones y controles para frenar la explotación ilícita de minerales parece que están teniendo resultados”.

    Asimismo, Ángel comentó que “la producción de oro formal de empresas afiliadas a la ACM creció 10 % en el primer trimestre de 2017, pasando a representar 13 % de la producción nacional. Sin embargo, vemos que la caída en la producción de oro ocurre principalmente en las regiones de mayor presencia de extracción ilícita del mineral: Chocó, Antioquia y Nariño. De esta forma podemos pensar que la caída en la producción de oro, que a su vez afectó de manera significativa el crecimiento del sector minero en el PIB durante el primer trimestre del año (-2,7 %), es una noticia positiva como consecuencia de los mayores controles sobre la extracción ilícita del mineral”.

    El Espectador habló con un empresario con más de 35 años de experiencia en el mundo de la minería ilegal y quien pidió no ser citado por motivos de seguridad: “Hay que leer con cuidado el dato de producción de oro. Para empezar, hay que entender que los mineros legales están demasiado desmotivados con la inseguridad jurídica. Mientras soportan los costos de mantener la operación, deben enfrentar cientos de regulaciones, de sobrecostos y medidas ambientales que pueden salir de la nada. He presenciado como propietarios de operaciones mineras legales deciden entrar en la ilegalidad por esta situación”.

    También advierte que “si bien reconozco que he visto que se han realizado operativos, en lo personal no he sentido que las mineras ilegales hayan bajado la producción. En el sur de Bolívar se mantiene todavía muy activo el problema. Lo que presiento que está pasando es que el oro lo están guardando hasta que el precio de la onza supere los US$1.300. En los primeros tres meses del año, la cotización del metal se mantuvo por los US$1.200, pero apenas supere de nuevo los US$1.300, muchos mineros ilegales venderán todo lo que tienen guardado”.

    Otro de los datos que llama la atención es que, pese a la caída de la producción, en el primer trimestre de 2017 las exportaciones de oro y sus derivados prácticamente se duplicó tanto en peso como en valor según el DANE, pasando de sumar US$221,2 millones en el primer trimestre de 2016 a US$429, 8 millones en los primeros meses de este año. Además, pasaron de 7 toneladas a 14 en el mismo período.

    El ministro de Minas prefirió no referirse a la caída de la producción de oro ni atribuírsela a la lucha contra la minería ilegal e indicó que esperará futuros informes para confirmar o refutar esta hipótesis. Indicó que no quiere dar un falso positivo. Por lo que solo queda esperar si la caída en la producción de oro es una buena noticia disfrazada de mala, o si solo es un período de espera para los productores que desean mejores precios.

    Fuente: Elespectador.com

     

  • 'Minería debe mostrar sus aciertos y fallas'

    Mineria MartiEl estudio 'Brújula minera' muestra que El Cerrejón sigue siendo la compañía con mejor reputación.

    Un bajo reconocimiento de las empresas mineras del país entre los ciudadanos fue uno de los resultados que arrojó el reciente estudio ‘Brújula minera’, del Centro Nacional de Consultoría, en el cual se observa que hay una crisis reputacional profunda en esta industria.

    Los resultados revelan que de los 2.400 encuestados para la investigación, el 52 por ciento en los municipios mineros dijeron no conocer ninguna entidad del renglón; entre tanto, el 61 por ciento en sitios no mineros respondieron desconocer alguna de estas compañías.

    En la presentación del informe, este jueves, en las instalaciones de Casa Editorial EL TIEMPO, Santiago Ángel, presidente de la Asociación Colombiana de Minería, dijo: “Las empresas, para ser más relevantes, deben comenzar a contar las buenas prácticas que están realizando en las regiones, para lograr una mayor visibilidad dentro de la población y ganar así aceptación entre los ciudadanos”.

    El estudio revela también que mientras que los colombianos consideran que la minería es positiva para el país, menos de la mitad, un 37 por ciento en los municipios no mineros y un 44 por ciento en los mineros, tienen una imagen favorable de las empresas mineras.

    Del mismo modo, advierte que la confianza de los ciudadanos hacia estas organizaciones y los gremios que las representan es baja. De una calificación de 1 a 10, las firmas mineras obtienen en los municipios mineros un 5, mientras que en las localidades no mineras logran tan solo un 4,8. Entre tanto, los gremios consiguen en los municipios mineros una calificación de 4,8 y en los no mineros, un 4,6.

    Carlos Lemoine, presidente del Centro Nacional de Consultoría, invitó al sector para que se haga más visible, y en este proceso las firmas mineras deben dar a conocer tanto las falencias como los aciertos que tienen con las comunidades y la coordinación institucional que desarrollan con estamentos públicos y privados.

    La viceministra de Minas, María Isabel Ulloa, señaló que “una imagen negativa del sector es perjudicial para todos. Para las grandes compañías que sostienen el ingreso nacional minero, hasta los más pequeños, que, a pesar de hacerlo bien, se ven afectados por una percepción negativa distante de la realidad. Y, de paso, también nos perjudica a nosotros”.

    La información recopilada por ‘Brújula minera’ sirvió también para identificar las empresas con mejor reputación en el mercado colombiano.

    En los primeros cinco lugares se mantienen Cerrejón, Cerro Matoso, Drummond, Mineros S. A. y AngloGold Ashanti.

    Las compañías con mejores prácticas ambientales, según los directivos mineros, son Cerrejón, Mineros, Cerro Matoso, AngloGold Ashanti y Drummond. Mientras que para las autoridades del Gobierno son Cerrejón, en primer lugar, seguida de Cerro Matoso, Mineros S. A., Drummond y Holcim.

    Y las que tienen las mejores prácticas en responsabilidad social son Cerrejón, Mineros S. A., Cerro Matoso, Grupo Argos y Milpa, según los directivos. Para las autoridades del Gobierno, este ranking lo lidera Cerrejón, seguida por Cerro Matoso, Cementos Argos, Mineros S. A. y AngloGold Ashanti.


    Fuente: El tiempo

  • ‘Regalías deben calcularse sobre la renta operacional’

    Regal PagEn su opinión, el régimen de regalías es regresivo ya que la utilidad operacional disminuye con el nivel de precios.


    En diálogo con Portafolio, el exministro dice que es conveniente migrar hacia un régimen basado en la utilidad y con tasas progresivas según el nivel del margen operacional, como sucede en Chile para las empresas grandes; y en Perú, especialmente para compañías con contratos de estabilidad jurídica.

    ¿Por qué reformar el actual régimen de regalías?

    Porque desestimula la exploración, principalmente en un periodo de precios bajos como el actual. Además, conduce a no buscar, ni desarrollar, minas o yacimientos de baja rentabilidad. Esto lleva al desmonte o abandono prematuro de los proyectos.

    ¿Cuál es la principal falla del modelo?

    El Gobierno no captura una fracción importante de las rentas obtenidas por los proyectos más lucrativo, ni en periodos de precios altos, lo que puede llevar a cambios discrecionales e inconvenientes del régimen fiscal y contractual.

    ¿Cómo se traza la fórmula del modelo de regalías?

    Las regalías en Colombia son proporcionales al valor de la producción en boca de pozo y no a la rentabilidad de los yacimientos. Esto resulta muy costoso para los depósitos o vetas de poca rentabilidad, o en momentos de precios bajos. Incluso, las mismas compañías productoras pierden porque pagan unas regalías muy altas.

    ¿Por qué es una desventaja para las empresas del sector minero y petrolero?

    Es una carga muy fuerte para las compañías mineras y petroleras, tanto en los años malos como en los primeros de producción, ya que reciben muy poca utilidad o no la tienen. 

    ¿Cómo afecta al sector minero energético?

    Desde el punto de vista de la inversión se presenta un desestímulo en la exploración, porque no se buscarían proyectos de rentabilidad mediana o mínima. Más en periodos de precios bajos. Se pierde mucho desarrollo y producción en el sector por el mal diseño del modelo.

    ¿Y en utilidad operacional?

    El régimen colombiano es regresivo. La participación de las regalías en la utilidad operacional disminuye con el nivel de precios y con el margen operacional.

    ¿Cómo queda la Nación?

    Sin tener utilidades las empresas deben pagar regalías. Hoy, cuando los precios son altos o hay un proyecto que está generando ganancias, la Nación no obtiene una importante fracción porque no está participando de la rentabilidad, solamente de un valor calculado sobre los ingresos totales. 

    ¿Cómo opera el régimen de regalías en otros países de la región?

    Para minería, en Perú, Chile o en la provincia de Alberta (Canadá) la fórmula de las regalías se calcula sobre la renta operacional. No, sobre el ingreso bruto.

    A diferencia de Colombia, en momentos de precios bajos, se pagan menos regalías. Al contrario, cuando hay costos altos o el proyecto es rentable se pagan más regalías.

    ¿Cómo se aplica el modelo en Perú y Chile?

    La aplicación del régimen peruano para las empresas con contrato de estabilidad o chileno para empresas grandes sería progresiva: la participación de las regalías en la utilidad operacional aumenta con el nivel de precios y del margen operacional.

    ¿Cómo se calculan las regalías mineras en Perú? 

    Sobre tasas efectivas de 0% a 7,1% de acuerdo al tramo del margen operativo. Si el valor del 1% del monto de las ventas resulta mayor, este es el monto que se paga (regalía convencional).

    ¿Y en Chile?

    Tomando como referencia la producción de cobre, en empresas pequeñas, hasta 12.000 toneladas no se pagan regalías. En compañías medianas, es decir, con una producción entre 12.000 y 50.000 toneladas, la tasa efectiva es de 0,04% a 1,93%. Y en las grandes, con producción mayor a las 50.000 toneladas, la tasa efectiva va del 5% al 14%, de acuerdo al tramo del margen operativo.

    ¿Por qué debe calcularse sobre la renta operacional?

    La tasa debe ser gradual sobre el volumen de producción. 

    ¿Por qué este modelo debe ser aplicado en Colombia?

    Porque está alineado con la rentabilidad de la empresa minera. Esto se convierte en un gana y gana, ya que las organizaciones pueden incentivar más la exploración, y la producción se puede desarrollar de forma racional. 

    ¿Y para el Gobierno Nacional?

    Se presentará más exploración y producción. Esto significa más regalías. Y para un yacimiento en el valor presente, le puede ir mejor al Gobierno Nacional, porque cuando gane más en los años buenos puede compensarlo cuando hay años malos. 

    ¿Cómo se beneficiarían los municipios con este nuevo modelo?

    Precisamente, teniendo en cuenta que podría haber una reacción adversa de los municipios a que se les bajara un poco las regalías, que están recibiendo hoy con precios bajos, mi propuesta es que ésta reforma se aplique para nuevos proyectos mineroenergéticos; o para ampliaciones importantes de los actuales. 

    ¿En carga impositiva por qué termina beneficiando a las empresas?

    El impuesto a las regalías, como está establecido, es antitécnico porque grava mucho a las empresas en los años malos y al principio de la operación. Y en un año bueno, se gravan poco.

     

    Fuente: Portafolio.co /Alfonso López Suárez

  • “Algunos páramos son inventados”

    Santiago AngelEl nuevo director de Asociación Colombiana de Minería, Santiago Ángel, habla con franqueza de todos los debates que genera su sector.

    Las grandes empresas mineras acaban de tomar el refrán de que la unión hace la fuerza. Por eso decidieron fusionar los tres gremios que los representaban (Asomineros de la Andi, la Cámara Colombiana de Minería y la Asociación del Sector de la Minería a Gran Escala) en uno solo. Su nuevo nombre es Asociación Colombia de Minería. El nuevo presidente será el abogado Santiago Ángel, conocedor del sector como pocos, y quien se desempeñó como Vicepresidente de Hidrocarburos y Energía de la Andi. En entrevista con Semana Sostenible, Ángel habla de las consultas previas, las licencias ambientales, los conflictos sociales y muchos otros debates que ha tenido el sector minero recientemente.

    Semana Sostenible: ¿Por qué cerrar los gremios mineros que existían y crear uno nuevo?
    Santiago Ángel: Lo primero que quiero aclarar es que esos gremios no fueron cerrados. Esta fue una idea de los empresarios para buscar fortalezas. Las grandes empresas se dieron cuenta que había un trabajo muy bueno, pero que la información estaba compartimentada y que como sector teníamos una vocería que no era única. Muchas veces era incluso duplicada o triplicada, y eso no permitía tener sinergias claras. La idea de la unificación tenía como fin buscar lo que fuera mejor para la industria.

    S.S: ¿Esa unificación responde a la crisis por la que atraviesa el sector minero?
    S.A: En parte se podría decir que sí. El sector no se estaba comunicando de forma clara con la sociedad y esta nueva asociación es una respuesta a eso. Pero yo no hablaría de crisis, porque lo que ha pasado no ha sido producto de un tema de decisiones sino de un tema de precios. Como se sabe los precios de las materias primas han bajado en el  mundo entero.

    S.S: Es muy usual escuchar a los mineros decir que no entienden tantas críticas al sector cuando hace décadas que no hay un gran proyecto minero nuevo en operación. ¿Ustedes comparten esa percepción?


    S.A: Eso no es una percepción es una realidad. No hemos tenido un proyecto grande en Colombia que se haya montado en los últimos 30 años. Los últimos fueron Drummond, Cerrejón, Cerromatoso, todos de la década de los 80. Hoy en día el país vive es de esos proyecto. Si se mira por regalías, Colombia recibe sobre todo del carbón y del oro. Pero ahí hay una particularidad. Las empresas legales, afiliadas a nosotros, no reportan más del 50 por ciento del oro que se extrae en Colombia. Entonces la gran pregunta es quién está  sacando el otro 50 por ciento. Eso es un hoyo negro que nadie ha podido responder.

    S.S: ¿Y a qué cree que se debe ese hoyo negro de 20 años de no haber aprobado ningún proyecto minero?
    S.A: Lo que pasa es que la minería en el mundo ha tenido una exposición mediática creciente. A eso se suma que el tema de cambio climático se lo han achacado a la minería, cuando no es así. Se sabe que es un fenómeno mundial. Pero eso ha hecho que esa ola verde haya crecido en el mundo y que la economía se haya acomodado. La industria hoy se mueve el vaivén de muchos elementos: China, las energías no convencionales, etc. Nosotros tenemos una geología altamente inexploarada. El apetito por Colombia es reciente. ¿Qué ayudó? La mejoría en los niveles de seguridad y muchas compañías comenzaron a mirar a Colombia. En ese momento los precios también ayudaban. Es decir, el “boom” es muy reciente.

    S.S: ¿Reciente de los últimos 10 años?
    S.A: De cierta forma. Hace 15 años no estábamos hablando de este tema como hoy. Pero lo que no podemos olvidar es que Colombia es un país con tradición minera. Los cuadernos de Simón Bolívar hablaban de la importancia de la minería para el país en ese momento. No se puede desconocer esa realidad. Lo que pasa es que esa minería no estaba en la opinión pública.

    S.S: ¿Entonces a qué se le atribuye el freno a nuevos proyectos?
    S.A: Yo creo que es un tema de coordinación. Estos proyectos tienen muchísimos frentes. El inversionista no mira el árbol, sino el bosque. Para que un proyecto minero salga adelante tiene que haber una especie de alineación de los astros. Primero la geología tiene que funcionar, el mineral tiene que ser extraíble y tener un precio que permita hacer el proyecto. A eso hay que sumarle que las comunidades dejen hacer el proyecto y que ambientalmente esté en regla. Y por último, que el tema de orden público también esté en regla. Es un mundo muy complejo.   Si una de esas variable son funciona, probablemente todo el proyecto no funcione. Por eso se dice que de cada 1.000 prospectos solo 10 son proyectos, y de esos solo uno se convierte en una mina.

    S.S: ¿Ya que habla de las comunidades, cómo ven ustedes las consultas previas?  
    S.A: Antes se decía que las consultas previas eran el coco del sector minero y que se hacían 300 consultas al año. La verdad es que la consulta previa es uno de esos instrumentos que hoy no tiene ni principio ni fin. No tiene un orden establecido ni un norte claro.

    S.S: ¿Qué posición tienen de que las comunidades puedan decidir o no si hay minería en sus territorios?
    S.A: La posición es la de la ley. No tiene más debate. La Corte Constitucional revisó dos veces el mismo artículo y ya zanjó el debate. No es de voluntad de las empresas. Nosotros acatamos la ley y en la ley las comunidades no pueden tomar esas decisiones.

    S.S: ¿A ustedes el gobierno les ha consultado ese proyecto de ley?
    S.A: No. Entiendo que el proyecto nunca salió a la luz pública. Lo que ha salido para nosotros son más chismes. No tenemos ninguna información.

    S.S: ¿Y en temas ambientales, por qué han tenido problemas?
    S.A: Ese es un tema muy complejo. Nuestro cuello de botella son las CAR. Hay proyectos que tienen que ir a dos CAR de dos jurisdicciones distintas. Cada uno dice cosas diferentes. Además hay otros trámites en el ministerio de Ambiente como las sustracciones de reservas forestales. Y por último, que al Instituto Von Humboldt le parezca que donde uno está no es un páramo. Los últimos debates que salen en los medios son sitios que están licenciados hace rato y no son páramos. Santurbán nos inventamos que era un páramo hasta ahora porque cuando a esa gente se le dio ese título nadie le dijo que era un páramo. Hay demasiadas autoridades para demasiadas decisiones.

    S.S: Ya que habla de la delimitación de los páramos, ¿qué posición tiene su sector de que ese proceso no vaya más rápido?
    S.A: Es un tema que perjudica mucho a toda la sociedad y no solo a los mineros. Lo que ha pasado con Santurbán por cuenta de esa demora es que se llenó de minería criminal que antes no existía. Allá están sacando el mineral sin ninguna técnica social y ambientalmente responsable. Ahora muchos de esos municipios aun no tienen definido su futuro. Su gente tenía empleo hace un año y hoy ya no tienen. No solo es la minería, es que en las áreas protegidas no se puede hacer agricultura, ni ganadería, tampoco. Los mineros lo que quieren es claridad. Lo que pasa ahora es que estamos echando los proyectos lentamente por esos temas. Todos los proyectos tienen que ver con los páramos, las áreas protegidas, como la estrella fluvial del Inírida donde ya había títulos, y eso genera mucha incertidumbre.

    S.S: ¿Usted lo que quiere decir es que esa delimitación de ecosistemas tiene frenado al sector?
    S.A: Le voy a dar un ejemplo. Hace un par de años salió una resolución diciendo que había unas áreas que por su importancia estratégica ecológica debían estar reservadas hasta que se hiciera la delimitación de esos ecosistemas (gran parte de la Amazonía y el Chocó biogeográfico).   Son 12 millones de hectáreas. Al año no hicieron nada. Y hace unos meses lo que hicieron fue prorrogar esa resolución. Eso es indefinición e incertidumbre.

    S.S: Hace unos meses el Atlas de Justicia Ambiental determinó que Colombia era el segundo país del mundo con más conflictos ambientales del planeta. El 63 por ciento de estos generados por la minería. ¿Cómo explica esos resultados?
    S.A: En Colombia tenemos una minería que es criminal. En las empresas legales esos bloqueos son casi nulos. Esa minería criminal es una realidad: envenena los ríos, genera las peores prácticas empresariales, hace todo tipo de barbaridades. Eso genera un conflicto social, pero es que eso no es minería. Nadie habla de productores de fármacos ilegales, se habla de narcotraficantes. Creo que llamar a eso minería nos ha hecho mucho daño. En segundo lugar, ¿cuáles son las fuentes de ese informe? Acá nos presentan una serie de documentos que no están sustentados. Hace unos años unos ambientalistas muy reconocidos hicieron un informe diciendo que Colombia era el país que más rápido entregaba licenciamiento. Yo me puse a revisar y la fuente era una profesora emérita y consultora internacional. Cuando chequeamos, no era emérita, ni era profesora. Era una estudiante de universidad que había escrito algo. Estamos llenando el debate público de cientos de mentira.

    S.S: Entonces usted no cree que haya minería legal que produzca conflictos sociales.   
    S.A: Claro que sí hay minería que produce conflictos sociales. Lo que no creo es que sea la gran causa de conflicto social en América Latina. Claro que hay conflictos sociales y hay que trabajarlas. Uno va a las empresas y ve que están trabajando. Pero si eso existe y es una realidad hay que remediarlo.

    Fuente: Semana.com / Cristina Castro

    *Periodista de Medio Ambiente de Revista SEMANA  


    {backbutton}

  • “Debemos Sentirnos Orgullosos de la Minería bien hecha de Boyacá y Cundinamarca”

    Mme ArceMinMinas, Samacá, Boyacá, mayo 20 de 2016. Así lo anunció el Ministro de Minas y Energía Germán Arce Zapata en su visita a la zona carbonífera del centro del país, donde participó en la entrega del primer crédito al municipio de Samacá para capital de trabajo, transformación y comercialización de carbón.

    El jefe de la cartera minero energética  diálogo abiertamente  con los carboneros de Boyacá y Cundinamarca,  y destacó los avances en la implementación de la Política Minera alcanzados hasta el momento.

    “Estuvimos en el interior del país, zona históricamente rica en carbón, escuchando atentamente las necesidades de los mineros sobre los desafíos que han tenido que enfrentar en los últimos años (...)  No olvidemos de que la minería es parte de la economía del país y de la vida de todos; la minería bien hecha,  como la que vemos en esta región, sí es posible y debemos sentirnos orgullosos”,  aseguró el ministro Germán Arce.

    Junto a la Viceministra de Minas María Isabel Ulloa y al director de la Unidad de Planeación Minero Energética, Jorge Valencia, Arce Zapata también recorrió la mina carbonífera Casablanca en la vereda Rabanal en Guachetá, donde destacó el impacto positivo de este mineral en la generación de empleo y recursos.  Además, visitó una planta de lavado de carbón y coquización,  confirmando que en el país sí es posible hacer minería bien hecha y responsable. 

    "Queremos seguir recorriendo el país resaltando las buenas prácticas de nuestros mineros y acompañando a este sector que tanto le ha aportado al país",  finalizó el ministro.

    Por: Paisminero.co / CP MME

  • “Minería en el Huila debe recibir apoyo del Gobierno Nacional”

    Mineros Cascos11La representante a la Cámara, Flora Perdomo Andrade, pidió organizar el sector minero en el departamento del Huila, tras advertir que la región está al borde de una catástrofe ambiental si las políticas regionales no son apoyadas por el Gobierno Central.
     
    La dirigente huilense puso el dedo sobre la llaga, durante un debate cumplido a instancias de la Comisión Quinta dónde se discuten los asuntos ambientales, mineros y agropecuarios.
     
    El debate, que contó con la  presencia de la viceministra de Minas, María Isabel Ulloa, puso sobre la mesa la problemática ambiental en las regiones por cuenta de la falta de controles  efectivos a la minería ilegal, así  como por la demora en los procesos de legalización de predios  mineros.
     
    La representante huilense aseguró que la legislación minera en Colombia es una “colcha de retazos”  y que no hay claridad en cuento a la normatividad, lo que genera confusión, desorden  y propicia  la permisividad  con las actividades ilegales.
     
    “Hace dos meses hubo una reunión institucional en el Huila con el Ministerio de Minas. Dicho Ministerio sigue tratando el tema de formalización minera pero aún no hay un proyecto piloto al respecto ni se ha socializado al país todo ese proceso que también tocó al Huila.  Nos deben decir  cómo se pretende formalizar la minería en las regiones. A la ANM (Agencia Nacional Minera) le falta más marco político claro. De la Ley 685 de 2001(código de minas) tuvimos una importante reforma La Ley 1382 de 2010 que luego tumbó la corte  constitucional y ahora hay 10 decretos que han tratado de reglamentar los vacíos que dejó esa ley. O sea, tenemos una colcha de retazos en la legislación minera nacional”, manifestó Flora Perdomo Andrade.
     
    De igual forma, Flora Perdomo reconoció que ha existido interés por parte del Ministerio en apoyar los procesos de formalización y construcción de bases de datos, aunque señaló que este acompañamiento debe ser mayor, ante el incremento del potencial minero que presenta el departamento del Huila.
     
    “Ha existido acompañamiento de la Dirección Nacional de Minas del Ministerio de Minas en cuanto a elaboración de base de datos y talleres de formalización minera pero el potencial minero que tiene el departamento del Huila requiere de un mayor acompañamiento de Gobierno Nacional, un presupuesto que a través de la secretario de Agricultura y Minería del Huila, pueda ayudar a cofinanciar las necesidades del sector”.
     
     
    Fuente: diariodelhuila.com
  • A pesar de tropiezos, industria minera dio muestras de recuperación

    Comportamiento Mineria Durante el primer semestre de este año, hubo una muestra de recuperación en el comportamiento de la industria minera nacional, debido a la caída de los precios internacionales y a la desaceleración de la economía global que afecta la oferta y demanda. Esta situación que podría catalogarse como un brillo en medio de la oscuridad de un yacimiento, se evidencia por el aumento que se dio específicamente en la Inversión Extranjera Directa (IED) y en las exportaciones de minerales tales como carbón, oro, níquel, esmeraldas y cobre, según cifras de la Asociación Colombiana de Minería (ACM) y del Banco de la República.

    Desde enero a junio de 2017, la IED obtuvo resultados alentadores al alcanzar US$285 millones, mientras que el año pasado se situó en terreno negativo con US$-97 millones.

    Jaime Concha Prada, vicepresidente de Minería, Hidrocarburos y Energía de la Asociación Nacional de Empresarios (Andi), dio a conocer que este aumento en la inversión extranjera se generó básicamente porque “el año pasado se concedieron licencias de explotación a tres nuevos proyectos en Antioquia, que casi triplicarán la producción y las exportaciones legales de oro”.

    El ingeniero de minas Rafael Roldán Jiménez, actual presidente de la Asociación de Profesionales del Sector Minero Colombiano y jubilado de Mineros S.A., señaló que la inversión extranjera directa en la minería en conjunto fue positiva, si se enfrenta a la desinversión de 2016: “Esta cifra es supremamente baja comparada con lo que teníamos hace tres, cuatro y cinco años. Representando el nivel de desconfianza que se ha adquirido en los últimos tiempos, para hacer negocios de minería en Colombia por parte de inversionistas extranjeros”.

    En concordancia con lo anterior, Eduardo Chaparro Ávila, director del proyecto de la plataforma para el desarrollo mineral patrocinado por la Unión Europea en siete países de América Latina, explicó que hasta ahora lo que se ha registrado es un rayito de luz, el cual muestra que al tener una captación de inversión de buena calidad “facilitará el ingreso fiscal, el desarrollo del empleo y la presencia del Estado en las regiones”, debido a que el potencial mineral del país no es mono sino diverso “es decir tenemos esmeraldas, carbón, cobre, etc. Las expectativas en los metales es en donde deberíamos centrar la atracción y la protección de la inversión extranjera”, agregó el directivo.

    En contraste, para el economista y director de contenidos del grupo Ágora, Giovanni Montoya Aldawe, los US$285 millones obtenidos durante el primer semestre en IED es un inicio, “la minería colombiana para estar en niveles de producción más óptimos requiere por lo menos tres o cuatro veces esa cifra como flujo de inversión, pero en realidad sirve para demostrarle a los inversionistas que en el país hay oportunidades en esa actividad, una dotación importante de recursos naturales y condiciones que permiten hacer un buen negocio”, argumentando que más que el efecto directo arrojado por la cifra, es esencial enfocarse en el efecto indirecto con el fin de generar mayor confianza para los inversionistas.

    Años pasados mediante la Inversión Extranjera Directa, se lograron alcanzar US$533 millones en 2015, US$1.582 millones en 2014 y US$2.977 millones en 2013.

    Amylkar Acosta Medina, exministro de Minas y Energía, investigador de la Universidad de Los Andes y Externado y miembro de la Academia Colombiana de Ciencias Económicas, manifestó que la inversión de los US$285 millones fue modesta. Por esa razón, Colombia debe esforzarse por elevar ese monto para llevar a cabo proyectos de gran envergadura, “porque la apuesta del país tiene que ser no sólo a desarrollar pequeños y medianos proyectos que son los que se pueden hacer con inversiones de esa magnitud, sino que tiene que aspirar como lo ha hecho Perú a ser un gran jugador en el mercado de los minerales”, añadió el exministro.

    No obstante, Montoya Aldawe concluyó que se visiona un posible crecimiento de la demanda por parte de Estados Unidos y Europa, a raíz de la recuperación de sus actividades industriales, “siendo un punto favorable para Colombia, debido a que los inversionistas se anticiparon a esas decisiones y decidieron aumentar la inversión en el país”, esto en comparación con 2016.

    Para el CEO de GranColombiaGold, Lombardo Paredes Arenas, la industria minera es global por naturaleza, por lo que requiere “inversiones con una visión a largo plazo que sean económicamente rentables, asegurando la seguridad de las comunidades y el medio ambiente”.

    Producción y exportaciones
    Según Silvana Habib Daza, presidente de la Agencia Nacional de Minería (ANM), Colombia ya cuenta con un lugar en el escenario internacional de producción de minerales, al ser el primer productor de carbón en América Latina y el once en el ámbito mundial. Asimismo, el segundo productor de ferroníquel en la región y noveno en el mundo; el primer productor de esmeraldas en el continente y segundo en el mundo. Finalmente, es el quinto productor de oro en Latinoamérica y el quince en el ranking mundial.

    A corte del primer semestre, el oro y el carbón fueron los que impulsaron la industria extractiva en el país.

    Santiago Ángel Urdinola, presidente de la ACM, explicó que “los índices de carbón térmico han aumentado en un 8%, al igual que el oro formal que ha registrado un incremento del 14% durante este primer semestre. Esa misma tendencia puede verse en otros minerales como níquel, esmeraldas, hierro y cobre”.

    Por su parte, en este mismo período las exportaciones carbón, oro, níquel, esmeraldas y cobre aumentaron en US$1.880 millones, es decir un 59%, pasando de US$3.183 millones en 2016 a US$5.063 millones en 2017. Mientras que en 2012, los mismos insumos alcanzaron el techo de US$7.533 millones, siendo el más alto en los últimos ocho años.

    La participación del sector minero en las exportaciones nacionales, es del 28%, mientras que la suma de otros sectores es del 72%. “El incremento de las exportaciones va de la mano con la recuperación de los precios internacionales de la mayoría de los minerales”, indicó el presidente gremial.

    Al respecto, el investigador y miembro del Centro de Pensamiento de Sostenibilidad y Responsabilidad de la Minería de la Universidad Nacional, Jorge Pérez Peláez, recomienda que el mercado mundial siga impulsando la vía de demanda y de precios, “el carbón ha tenido un precio que se ha venido recuperando”, oscila entre los US$60 y US$70 la tonelada. “Se espera que los incrementos sigan hacia la meta cercana de las 100 millones de toneladas”, dijo.

    En el caso del precio del oro, “viene de unos US$1.250 la onza y ya hemos alcanzado US$1.330 o US$1.350”, agregó el investigador, explicando que tanto las exportaciones, como los volúmenes de incremento en la producción son ejes dinamizadores.

    Jaime Arteaga de Brigard, director de la Brújula Minera y de la empresa Jaime Arteaga & Asociados, recordó que los minerales han venido recuperándose, y el año pasado se presentó una producción en el ámbito nacional sin precedentes, “cuando se aumenta el valor de los minerales, esto hace que incremente el interés de inversión en la minería. Y cuando hay un crecimiento en la producción, se exhiben básicamente condiciones de productividad interesantes para la inversión internacional”.

    ¿Qué ha impactado a la industria?
    La actividad extractiva en Colombia, una de las cinco locomotoras del crecimiento del Plan de Desarrollo 2010–2014, se desaceleró a consecuencia del debilitamiento de la demanda externa por materias primas debido al desplome de los precios, siendo los del petróleo los últimos en caer.

    “La ralentización del crecimiento de la economía global, especialmente de las economías emergentes, encabezadas por China, la apreciación del dólar y en el caso del petróleo su sobreoferta en el mercado, le pusieron fin a un largo ciclo de precios altos”, señaló Acosta Medina.

    Por lo que es necesario enfrentar la realidad a pesar de la problemática mundial, ya que la industria extractiva colombiana se ha venido recuperando un poco. Sin embargo, aún quedan retos jurídicos, sociales, ambientales e institucionales para volver a alcanzar el potencial minero y los estándares logrados en la Inversión Extranjera tiempo atrás.

    “El sector atraviesa un período de inestabilidad jurídica, generado mayoritariamente por la creciente ola de consultas populares”, expresó el líder gremial.

    Cabe destacar que en mayo de este año, la ACM tenía registradas 39 consultas o acuerdos municipales, cifra que ha ascendido a 96 para el mes de septiembre, siendo una situación que afecta negativamente la inversión, sumado al desaprovechamiento del potencial geológico de Colombia.

    Óscar Londoño Escobar, exgerente de operaciones de El Cerrejón y docente de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional, aseveró que dicha situación lleva a que la inversión extranjera, en lugar de quedarse en Colombia podría buscar refugio en otros países como Perú y Ecuador, en donde haya realmente estabilidad jurídica, “compañías como BHP Billiton o cualquiera de estas grandes empresas, prefieren poner sus capitales en países donde la juridicidad sea mucho más fuerte”.

    Por otro lado, Pérez Peláez evidenció otra problemática que es la minería ilegal, porque al ocurrir esta situación se genera una “deseconomía” del recurso natural, sin embargo espera que se rompa ese círculo con el fin de realizar una economía formal de desarrollo. “En Colombia se puede hacer minería bien hecha con empresarización, con contribución al desarrollo y con respeto por los recursos naturales, etc.”, y recomendó pasar de la información populista a la técnica, en conjunto con el Gobierno y la empresa privada para incluir a la municipalidad, siendo apoyados por la academia.

    El Ministerio de Minas y Energía, concluyó que el reto principal será la modificación de la jurisprudencia de la Corte Constitucional en materia de “concertación con los municipios, asimismo áreas de restricción o prohibición para la actividad minera por motivos ambientales, y el trabajo articulado con otros Ministerios y el Gobierno para la erradicación de la explotación ilícita de minerales”.

    El potencial geológico aporta al desarrollo

    A pesar de la desinformación y el desconocimiento, la minería legal y formal ha contribuido al desarrollo social. Jorge Jaramillo Pereira, experto en minería y docente de la Universidad Nacional, dijo que con base en cifras del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), “en la última década el país disminuyó la pobreza de 48 a 28%, gracias en gran parte al incremento en la producción petrolera, y al buen comportamiento que tuvo la minería principalmente por el tema de buenos precios”.

    Asimismo, explicó que los favorables resultados en la lucha contra la pobreza en el período de 2010-2014, provienen más del auge minero-energético, que de cambios significativos en las políticas públicas anti-pobreza. Lo cual se suma al aumento de la clase media, debido a que esta población creció del 37% al 55% entre 2003 y 2012.

    Precios aproximados para un proyecto

    De acuerdo con cifras estimativas, Londoño Escobar señaló que un proyecto de megaminería estaría costando alrededor de US$2.500 millones, uno grande entre US$800 millones y US$1.500 millones, mediano entre US$500 millones y US$1.000 millones, y de pequeña minería entre US$150 millones y US$200 millones.

    A modo de ejemplo, el experto argumentó que “Cerro Matoso desde que empezó a explorar hasta que inició la operación siderúrgica de los hornos, pudo costar aproximadamente unos US$2.200 millones. El Cerrejón desde que empezó la exploración, hasta que salió la primera tonelada de carbón en 1.985, invirtió casi US$3.850 millones en un proyecto que en ese momento tenía una proyección de quince millones de toneladas al año”, con el tiempo fueron creciendo y se aprovechó más la capacidad instalada.

    Además, los US$285 millones obtenidos en inversión extranjera, los catalogó como el inicio de un proyecto minero y pueden traducirse en “gastos de exploración, de perforación, de análisis de núcleos, entre otros”, puntualizó el exgerente de operaciones de El Cerrejón.

    Pasos a seguir para realizar un proyecto minero

    Etapa de exploración

    • Realizar una exploración y garantizar que hay un yacimiento que es económicamente explotable, porque existen muchos que no son rentables.
    •  Tiene que considerarse su ubicación geográfica con soporte logístico en mantenimiento, viviendas y saber la cercanía o lejanía a un centro urbano. También si debe movilizarse en avión o cuenta con campamento.

    Etapa de desarrollo

    • Implica construcciones de carreteras, montaje de plantas e infraestructura.
    • Aún no se ha producido nada. (Duración: cuatro o cinco años).

    Etapa de producción

    • Cuando se procesa la primera tonelada de mineral, se suman costos de maquinaria. (Duración: seis o siete años).

    Etapa de retorno en inversión

    • Al cabo de aproximadamente diez años, se podría recibir el retorno en la inversión. Además, se requiere de acompañamiento estatal y jurídico.

     

    Fuente: elmundo.com /  Monica Andrea Saavedra Crespo

     

  • Agencia Nacional de Minería cancelará los títulos morosos

    Mina CierrEn el país hay 1.029 títulos mineros que están en mora con por el pago del canon superficiario.

    Son estos los que podrían ser declarados caducos, por parte de la autoridad, si no se ponen al día con sus obligaciones, de acuerdo con lo informado por la Agencia.

    El canon superficiario es el valor que debe pagar todo titular minero, quien tiene un derecho sobre un área para explorar o explotar los recursos del subsuelo, antes de que inicie la producción.

    En otras palabras, es el derecho que pagan los mineros en las fases de exploración, construcción y montaje de las minas. Su valor se calcula según el número de hectáreas del título y según el tiempo que tenga el titular con el mismo.

    La Agencia indica que en el último proceso de seguimiento, control y fiscalización minera encontró que, de los 1.029 títulos con obligaciones pendientes, 912 son títulos vigentes y el resto (117) son títulos que ya están vencidos.

    Sin embargo, aclara la entidad, la obligación de pago en estos últimos casos sigue vigente y serán cobrados legalmente.

    “Una minería responsable y bien hecha también implica el cumplimiento de las obligaciones económicas pactadas entre el concesionario y la Nación. Por lo tanto, requerimos que los titulares hagan los pagos correspondientes y le cumplan con esto al país”, declaró la presidenta de la ANM, Natalia Gutiérrez Jaramillo.

    Este tipo de inconvenientes se presentan prácticamente en todo el país, en 29 departamentos. Los que registran mayor número de morosos son Bolívar, donde se concentra el 20 por ciento del total de títulos con obligaciones pendientes, y Boyacá, con el 13 por ciento.


    Fuente: Portafolio.co

  • Agrominería: El Proyecto Que Une Dos Actividades Económicas En Boyacá

     

    AgromineriaEste proyecto de responsabilidad social, que impulsa la Gobernación de Boyacá, busca que en un mismo territorio coexistan dos actividades claves en la economía del departamento.

    En la provincia de Valderrama, a unas cinco horas de Bogotá, florece la vegetación y la vida silvestre, pasean cabras y ovejas y transcurre una cotidianidad tranquila a tan solo unos metros de las bocaminas de carbón. En Socha, por ejemplo, junto a los entables de la compañía minera Bulk Trading, se ven los cultivos de los campesinos –maíz, habas, papa– y las vacas pastando. Sobre el polígono de la mina de Santos Goyeneche, en Socotá, crecen pequeños parches de espigas de maíz. Lo mismo ocurre en el polígono de Coprocar, en Tópaga, en la provincia de Sugamuxi. Los dueños permiten que sus trabajadores traigan sus animales a alimentarse con la hierba que crece sobre la mina.

    Esta particular convivencia entre la vida rural y la actividad extractiva es justamente lo que se busca lograr en Boyacá a través de la agrominería. Una iniciativa que consiste en aprovechar el suelo y los subsuelos en el interior de los títulos y de las zonas mineras para poner en marcha proyectos productivos que combinen el agro con la actividad extractiva.

    Así lo explica Carlos Oviedo, secretario de Minas del departamento. Para implementarlo, cuenta, fue necesario realizar estudios sobre las condiciones del suelo y del agua de los territorios y así poder determinar qué tipo de cultivos se podían sembrar. “En la región se desarrollan varios proyectos de este tipo, principalmente de hortalizas y frutales”. El propósito, advierte, es demostrar que la agricultura, al igual que la minería, es progreso para Boyacá.

    Édgar Pérez, un minero que aprendió el oficio desde niño, hoy de 44 años, es dueño de la compañía Minerales Santa María, en la zona rural del municipio de Sogamoso. El polígono de explotación son 15 hectáreas en las que trabajan unas 35 personas. La mayoría, campesinos.

    En su opinión, el minero es minero y no agricultor ni ganadero. Pero no todos los que perforan la tierra dentro de un socavón son mineros de vocación. “Antes, aquí se producía maíz, cebada, quinua. Ahora, nadie cultiva. Y si no hay trabajo en la mina, los muchachos se van con la hoja de vida a buscar un empleo”.

    Un día se puso a ensayar emprendimientos de bajo costo y poca tecnificación sobre el polígono de su mina. Dividió la tierra en parcelas y sembró alimentos. Más tarde, levantó cercos y trajo conejos y aves de corral. Descubrió que el tomate de árbol es una fruta que prende con facilidad en ese clima y no necesita mayor inversión; que los conejos son fáciles de mantener, se reproducen con velocidad, y la carne es económica y de buen mercado. Se convenció, entonces, de que estos emprendimientos podían servir de ejemplo para los campesinos trabajadores de su mina.

    Y es que la reactivación de la producción agrícola en las zonas donde se llevan a cabo labores de explotación es otro de los impactos positivos de la agrominería. “Los desabastecimientos de alimentos en las zonas mineras siempre han sido una dificultad. Los productos de la canasta básica normalmente llegan de las grandes ciudades, por eso lo que buscamos es activar el campo”, explica Oviedo.

    Pensar en ellas

    Desde sus inicios, la minería ha sido una actividad de hombres. Sin embargo, por medio del proyecto de agrominería se ha querido vincular a las esposas de los mineros, que generalmente permanecen en sus casas, a que realicen labores productivas y de esta forma tengan la oportunidad de obtener un recurso para aportar económicamente a sus hogares. Un mecanismo, además, de fortalecimiento del núcleo familiar que está teniendo interesantes resultados.

    Compromiso ambiental

    Otro de los objetivos es ‘embellecer’ la minería por medio del paisajismo. Es común que las zonas mineras estén descubiertas, lo que impacta su entorno. Para contrarrestar esta realidad, la Gobernación de Boyacá ha impulsado la siembra de árboles nativos y alfalfa en municipios como Socha, logrando cambiar la forma en la que se percibe la minería. Cultivos a los alrededores y sobre las minas son cada vez más comunes, así como la recuperación de árboles nativos en las áreas afectadas por la actividad extractiva.

    El manejo y uso del agua es otro de los aspectos que se buscan mejorar a través de la agrominería. Para ello se implementaron medidas que evitan los vertimientos de este recurso contaminado. Este programa está cambiando el esquema de una minería ancestral, que existe desde hace más de 70 años, demostrando que el desarrollo de los territorios alrededor de la minería responsable sí es posible. Oviedo recalca que “la minería es una labor del suelo y del subsuelo”, lo que significa que es necesario utilizarlos de forma responsable para que minería y agricultura se potencialicen, generando progreso y desarrollo sostenible.

     

    Fuente: Semana.com

  • Alcaldes podrán decidir si quieren minería

    Mina Los alcaldes de Colombia podrán decidir si en sus municipios se permitirá o no la minería. Así lo decidió la Sala Plena de la Corte Constitucional, que con una votación de 5 votos contra 4 tumbó el artículo 37 del Código de Minas, el cual impedía que los mandatarios excluyeran zonas de sus territorios para la minería.

    El artículo en mención había sido demandado por los ciudadanos Luis Guillermo Osorio, Yorman Efraín Torres, Juan David Franco Daza, Damián Ramírez y Miguel Arias, quienes consideraron que con el Código de Minas se estaban imponiendo límites a los Planes de Ordenamiento Territorial (POT).

    Para establecer este tipo de restricciones, los demandantes señalaron que era necesaria una ley estatutaria y no una ordinaria. El caso fue estudiado por el magistrado Alejandro Linares. En su concepto, el artículo no debería derogarse dado que la misma Corte había señalado que la competencia para excluir zonas mineras le correspondía a la Nación.

    Sin embargo, su ponencia fue derrotada en la Sala Plena de la Corte. Votaron en contra María Victoria Calle, Luis Ernesto Vargas, Jorge Iván Palacio, Alberto Rojas y Gloria Ortiz.

    Justamente la magistrada Gloria Ortiz será la encargada de elaborar una nueva ponencia que resuma los argumentos a favor de que los alcaldes decidan si quieren minería en sus municipios. De acuerdo con el Código de Minas, cuando se declaran zonas sin minería se debe justificar de manera técnica si se trata de zonas de protección, como zonas de reserva forestal.

    En la sentencia C-123 de 2014, la Corte había fallado otra demanda sobre el mismo tema. En ese entonces declaró exequible el artículo 37 de la Ley 885 de 2001. Sin embargo, aclaró que las autoridades competentes a nivel nacional debían acordar con los entes territoriales las medidas para preservar el medio ambiente.

    Fuente: Elcolombiano.com

  • Alistan nuevas normas para minas a cielo abierto

    Minera Coal 2011Después de modificar el reglamento de seguridad para minería subterránea, Minminas prepara nuevo decreto.
     
    Cuando Colombia compara sus cifras de accidentalidad minera con países de Suramérica como Chile y Perú, se hace evidente que ejercer esta actividad en el país es más peligroso que en otras naciones del vecindario.
     
    Sin embargo, el Gobierno Nacional alista un plan para llevar a cero el número de accidentes mineros.
     
    Ya en septiembre el Ministerio de Minas y Energía hizo una modificación al reglamento de seguridad para minería subterránea, a través del Decreto 1886. Ahora, la cartera está analizando una nueva modificación a la normativa, esta vez, para minería a cielo abierto.
     
    “La seguridad minera a cielo abierto está regida por el Decreto 2222 de 1993, el cual se encuentra en proceso de revisión y actualización. El proyecto de Reglamento para este tipo de minería ya surtió las etapas de actualización, discusión pública y revisión jurídica, en la actualidad se están adelantando los trámites que disponen las normas para expedir el Decreto respectivo”, señaló el Ministerio de Minas y Energía al responder un cuestionario enviado por este diario.
     
    El cambio de la normativa se inició con la minería subterránea porque este tipo de actividad es la que genera mayor número de accidentes en el año en Colombia.
     
    Las razones principales por las que los mineros pierden la vida en el país (en accidentes de trabajo) son derrumbes en labores subterráneas, atmósferas viciadas con gases tóxicos, explosiones de metano y polvo de carbón o por riesgos mecánicos.
     
    Este tipo de problemas le han costado la vida en la última década a más de mil trabajadores del sector (1.008 es la cifra oficial).
     
    Sin embargo, en el último año el país ha reducido sus índices de accidentalidad. Según los datos de la Agencia Nacional Minera (ANM) mientras el año pasado se registraron 87 accidentes, en este van solo 67, cifra que de mantenerse a final de año implicaría una reducción de 22 por ciento este año.
     
    El Ministerio destacó que en esta misión de reducir accidentes ha contribuido el grupo de Salvamento Minero, que adelanta un trabajo de capacitación para prevenir incidentes y fallas en las minas colombianas.
     
    ¿QUÉ CAMBIÓ EN EL REGLAMENTO DE SEGURIDAD?
     
    Este año se hicieron más estrictas las normas para las labores subterráneas de minería.
     
    Por ejemplo, se obligó al empleador a dedicar al menos un día al año, para entrenar a su equipo en temas de seguridad; se le otorga al empleador la responsabilidad de garantizar la seguridad; se obliga el uso de autorescatadores, una especie de kit de emergencia, para todo el personal que ingrese a la mina; se hicieron más estrictas las normas en cuanto a los niveles de oxígeno en la mina; y se hacen más severas las normas para manejo de explosivos, así como los castigos en caso de accidentes.
     
    De no llegarse a cumplir alguna de estas medidas, el titular minero o el empleador podrían ser castigados con multas, suspensión de labores y, si persiste en sus fallas, podría suspenderse el título minero.
     
    Fuente: Portafolio.co / Nohora Celedón
  • ANM entrega Área Especial para formalización de mineros tradicionales

    Mineria PalaLa figura beneficia a mineros tradicionales de los municipios de Tarso y Venecia en Antioquia.
     
    •Colombia alcanza un total de 23 AREs delimitadas.
     
    Bogotá, agosto 12 de 2015 -  La Agencia Nacional de Minería ANM declaró y delimito como Área de Reserva Especial según Resolución 550 del 10 de agosto de 2015, una zona que abarca 86.7 hectáreas ubicadas en Tarso y Venecia, departamento de Antioquía, con el objetivo de adelantar estudios geológico – mineros y desarrollar proyectos estratégicos para el país, de conformidad con el artículo 31 del Código de Minas.
     
    Según visita técnica de la ANM, se estableció que la comunidad minera de localizada en las Minas “Palomera No. 1”, “Palomera No. 2”, “Palomera No. 3”, “San Judas”, “San Pacho No. 1” y “San Pacho No. 2” se ha dedicado por más de 20 años a la actividad minera, desarrollando sus labores de manera artesanal, siendo esta actividad su principal fuente de ingresos, constituyéndose en minería de subsistencia.
     
    La delimitación de esta Área de Reserva Especial beneficia directa e indirectamente a un grupo de cuarenta (40) familias y contribuye con la optimización de la explotación de los recursos minerales de la zona y con el cumplimiento de la legislación minera y ambiental vigente, así como la de generación de empleo formal.
     
    “Un Área de Reserva Especial (ARE) es una zona donde existen explotaciones tradicionales de minería informal y que por solicitud de una comunidad, se delimitan para que de manera temporal, no se admitan nuevas propuestas de contrato de concesión minera sobre todos o algunos de los minerales ubicados en dichas zonas. Además son el mecanismo establecido por el Código de Minas para adelantar la formalización de comunidades mineras tradicionales, es decir aquellas que demuestran adelantar de manera continua o discontinua trabajos mineros desde antes de agosto de 2001” explica la Presidenta de la ANM, Natalia Gutiérrez Jaramillo.
     
    Dentro de las Áreas de Reserva Especial se desarrollan estudios geológicos–mineros financiados por la Autoridad Minera Nacional. En caso de que los estudios evidencien la existencia de potencial geológico – minero, se celebra entonces un contrato especial de concesión con la comunidad minera beneficiaria.
     
    “Desde mi labor como Viceministra de Minas y también del Interior, he podido conocer de cerca el tema y entender que la formalización y la minería bien hecha generan encadenamientos productivos. En ese propósito, la ANM contribuye a que los mineros tradicionales comprometidos con adelantar su actividad con mejores estándares técnicos, ambientales y sociales, ingresen en el camino de la legalidad. Tarso y Venecia es un gran ejemplo de que sí se puede hacer minería bien hecha y que las condiciones están dadas por el Gobierno para iniciar este proceso dentro del marco de la ley”.
     
    “Las AREs son un primer e importante paso para la formalización. Una figura que reconoce los derechos de los mineros tradicionales y que puede culminar, con el acompañamiento de la ANM, en un contrato de concesión minera que brinde oportunidades legales de empleo, desarrollo y bienestar a la comunidad de Remedios”, puntualizó la Presidenta de la Agencia.
     
    Con esta nueva Área de Reserva Especial en Remedios, suman 23 en todo el país. Actualmente la ANM tiene trámites de ARE en proceso en los departamentos de Antioquia, Bolívar, Boyacá, Casanare, Cundinamarca, Cauca, Chocó, Guainía, Guajira, Nariño, Norte de Santander,  Santander, Valle, Tolima. Los principales minerales en estas áreas son material de arrastre, oro, carbón y sal.

    Por: Paisminero.co / CP-ANM

  • Apertura del área de pediatría del Hospital San Cristóbal mejorará calidad de vida de los niños cienagueros

    Drumm HospDrummond Ltd., Fundepalma, Limpieza y Suministros del Caribe, el Hospital San Cristóbal de Ciénaga y la Gobernación del Magdalena forjaron una alianza para beneficiar a aproximadamente 9.000 usuarios infantiles del municipio de Ciénaga y de la Zona Bananera, con la apertura del pabellón de pediatría del Hospital San Cristóbal.
     
    La apertura de la obra se llevó a cabo en las instalaciones del mismo Hospital el día de ayer, martes 28 de julio, luego de haber iniciado su refacción y mejoramiento en el mes de febrero de este año.
     
    Para la ejecución del proyecto se realizó una inversión total de 197 millones de pesos destinada para el mantenimiento de cubierta, reemplazo de láminas de cielo raso, pintura interior, resane de muros internos y aplicación de pintura en vinilo antibacterial lavable, reposición de interruptores y cableado eléctrico, reposición de luminarias, reemplazo de sanitarios, instalación  de piso pulido, y la construcción de baños nuevos en el área de neonatos.
     
    Álvaro Daza, Coordinador de Comunidades en el Magdalena para Drummond, manifestó: “Así como el tren va llevando progreso, sin parar, así esta empresa lo va haciendo, ya el hospital de Aracataca fue remodelado, lo mismo en los municipios del Cesar, por donde está presente Drummond; se están dejando grandes huellas y hoy me satisface entregar un área de pediatría totalmente remodelada en el hospital San Cristóbal de Ciénaga. A su vez agradezco a todos mis aliados, sobre todo a Fundepalma, con los que hay un matrimonio inseparable con el que hemos logrado grandes cosas para el beneficio de la comunidad, y seguiremos entregando más y más".
     
    Así mismo, la Directora Ejecutiva de Fundepalma, Yenny Salazar, hizo referencia a las nuevas instalaciones que con el apoyo de sus aliados lograron concluirse: “Hoy el Hospital es una realidad para nuestros niños, que serán atendidos en mejores condiciones, brindándoles un adecuado servicio”. De esta forma todos los aliados manifestaron el agradecimiento a los presentes y la labor articulada que traerá bienestar al municipio.
     
    Lo anterior se realizó gracias a la contribución que cada entidad hizo para su realización, buscando mejorar la calidad en la atención en salud de todos los niños de la zona de influencia. Por su parte, Drummond Ltd. se unió con un aporte de 100 millones de pesos en insumos y materiales. El Hospital San Cristóbal de Ciénaga contribuyó con el pago de mano de obra, aportando 50 millones de pesos. Así mismo, Fundepalma estuvo articulada al proyecto con un aporte de 34 millones de pesos, facilitando aspectos relacionados a la administración y mano de obra. El aporte de Limpieza y Suministros del Caribe fue esencial para la pre-inversión. Además del apoyo en la decoración del ala de pediatría realizado por parte de Atraindecol Mileventos, con un aporte de 4 millones.
     
    Para Drummond Ltd. y las demás entidades es trascendental promover el beneficio de la salud pública, por eso seguirá generando y ejecutando proyectos que permitan el crecimiento de las comunidades de su zona de influencia y el bienestar de sus regiones cercanas.
     
     
    Por: Paisminero.co / CP- Drummond
  • Así ‘lavan’ el oro de la minería ilegal en el país

    Produccin De Oro1El 82% de las exportaciones provienen de la ilegalidad. Grupos guerrilleros y bandas criminales hacen parte de un negocio de $7 billones al año.

    lombia produjo y exportó 1’903.386 onzas de oro el año pasado, sin embargo, solo 220.000 de esas fueron producidas con títulos mineros legales, según las cifras tanto de la Asociación Colombiana de minería (ACM) como del Ministerio de Minas y Energía.

    Eso quiere decir que un 82 por ciento de ese metal precioso producido ilegalmente en el país entra al torrente legal de la economía (paga regalías pero no impuestos, retención en la fuente, etc.) al ser vendido al exterior.

    Portafolio pudo establecer que ese oro se legaliza generalmente en Antioquia y Valle del Cauca de diferentes maneras, de acuerdo a fuentes que pidieron la reserva de su nombre, pues es un negocio que mueve cerca de siete billones de pesos al año (Lea también: EE.UU., aliado de Colombia en la lucha contra la minería ilegal de oro). 

    Una de ellas es cuando el comercializador, en complicidad con el que le vende el oro en el pueblo donde se produce, utiliza una solicitud de minería tradicional vigente (como un título minero) y le apropia la producción a esa solicitud.

    El representante legal de dicha solicitud firma el certificado de origen donde dice que el material fue extraído de esa zona. 

    Otro sistema es cuando el comercializador recibe el metal precioso y toma un listado de pobladores del municipio en complicidad con las alcaldías locales -familias en acción o que tienen Registro Único de Comercializadores de Minerales (Rucom)-, y procede a generar falsos certificados de origen de todas estas personas (algunas ya muertas), le asigna montos y cantidades, cuyas firmas, obviamente, también son falsificadas.

    “El comercializador cobra 1.000 pesos por cada gramo de oro legalizado con un certificado de origen falso”, explica una de las fuentes.

    Otro conocedor del tema describe que un tercer método es hacer creer que las solicitudes o los títulos mineros que pertenecen a comunidades afro o indígenas tienen autorización para vender el oro, aun cuando no tienen PTO y PMA aprobado.

    Los comunidades afro e indígenas legales ‘alquilan’ o subarriendan esas solicitudes, sobre todo a los mecanizados brasileños en el Chocó, para legitimar toda esa producción.

    Estas operaciones son realizadas por los comercializadores locales a nobre propio o de los mismos exportadores. “Además y aunque la ley exige que estas transacciones se hagan mediante consignación, transferencia o cheque de gerencia, se hacen en efectivo”, dice otra fuente consultada.

    Uno de los conocedores añadió que una vez comprado el oro en los pueblos donde se produce es llevado a Medellín o Cali en bus, avión comercial, algunos por charter, para ser vendido a las fundiciones (exportadores), “quienes conocen todo el negocio”.

    Cuando el metal es legalizado mediante alguna de las tres formas antes descritas y listo para ser exportado, se le envía la relación a la Agencia Nacional Minera (ANM) para que autorice, quedando solamente que la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (Dian) haga la evaluación del alijo de exportación.

    Para los conocedores, el problema radica en que el Plan Nacional de Desarrollo reconoce la minería de subsistencia de los barequeros y chatarreros, que a su vez sirve de mecanismo de justificación del oro que procede de minería ilegal.

    Oro Produc

    BUSCAN LLENAR VACÍOS LEGALES 

    ​La viceministra de Minas María Isabel Ulloa admite que a pesar de que la actividad minera tiene un marco legal y productivo, “se nos cuela una cadena ilícita y criminal”, pues el 82 por ciento del oro que se exporta no tiene soporte en títulos mineros.

    Parte del problema está en los barequeros, que por ley son legales, pero hay unos que explotan más que los legales y que no son barequeros, dice. 

    Asegura que el Gobierno está tratando de cerrar ese vacío con un decreto para frenar la minería criminal, el Rucom para la trazabilidad de los minerales, o el pago de regalías en línea, con el fin de cerrarle las puertas a la criminalidad y a la ilegalidad en la explotación y comercialización del metal.

    ORDEN PÚBLICO Y MEDIO AMBIENTE

    El problema de la extracción ilegal de oro no es solo económico, sino de orden público y ambiental. 

    Los grupos guerrilleros, bandas criminales y hasta mafias de Brasil se lucran del negocio directamente o cobrando vacunas. 

    Las autoridades han detectado más de 6.000 puntos en todo el país de donde se saca oro de aluvión, afectando a unas 95.000 hectáreas en departamentos como Chocó, Antioquia, Bolívar y Córdoba.

    De otra parte, solo en Segovia (Antioquia), en el 2009, se virtieron 180 toneladas de mercurio al medio ambiente, según la ONU.

    Fuente:portafolio.co / Pedro Vargas Núñez

  • Bolivia invertirá US$925 millones para el desarrollo de su industria de litio hasta 2019

    Litio SoquimichPara tales fines, se invertirán US$4,8 millones en el diseño final de la Planta de Carbonato de Litio, a cargo de la empresa alemana K-UTEC Ag Salt Technologies.

    a 2019, el Gobierno invertirá US$925 millones en la industrialización del litio. Como parte de este proceso, el Gobierno y la alemana K-UTEC AG Salt Technologies firmaron ayer el contrato para elaborar, por US$4,8 millones, el proyecto de construcción de la Planta de Carbonato de Litio.
    ADVERTISEMENT

    El contrato fue suscrito ayer por el ejecutivo de la Gerencia Nacional de Recursos Evaporíticos (GNRE), Luis Alberto Echazú, y el director de la alemana K-UTEC Ag Salt Technologies, Heiner Marx, en inmediaciones del salar de Uyuni, uno de los mayores reservorios de litio del mundo.

    “Hemos dado pasos importantes en la industrialización del litio y empezamos con la planta piloto de litio (...) Estas son inversiones con nuestra plata, nadie será socio, nosotros seremos dueños”, afirmó el presidente Evo Morales en la firma del contrato.

    Echazú indicó que para el diseño final del proyecto de construcción de la Planta de Carbonato de Litio se destinará US$4,8 millones (Bs 33 millones) y debe entregarse en diez meses.

    El ejecutivo de la empresa alemana —la cual tiene más de 60 años en la producción de sales— explicó que la idea es comenzar con la explotación del carbonato de litio y luego impulsar la producción de otras materias primas como el sulfato de potasio —que cuesta tres veces más que el cloruro de potasio— y el sulfato de magnesio. “La composición química de la salmuera del salar de Uyuni hace posible la producción de estos elementos”.

    Marx especificó que lleva diez años estudiando los compuestos del salar de Uyuni y que su potencial es similar a los salares existentes en Atacama, en Chile, donde ya se comenzó el desarrollo de la industria del litio.

    Morales proyectó que en 2018 se exportará la tonelada (t) de carbonato de litio en US$7.000, mientras que una t de un tipo de los cátodos de litio se venderá en US$17.000 y el otro tipo en US$22.000 la t. Detalló que para dicha gestión se debería producir 1.500 toneladas de carbonato de litio anuales.

    El Mandatario garantizó la inversión para el inicio de la “gran industria del litio” y señaló que la construcción de la planta empezará en cuanto se concluya el diseño final del proyecto.

    Inversión. Morales comunicó que hasta 2019 el Estado invertirá US$925 millones para el proyecto de industrialización del litio en el salar de Uyuni. “Una inversión de casi US$1.000 millones”. Los recursos pertenecen a un crédito del Banco Central de Bolivia (BCB) y se ejecutarán en 15 etapas.

    La autoridad recordó que uno de los últimos contratos suscritos como parte del proyecto de industrialización fue entre la GNRE y la firma china CAMC Engineering Co. Ltd, el 13 de julio de este año, para la construcción, montaje y puesta en marcha de la Planta Industrial de Sales de Potasio.

    La inversión para este complejo es de US$178 millones. Los recursos también se invertirán en la construcción de pozas de bombeo, de la piscina de evaporación; la impermeabilización de estas instalaciones y el sistema de disposición y cosechas de sales de optimización.

    Además, se ejecutarán recursos en la construcción de equipamiento de la línea de alta tensión; en el diseño de distribución de agua potable y de gas natural y licuado; el equipamiento y distribución de energía eléctrica, entre otros proyectos más en la zona.

    Promesa de la empresa. El director de la empresa alemana K-UTEC Ag Salt Technologies, Heiner Marx, aseguró ayer que la compañía se compromete a efectuar el mejor trabajo y de mayor calidad para el desarrollo de la Planta de Carbonato de Litio.

    Gestionan programa de formación de especialistas

    La empresa alemana K-UTEC AG Salt Technologies gestiona ante el Gobierno germano el financiamiento para un programa de formación para el desarrollo de la industria del litio en Bolivia.

    El director de la compañía germana, Heiner Marx, afirmó ayer que para la producción de carbonato de litio y de otros compuestos que existen en el salar de Uyuni, se necesitan expertos que aún son escasos. “Es muy necesaria la formación de los trabajadores e ingenieros para potenciar mucho más esta industria boliviana. Es bastante más complicado obtener productos de calidad con estándares internacionales en un salar que en una minería subterránea con explosivos”, aseguró.

    Marx señaló que la anterior semana se reunió con el embajador de Alemania en Bolivia, Peter Linder, para discutir una propuesta de respaldo financiero para la formación del personal.

    El ejecutivo especificó que el tema será tratado en un congreso internacional iberoamericano en Alemania durante la visita oficial del presidente Evo Morales a ese país, entre el 4 y 5 de noviembre, cuando se reunirá con la canciller Angela Merkel y el presidente Joachim Gauck.

    “Ahí vamos a preguntar si es posible que Alemania pueda financiar esa formación”, sostuvo.

    Evo prevé la producción de litio por 100 años. El objetivo se logrará con la industrialización de una parte del salar de Uyuni

    El presidente Evo Morales indicó que con la industrialización de 400 kilómetros cuadrados del salar de Uyuni, de los 10.000 kilómetros existentes, se prevé la producción por 100 años.

    “Solamente se efectuará inversiones en 400 kilómetros cuadrados, ni siquiera en 1.000 kilómetros cuadrados y con la explotación e industrialización del litio en esos 400 kilómetros cuadrados tenemos para mantenernos 100 años, imagínense, ésa es la esperanza”, manifestó Morales.

    La autoridad hizo estas declaraciones durante la suscripción del contrato entre la Gerencia Nacional de Recursos Evaporíticos (GNRE) y la empresa alemana K-UTEC Ag Salt Technologies.

    El Mandatario destacó que Bolivia tiene uno de los mayores reservorios de litio en el mundo.

    Detalló que el salar de Uyuni de Potosí tiene una extensión de 10.000 kilómetros cuadrados; mientras que el salar de Coipasa en Oruro (con un estimado de 3.000 kilómetros cuadrados) junto a otros menores sumarían los 6.000 kilómetros cuadrados.

    “Tenemos en Bolivia como 16.000 kilómetros cuadrados de extensión de los salares, la reserva más grande del mundo está en Bolivia”, resaltó la autoridad.Morales alertó que existen “potencias y empresas internacionales” interesadas en las reservas de litio del país que están en el salar de Uyuni, uno de los desiertos de sal más grandes del mundo.

    Por ello, recordó que el Estado boliviano buscó financiamiento para industrializar el litio en Bolivia porque muchos países solo se interesaban en comprar la materia prima, pero no deseaban transferir conocimientos y la tecnología para su industrialización.

    En esa línea, aseguró que la industrialización del litio forma parte de los pilares de la Agenda Patriótica del Bicentenario 2025.


    Fuente: Larazón.com

  • Canadá aportará US$14,3 millones a la minería

    Mineros CascosBogotá – El viceministro de Minas, Carlos Cante, junto al ministro de Comercio de Canadá, François-Philippe Champagne, suscribieron un memorando de entendimiento, en el marco de la cooperación colombo-canadiense, para promover proyectos de minas y energía que aseguren un manejo ambiental sostenible, transparente y equitativo para el país.

    Según explicó Cante, el proyecto marco, que será ejecutado por la Fundación Agriteam, tiene una duración de cuatro años y tendrá una inversión de US$14,3 millones por parte del gobierno canadiense.

    El mayor énfasis va a estar en modelos de relacionamiento con el territorio, fortalecimiento de las capacidades institucionales de la autoridad minera nacional y en crear una infraestructura social para el entendimiento entre las empresas y las comunidades”.

    El memorando “Construyendo un ambiente del sector extractivo en Colombia” fue firmado por el Ministerio de Relaciones Exteriores de Canadá y el Ministerio de Minas y Energía de Colombia con el apoyo de la Agencia Presidencial de Cooperación de Colombia (APC).

    La Fundación Agriteam es una entidad sin ánimo de lucro que hace programas, proyectos de desarrollo y actividades que promuevan el fortalecimiento de la gobernabilidad y una administración sostenible y responsable de los recursos naturales no renovables.

    Según indicó el viceministro, el memorando busca “ la protección de los colombianos más vulnerables y que el beneficio que resulta del sector extractivo alcance todos los segmentos de la sociedad, en especial a mujeres y comunidades indígenas”.


    Fuente: Larepublica.co

  • Cerrejón Invierte Hasta US$100 Millones Anuales

     

    R JunguitoCartagena – Durante dos días, la capital de Bolívar fue sede de la tercera edición del Congreso Nacional de Minería, en el cual se debatieron los retos y perspectivas del sector. En entrevista con LR, Roberto Junguito, presidente de Cerrejón, así como de la junta directiva de la Agencia Nacional de Minería (ACM), organizadora del evento, hizo un balance de la agenda y destacó que la empresa que lidera espera mantener su producción este año entre 32,5 y 34 millones de toneladas.

    En cuanto a Cerrejón, ¿cuáles son las proyecciones de crecimiento y nuevos proyectos que tiene la compañía?

    En Cerrejón hemos enfrentado la caída de los precios de carbón y realmente ha tocado hacer un esfuerzo muy grande por mejorar en términos de eficiencia y competitividad, para que podamos mantenernos en el mercado. Hay una serie de minas en Estados Unidos que cayeron porque no tenían los niveles deseados. Más que buscar proyectos de crecimiento, queremos asegurar que podamos mantener los niveles de producción y exportaciones que hemos venido teniendo en los últimos años y para eso estamos haciendo esfuerzos de nuestro lado en costos. Nuestra idea más que proyectos de crecimiento es poder mantener los índices de producción que hoy en día tenemos.

    ¿Y en cuánto están esos índices de producción?

    Nosotros, si miramos el promedio de los últimos tres o cuatro años, hemos tenido más o menos entre 32,5 millones de ton y 34 millones de toneladas anuales de producción. Pensamos que esas van a ser las cifras entre las cuales nos vamos a mover este año.

    ¿Y en términos de inversión?

    Una compañía como Cerrejón puede invertir para mantener su operación entre US$50 millones y US$100 millones al año. Hay ciertos momentos en que hay picos y en otros hay bajas. Hemos caído en inversión en los últimos años y a futuro quisiéramos poder convencer a nuestros inversionistas de invertir más, para estar en el rango más alto.

    ¿Cómo les ha afectado el comportamiento de los precios internacionales?

    Los precios del carbón entre 2011 y 2012 estuvieron por encima de los US$100 la tonelada. La situación ocurrida en Estados Unidos con Shell Gas  empezó a generar todo este movimiento de caída de los precios, que le pasó también al petróleo, y llegamos a principios de 2016 a precios de US$40 la tonelada. Un negocio en el que tú te metes y estás invirtiendo a US$100 y de pronto te baja a US$40, eso fue lo que empezamos a vivir. El año pasado empezaron a subir y hacia finales del año llegamos a niveles de casi a los US$80 por tonelada, muy puntualmente en el último  trimestre del año, específicamente en diciembre pero en promedio estuvimos alrededor entre los US$60 y US$65. En el primer trimestre de este año nos ubicamos en US$65 y las curvas de futuro es que esos precios bajarán a niveles de US$55 e inclusive hasta US$50.  En la medida en que los precios estén muy bajos, es necesario el Cert, pues de esta manera es más fácil convencer a los accionistas de invertir pese al comportamiento de los precios.

    ¿Qué puntos importantes se pueden destacar del Congreso?

    Uno de los puntos que salió del Congreso es la importancia del sector. En un momento en el que se está hablando del posconflicto necesitamos invertir en la regiones, necesitamos invertir en las áreas digamos periféricas del país. Son en las regiones periféricas donde estamos nosotros los mineros, entonces no solamente tenemos presencia en estas áreas, sino que ayudamos con recursos económicos para sacarlas adelante.

    ¿Cuál era el objetivo del evento?

    El primer objetivo era poder compartir los hechos y datos de la importancia que tiene el sector extractivo y la minería para el país. Muchos de los asistentes no necesariamente habían asistido a este tipo de foros, no habían tenido contacto con el tema minero y muchas veces no están informados adecuadamente. Yo creo que aquí hay un tema muy importante de divulgación de lo que realmente hacemos, de la importancia relativa en la economía que tenemos. Lo segundo es que es un foro en el que pudimos reunir puntos de vista muy distintos. Parte de lo que nosotros queremos hacer como sector era abrirnos a ese diálogo.

    ¿Cuáles fueron los temas concretos debatidos?

    Hubo como tres o cuatro frentes de discusión. El primero es que este es un sector que ha estado golpeado desde el punto de vista de los precios y y que obviamente también se impactó como los otros actores del sector privado con el tema de la reforma tributaria. Entonces parte de lo que quisiéramos es como logramos incentivar la inversión acá. 

    El dinero para el sector está disponible a nivel global, pero nosotros como Colombia tenemos que ser lo suficientemente atractivos para decirle al inversionista que venga al país en lugar de irse para Perú, Chile, México o Brasil. Hoy tenemos una herramienta importante para ello, que son los Cert (certificados de reembolso tributario), que se definieron en la Reforma Tributaria para darle incentivo a la inversión. 

    ¿Y los otros puntos?

    Lo segundo que estamos viendo es que a raíz del tema de las regalías ha habido menor interés por parte de las regiones de llevar a cabo minería, porque antes recibían una gran cantidad de dinero por las regalías y en la medida en que cambió el régimen se descentralizó y se repartió en el resto de los municipios del país y se recibe menos dinero. Nosotros ahí vemos que hay una solución también que sale también de la Reforma Tributaria,  que es la de obras por impuestos, donde en la medida en que nosotros podamos reducir el impuesto físicamente en dinero, lo podamos pagar con obras en las regiones del posconflicto, que son muy cercanas a las vecindades de las minas y que eso pueda mostrarle a la población que realmente vale la pena seguir creciendo la minería o desarrollar nuevos proyectos en las regiones.

    La opinión

    Germán Arce
    Ministro de Minas y Energía
    “Cerrejón es una compañía responsable, que ha hecho un trabajo muy importante durante los últimos 25 años, y que ha demostrado que hace minería bien hecha”

    Fuente: Larepublica.co 

     

  • Cobre cae por alza del dólar a máximos de 14 años

    Cobre ProdcEl cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres (LME) cerró con una baja de un 0,6% a US$5.500 la tonelada, tras tocar más temprano en la sesión los US$5.616,50, un pico desde el 19 de diciembre.
     
    El cobre cayó el martes desde un máximo de dos semanas debido a que la fortaleza del dólar opacó las expectativas de un consumo sólido en Estados Unidos y China, cuyos datos económicos mostraron señales de recuperación.
     
    El cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres (LME) cerró con una baja de un 0,6% a US$5.500 la tonelada, tras tocar más temprano en la sesión los US$5.616,50, un pico desde el 19 de diciembre.
     
    El dólar tocó el martes su nivel más alto en 14 años ante el euro y una cesta de destacadas monedas, tras la publicación de datos económicos que mostraron un sólido crecimiento en las manufacturas en Estados Unidos, que se aceleraron a un máximo nivel en dos años en diciembre, ante una fuerte alza de nuevos pedidos y del empleo.
     
    La actividad fabril de China repuntó más de lo esperado en diciembre. El Índice de Gerentes de Compra (PMI) del sector manufacturero elaborado por Caixin/Markit subió a 51,9, el nivel más alto desde enero de 2013, mientras que la producción llegó a 53,7, su tasa más acelerada desde enero de 2011.
     
    El cobre comenzó la sesión en alza, impulsado por el dato en China.
     
    "Hay un buen apoyo para los metales básicos por esos datos económicos (...) el hecho de que el PMI se haya estabilizado sobre 50 muestra que la economía al menos se estabilizó y de ahora en adelante el crecimiento dependerá de más estímulo", dijo Robin Bhar, analista de Société Générale.
     
    El crecimiento de China podría desacelerarse a 6,5% este año desde el avance de 6,7% de 2016, dijo el martes un centro de estudios gestionado por el Gobierno.
     
    La debilidad del cobre golpeó al aluminio, que cayó hasta un mínimo en más de dos meses de US$1.676 la tonelada antes de cerrar con una baja de un 0,4% a US$1.687.
     
    En tanto, el níquel cerró en su nivel más bajo desde mediados de septiembre de 9.910 dólares la onza.
     
    En otros metales, el plomo cerró sin cambios en US$2.015 la tonelada; mientras que el zinc bajó un 2,1 por ciento a US$2.522 y el estaño retrocedió un 0,8% a US$20.950.
     
    Fuente: Americaeconomia.com / Reuters
  • Colombia debe reconocer a la minería como eje del desarrollo: ANDI

    Mineria 2013 2El presidente de la ANDI, Bruce Mac Master, dijo que era necesario asegurar un buen marco legal para esta actividad

    En medio de un panel sobre la competitividad del sector minero, el presidente de la ANDI Bruce Mac Master, dijo que para Colombia era imperativo reconocer a la actividad minera como un aportante de gran valía en el desarrollo económico del país. Para Mac Master, la inseguridad jurídica y la insuficiente atención a la ilegalidad, no dejan que la minería en el país avance.

    "Colombia debe entender que las mineras formales generan riqueza, empleo y desarrollo económico y social. De la minería se sacan materias primas para el transporte, la cerámica, el vidrio, cemento, metalurgia y los insumos agrícolas. La competitividad de estos sectores depende de la minería, y eso es un aporte grande al desarrollo económico del país", dijo Mac Master.

    Así mismo, expresó su preocupación por la inseguridad jurídica en la minería, advirtió que el creciente movimiento de las consultas populares merecen una reglamentación urgente, "pues en muchos casos terminan hasta criminalizando una actividad que es legítima y legal, y en tantas otras cambiando las reglas del juego y convirtiendo a las mineras en constructoras de colegios y hospitales", dijo.

    Fuente: Caracol.com.co

  • Colombia quiere certificar su transparencia en extractivas

    Minerales En ManoEste es un estándar global para la gestión, seguimiento y control de los recursos económicos que recibe la nación por la actividad de petróleo, gas y minería.

    Colombia se postuló a la Iniciativa de Transparencia para las Industrias Extractivas (EITI, por su sigla en inglés), y aspira a recibir el título oficial de candidato en octubre próximo, informó el miércoles el Ministerio de Minas y Energía.

    El Ministerio indicó que Colombia envió el pasado 23 de agosto el formulario de aplicación, después de cumplir los pasos que requeridos para recibir la candidatura.

    "Este es un ejemplo para el país, no solo del compromiso de la industria extractiva por la transparencia, sino también un ejercicio de trabajo en grupo entre el Gobierno Nacional, la sociedad civil, el sector público y privado", destacó el ministro de Minas y Energía, Tomás González, según el comunicado.

    La EITI es "un estándar global para la gestión, seguimiento y control de los recursos económicos que recibe la nación por la actividad extractiva (petróleo, gas y minería)", así como de las contribuciones económicas de esta industria, agregó el comunicado.

    El viceministro de Minas, César Díaz, señaló que el país cumplió con los pasos establecidos por EITI para aspirar a la candidatura, y que consisten en la difusión de una "declaración pública e inequívoca de su intención" de implementar la iniciativa y la designación de una persona que lidere el proceso.

    Además el Gobierno se comprometió a "trabajar con la sociedad civil y las empresas, y formar un grupo de multipartícipes para supervisar la implementación del EITI", que debe contar con un plan de trabajo actualizado y con costos y plazos para los informes que establezca el Consejo del EITI.

    Según el Ministerio, "se espera que el país reciba oficialmente el título de candidato durante la próxima reunión del Consejo Internacional de EITI, que se realizará en Myanmar (antigua Birmania) en el mes de octubre".

    En julio pasado, Guatemala recibió la certificación que valida el cumplimiento de las normas internacionales en ese sector y la convirtió en el segundo país de América Latina, después de Perú, en tener ese reconocimiento.

    Fuente: Portafolio.co / EFE

    {backbutton}

  • Columna de Opinión: Defensa de la minería legal

    Minera Sierra

    La mayor preocupación que hoy tiene el sector minero es la inseguridad jurídica. Así lo manifestaron, en el reciente Congreso Nacional de Minería, el gremio, inversionistas, alcaldes en nombre propio y de sus comunidades, abogados, entidades ejecutoras, aspirantes presidenciales, en fin, todos los actores que, de una u otra manera, inciden sobre el presente y futuro de una actividad que es fundamental para el bienestar de la gente y el estado de la economía colombiana.

    Esta incertidumbre legal es consecuencia de las decisiones que ha tomado la Corte Constitucional en materia de consultas populares sobre proyectos mineros, y de la manera como se utiliza la consulta previa. Preocupa mucho que se haya llegado a este punto, toda vez que la Carta del 91 es clara en los temas que hoy se han oscurecido, debido a la jurisprudencia del alto tribunal, al igual que al cambio de precedentes.

    Con respecto al asunto de las competencias de la nación y de los municipios, no puede haber duda acerca de que, en materia de política económica, esta le corresponde al Estado, no a los entes locales.Debido a la estructura actual de la economía de la nación, la explotación de hidrocarburos y minerales, determina su vigor o debilidad. Tanto es así que en un año malo, el 2016, contribuyó con 4,7 por ciento al PIB nacional y el 28 por ciento de las exportaciones totales.

    Incide en las ventas al exterior de commodities y de productos manufacturados, pues son materia prima de la industria transformadora, en los ingresos fiscales de la nación y en las regalías que reciben las regiones, de las cuales depende, en buena parte, su desarrollo.

    Conviene recordar que el orden público y la economía son áreas en las que se consagró una dependencia de las entidades territoriales respecto de la nación, dentro del marco de la descentralización y la autonomía reglada por la Constitución y la ley.

    En relación con el uso del suelo, la Carta fundamental es clarísima. El Estado, que dirige la economía y es el propietario del subsuelo y de los recursos naturales existentes en el suelo y el subsuelo, tiene la obligación de intervenir en su explotación y en el uso del suelo. Desde luego que los concejos municipales tienen la facultad de reglamentar ese uso, pero debe ejercerla con respeto a las jerarquías constitucionales y legales.

    Como se trata de la economía, cuya dirección le corresponde al Estado, la consulta popular no es procedente en el orden local, toda vez que es un asunto definido en la Constitución. Y las consultas previas no poseen, de conformidad con el convenio 169 de la OIT, capacidad de veto a proyectos. Existen para que el Estado, propietario de minerales o recursos del subsuelo, determine si los intereses de los pueblos indígenas o tribales serían perjudicados o no.

    En el primer evento, deben ser indemnizados cuando hay daños, y participar de los beneficios que se obtengan, en tanto estos se produzcan. Lo que está en juego es la economía y las competencias son claras. A defender, entonces, la minería legal.

     

    Fuente: Portafolio.co / Carlos Holmes Trujillo García

  • Compañía metal china acelera sus adquisiciones en el extranjero

    Acero1La compañía planea conseguir hasta US$2.770 millones mediante ofertas no públicas para adquirir una mina de niobio y fosfato en Brasil.

    Beijing. La compañía China Molybdenum ha anunciado su intención de comprar dos minas de metales en el extranjero para aumentar sus cuota en las reservas mundiales de minerales de metales.

    La compañía planea conseguir hasta 18.000 millones de yuanes (2.770 millones de dólares) mediante ofertas no públicas para adquirir una mina de niobio y fosfato en Brasil y otra de cobre y cobalto en la República Democrática del Congo, según un documento presentado el sábado a la Bolsa de Shanghai.

    La compañía ya había anunciado durante este año una serie de ofertas semejantes por valor de 4.150 millones de dólares para comprar minas en esos dos países.

    "Esta es una oportunidad de oro para adquirir estos activos de tan alta calidad a un precio tan bajo, y encaja con nuestra estrategia", dijo Li Chaochun, presidente de la junta directiva de China Molybdenum.

    La empresa minera se convertiría en uno de los mayores productores de metales raros del mundo si las adquisiciones se completan.

    El plan aún tiene que ser aprobado por los accionistas y el órgano de control del mercado bursátil de China.

    Fuente: Americaeconomia.com

  • Con inversión de $207.183 millones, el Minminas entregó obras de mejoramiento en Lenguazaq

    Lenguazaque Desde El FarallonCali – El Ministerio de Minas y Energía en cabeza del Viceministro de Minas Carlos Andrés Cante, hizo entrega de la obra de mejoramiento de las vías de acceso al parque La Virgen de Lenguazaque, Cundinamarca.

    Con este proyecto que tuvo un valor total de $207.183 millones, según el Ministro de Minas y Energía, Germán Arce Zapata, se están beneficiando a más de 10.000 habitantes de municipios cercanos a la zona de influencia de la actividad minera de Lenguazaque.

    Por otro lado, cabe mencionar que hace unas semanas el Ministerio de Minas y Energía entregó más de $1.900 millones en incentivos a ocho municipios de Cundinamarca que cumplieron las metas de producción en el 2015.

    “Cucunubá, Guachetá, Guaduas, Lenguazaque, Nemocón, Pulí, Sutatausa y Zipaquirá son los municipios de Cundinamarca que podrán acceder a estos recursos e invertirlos en proyectos sociales, económicos o ambientales, que sin duda alguna, aportarán al desarrollo de las regiones y a la paz”, indicó Arce.

    Dichos recursos están dirigidos a incentivar el aprovechamiento y la explotación integral de los recursos naturales no renovables; así como para  contribuir al desarrollo sostenible de los territorios donde se realiza exploración y explotación de recursos naturales.

    Fuente: Larepublica.co

  • Construyen universidad para los mineros del bajo cauca antioqueño

    Mineria CriminalEl Centro de Formación Minera, en El Bagre, es una estrategia para combatir la informalidad.

    En 40.000 metros cuadrados está puesta la esperanza de formalización de más de 8.000 mineros en Antioquia en los próximos dos años.

    Ese espacio físico, a 332 kilómetros de Medellín, en la región del Bajo Cauca albergará, en tres meses, el primer Centro de Formación Minero Ambiental del país (CFMA), la estrategia con que el gobernador Sergio Fajardo busca enfrentar la creciente minería informal.

    Se trata de un ambicioso proyecto de 13.000 millones de pesos de inversión en una alianza entre el Gobierno seccional, el Sena y la empresa Mineros S.A., para ofrecer carreras técnicas y tecnológicas en labores concernientes al oficio de la minería.

    La sede del CFMA es El Bagre, primer municipio productor de oro de Antioquia y desde donde operan más de 60 por ciento de las 1.664 unidades mineras informales del departamento.

    Para el gobernador Fajardo, ese espacio de formación académica en el que en unos años esperan graduar profesionales universitarios, es una apuesta por la educación junto a la estrategia de Parque Educativos.

    “Con el CFMA se podrá mirar la minería con una perspectiva diferente”, enfatizó Fajardo, en tanto añadió que con la educación se puede llegar a crear una nueva generación minera en el país.

    En Antioquia la minería se desarrolla principalmente en las regiones del Bajo Cauca y el Nordeste, que serán las impactadas con el centro de Formación. Sin embargo, otras zonas del departamento como la occidental y la Cuenca del Sinifaná, en el suroeste, también evidencian problemáticas sociales asociadas a la minería.

    Según Juan Carlos Loaiza, director de fomento minero del departamento, para sacar adelante el proyecto cuentan con la cooperación del gobierno australiano y del canadiense, con el cual buscan certificar una pista de entrenamiento.

    “Habrá un laboratorio en el que trabajarán temas como por ejemplo la extracción de oro sin utilizar el mercurio. Hoy con esa técnica recuperan el 50 por ciento del oro; el otro 50 se está yendo. Lo que queremos es que vean que se puede ser responsable y obtener más productividad”, dijo Loaiza.

    Para las autoridades regionales la extracción del oro con mercurio es la responsable del más grande daño ambiental en el Bajo Cauca. De hecho, reportan que en esa zona hay un pasivo de 45.000 hectáreas devastadas por la minería.

    Actualmente la Gobernación busca recuperar al menos 1.000 de esas.

    “Son desiertos y ver en seis meses árboles creciendo es algo emocionante”, apuntó Loaiza.

    Recientemente 34 mineros del Bajo Cauca fueron graduados en buenas prácticas como parte de esos programas para evitar el mercurio. Se llaman Biored y los auspicia agencia Usaid.

    Germán Díaz, quien trabaja en una mina de oro en el sector Yarumo, de Cáceres, es uno de los beneficiados. Aseveró que han reducido el uso del mercurio a la mínima cantidad. Antes –agregó– manejaban entre 4 y 5 libras y hoy una quinta parte de una libra.

    "Hay que cuidar el medio ambiente porque es allí donde habitamos y si lo contaminamos nos estamos matando nosotros”, afirmó Díaz.

    Al tiempo con Biored, que espera graduar a final de año otros 100 trabajadores, 17 unidades mineras pudieron salir de la informalidad gracias a un programa piloto de la Gobernación.

    Un minero profesional

    Con el Centro de Formación Minero Ambiental y los programas de formalización, la Administración departamental busca que las personas que trabajan en ese sector den un primer paso para adquirir un título profesional y, de paso, que adquieran condiciones técnicas, administrativas y financieras para que la unidad minera pueda soportar las obligaciones que se le vienen cuando estén legalizados.

    Esto es una función del mediano y largo plazo. Por eso pedimos vigencias futuras. De cara al ‘boom’ de la minería, no todos se podrán legalizar. Por eso proponemos a muchos a que creen empresas de encadenamiento que ofrezcan servicios", acotó Juan Carlos Loaiza, director de Fomento Minero.

    Fuente: Eltiempo.com / Víctor Andrés Álvarez C


    {backbutton}

  • Consumo de agua de la minería de cobre crecería 22% en los próximos 10 años

    Cobr 1En tanto el consumo de energía de la industria del cobre en el período 2016 – 2027 se incrementaría en 34,4%, según las estimaciones de Cochilco.
     
    El consumo de agua total (continental y de mar), de la minería del cobre llegaría a 20,1 m3/seg de agua en 2017, lo que representa un aumento de 22% respecto al año 2016 estimó la Comisión Chilena del Cobre (Cochilco).
     
    “Esto es reflejo, en parte, del cambio de la matriz de producción, que se vuelca a los minerales de sulfuros, que deben ser procesados a través de flotación, proceso que es más intensivo en el uso de agua”, dijo el vicepresidente ejecutivo de Cochilco, Sergio Hernández.
     
    Añadió que a esto se suma la caída en las leyes de los minerales que hace necesaria una mayor cantidad de agua para obtener una tonelada de cobre fino.
     
    En relación al consumo total de agua de origen continental señaló que se prevé llegue a 10,8 m3/s en 2027, lo que representa una caída de un 17% respecto al consumo esperado para el 2016.
     
    “En el caso del agua de mar la situación es diametralmente diferente al del agua continental, en la medida que el consumo de agua continental disminuye, el agua de mar observa un crecimiento el que pasa de los 3,4 m3/seg en 2016 a  9,3 m3/seg al 2027”, precisó Hernández.
     
    Añadió que se espera que el agua de mar alcance el 46% del agua total requerida en la industria minera del cobre el año 2027 pues son cada vez más las mineras que se suman a la construcción de sus propias desaladoras o agua de mar directa. Agregó que uno de los principales efectos en la disminución del consumo de agua continental proviene de la puesta en marcha de la planta de Escondida, EWS, que estima un inicio de operación el año 2017 con una capacidad de 2.500 l/s.
     
    ENERGIA
     
    En relación al consumo de electricidad esperado, que considera incertidumbre en la materialización de los proyectos, Hernández sostuvo que se prevé crezca de 21,9 TWh a 29,5 TWh en el período 2016 – 2027, lo que representa un aumento de 34,4%, a una tasa de 2,7% anual.
     
    “Para satisfacer la demanda esperada de la minería del cobre, se requerirá agregar una capacidad de generación eléctrica de 1.093 MW en el próximo decenio, de las cuales 586 MW se estiman para el SING y 507 MW para el SIC”, indicó.
     
    Agregó que a nivel regional, Antofagasta, Atacama y O’Higgins son y seguirán siendo las regiones más intensivas en el uso de energía eléctrica por parte de la minería. “Antofagasta consume el 52% del total nacional de energía en minería, y esta participación prácticamente se mantendrá al año 2027 cuando se prevé llegue al 49%. En el caso de Atacama se estima consumirá 4,6 TWh al año 2027 lo que implica un aumento del 77% y un 15% del consumo total minero de energía eléctrica”.
     
    Hernández explicó que si se mira el consumo energético por proceso minero, hoy el mayor demandante es la concentradora con 12,0 TWh lo que representa el 55% de la energía total de los procesos mineros. Agregó que esta relación se acentuará al año 2027 cuando se prevé llegue a 20,1 TWh el consumo, lo que representará el 68% de la demanda en ese año. “Esto se debe a que gran parte de los proyectos de expansión y nuevos proyectos mineros son de concentrados de cobre”, señaló.
     
    Fuente: Latercera.com
  • Convenio permitirá reducir accidentes en minas de carbón

    Mina De Carbon Subt 2La Universidad Nacional de Colombia Sede Medellín a través de la Facultad de Minas y la empresa española ADARO, líder en tecnología, firmarán convenio para impulsar el proyecto tecnológico y de innovación. 
     
    Con el fin  de prevenir accidentes como el ocurrido el pasado 23 de junio del 2017 en Cucunubá, Cundinamarca donde murieron 13 personas por una explosión en una mina de carbón, el Grupo GEMMA (Grupo de Investigación de Georrecursos, Minería y Medio Ambiente) y la empresa española de tecnología ADARO realizaron una alianza estratégica que permitirá controlar las condiciones de la atmósfera al interior de las minas.
     
    El año pasado Mauricio Álvarez, integrante de GEMMA y egresado del programa de Ingeniería de Control, en conjunto con el profesor Oswaldo Ordoñez, líder del grupo y Juan David Román, Magíster en Ingeniería Química desarrollaron una aplicación para dispositivos móviles que permite evaluar la exposición a riesgos asociados a atmosferas explosivas en minería.
     
    Con esa app se obtiene el índice de alerta temprana (IAT) y se vigila el interior de las minas con el propósito de realizar acciones de control de personal, ventilación y mitigando el riesgo de una explosión.
     
    “Dentro de las minas subterráneas existen diferentes factores asociados a los minerales (en especial el carbón) que permiten la generación de distintos gases. La mezcla de estos gases y la generación de un agente de ignición (chispa o superficie caliente) puede generar una explosión al interior de las minas”, explicó Álvarez.
     
    Ahora se pretende unir esa app con el trabajo que ha venido realizando ADARO en materia de seguridad en minas en España, según  Luis Adaro, director de la empresa ADARO explicó que se pretende transmitir en tiempo real a la aplicación móvil mencionada los resultados de los niveles de gases dentro de las minas obtenidos a través de sensores, además de generar alertas automáticas cuando los niveles de gases sean potencialmente explosivos o peligrosos para la salud humana.
     
    Y es que precisamente el país tiene una alta accidentalidad en sus minas, y se requieren de estrategias que permitan proteger la vida de los mineros, y no solo en las minas de carbón sino en la minería subterránea.
     
    Actualmente el monitoreo de la presencia de gases al interior de las minas se realiza a través de unos sensores ubicados estratégicamente al interior de las minas, y la  información recolectada es llevada hasta un centro de control, y allí pocas personas pueden acceder.
     
    “Con el convenio entre ADARO y la U.N. Sede Medellín se podrá transmitir, la información de los sensores, a la aplicación móvil, es decir que, las personas que no se encuentran en el centro de control tengan acceso a la información, incluso en horarios nocturnos y generar pre alertas de situaciones potencialmente peligrosas al interior de las minas y de esta manera evitar accidentes y preservar vidas”, añadió Adaro.
     
    Al respecto, Álvarez agregó que una de las dificultades para la ejecución de estos proyectos en Colombia es que muchas de las minas son pequeñas y no cuentan con los recursos para su implementación. “Lo que estamos haciendo con este convenio es precisamente que la tecnología y la innovación de empresas como ADARO estén al alcance y la disposición de los mineros, y así poder salvar vidas, que es lo que finalmente importa”.
     
    La implementación de este tipo de sistemas en España ha reducido significativamente la incidencia de accidentes de este tipo en las minas.  El director de ADARO aseguró es muy positivo el proyecto porque es la primera vez que una empresa española líder en tecnología trabajará con una universidad colombiana.
     
    El sistema de protección propuesto emitirá automáticamente una alerta, para que las personas que están trabajando puedan monitorear el estado de los gases en tiempo real, incluso los mineros desde sus casas pueden acceder a esa información desde sus dispositivos móviles las 24 horas del día.
     
    “La idea es realizar proyectos de investigación y extensión que nos permitan llegar a las empresas, el objetivo último de todo esto es desarrollar un buen aplicativo que el sistema responda a todas las necesidades que tiene el mercado colombiano y lo más importante que salvemos vidas”, finalizó Álvarez.
     
     
    Fuente: minas.medellin.unal.edu.co
     
  • Diálogo incluyente e intercultural, una oportunidad para la minería

    Mineria MartiEs decir, para el GDIAM la minería debe crear valor compartido con las comunidades y las regiones donde opera.

    En estos tiempos, hablar de minería se ha vuelto una actividad de alto riesgo. No importa del lado donde se esté, las posiciones absolutas y dicótomas son la regla. La minería NO porque acaba con nuestras fuentes hídricas y por ende va contra la vida. La minería SÍ porque toda se hace bien hecha y sin ella no hay desarrollo.

    Hemos llegado al punto, en el que todos los actores relacionados con el sector deben hacer un alto en el camino y repensar si dar este debate en estas condiciones le está contribuyendo de la mejor manera al país. Sin duda las posiciones de unos y otros tienen fundamento en realidades; no se puede desconocer que hay un reclamo legitimo de la sociedad y de los territorios relacionado con la debida protección de los recursos naturales; esto sin contar con el derecho fundamental que tienen las comunidades étnicas de ser consultadas y tenidas en cuenta en las decisiones en torno al desarrollo de sus territorios. Así mismo, tampoco se puede obviar que la minería ha contribuido de manera significativa al desarrollo del país y de las regiones a lo largo de la historia; y que las personas y empresas que realizan la actividad minera de manera legal tienen derecho a reglas claras y estables.

    Tampoco se puede desconocer, que algunas empresas se han equivocado en su relacionamiento con las comunidades que hacen parte del área de influencia de sus proyectos y que la institucionalidad minera y ambiental ha sido débil. Pero sin lugar a dudas, no se puede dejar de lado los efectos nefastos de la extracción ilícita de minerales en los territorios y el medioambiente; al igual que la evidente confusión por parte de la opinión pública entre estas actividades criminales y el desarrollo de la actividad minera que realiza el sector formal.

    Sin embargo, nada de lo anterior puede implicar que la opinión de unos se deba imponer sobre la de los otros, por el contrario, lo que se debe lograr es que partiendo del reconocimiento del otro y sus visiones divergentes, se pueda alcanzar consensos a través de la construcción de espacios de diálogo legítimos y participativos.

    En este contexto, desde 2014 el Grupo de Diálogo sobre Minería en Colombia-GDIAM, inspirando en un ejercicio similar que se hizo en Chile, se ha convocado a personas con visiones y opiniones diferentes para alcanzar una visión compartida de la minería. Para el grupo, la minería en Colombia debe ser incluyente, resiliente y competitiva. Es decir, para el GDIAM la minería debe crear valor compartido con las comunidades y las regiones donde opera. De la misma forma, debe dejar en todas sus etapas un balance impacto-beneficio neto positivo en el sistema social y ecológico que interviene. Y finalmente, este grupo reconoce que la minería requiere de un entorno nacional que ofrezca adecuadas condiciones de seguridad física y jurídica, instituciones de calidad y marcos estables que brinden garantías a la inversión.

    A la fecha son varias las propuestas concretas realizadas por el GDIAM, producto del consenso al interior del Grupo, que buscan contribuir en la construcción de la política pública minera. Pero tal vez, su aporte más importante es que es un ejemplo real del inmenso potencial que tiene el diálogo intercultural, para construir visiones compartidas.

    Fuente: Semana.com / María Isabel Ulloa

     

  • El lado femenino de las minas, el petróleo y la energía eléctrica

    LadofemBogotá - Sylvia Escovar, Beatriz Uribe, María Consuelo Araújo, María Victoria Riaño, Beatriz Elena López, Fabiola Sojet y Claudia Lucía Castellanos no solo coinciden en ser mujeres ejecutivas. Estas profesionales también forman parte de ese minúsculo grupo de féminas que ocupan cargos gerenciales en un sector dominado por hombres.

    Las estadísticas así lo confirman. Según la firma head hunter Hays Colombia, por cada cinco o seis hombres que hay en la industria minera hay una mujer activa en el sector. Si este mismo número se observa en la actividad petrolera la proporción no es muy diferente, aunque sí un poco mayor, pues por cada seis hombres hay tres mujeres.

    “Con la experiencia que hemos tenido desde Hays, basado en el reclutamiento especializado que hacemos para el sector y el volumen de procesos de selección que tenemos, que es muy técnico, hemos encontrado que de 2013 a 2014 el incremento aproximado de presencia femenina en el sector minero ha sido muy poco: apenas 1,5%. En el sector de oil & gas el alza fue de alrededor de 2,8%”,  indicó Silvana  Vergel, gerente de la división Petróleo y Gas de Hays Colombia.

    Aunque la remuneración salarial no discrimina género en estos sectores laborales, para algunas mujeres inmersas en estas actividades el ascenso o la consolidación de su carrera es mucho más lento comparado con el tiempo que a un hombre le llevaría hacer lo mismo.  

    Uno de esos casos es el de Beatriz López, actual gerente general de Río Grande Energy, quien fue la primera mujer que dirigió un proceso de perforación de un pozo petrolero en Ecopetrol y este año suma 30 años de experiencia en el sector.

    “En la década del 80, yo era la única mujer en toda la carrera cuando entré a la Facultad de Ingeniería de Petróleo en Medellín. En ese momento, la carrera no era tan demandada como la Ingeniería Civil o Derecho, pero no me importó y seguí adelante con una profesión donde tendría que hacer trabajos duros o que requerían fuerza. Eso no me paralizó y hoy puedo asegurar que ser mujer me ayudó a conocer la mayoría de las áreas de Ecopetrol”, dijo López.

    Y es que la actual gerente de una firma de servicios petroleros explicó que por ser mujer la mandaron a cubrir áreas donde no iba un ingeniero. “Me movieron muchas veces y me pusieron en cargos que a la final me dejaron mucha enseñanza. Fue pionera, por ejemplo, en el manejo de sistema de información gerencial y hasta hice mediación con el sindicato. Ese es mi mayor logro, saber muchas cosas para hoy dirigir empresas y enseñar desde la academia”, señaló.

    Otra mujer que marcó un hito en el sector petrolero fue Claudia Lucía Castellanos, quien tras 27 años de labor decidió jubilarse de Ecopetrol, donde fue la primera mujer en llegar a la Vicepresidencia de Suministro y Mercadeo.

     “Para llegar a esta posición me respaldaron 22 años de trabajo en la empresa donde comencé como ingeniera de proceso de la Refinería de Cartagena. Allí, siendo también la primera mujer ingeniera de proceso, aprendí sobre refinación, su economía y la calidad de los productos. En otras áreas fui adquiriendo experiencia y conocimiento sobre el mercado internacional de crudo y también tuve oportunidad de darle mayor impulso y desarrollar desde Ecopetrol al mercado de gas natural en Colombia”, expresó.

    Si bien el número de mujeres en el sector minero-energético no es alto, Castellanos (quien también forma parte de la junta directiva de la Empresa de Energía de Bogotá)  agregó que las mujeres están ganando mayor participación y precisó que si trabajan con tenacidad y seguridad, se pueden escalar posiciones.

    En esto coinciden Beatriz Uribe, presidente de Mineros, quien aseguró: “El liderazgo no tiene género”; así como la CEO de GE Colombia, Fabiola Sojet, quien precisó: “Cualquier evaluación en la empresa se basa en meritocracia y en capacidades, desempeño, valores y experiencia de las personas, sin importar el género, raza, creencia religiosa o edad”.

    Vergel comentó que una de las razones que explican el por qué no hay tantas mujeres en el sector minero-energético es debido a la poca demanda que hay de profesionales mujeres.

    “Aún es muy baja la presencia de mujeres pero es porque muy pocas escogen estas profesiones debido al trabajo técnico y de campo que implica este tipo de cargos.  Hay que estar en zonas alejadas y complejas, hay que estar entre 60% y 70% del tiempo laboral en trabajo de campo y eso afecta a la familia, a los hijos”, indicó.

    Esto también explica por qué las mujeres en estos sectores se ven con mayor frecuencia en cargos administrativos y gerenciales, en vez de operativos o técnicos.

    De acuerdo con el más reciente informe de Hays llamado Guía Salarial de Petróleo y Gas 2015, el grueso de la fuerza laboral femenina en este sector (22%) está concentrado en cargos de HSE, es decir, seguridad, salud ocupacional y medio ambiente. Le siguen el departamento de geociencia (14%) y los procesos químicos (13%), como la refinación.

    Sylvia Escovar de Terpel advirtió que si bien la mayoría de las firmas no discriminan, se siguen presentado algunas situaciones. “Todavía, desafortunadamente, encontramos exclusión de las mujeres en Colombia y en el mundo. En mi caso, nunca me he sentido excluida por ser mujer, pero sé que muchas otras mujeres en Colombia sí. Una de las cosas que hay que cambiar es ese paradigma con respecto a los oficios tradicionalmente masculinos o femeninos. Hay que centrarnos, por el contrario, en las capacidades y habilidades de los aspirantes a un cargo”, expresó.

    Hacerlo bien

    El presidente ejecutivo de Acipet (Asociación Colombiana de Ingeniería de Petróleos), Hernando Barrero, explicó que si bien a Colombia le falta avanzar aún más en la inclusión de talento femenino en actividades catalogadas para hombres, las pocas que están haciendo su carrera profesional en el sector lo están haciendo correctamente.  

    “Las mujeres han demostrado ser capaces y un recurso valioso para el área de hidrocarburos. En diferentes áreas se han caracterizado por su pulcritud, responsabilidad y confianza que se han ganado al demostrar un buen manejo de las actividades o de los proyectos que se le encomiendan”, señaló el vocero.

    Agregó que Colombia lleva la delantera frente a países vecinos en calidad de formación académica en estos sectores. “De hecho, en Acipet tenemos profesionales del gremio mujeres que hoy son conferencistas o dictan talleres”, dijo.

    Pero esta participación no solo se centra en lo académico o gerencial, donde también hay que mencionar a la directora de Geopark Colombia, Marcela Vaca. En los gremios también hubo una fuerte presencia femenina hasta el año pasado con Claudia Jiménez en el Sector de Minería a Gran Escala; y María Constanza García en la Agencia Nacional de Minería.

    Beatriz Uribe
    Presidenta de Mineros (hasta abril)

    La economista de la Universidad de Antioquia llegó hace 39 años a la firma minera como gerente financiera, cargo en el que estuvo hasta 1999 cuando fue nombrada gerente general y luego presidenta en 2008. Entre sus logros está la expansión de las operaciones a Latinoamérica y el modelo de minería sostenible y responsable.

    1976 año en que inició su carrera profesional en Mineros.

    Fabiola Sojet
    Presidenta de general Electric Colombia

     
    Esta ingeniera química de la Universidad del Valle comenzó su carrera en GE desde EE.UU. en el año 2000. Seis años después regresó a Colombia como directora de Desarrollo Comercial y en 2011 ocupó el cargo de presidenta. Su mayor logro ha sido redireccionar todas las unidades de la compañía en un solo plan macro.  

    2006 año en que regresa al país como directora comercial de GE.

    María Consuelo Araújo
    Presidenta de gran Colombia Gold

    La experiencia como diplomática ha sido la mayor cualidad de esta egresada del Externado en Finanzas y RRPP. En 2011 tomó el liderazgo de la minera de origen canadiense, aunque 2 años después se nombró a un director ejecutivo (CEO) para que Araújo se concentre en las relaciones con el Gobierno.

    1 febrero de 2014, fecha en que Araújo reorienta su cargo.

    Sylvia Escovar
    Presidenta de Terpel

    Economista de Los Andes, empezó en Terpel como gerente financiera, fue vicepresidente comercial y de operaciones, y tras ganarse la confianza de la junta directiva saltó a la presidencia hace 3 años. Fue la gestora de transformar el servicio al cliente en las estaciones de gasolina en una experiencia más humana.

    13 años lleva en Terpel ocupando varios cargos.

    María Victoria Riaño
    Presidenta de Equion Energy Limited

    La administradora egresada de la Javeriana estuvo por muchos años en el área de la gerencia financiera hasta que se metió en el mundo petrolero en 1999 cuando entró a Ecopetrol. Siendo directora de Fusiones y Adquisiciones dirigió las conversaciones de compra de BP, lo que hoy es Equion.

    4 años lleva como presidenta de Equion Energy.


    Las opiniones

    Silvana Vergel
    Gte. Petróleo y Gas de Hays Colombia

    “Aún es muy baja la presencia de mujeres pero es porque muy pocas escogen estas profesiones”.  

    Hernando Barrero
    Presidente Ejecutivo de Acipet

    “Las mujeres han demostrado ser capaces y un recurso valioso para el área de hidrocarburos”.

    Fuente: Larepublica.co

     

  • Empresarios temen efectos en industria por consulta minera

    Mineros Cascos11Dicen que si ciudadanos deciden sobre esas actividades podría peligrar el abastecimiento de insumos.
     
    Empresarios del sector minero y de materiales para la construcción serían los directamente afectados con la consulta que se pretende realizar en Ibagué, para que sean los ciudadanos y no el Gobierno los que autoricen o no actividades de minería.
     
    Agregaron que además se pone en peligro el abastecimiento de insumos esenciales para la fabricación de cemento y concreto.
     
    El presidente de la Asociación Colombiana de Minería, Santiago Ángel, afirmó que preveían una consulta sobre el tema, pues se ha debatido bastante en la región. “En la votación del Concejo de la ciudad quedó 10 contra 9, y luego se llevó al Tribunal del Tolima, en donde la decisión fue muy dividida y demorada porque hubo recusaciones, y, finalmente, se expidió”, dijo.
     
    El dirigente agregó que “es triste que para hacer una pregunta sesgada, que no se refiere a la minería que se hace con requerimientos técnicos, se van a gastar unos 13.000 millones de pesos, que es el doble del presupuesto que tiene la ciudad para recreación y deporte y para infancia y adolescencia”, explica.
     
    Por su parte, la compañía Anglogold Ashanti señaló que por ahora no hará un pronunciamiento con respecto al fallo, debido a que todavía no conoce el contenido.
     
    Sobre este asunto, fuentes del sector minero recordaron que el proyecto La Colosa todavía no tiene un estudio de impacto ambiental, lo que quiere decir que todavía no está produciendo oro ni hay actividad minera de extracción en jurisdicción del municipio de Cajamarca.
     
    Cabe recordar, además, que desde el 2013 Anglogold Ashanti inició el proceso de renuncia a 6 contratos de concesión en el cañón del río Combeima, de los cuales cuatro se radicaron ante la Agencia Nacional de Minería en noviembre y diciembre del 2012, mientras la salida de los otros dos se presentó en mayo y agosto del 2014. (Además: Serán las propias comunidades las que veten minería en su territorio)
     
    Tras la puerta que abrió la Corte Constitucional para que entre los municipios y el Gobierno se concierte el uso del subsuelo, que es propiedad del Estado, el presidente de Asogravas, Carlos Fernando Forero, advirtió en junio que si la consulta se llega a efectuar, puede haber un efecto dominó en varios municipios que consideren que este es el camino para hacer el ordenamiento del territorio, y habría procesos similares de manera recurrente no solo en el Tolima, sino en otras zonas del país.
     
    La preocupación tiene que ver con el efecto que habría para el desarrollo de las obras civiles y de vivienda, toda vez que desde fuera de Bogotá ingresan cerca de 450.000 toneladas mensuales de agregados y materiales de construcción, de ellas el 83,3 por ciento se extrae en el Tolima.
     
    El Ministerio de Minas y Energía se abstuvo ayer de realizar algún pronunciamiento sobre la decisión del Tribunal Administrativo del Tolima y, a través de su oficina de prensa, anunció que el ministro Germán Arce hará un pronunciamiento el lunes.
     
    Fuente: Eltiempo.com
  • En marzo, bajó el ritmo de la fiscalización minera

    Fiscalizacion MMientras en el primer bimestre la Agencia Nacional de Minería visitó 1.052 títulos, en marzo fueron 303.

    La Agencia Nacional de Minería, ANM, reportó que en el primer trimestre del año fiscalizó 1.355 títulos mineros en el territorio nacional, en su mayoría de explotación.

    En un anterior informe, la entidad había informado que entre enero y febrero los equipos de seguimiento y control, evaluaciones técnicas y salvamento minero de la entidad habían visitado 1.052 títulos, lo que quiere decir que en el mes de marzo disminuyó el ritmo que traía la entidad, pues en marzo se realizaron solo 303 visitas.

    De acuerdo con el reporte de la Agencia, del total de títulos monitoreados por la autoridad, la mayoría de ellos, 1.116 exactamente, están en etapa de explotación, 136 en exploración y 103 en construcción.

    Además, la entidad informó que la mayor parte de los títulos visitados son proyectos de minería a cielo abierto (851), y el resto (504) son subterráneos.

    Este balance no es de extrañar, si se tiene en cuenta que en el ejercicio pasado de fiscalización se determinó que más del 80 por ciento de la minería que se hace en Colombia es a cielo abierto.

    La mayor parte de las visitas se hicieron a proyectos de materiales de construcción, le siguieron los proyectos de carbón, otros minerales, oro y, por último, esmeraldas.

    “En cuanto a los lineamientos para priorizar estas visitas son básicamente los títulos de los Proyectos de Interés Nacional PIN, los títulos en explotación, o sea con actividad productiva, aquellos títulos no visitados en el último trimestre de 2014, los títulos con aspectos de seguridad minera críticos, y aquellos títulos que representen situaciones complejas para el área aledaña y que a partir de la visita se pudieran empezar a solucionar”, señaló la presidenta de la ANM, Natalia Gutiérrez.

    La meta de abril es completar 600 visitas de fiscalización, para llegar a los 1.955 proyectos revisados por la autoridad en los primeros cuatro meses de este año.


    Fuente: Portafolio.co

  • Estados Unidos reduce compras de carbón

    Carbon Mina1Colombia, una de las principales afectadas. El consumo se redujo de un 74 a un 59 por ciento en seis años.
     
    Las importaciones de carbón que realizan las plantas de generación eléctrica, localizadas principalmente en la costa este de los Estados Unidos, cayeron de 30 a menos de 7 millones de toneladas, entre el 2007 y el 2013.
     
    Colombia, en primer lugar, y en un segundo plano Indonesia, Canadá y Venezuela, han sido en este tiempo los países más perjudicados con la reducción de compras del mineral.
     
    CARBÓN COLOMBIANO
     
    Aunque Estados Unidos es ampliamente autosuficiente en producción de carbón, que oscila alrededor de los 1.000 millones de toneladas anualmente, un buen número de plantas térmicas preferían utilizar el carbón colombiano, teniendo en cuenta en algunos casos la mejor calidad por un menor contenido de azufre-, o los precios más favorables, además de las facilidades logísticas, según explicó recientemente la Agencia de Información de Energía de los Estados Unidos.
     
    De acuerdo con su más reciente informe, de un total de 48 plantas generadoras de energía eléctrica que utilizaban carbón térmico importado para su operación en el 2006, solo 13 continuaban trayéndolo del exterior el año pasado.
     
    USAN MENOS CARBÓN
     
    Para el 2008 la energía generada con base en carbón importado equivalía a un total de 19 megavatios.
     
    Esta capacidad se vio mermada en un 9 por ciento en los dos últimos años, y se estima que podría reducirse en otro 21 por ciento de aquí al 2020, dada la tendencia generalizada en el país de utilizar cada vez más gas natural a cambio de carbón para la generación de energía eléctrica.
     
    En lo que corresponde al consumo general de carbón en el país como fuente de generación eléctrica, soportada en un total de 560 plantas productoras, se indica que el mismo se redujo de un 74 a un 59 por ciento, durante el periodo analizado, lo cual condujo a la disminución de las importaciones.
     
    LA SITUACIÓN REFLEJADA EN LAS CIFRAS 
     
    El efecto de la transformación que ésta experimentando el sector eléctrico en Estados Unidos, al utilizar fuentes menos contaminantes que el carbón, se refleja claramente en el monto de las compras del mineral hechas a Colombia en los años recientes. De las compras por 1.244 millones de dólares de carbón colombiano en el 2007 se pasó a 493 millones de dólares el año pasado.
     
    En los primeros seis meses del 2014, las importaciones de carbón ascendieron a 473 millones de dólares, y 328 millones correspondieron a carbón colombiano.
     
     
    Fuente: Portafolio.co / Germán Duque
     
    {backbutton}
  • Estudio indica que el 70 por ciento de la minería es ilegal

    Mineria CriminalUniversidad Externado presentó el estudio Minería y Desarrollo para mostrar retos de la actividad.
     
    Antioquia aporta cerca del 70 por ciento de la producción de oro del país, lo que le permite constituirse como productor de talla mundial. Así lo expresó el Gobernador de Antioquia, Luis Pérez a finales de abril en el Congreso Nacional de Minería.
     
    Por un lado, es un panorama promisorio pues acorde al Ministro de Minas Germán Arce “una actividad como la extracción del oro podría ser hasta 20 veces más rentable que la cocaína”.
     
    Pero la otra cara de la moneda no es tan alentadora. Un estudio realizado por la Universidad Externado de Colombia, indicó que el 70 por ciento de la Minería que se realiza en el país es ilegal.
     
    Minería y Desarrollo: los nuevos retos jurídicos del desarrollo minero a partir del empoderamiento de las autoridades territoriales es el nombre del trabajo académico en el que participaron 93 investigadores de diferentes disciplinas de la actividad minera y es considerada la investigación más completa que se ha hecho en el país sobre Minería.
     
    “Cuenta con 5 tomos con 69 escritos que tratan sobre un estudio trasversal sobre el tema en líneas como jurídicas, ambientales, empresariales, políticas, sociales e históricos”, cuenta Juan Carlos Henao, rector de la Universidad Externado.
     
    Henao indica que el estudio –que duró cerca de dos años y medio– toca todas las facetas de la minería. Y precisamente la ilegalidad en la Minería, asegura el rector, será uno de los problemas más grandes que tendrá el país en un eventual posconflicto ya que en ésta están involucrados todos los actores de la violencia en Colombia.
     
    Opina que debe haber una lucha frontal contra la minería ilegal en dos flancos: El económico, pues se extrae el mineral del subsuelo sin pagar regalías u otros impuestos, y también el ambiental, pues la minería está botando 180 toneladas al año de mercurio.
     
    “La bolita de mercurio de un termómetro pesa menos de un gramo, ahora imagínense lo que son 180 toneladas de esas bolitas, o sea que el daño es nefasto”, explica Henao.
     
    En el primer aspecto, ya se ha creado una unidad dedicada a combatir ese flagelo como se dio en el caso de Buriticá en el que según la Gobernación se ha controlado en un 80 por ciento la situación con la salida voluntaria de 3.040 mineros ilegales y se han decomisado 95.820 millones de pesos, resultado de esta minería.
     
    El rector añade que con la nueva reglamentación en el que el poder de decisión se compartirá entre los municipios, el departamento y la nación, ayudará a combatir la ilegalidad pues “van a involucrar a más actores y entre más regulación haya es más difícil hacer corrupción”.
     
    El aspecto social
     
    Lo que plantea el tomo de Participación ciudadana y comunidades, según explica Ana Carolina González, docente de la Facultad de Finanzas del claustro, es cómo las comunidades son receptoras de los impactos de la minería, pero también en su rol como actores que quieren ser tenidos en cuenta para la toma de decisiones.
     
    “En el caso de Buriticá, hay que ver cuáles son los incentivos –como el económico– que los obligan a arriesgar su vida. Me pareció muy interesante la instalación de mesas de concertación para tratar de dar solución a los temas. Pero no tiene que ser la solución del alcalde, del Ministerio de Minas, o del Gobernador, sino que sea entre todos, incluyendo a las comunidades”, cuenta la docente.
     
    Ese cambio de mentalidad, añade, requiere tiempo. Pero los mineros no son los únicos a quienes hay que hacerles pedagogía. Milton Fernando Montoya, director de Investigaciones del departamento de Derecho Minero-energético de la Universidad, asegura que los mandatarios territoriales donde se desarrolla la actividad minera no cuentan con el suficiente conocimiento para proceder y aplicar los recientes fallos de la corte constitucional.
     
    “Voy a recomendar que hagamos una pausa en el camino y trabajemos en una ley orgánica para evitar volver a cometer los errores del pasado. Y para eso la capacitación es vital”, finaliza Montoya.
     
    Fuente: Eltiempo.com / David Alejandro Mercado
     
  • Expedición de Rucom frenó ventas de esmeraldas en enero

    Esmeraldas ColombianaSegún Fedesmeraldas, la publicación del decreto que regula el registro permitirá reanudar las ventas. Exportaciones cayeron 15% en enero y las pérdias superan los 10 millones de dólares.

     

    Como un alivio calificó el presidente de la Federación Nacional de Esmeraldas de Colombia, Fedesmeraldas, Óscar Baquero, la expedición del decreto 0276 que reglamenta el proceso de expedición del Registro Único de Comercializadores de Minerales.

     

    “El decreto nos da un alivio en el sentido de que nos permite reanudar las exportaciones que estaban detenidas por el no cumplimiento de estos requisitos legales, tenemos ahora un gran reto con el Ministerio y la Federación para, en ese tiempo que nos dan para tener los registros, trabajar duro en formalización”, explicó el dirigente gremial.

    La expedición del Rucom empezó a ser obligatoria desde el primero de enero de este año para todas las personas y empresas que transportan minerales en el país.

     

    Este registro implicaba tener un certificado de origen expedido por la Alcaldía.

    Sin embargo, de todo el país solo había 50 barequeros del sector de las esmeraldas registrados ante la Agencia Nacional de Minería, y el problema era que los alcaldes de los municipios del occidente y el oriente de Boyacá no tenían claro cómo debían expedir el certificado.

     

    “Por esta circunstancia, se retuvieron a la fecha un 15 por ciento de las exportaciones de las esmeraldas a nivel nacional anual. Esto significa un poco más de 10 millones de dólares, lo que golpea mucho al sector, en especial a los pequeños comerciantes que no pueden ejercer su actividad”, explicó Baquero.

     

    Con el reglamento queda contemplado que las certificaciones de origen no tienen que ser expedidas por las alcaldías, sino por los explotadores mineros autorizados, que son los titulares mineros, solicitantes de programas de legalización, beneficiarios de áreas de reserva especial, subcontratistas de formalización minera, barequeros inscritos ante las alcaldías.

     

    Además, la norma le da un plazo de seis meses a los barequeros para que emitan su certificado de origen, y a los comercializadores les da un plazo de un año para salir de sus inventarios, así no tengan certificado de origen.

     

    A pesar del malestar que ha generado esta medida entre mineros de todo el país, de acuerdo con el vocero de Fedesmeraldas, este registro es una oportunidad para formalizar la cadena de las esmeraldas.

     

    MÁS DE 4.500 INSCRITOS AL RUCOM

     

    De acuerdo con el registro de la Agencia Nacional de Minería, se han inscrito 4.511 personas jurídicas y naturales al Rucom.

     

    De estas, 1.016 ya obtuvieron su certificación, 2.691 están en trámite o pendientes de renovación y 804 fueron rechazadas.

    Además, hay 12.330 barequeros inscritos.

     

    Fuente:Portafolio.co

  • Formalización de la economía en zonas mineras

    Semilla De Acacia MangiumPor Jorge E. Martínez Santamaría

    La Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) a través de su programa Oro Legal puso en marcha una iniciativa que busca desarrollar nuevos renglones económicos en zonas mineras de Antioquia y Chocó, en municipios donde la informalidad ha imperado por décadas.

    El modelo implementado por la cooperación, apoya y acompaña en primera instancia al pequeño minero con posibilidades de legalización a través de diferentes figuras, para que se ajuste a la normatividad vigente, legalice sus operaciones y elimine el mercurio del proceso de producción; quien por circunstancias de orden legal o ambiental no puede o debe seguir realizando actividades mineras o pertenece a la cadena más débil del sector,  tiene la oportunidad de incorporándose a actividades de reforestación de áreas degradadas y, en un corto tiempo, iniciar en ellas actividades productivas que le generarán oportunidades de empleo e ingresos.

    Entre los departamentos de Antioquia y Chocó, área de influencia de Oro Legal, se calcula que existen 70 mil hectáreas degradadas por la minería, de las cuales el programa intervendrá 11.700, de éstas 2.400 se encuentran en municipios del Bajo Cauca Antioqueño y 9.300 se distribuyen en municipios chocoanos. La intervención en cada región tiene sus particularidades.

    Para el caso del Chocó, los consejos comunitarios son los operadores de los convenios que buscan regenerar de manera asistida con especies nativas y de alto valor comercial. Según Miguel Molano, subdirector del programa Oro Legal, “a la fecha, se han firmado seis acuerdos con las autoridades étnicas para rehabilitar 8.200 hectáreas y adicionalmente estamos vinculando 600 familias que se encargarán de sembrar 1.200 hectáreas de achiote que aportarán cerca de 3.000 toneladas de semilla seca al año (2,5 toneladas/ha/Año) cada una de ellas recibirá cerca de 2 salarios mínimos mensuales”.

    En el Bajo Cauca la reforestación se realiza de común acuerdo con dueños de fincas degradadas, tenedores de pequeños predios, asociaciones de mineros y operadores forestales. La especie utilizada es la Acacia mangium, que crece con facilidad en terrenos áridos, posee una alta capacidad para fijar CO2, es apetecida por la industria de la madera y contiene alto potencial melífero que sirve como fuente de alimento para las abejas. Por estas características, la apicultura es el componente productivo que implementa Oro Legal en estas plantaciones.

    “El programa está vinculando 450 familias al desarrollo de la cadena apícola en la región y el objetivo es reactivar 7.000 colmenas e instalar 12.000 nuevas, que en los próximos dos años alcanzarán una producción cercana a las 600 toneladas de miel y representarán cerca del 3% del PIB agrícola de la región. Cada familia trabajará en un mínimo de 45 colmenas y con esto estará en capacidad de generar cerca de 2 salarios mínimos mensuales” puntualizó Molano.   

    El municipio de El Bagre lleva la delantera en materia de recuperación de áreas, además de la receptividad que le ha dado al tema el alcalde, Ángel Mesa Castro, se han unido instituciones y empresas como Grupo Trópico Diverso, Fundación Mineros, Afroclaver y los beneficiarios que aportan su mano de obra. En la actualidad se adelantan 4 proyectos en este municipio que ascienden a 3300 millones de pesos, que recuperan 1265 hectáreas impactadas por la minería ilegal y benefician a 512 familias.

    Las especies nativas, Acacia, las colmenas y el achiote comienzan a crecer en Antioquia y Chocó, así como crecen los sueños de pequeños productores y madres cabeza de familia, que se dedicaban a las labores de barequeo, y hoy trabajan en los viveros, que no solo les devolverán la productividad a las tierras, sino también, la esperanza de soñar con un mejor futuro.

    Por: Paisminero.co / Jorge E. Martínez Santamaría

     

     
  • Gobierno prepara decreto sobre minería de subsistencia en Colombia

    Mineria CriminalSin fecha definida, pero antes de que concluya el año, el Gobierno espera expedir un decreto que señale las condiciones de la minería de subsistencia, una de las clasificaciones que estableció en junio pasado el Plan Nacional de Desarrollo 2014-2018 (Ley 1753 de 2015) junto a la pequeña, mediana y gran minería.
     
    Así lo señaló la viceministra de Minas, María Isabel Ulloa Cruz, quien agregó que la reglamentación tendrá “las socializaciones del caso” y recogerá recomendaciones de las diferentes regiones para su definición.
     
    Entre tanto, ya hay unas reglas más claras para avanzar en el infructuoso proceso de formalización de unidades productoras mineras (UPM). para su regularización: tener un título minero, o un subcontrato bajo el amparo de uno, así como un instrumento ambiental mínimo.
     
    Esto es requisito para entrar en el programa de intervención que lidera el Ministerio de Minas y Energía, mediante juntas departamentales de formalización para que las UPM reciban asistencia técnica, tengan un plan minero, eliminen el uso del mercurio (en el caso del oro), cumplan condiciones como el pago de regalías y apliquen estándares laborales acordes a la ley.
     
    Así que la meta del Gobierno para 2018 es que 2.600 UPM estén dentro del proceso de formalización. Dentro de esa cifra se incluyen las 800 unidades que tiene como meta la Gobernación de Antioquia dejar listas a finales de 2015.
     
    En aras de facilitarlo, se instaló la Junta Directiva Regional para la Formalización de la Pequeña Minería en Antioquia, el 22 de julio pasado. De 50 municipios mineros, acudieron 30, entre alcaldes o delegados, de las regiones del Norte, Nordeste, Bajo Cauca, Occidente, Suroeste y Valle de Aburrá.
     
    Es la décima experiencia de su tipo en el país, luego de las aplicadas en departamentos como Santander, Cundinamarca, Caldas, Valle, Tolima y Boyacá. Sobre este nuevo espacio de interlocución y la formalización minera habló la viceministra Ulloa con EL COLOMBIANO.
     
    ¿Cuál es la tarea de la Junta Regional?
     
    “Es fundamental abrir este espacio de encuentro de todas las autoridades administrativas y ambientales de orden local, departamental y nacional, hablando el mismo idioma, con una comunicación fluida y teniendo clara la política de formalización. Lo que habíamos visto hasta ahora era a cada entidad por su lado tratando de impulsar el proceso. A lo que apuntamos es a trabajar coordinadamente, con metas precisas y resultados concretos”.
     
    ¿Cómo cuáles?
     
    “Lo que hacemos es una caracterización de las unidades mineras para saber cuál es su realidad, que ya en Antioquia está lista y en otros departamentos apenas está por empezar. Aquí ya se han caracterizado 3.500 unidades mineras, de las cuales se han intervenido 1.500 y la meta de la Gobernación es que 800 estén en proceso de formalización para este año. Además ya hay ocho subcontratos de formalización operando en Buriticá”.
     
    ¿Con qué “dientes” legales cuenta para que la formalización si tenga éxito?
     
    “El Plan Nacional de Desarrollo (Ley 1753 de 2015) determinó que existe minería de subsistencia, pequeña, mediana y grande, una clasificación que está determinada por el número de hectáreas, por tipo de producción y por mineral. También facilita la delimitación de áreas de reserva para la formalización de pequeños mineros”.
     
    ¿Y cómo se reglamentará todo esto?
     
    “Estamos trabajando en eso ahora, en definir muy bien la minería de subsistencia y hacer las socializaciones del caso. Para nosotros es importante que las definiciones sean fruto de recoger recomendaciones de las regiones”.
     
    ¿Para cuándo saldrá ese decreto, en 2016?
     
    “No me haga comprometer con una fecha, pero esa que da usted me parece lejos”.
     
    Ahora hay una coyuntura de precios bajos de oro que limita al pequeño minero tener el flujo de caja para hacer las mejoras que implica formalizarse, ¿cómo se enfrentará eso?
     
    “Es importante cómo evoluciona el ciclo de cotizaciones, pero es evidente que si la situación se prolonga, habrá que mirar otras alternativas en términos de los apoyos que se deben buscar para las unidades en proceso de formalización”.
     
    ¿Cómo se evitará que se cuele la minería criminal en la formalización?
     
    “La formalización no es para todo el mundo y existen unos lineamientos claros y tres puertas. Una es para el que quiera y pueda formalizarse, pues hay casos concretos en que la actividad minera tiene restricciones ambientales, o no se llega a un acuerdo con el titular minero. Por eso hay un segunda puerta de la reconversión productiva cuando resulta inviable, formalmente, una actividad minera. Y si los mineros no pasan por esas dos puertas, estarán abocados a una tercera para los que no quieran cumplir, en la que enfrentarán el peso de la ley con las acciones judiciales y policivas del caso” 
     
     
    Fuente: Elcolombiano
  • Gremios dan visto bueno a Silvana HabIb

    Mineros Cascos11La ACM y Fenalcarbón opinan que la candidata del Minminas es adecuada para presidir la ANM.
     
    Con buenos ojos vieron dos de los principales gremios del sector minero en el país la postulación de Silvana Beatriz Habib Daza para la presidencia de la Agencia Nacional de Minería, ANM.
     
    La abogada especialista en gestión pública e instituciones administrativas fue postulada por el ministro de Minas y Energía, Tomás González Estrada, al cargo la semana pasada y, en los próximos días, sería nombrada en propiedad por decreto presidencial.
     
    Habib Daza venía liderando, de la mano de la ministra de Presidencia, María Lorena Gutiérrez, la descongestión de los Proyectos de Interés Nacional Estratégicos, entre ellos varias iniciativas de exploración y explotación de minerales como los proyectos de Eco Oro en Santander y AngloGold Ashanti en el Tolima.
     
    “Creemos que es una persona adecuada para el cargo, es una persona joven, una profesional que viene manejando estos temas mineros estratégicos desde la Presidencia, por eso lo vemos con buenos ojos”, señaló el presidente de Fenalcarbón (Federación Nacional de Productores de Carbón) Alfonso Saade.
     
    A su turno el presidente ejecutivo de la Asociación Colombiana de Minería, ACM, Santiago Ángel Urdinola, sostuvo que, pese a que su formación y su experiencia no ha sido centrada en temas mineros, sí tiene cancha en solucionar cuellos de botella y eso es lo que necesita el sector.
     
    Para el ejecutivo la prioridad de esta funcionaria debe ser implementar un plan de descongestión para los trámites represados en la ANM.
     
    “Necesitamos a alguien que tenga la capacidad de tomar decisiones ágiles y rápidas, sin tantas vueltas legales. Nosotros los empresarios estamos dispuestos a dar nuestro grano de arena para que esto funcione”, declaró.
     
    Habib Daza ha trabajado en la Superintendencia de Servicios Públicos, el Ministerio de Desarrollo, el Tribunal Superior de Cartagena y el Ministerio de Justicia, y ha asesorado en materia de contratación estatal entidades públicas como a la Unidad de Planeación Minera Energética y el Invías.
     
    DESCONGESTIÓN DEBE SER PRIORIDAD
     
    La Agencia Nacional de Minería tiene en la actualidad más de 13.000 trámites represados que van desde solicitudes de cesiones, hasta requerimientos para títulos mineros.
     
    De hecho, según información de la Agencia Nacional de Minería, uno de los alivios del Plan Nacional de Desarrollo para el sector, que consistió en la reducción de las tarifas para el canon superficiario (el impuesto que pagan las empresas por explorar minerales en el subsuelo), no se ha podido hacer efectivo pues, desde la promulgación de la ley, no se ha entregado ni un solo permiso para exploración.
     
     
    Fuente: Portafolio.co /
  • Hoy fue el día de la Minería Bien Hecha

    Mineros A La PlazaBogotá 1 de Agosto - (Cubrimiento Especial) 
     
    La emblemática Plaza de Bolívar en Bogotá fue testigo de la concentración en favor del sector minero. Un evento liderado por la Asociación Colombiana de Minería (ACM) y respaldado por las pequeñas, medianas y grandes compañías que realizan su actividad en el marco legal y responsable.
     
    El evento denominado ‘Cascos a la Plaza” convocó a una jornada en donde se mezcló la cultura, los testimonios, narraciones de cientos de mineros y  personas que se ven beneficiadas de la industria minera legal,  respetuosa de las comunidades y el medio ambiente.
     
    El Viceministro de Minas y Energía, Carlos Andrés Cante Puentes, quien participó activamente de la jornada, dijo que, “es necesario que el país entienda que no se puede caer en la contradicción de minería y agua. Nosotros somos vida a través de la minería y nosotros sí protegemos el agua. La minería es desarrollo para las comunidades rurales y para las poblaciones vecinas a las áreas de explotación. Esta industria ha construido más de siete mil kilómetros de vías e instituciones de salud y educación a lo largo y ancho del país”.
     
    Por su parte la Presidenta de la Agencia Nacional de Minería, Silvana Habib, manifestó, “estamos orgullosos de todos los que en Colombia hacen Minería Bien Hecha. El mensaje es que nos unamos todos para defender el sector y para luchar contra la minería ilegal que no queremos”.
     
    De igual forma el Presidente Ejecutivo de la Asociación Colombiana de Minería, Santiago Ángel, instó a los presentes en la Plaza de Bolívar a defender la
    actividad que, según dijo, representa estabilidad económica y familiar para miles de personas en todo el país.
     
    Música y Danzas
     
    Desde la Guajira hasta Boyacá pasando por Córdoba y Antioquia, el canto Vallenato y la Carranga se hicieron sentir en la plaza de Bolívar, en una muestra de unión, entre la pequeña y gran minería , para defender el empleo, las buenas practicas y los beneficios socio ambientales que la Minería Bien Hecha, trae para el país. 
     
    Las presentaciones musicales y de danzas por parte de algunas comunidades y trabajadores mineros que han sido apoyados constante por las empresas dedicadas a la extracción de minerales, buscan impulsar y mantener viva la tradición oral de las diferentes regiones, La compañía Cerro Matoso en el marco de su programa de fortalecimiento cultural presento el Grupo Musical Semillas Vallenatas conformado por jóvenes del corregimiento Centroamérica, municipio de Puerto Libertador, por su parte la compañía MTC -Minería Texas Colombia S.A.-, que opera en Boyacá, presento los grupos de danza juvenil Esmeral Dance y Renacer Minero, integrado por adultos mayores, por su parte Cerrejón hizo presencia con una  muestra cultural de Vallenato y cuentería, Boyacá y Cundinamarca se hicieron presentes con musica tradicional carranguera.    
     
     
    Por: Paisminero.co / Cubrimiento Especial
     
  • Huila: Minería Bien Hecha

    Cante 2

     Carlos Andrés Cante, viceministro de Minas, estuvo en Neiva para la firma de dos importantes convenios: el primero, con la CAM para apoyar la  de regularización ambiental de pequeños mineros a través de la ventanilla ambiental, y el segundo, con la Corporación Noropita para brindar acompañamiento a 40 Unidades de producción Minera (UPM) en formalización y apoyo para los mineros de subsistencia.

    La agenda del viceministro inició con la entrega de maquinaria a mineros en el municipio de Tesalia el pasado jueves 16 de febrero, con lo que inició en firme la entrega de ocho  para pequeños y medianos mineros a los que tradicionalmente les rechazaban este tipo de préstamo.
    En su paso por LA NACIÓN, Cante habló sobre temas trascendentales para el sector: créditos, formalización, paleros, paz y expectativas.
     
    ¿Cómo inicia el 2017 en tema de minería para el Huila?
    Estamos en el departamento con motivo de la primera Junta Nacional Minera para mostrar todos los resultados de las intervenciones que hemos desarrollado como institucionalidad.

    ¿Qué acciones se desarrollaron en esta visita de trabajo?
    Estuvimos revisando con todos los alcaldes el tema de la caracterización de la pequeña minería de los 26 municipios donde trabajamos el año pasado, donde logramos identificar cerca de 400 Unidades de Producción Minera (UPM). Identificar los temas de titularidad, licenciamiento ambiental, las capacidades técnicas que tiene la UPM y los retos que enfrentamos para este año.

    ¿Qué municipios faltan en la caracterización de este trabajo?
    En El Pital, Tarqui, La Argentina, Elías, Timaná, Palestina, Hobo, Algeciras, Villavieja, Baraya y Colombia.

    ¿Qué trabajo se viene adelantando?
    Suscribimos un convenio con el Centro Provincial Agroempresarial Noropita donde los dotaremos de capacidades técnicas para que ellos, en representación del Ministerio, acompañen una serie de UPM, que cuentan con un título minero en todo su ejercicio de formalización. De igual manera, como complemento firmamos un convenio con la CAM para tener una ventanilla ambiental especial para los trámites de minería.

    ¿Cómo está el proceso de licenciamiento para los pequeños mineros, en términos ambientales?
    El porcentaje de licenciamiento, incluso de los titulares mineros que son 229 en el Huila, es bastante escaso. Por lo tanto si no tienen una licencia ambiental no pueden desarrollar la actividad minera así tengan el título, y en eso también hace parte el acompañamiento que se va a realizar.

     

    ¿Cómo se viene trabajando en el plan de bancarización para mineros?

    Este aspecto hace parte de nuestro trabajo de Minería Bien Hecha que hemos venido impulsando. En el departamento del Huila los títulos mineros que hay son de pequeña minería, con unos niveles de producción pequeños, y es allí donde nosotros estamos haciendo un gran esfuerzo por apoyar a los mineros. Las entidades tienen el temor, principalmente, del no pago porque no conocen la actividad, por ello desde hace tres años hemos venido abriendo puertas y a generar un proceso de bancarización y acceso al crédito.

    ¿Qué se ha logrado en este aspecto?
    De la mano con el Banco Agrario logramos que una entidad bancaria le apostara al desarrollo de la pequeña minería como una actividad rural que genera empleo y productividad, y que necesita avanzar en materia de competitividad. De esta actividad podemos decir que ya arrancamos con los primeros créditos en la entrega efectuada en Tesalia el pasado jueves.

    ¿Cuáles son las exceptivas de paz ahora en la minería?
    En general todo el gremio minero – energético tiene una presencia rural importante. Llegando en muchas ocasiones a donde el Estado no ha llegado. La oportunidad que tenemos ahora está en poder desarrollar proyectos que históricamente y por temas de conflicto armado no habíamos podido hacer. Ya lo estamos viendo, en un interés importante con las compañías más importantes del mundo, y en la medida en que podamos desarrollar estos planes y proyectos indudablemente vamos a generar desarrollo y ya empezamos.
     

     

    Fuente: lanacion.com.co / GLORIA CAMARGO 

  • Interés Oculto

    Minera SierraLa ministra de Comercio, como en consejo comunitario; el Minminas, gran panelista; en Eco Oro harían recortes y el espejo retrovisor de la Agencia de Minería...
    Ajustes al Estatuto aduanero
     
    Todo apunta a que pronto se destrabarán los ajustes al Estatuto Aduanero. La ministra de Comercio, Cecilia Álvarez-Correa, anunció que el tema del fondeo saldrá del Estatuto y quedará a cargo del Mintransporte. Como se recuerda, ese asunto había frenado la expedición de toda norma aduanera.
     
    Agilidad en trámites y regulación, piden los empresarios
     
    Durante la presentación de la Política Industrial, la ministra de Comercio, Cecilia Álvarez-Correa convirtió el evento en un consejo comunitario, en el que abrió los micrófonos a empresarios que estaban en el Encuentro de Transformación Productiva para escuchar sus inquietudes. Los reclamos fueron: trámites y regulación.
     
    ¿Recortes en Eco Oro?
     
    Es preocupante la situación de la empresa Eco Oro, que opera en la zona en conflicto del páramo de Santurbán. La compañía estaría analizando la posibilidad de hacer un nuevo recorte de personal para mantener operaciones ante la falta de liquidez, pero esto agravaría el problema social.
     
    Cambio en la dirección de Upme
     
    La directora de la Upme, Ángela Cadena, se retiraría de su cargo para volver a la academia en la Universidad de los Andes. Aún no se sabe quién la reemplazará, pero en el sector esperan que se mantenga en este cargo a una persona de un perfil técnico con el que tiene la funcionaria saliente.
     
    Tomás, el mejor panelista
     
    Durante el congreso de la Cámara Colombiana de la Infraestructura, el ministro de Minas y Energía, Tomás González, logró la más alta calificación como mejor panelista, según los participantes de dicho certamen. Le siguieron el exalcalde de Bogotá, Paul Bromberg y el director del centro de logística y transporte del MIT, Yossi Sheffi.
     
    Agencia Nacional Minera, con espejo retrovisor
     
    La presidenta de la Agencia Nacional Minera, Natalia Gutiérrez, esta usando bastante el espejo retrovisor, una muestra de ello es que en el foro de Semana sobre minería cuando le preguntaron por la demora en la expedición de títulos mineros la funcionaria respondió “eso mismo me pregunté yo cuando llegué a la Agencia”.
     
     
     
    Fuente: Porttafolio.co
     
     
    {backbutton}
  • Internacional - Agencia estatal chilena Cochilco recorta cálculo del precio del cobre a US$2,77/libra en 2015

    Foto: Creative CommonsFoto: Creative CommonsSantiago - Cochilco rebajó su proyección desde un cálculo anterior de US$2,85 para el precio del metal, del que Chile es el mayor productor mundial.
     
    La agencia estatal chilena del cobre (Cochilco) recortó el martes su estimación de precio del metal a US$2,77 por libra para el 2015, en medio de la caída global en los valores de las materias primas ante un menor dinamismo de la economía de China.
     
    Cochilco rebajó su proyección desde un cálculo anterior de US$2,85 para el precio del metal, del que Chile es el mayor productor mundial.
     
    "Esta menor proyección se debe a un contexto macroeconómico internacional marcado por el debilitamiento del crecimiento en China, la anunciada alza de tasas en Estados Unidos y el riesgo de una eventual salida de Grecia de la eurozona", dijo la ministra de Minería, Aurora Williams.
     
    No obstante esta corrección, la ministra dijo que esperaba una ligera recuperación en el valor del metal en el segundo semestre del año, el que debería situarse en US$2,85 por libra, "debido a mejores perspectivas económicas para China".
     
    Para el 2016, la agencia pronosticó un valor de US$2,70 por libra de cobre.
     
    La producción chilena de cobre, en tanto, alcanzaría un nivel de 5,88 millones de toneladas este año, levemente inferior a un cálculo previo de 5,94 millones de toneladas.
     
     
    Fuente: Americaeconomia.com
  • Internacional - Chilena Codelco impulsa tecnología para rentabilizar minerales de baja ley

    Cobre3 AntbactLa minera chilena Codelco usará bacterias especializadas para recuperar el cobre descartado por su baja rentabilidad, una tecnología que el mayor productor mundial del metal planea comercializar en una industria sedienta por reducir costos y mejorar la producción.

    Codelco optimizó un proceso conocido como biolixiviación que emplea bacterias a temperatura ambiente para separar el cobre de sulfuros primarios y secundarios. Pruebas iniciales permitieron una recuperación de dos a tres veces más rápida que mediante los métodos tradicionales.

    Ejecutivos dijeron a Reuters que el proceso desarrollado por BioSigma, una asociación de la estatal Codelco y la japonesa JX Nippon Mining & Metals, podría ayudar a otras mineras a aumentar sus recursos explotables y mejorar su productividad.

    Codelco procesará inicialmente sulfuros en la mina Radomiro Tomic, donde la producción cayó entre un 10 y 15 por ciento tras agotarse los recursos en la parte superficial.

    "Con la incorporación de esta tecnología es posible en el mediano plazo recuperar la caída de producción", dijo a Reuters el vicepresidente de Desarrollo de Codelco, Fidel Báez.

    Una prueba realizada en Radomiro Tomic permitió recuperar entre un 30 y 50 por ciento más de cobre fino que utilizando otros sistemas de biolixiviación disponibles en el mundo y en menor tiempo, dijo un informe de BioSigma.

    Báez dijo que ya se están haciendo pruebas en las minas Chuquicamata y El Teniente.

    El uso de bacterias específicas de BioSigma permitió por primera vez procesar la calcopirita, un mineral resistente al uso del ácido sulfúrico.

    "Lo que hace esta tecnología es aumentar los recursos a nivel mundial, recursos que antes no eran considerados", dijo Pilar Parada, gerente general de BioSigma.

    Otros procesos de lixiviación no funcionan en sulfuros o es necesario someter al material a altas temperaturas, lo que sube los costos energéticos.

    "El resultado que hemos obtenido en Radomiro Tomic nos permite posicionarnos como una oferta para el resto de la industria con una tecnología que podría hacer viables recursos que la industria tiene hoy en día a la espera de una solución", dijo Báez, de Codelco.

    Parada dijo que BioSigma está preparada "para salir a comercializar esta tecnología".

    Los ejecutivos dijeron que los resultados dependen del tipo de material y las bacterias necesarias, de un banco de más de 120 especies identificadas.

    BioSigma calcula que para una operación que procesa unas 100.000 toneladas de mineral al día, el costo aproximado de la tecnología sería entre 0,3 y 0,6 dólares por tonelada.

    La empresa tiene 82 patentes en países mineros -incluyendo Estados Unidos, Australia, Perú, Sudáfrica-, de microorganismos, sistemas de producción y biomonitoreo de microorganismos, entre otras innovaciones.

    (Reporte de Fabián Andrés Cambero. Editado por Antonio de la Jara y Manuel Farías)




    Fuente: noticias.terra.com.ar / Reuters


    {backbutton}

  • Internacional - La minería recurre a la energía renovable en Chile

    Codelco 11CALAMA, Chile—Las tres calderas industriales que la mina de la estatal Codelco tiene en la parte alta de las montañas de Calama consumieron alguna vez 67.000 barriles de diésel al año para producir brillantes láminas de cobre para exportación. Ahora, este trabajo está alimentado por la energía que generan casi 3.000 paneles solares que aprovechan el cielo azul y despejado del desierto de Atacama.

    A medida que el costo de la electricidad eólica y solar baja, la energía renovable se ha vuelto más atractiva para las mineras que usan electricidad en forma intensiva. En ningún lugar el fenómeno es tan prevalente como en Chile, donde las empresas han sido pioneras en el uso de alternativas a la electricidad convencional después de soportar durante años algunos de los costos energéticos más altos del mundo.

    En la mina de Codelco, llamada Gabriela Mistral en honor a la poetisa chilena del mismo nombre, una planta termosolar operada por la chilena Energía Llaima SpA y la danesa Arcon-Sunmark ha remplazado cerca de 80% del diésel que Codelco antes subía en camión 2,6 kilómetros hacia la mina. El cobre de la Corporación Nacional del Cobre de Chile, el nombre oficial de Codelco, el mayor productor del metal del mundo, se destina a China y otros mercados.

    “Este cielo azul me hace feliz”, dijo Rodrigo Aravena, gerente de la planta, mientras inspeccionaba filas de paneles, que brillaban con el sol sobre un área de 44.000 metros cuadrados. “Significa que generamos más y es mucho mejor para el negocio”.

    La consultora Ernst & Young estimó recientemente que las minas en América Latina —una región que produce cobre, hierro, petróleo y carbón— invertirán más de US$1.000 millones en proyectos de energía renovable hasta 2022, frente a US$37 millones en 2013. Buena parte de ese desarrollo será en este país, que produce un tercio del cobre del mundo.

    Durante la última década, los precios de la electricidad para las mineras chilenas se han duplicado a cerca de US$100 por megavatio-hora, según el Consejo Minero con sede en Santiago, un precio que casi duplica el de su vecino Perú. Chile depende excesivamente de la importación de energía, mientras que Perú acude a un suministro interno amplio y barato de hidroeléctricas y gas natural.

    Las empresas de generación solar y eólica dicen que pueden suministrar energía a las minas por US$80 el megavatio hora, un precio costoso para Perú y otros países, pero competitivo para Chile.

    “La escala de lo que está pasando en Chile es actualmente único en el mundo”, dice Mike Elliott, analista jefe de minería de Ernst & Young. Tiene lugar en Chile porque los cálculos económicos simplemente tienen sentido, mientras que en muchos otros países no tiene aún la misma lógica comercial”.

    Imagen

    La presidenta Michelle Bachelet está promoviendo alternativas a la importación de gas natural, carbón y diésel, con una meta del gobierno de que la energía renovable sea la fuente de 20% de la capacidad eléctrica total para 2025. En mayo, las fuentes renovables podrían generar 2.273 megavatios en Chile, cerca de 11% de la capacidad eléctrica, según Cifes, un centro para la innovación en energía sostenible. El año pasado, Chile sumó 982 megavatios de capacidad renovable a su red eléctrica; en 2013, tenía 244 megavatios.

    La agenda energética del gobierno significa que las empresas de minería necesitan depender cada vez más de la energía renovable. En la red eléctrica del norte, cerca de 90% del consumo recae sobre el sector industrial, en buena parte mineras. Cochilco, la Comisión Chilena del Cobre, prevé que las cupríferas duplicarán el consumo de electricidad durante los próximos 10 años, cuando se estima que las empresas inviertan US$74.000 millones en la expansión de las minas o en la construcción de nuevas.

    “A diferencia de muchos países desarrollados donde el primer motor de desarrollo de la energía renovable ha sido la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero, ese no es el principal motor aquí, sino la seguridad energética y los precios competitivos”, dice Fernando Hentzschel, gerente de desarrollo y tecnología de Cifes.

    Chile reconsideró sus políticas de energía después de 2004, cuando sufrió una crisis energética tras la decisión de Argentina de restringir las exportaciones de gas natural para cubrir su propia demanda. Los planes para plantas a carbón y represas hidroeléctricas en el sur del país fueron cancelados debido a la oposición de las comunidades y las protestas de los ambientalistas. El gobierno consideró brevemente la energía nuclear, pero archivó la opción luego del desastre de la planta de Fukushima en Japón en 2011.

    El cielo azul de Atacama surgió como una alternativa. Los niveles de radiación solar allí son algunos de los más altos del mundo, lo que lo hace ideal para producir energía solar.

    “Uno tiene que tener mucho cuidado. Nos ponemos bloqueador solar cada vez que salimos y siempre usamos lentes de sol”, explica Sebastián Carmona, gerente de asuntos externos en la mina Gabriela Mistral, de Codelco.

    La energía renovable tiene limitaciones para las mineras y pocos expertos creen que reemplazará completamente y a corto plazo la energía convencional. Las empresas necesitan un suministro constante para extraer minerales las 24 horas del día, y el sol y el viento pueden ser intermitentes.

    “Si está produciendo (energía) ocho horas, ese es un problema”, dice Carlos Barrera, vicepresidente para América Latina de SunEdison Inc., una firma estadounidense que suministra energía solar a Compañía de Acero del Pacífico, una empresa chilena de mineral de hierro. “Con esas ocho horas aún se puede reducir en gran medida los costos de la minería, pero obviamente no es la solución completa que se requiere”.

    En Gabriela Mistral, Codelco aún usa diésel cuando necesita energía extra para generar calor en la noche, cuando las temperaturas en el desierto de Atacama pueden descender por debajo de los niveles de congelación.

    Otras minas están probando una combinación de viento y sol para tener un suministro más estable de energía. El año pasado, la mina de cobre Los Pelambres, de Antofagasta Minerals, empezó a recibir cerca de 20% de su energía de 50 turbinas de viento operadas muy cerca por Pattern Energy Group Inc., una empresa de California. Antofagasta planea recibir energía solar de SunEdison.

    “Muchas veces los vientos más fuertes no se producen cuando el sol está en su punto máximo”, señala Hunter Armistead, vicepresidente de desarrollo de negocios de Pattern. “Si une los dos tipos de perfiles de generación, termina con uno más estable de generación para venderles a las minas”.

    En el sur de Chile los vientos pueden ser tan fuertes que llegan a superar e incluso apagar las turbinas, dice Dominic Duffy, director operativo de Mandalay Resources Corp. , que empezará este año a recibir electricidad de un parque eólico en su mina Cerro Bayo, en la Patagonia.

    “El viento es constante, todo el año”, dice. “Es bueno que no seamos los primeros haciendo este proyecto, ya que hemos visto los problemas de tener condiciones de viento muy fuertes”.

    Fuente: lat.wsj.com

  • Internacional - Sepa qué ciudades son las primeras productores de metales del Perú

    Mina Peru(1)La producción más alta se encuentra en la región de Áncash con 225.570 toneladas métricas finas, representando el 25,7% del total nacional en el séptimo mes del presente año.
     
    Las regiones de Áncash, La Libertad, Junín y Pasco se encuentran en el primer lugar en la producción de cobre, oro, plata y plomo, respectivamente, informó el director general de Minería del Ministerio de Ingeniería y Minas (MEM), Marcos Villegas.
     
    La producción más alta se encuentra en la región de Áncash con 225.570 toneladas métricas finas, representando el 25,7% del total nacional en el séptimo mes del presente año.
     
    Áncash es considerada como una de las regiones con mayor aporte en todo el Perú, pues es una de las principales productoras de zinc, cuya producción representa el 23.85 por ciento a nivel nacional y supera los 193.504 toneladas métricas finas.
     
    Asimismo, el departamento de La Libertad produjo 905.880 onzas finas de oro. con lo cual registró un crecimiento de 12.57 por ciento en comparación al registro del año pasado en el mismo período.
     
    Cabe resaltar que en la región La Libertad, las mineras Alto Chicama, Santa Rosa, la Arena, Los Zambos y otros más son los que destacan por su labor productiva mayoritaria de oro que abarca el 34.64 por ciento del total nacional.
     
    Por otro lado, la región de Junín colabora con la producción nacional de 14 millones 992,944 onzas finas de plata, ocupando así el primer lugar por el gran esfuerzo de las mineras Chilnaco Perú y Volcán Compañía.
     
    El principal productor de plomo es la región de Pasco con 53.857 toneladas métricas finas a cargo de las empresas Sociedad Minera El Brocal, Administradora Chungar, Compañía Minera Atacocha y Milpo Andina Perú.
     
     
    Fuente: Americaeconomia.com / Agencia Peruana de Noticias
  • Jalón de orejas de la Corte al Estado por tolerar la minería ilegal

    Mineria Ileg 2La Corte Constitucional advirtió que la inacción del Estado permite que personas encuentren sustento en esta actividad.

    Al fallar una tutela la Corte Constitucional arremetió contra el Estado por su inacción frente a la actividad de minería ilegal en el país pues considera que el Gobierno se acostumbró a que se adelanten explotaciones sin el respectivo permiso o licencia.
     
    "Sobre el asunto de la minería ilegal, cabe agregar que esta es una actividad real y notoria, que por costumbre e inacción del Estado, es actualmente una realidad económica y social de la cual dependen ciudadanos que se ven obligados a ocuparse en este oficio informal a lo largo del territorio nacional", señala el alto tribunal.
     
    Para la Corte es preocupante que durante años el Estado permita que minas ilegales den sustento a padres y madres de familia, las cuales,  de un momento a otro son cerradas dejando a un sinfín de personas desempleadas y sin sustento provisional para sus familias.
     
    "La minería ilegal ha sido una actividad tolerada tácitamente por el Estado al permitir su funcionamiento y operación durante extensos períodos de tiempo. Circunstancia que convierte a la minería ilegal en una situación de hecho que debe ser vigilada y controlada de inmediato, sin desconocer la confianza legítima derivada del ejercicio al derecho al trabajo de los trabajadores informales que logran cubrir su mínimo vital con la labor de explotación minera informal", agrega.

    Este pronunciamiento se da al fallar una tutela radicada por un desplazado que durante 10 años trabajó en un mina ilegal en el sector de la carretera que comunica a Mitú con la comunidad de Monfort.
     
    Argumenta el desplazado que cuando la mina fue cerrada por la Corporación para el Desarrollo Sostenible del Norte y el Oriente Amazónico –CDA- y la Alcaldía de Mitú con el fin de proteger el medio ambiente, éste quedó sin sustento para llevar comida a dos hijos.
     
    En ese punto la Corte encontró que la mina fue cerrada bajo términos legales y que la alcaldía obró  como debía sin embargo advierte que "la aplicación súbita de las normas no pueden alterar de manera brusca situaciones regularmente constituidas en cabeza de particulares marginados por la misma inacción del Estado".
     
    En este caso, la medida de ordenar el cierre y la suspensión de trabajos de explotación minera en el área urbana y rural de Mitú, si bien es una actuación ajustada a derecho por parte de la Administración Pública del Municipio, acarrea consecuencias negativas para los trabajadores informales que por diez años ejercieron su derecho al trabajo en la actividad minera, lo cual genera el surgimiento de una expectativa fundada y legítima, que no puede ser modificada de manera abrupta e intempestiva, desconociendo los derechos fundamentales de sujetos de especial protección constitucional.
     
    Por lo anterior la Corte le ordena  Alcaldía de Mitú, diseñar  de un programa de reubicación laboral o la creación de un programa de formación para que el accionante pueda desempeñarse en otras actividades económicas y no quede desamparado por el Estado


    Fuente: caracol.com.co

    {backbutton}

  • La Contraloría alerta por lentitud en trámites mineros

    Mineros TunelEn la auditoría realizada a la ANM, la entidad advirtió que hay más de 13.000 solicitudes represadas.

    El plan de descongestión de las solicitudes de títulos mineros que había arrancado hace un par de años con la creación de la Agencia Nacional de Minería está estancado.

    Esta fue una de las conclusiones de la auditoría realizada por la Contraloría General de la República a la Agencia, para el año 2014.

    El informe dejó un balance de 37 hallazgos administrativos, 6 de connotación disciplinaria y 2 con incidencia fiscal, que comprometerían recursos por 3.339,6 millones de pesos.

    En cuanto al procedimiento de las solicitudes mineras, el informe de la Contraloría advierte lo siguiente: “Se observa que la Autoridad Minera no está dando cumplimiento a lo establecido en el Código de Procedimiento Administrativo y de lo Contencioso Administrativo (…) por cuanto la aprobación de las solicitudes de los títulos mineros se está demorando entre 5 y 11 años, situación generada por falta de mecanismos de control que permitan determinar los tiempos en cada una de las actuaciones administrativas”.

    A abril de este año, según información entregada por la Agencia al ente de control, había 13.149 solicitudes, algunos de los casos estudiados por la Contraloría son trámites que llevan hasta 18 años en curso sin haber sido aprobados ni archivados.

    En el plan de descongestión de solicitudes mineras el Servicio Geológico Colombiano había resuelto 8.415 solicitudes, otras 7.987 fueron atendidas por la Agencia Nacional Minera y la Gobernación de Antioquia y quedaron 3.263 de los más de 19.000 trámites represados en los últimos años.

    Adicional a las represadas, desde que se abrió el radicado de solicitudes, en el 2013, se recibieron 10.627 nuevas peticiones, de las cuales se resolvieron 2.458 a la fecha de la publicación del informe, en julio de este año.

    “Lo anterior trae como consecuencia directa para la ANM, que las áreas objeto de las solicitudes permanezcan no disponibles para otras propuestas y no generen ningún tipo de ingreso por concepto de canon y otros derechos económicos”, señala el documento de la Contraloría.

    Agrega que esta falta de celeridad en los trámites hace que los solicitantes de legalización y formalización desarrollen sus actividades “sin ningún tipo de control al no estar obligadas a efectuar ningún reporte o estar sujetas a la acción de vigilancia por parte de la autoridad”.


    Fuente: Portafolio.co

  • La Coyuntura Es Una Oportunidad Para Formalizar La Pequeña Minería: MinMinas

    MinminasbolivarMinMinas. Cartagena, Bolívar. 23 De Agosto De 2017. Durante La Mesa De Diálogo Minero Con Los Alcaldes Del Sur De Bolívar, El Ministro De Minas Y Energía, Germán Arce Zapata, Manifestó Que El País Tiene En El Posconflicto La Oportunidad De Recuperar Los Territorios Para Legalizar Y Formalizar A Los Pequeños Mineros.

    "Estamos trabajando con el Gobernador Dumek Turbay para ampliar el ejercicio de formalización minera, especialmente en el sur del departamento, donde los recursos permiten garantizar prosperidad a largo plazo siempre y cuando hagamos minería de forma responsable, sostenible y cumpliendo los requisitos legales y medioambientales"señaló el Ministro Arce.

    Enfatizó que para lograr la legalidad se tienen que superar desafíos como la eliminación del mercurio de la cadena productiva. "La pequeña minería no está condenada a hacerse con mercurio. Hay distintos mecanismos que nos permiten reemplazar el uso de este elemento por tecnologías limpias".

    Finalmente, el Ministro Arce invitó al sector a reevaluar el modelo de diálogo social con las comunidades para que brinden herramientas para la coexistencia de la pequeña y gran minería.

    Por: Paisminero.co / CP – Minminas


     

  • La fingerita de El Salvador y los otros minerales raros identificados por la ciencia

    CobaltaturitaCientíficos han logrado clasificar los minerales más raros de la Tierra y todos comparten una particularidad: ninguno de los 2.500 identificados se ha encontrado en más de cinco lugares del planeta.

    Y algunos existen en tan poca cantidad que la oferta total mundial podría alcanzar en un dedal.

    Algunos de estos minerales tienen propiedades que son útiles en aplicaciones tecnológicas.

    Per los investigadores dicen que también es importante localizar estas rarezas porque contienen información fundamental acerca de la construcción de nuestro planeta.

    Condiciones exactas

    "Hasta ahora los científicos han logrado dar con 5.000 especies minerales y resulta que menos de 100 constituyen casi la totalidad de la corteza terrestre", le dijo Hazen e la BBC.

    "El resto son muy escasos, pero los más raros de los raros –que son unos 2.500– sólo se encuentran en cinco lugares de la Tierra, quizás menos", explicó.

    Y, para Hazen, son la clave de la diversidad de lo que yace cerca de la superficie terrestre.

    "Los minerales raros nos dicen mucho sobre cómo se diferencia la Tierra de la Luna, de Marte, de Mercurio, donde existen los mismos minerales comunes; son los minerales raros los que hacen a la Tierra tan especial".

    Los minerales son combinaciones de elementos químicos organizados en estructuras cristalinas.

    Las rocas de la tierra están formadas de diferentes conglomerados. Tomemos el feldespato, el cuarzo y la mica; estas son especies ubicuas que todo el mundo conoce.

    NevadaitaPero la cobaltominita, la abelsonita, la fingerita y la edoylerita son ejemplos de minerales que no se formarán a no ser que se den las "condiciones de cocción" absolutamente perfectas

    Los ingredientes atómicos deben estar añadidos exactamente, la temperatura debe ser precisa al más mínimo grado y la presión tendrá que estar definida por el margen más estrecho.

    Minerales vampíricos

    Aun así, algunos de estos se descomponen inmediatamente si llegan a mojarse o son expuestos a la luz solar.

    La edoylerita, la metasideronatrita y la sideronatrita son ejemplos de lo que se llaman minerales vampíricos, que se descomponen al contacto con los rayos del sol.

    Fingerita Hazen y Ausubel ordenan su lista de 2.500 especies en cuatro amplias categorías de rareza que indican las condiciones bajo las cuales se formaron, qué tan raros son sus ingredientes, qué tan efímeros son y las limitaciones en la toma de muestras.

    "La fingerita es como una "tormenta perfecta de rareza", dijo el doctor Hazen.

    "Se da únicamente en las faldas del volcán Izalco, en El Salvador. Un sitio increíblemente peligroso con fumarolas súper calientes", señaló.

    "Está compuesta de elementos raros; vanadio y cobre tienen que existir juntos y se forma bajo una gama de condiciones muy estrecha. Si se cambia solo un poco la proporción de cobre y vanadio, el resultado es un mineral diferente. Y, cada vez que llueve, la fingerita se disuelve”.

    El nuevo catálogo les permite a los científicos empezar a estimar cuántas reservas de estos minerales existen y dónde estarían esos yacimientos.

    Para los que tengan uso en la tecnología, serán de gran valor, aunque frecuentemente es posible sintetizar estos minerales de manera industrial.

    No obstante, el ejercicio ofrece importantes perspectivas sobre la propia Tierra.

    IchnusaitaEl efecto de la biología

    Muchos de estos minerales no estarían presentes si no fuera por la biología, que modera el ambiente químico en el cual se forman.

    Dentro de ese contexto, el escrito contribuye al proyecto Observatorio de Carbono Profundo, una iniciativa internacional que investiga el papel del carbono en el sistema terrestre.

    Se cree que existen un poco más de 100 minerales desconocidos que contienen carbono esperando ser descubiertos.

    En efecto, el doctor Hazen incorporó uno en el catálogo que lleva su nombre.

    La hazenita sólo se ha encontrado en el lago Mono, en California.

    Se forma cuando los niveles de fósforo en el lago son muy elevados y los microbios del agua, en su intento por sobrevivir, empiezan a excretarlo de sus células.

    Los pequeñísimos cristales incoloros que se producen son, en esencia, "caca" microbiana.

     

    Fuente: BBC / Mundo

     
  • La Geotecnia Minera y el Reto de Administrar bien los Recursos Hídricos

    1El rol del agua en las operaciones mineras es muy decisivo. En base al tipo de sus actividades, convencionalmente la minería se divide en subterránea y a tajo abierto, sin embargo, desde el punto de vista hidrogeológico y por su ubicación es más apropiado distinguirla por encima o por debajo del nivel freático. En este sentido el estudio del agua subterránea es un problema mucho más importante en los yacimientos bajo tierra, ya que en contados casos se convierte en un inconveniente para las actividades a campo abierto.
     
    La mayor demanda del líquido vital del planeta ocurre en los procesos metalúrgicos, siendo la flotación la que mayor consumo requiere, y la lixiviación en pilas, la de menor. Para satisfacer su necesidad de agua, la actividad minera utiliza generalmente la que se encuentra en los lagos y ríos, sin embargo, solo en contados casos, y generalmente de forma casual, echa mano de la subterránea. En algunas minas se acude al drenaje para eliminarla. La técnica empleada es la extracción por bombeo, aunque en casos de mayor gravedad se realiza mediante túneles.
     
     
    La geotecnia está orientada a vigilar que las construcciones propias de la actividad minera estén bien estructuradas, que cuenten con los materiales adecuados, que las paredes sean estables y estén diseñadas para controlar la cantidad de agua existente. Además debe encargarse de sugerir los métodos de excavación.
     
    Pese a las medidas de seguridad y a los avances tecnológicos, el riesgo a tener algún accidente es real, sobre todo, en las excavaciones profundas. Sin embargo, para el especialista en minería de la Organización Mundial del Trabajo, Martin Hann, el peligro ha disminuido: “A nivel mundial hay un menor número de accidentes en el sector en comparación con lo que ocurría 10 años atrás, pero algunos países siguen sin registrar sus datos de forma sistemática. El mayor número de accidentes ocurren en la minería informal”.
     
    Pese al aumento en seguridad que se ha dado en el sector,  una mala gestión en cuanto al agua subterránea y los sistemas para el drenaje y evacuación de la misma puede terminar generando el derrumbe de los yacimientos. Ejemplo de esto es lo que pasó el 2014 en Turquía, donde 20 mineros quedaron atrapados  en una mina de carbón en la provincia de Karaman, ubicada en la parte central del país europeo,  al producirse un derrumbe por acumulación de agua. “El derrumbe no se ha debido a ninguna explosión ni fuga de gas, el agua ha inundado la galería”, declaró el gobernador de la zona, Murat Koca, a los medios de comunicación.
     
    2Los cambios en los acuíferos locales por acción directa de la minería son muy notorios. Se producen variaciones de los niveles freáticos y alteraciones localizadas en el caudal de los manantiales. El drenaje de socavones en yacimientos minerales con abundantes sulfuros y rocas de naturaleza ácida puede causar la generación de agua con abundante contenido de sulfatos y oxido. A fin de preservar la calidad del agua subterránea, las empresas están reutilizando ese líquido empleado durante el proceso minero-metalúrgico de modo que la disposición o vertido de efluentes cumplan con los estándares de calidad impuestos por los organismos nacionales e internacionales. 
     
    Como ejemplo podemos mencionar lo que se realiza en la mina Condestable (Región Lima), proyecto que no registra vertimientos y reutiliza el agua subterránea desde pozos tubulares para sus operaciones, teniendo un sistema de recuperación del agua de los relaves, los cuales , previo tratamiento mediante sedimentadores, regresan a la planta y así logra evitar que se viertan al ambiente. 
     
    Por último, tal como se está haciendo en minas modernas como Antamina, Cerro Verde y Yanacocha, entre otras, para evitar la contaminación del agua subterránea desde el inicio de la actividad se deben implementar acciones preventivas como la impermeabilización de los suelos, construcción de canales de derivación de agua de lluvia, encapsulamiento y revegetación.
     
    Por: Paisminero.co / Cp - Camara Minera del Perú
     
  • La minería bien hecha no es un mito

    Mineria RespEn momentos en que todo lo relacionado con la minería es blanco o negro, bueno o malo, y los debates son más emotivos que técnicos, es importante reflexionar acerca de un sector que, aunque muchos lo nieguen, ha sido protagonista de la historia de Colombia. Nuestros libros de historia, pasajes de la Colonia, y hasta las reliquias que aún adornan nuestros museos, son testigo de esto.

    Hoy el protagonismo de esta actividad sigue vigente, ya que convive diariamente con comunidades —e incluso con otras actividades productivas— en departamentos como La Guajira, Córdoba, Boyacá, Cesar, Antioquia y Cundinamarca. Para muchos de estos departamentos, la minería, en sus diferentes escalas, es la principal fuente de ingresos, siendo claros los beneficios, ya que genera desarrollo y trabajo y financia proyectos para la región.

    Adicionalmente, buena parte de los proyectos mineros que se encuentran en esos departamentos cumplen las normas técnicas y de seguridad, manejan eficientemente los impactos en el ambiente, pagan sus obligaciones económicas, garantizan la seguridad social y el trabajo responsable con las comunidades del entorno donde se desarrollan. Esa es la minería que queremos para el país.

    Hoy por hoy, la minería representa en promedio el 2 % del PIB de nuestro país, genera 350.000 empleos directos, otros 900.000 indirectos y en los últimos años ha contribuido con regalías cercanas a los $10 billones.

    Desde el 2010, el Gobierno Nacional ha generado los lineamientos para tener un sector minero organizado, incluyente, competitivo y legítimo. Empezó por la reestructuración de la institucionalidad minera y ambiental, fortaleciéndola y modernizándola. Se determinó que la minería debía clasificarse para darle y exigirle a cada uno de los tipos de proyectos según su escala. Y finalmente se construyó la política pública que se concentró en seis pilares para darle una hoja de ruta de mediano y largo plazo al sector y a cada tamaño de minería, incluyendo la de subsistencia, otra de las realidades de la industria en nuestro país.

    Está claro que tenemos una tarea inmensa por cumplir y debemos velar desde las instituciones de Gobierno para que todos los proyectos mineros que se realicen en nuestro país lo hagan respetando el medioambiente, las comunidades y las autoridades locales, y cumpliendo con toda la normatividad, como lo podemos ver en ejemplos de gran minería en Santa Rosa de Osos y de pequeña minería en Iquira. Este sector merece ser visto con otros ojos que reconozcan que la minería bien hecha sí puede ser una realidad.

    Por: María Isabel Ulloa – Viceministra de Minas.

    Fuente: Elespectador.com

  • La Minería En Colombia Está En El Limbo, Según Expertos

     

    Mineral Manos1Según expertos, Colombia está en un limbo jurídico frente a la administración de los recursos del subsuelo y eso crea inestabilidad que aleja minería responsable en el país, señalaron expertos en minería

    Para el experto en minería y docente de la facultad de minas de la Universidad Nacional, Jorge Martín Molina, que existan el artículo 332 de la Constitución y la ley 136 de 1994, dos conceptos encontrados sobre la decisión y administración del subsuelo, crea en el país inestabilidad jurídica para las empresas mineras que podrían traer a las regiones procesos de extracción más seguros y limpios.

    Mientras los municipios avanzan en consultas o acuerdos, la nación piensa en demandarlos. Por eso, hay un limbo jurídico. Mientras la ley no esté clara, nadie invertiría en la exploración y explotación minera”, dijo.

    Para el profesor Molina, otro riesgo es el desempleo en proyectos mineros ya en funcionamiento que sean betados y la llegada de grupos al margen de la ley que exploten desde la ilegalidad. 

    Por esta razón, el experto insistió en la necesidad de una ley orgánica, que reglamente de forma clara, la administración del subsuelo y que de garantía no solo a los inversionistas, sino a los habitantes de los territorios ricos en minerales.

     

    Fuente: Bluradio.com

     

  • La producción de litio alcanza máximos históricos en medio del crecimiento de la demanda

    Ltio4Según la información de Cochilco, se llegó a 78 mil toneladas del mineral.
     
    Cifras históricas fueron las que se vieron respecto de la producción de litio durante 2016. Según la información de Cochilco, se llegó a 78 mil toneladas del mineral, elevando el indicador en 39% respecto a 2015, cuando fueron 56 mil toneladas.
     
    Las proyecciones para el mineral son aún más positivas para los próximos años. Para Daniela Desormeaux, gerenta general de SignumBOX, este mercado tiene perspectivas “muy positivas principalmente por el uso de litio en baterías, y en particular con lo que tiene que ver con la electrificación del transporte”.
     
    A esto se suman los nuevos desarrollos en los que se trabaja, entre ellos los sistemas de almacenamiento de energía para sistemas de ERNC, lo que haría crecer aún más la demanda, que según Desormeaux tendrá una expansión anual de 14%, que representa un aumento de 20 mil toneladas.
     
    Para enfrentar esta alza, la especialista explica que Chile está bien preparado para absorber la demanda y que “se está haciendo lo correcto en esta materia”.
     
    En ese sentido apunta a que medidas como el aumento de la capacidad productiva de Albemarle y el proceso que impulsó Codelco para encontrar un aliado para explotar los salares de Maricunga y Pedernales resultan clave. “Lo de Codelco es una importante señal para el mercado, porque Maricunga es el segundo salar más importantes después de Atacama”, comentó.
     
    SQM se expande en Australia
     
    En el marco del interés de las empresas con hacerse con una mayor participación en el mercado mundial del litio, ayer SQM anunció que adquirirá el 50% de los derechos del proyecto de litio Mt Holland, ubicado en Australia.
     
    La compañía compró ese porcentaje a la firma Kidman a través de una filial y la operación se valoró en US$ 30 millones. La minera no metálica señaló que contribuirá con US$ 80 millones al financiamiento de parte del proyecto, por lo mismo, entregará un préstamo convertible en acciones estimado en US$ 21,5 millones a Kidman con el fin de que el desarrollo de la mina de litio avance mientras se cumplen las condiciones para el joint venture.
     
    Según lo señalado por la empresa, el objetivo inicial de la producción considera 40 mil toneladas de carbonato de litio por año a partir de 2021, y las partes se pusieron como fecha límite para cerrar el acuerdo el 30 de septiembre próximo.
     
    Fuente: Diario Financiero
  • Las 10 recomendaciones para las mineras en tiempos de crisis

    Carbon AfricaEn el reporte sobre tendencias de minería presentado por Deloitte, explica los principales retos que las compañías mineras en el mundo enfrentan este año, para emerger con éxito del ciclo negativo de la industria.

    Actualmente las compañías mineras operan en geografías complejas, y Colombia no es la excepción. Tanto en el país como en el resto del mundo hay que cumplir con las exigencias regulatorias y normativas y al mismo tiempo adaptarse a las condiciones cambiantes del mercado, adoptando la innovación para poder producir más a un menor costo, independiente de si se está en un mercado declinante o en recuperación.

    Sin embargo, el nuevo escenario de recuperación de la industria minera da paso a nuevos desafíos para las compañías del sector, que tendrán que INVERTIR en nuevos sistemas de información o nuevas tecnologías capaces de generar mayor agilidad y descubrir tendencias inesperadas.

    Las compañías mineras continúan lidiando con un mercado plagado de desafíos, afrontando la volatilidad de precios, la agitación geopolítica, los aumentos en costos, menor grados de calidad y la carencia generalizada de fuentes de FINANCIAMIENTO.

    Colombia, no es la excepción, teniendo en cuenta que se estima una disminución en la INVERSIÓN, que pasó del 60 % al 40 %.

    Para contar con un futuro realmente viable, las mineras  deberán adaptarse y lograr un delicado equilibrio entre las expectativas a corto plazo de los INVERSIONISTAS y sus propios imperativos empresariales de largo plazo.

    Esta es la principal conclusión de la séptima edición del reporte titulado “Tendencias  2015: Los 10 principales desafíos que enfrentaran las compañías mineras durante el próximo año”, divulgado por Deloitte.

    La nueva versión de este reporte sobre la industria minera a nivel mundial, señala que la mayoría de compañías del sector están superando el gran desafío de la volatilidad por medio del fortalecimiento de sus prácticas de reducción de costos y asignación de capital.

    Si bien estos pasos iniciales son adecuados, para lograr un crecimiento a largo plazo, las compañías necesitan agilidad para moverse en direcciones no anticipadas.

    Esto exige una planeación de escenarios más cuidadosa, análisis de datos más sofisticados y una administración de riesgos más inteligente.

    El estudio también refleja que el sector está volviendo a ser favorecido por los INVERSIONISTAS, con evaluaciones de la industria, capitalizaciones mineras y retornos totales que muestran señales de recuperación.

    El panorama de múltiples materias primas también está mejorando, incluyendo el níquel, el aluminio, el zinc y el plomo.


    LAS 10 SOLUCIONES

    1. Volver a lo básico: la búsqueda de la excelencia operacional.

    La fuerte caída  de la productividad  de la industria minera, obligó a las compañías a poner en práctica importantes estrategias de reducción de costos.

    Ahora, están volcando su atención en obtener mayor productividad de sus organizaciones mediante un enfoque orientado hacia la excelencia operacional.

    Para alcanzarla, las empresas deberán replantear sus procesos operacionales tradicionales y asumir un enfoque en costos que se ajuste a su cultura organizacional.

    2. La innovación es la nueva clave para sobrevivir: el futuro dependerá no solo del control de costos. Las compañías mineras deberán dejar atrás sus tendencias tradicionalmente conservadoras e incorporar la innovación a su ADN corporativo.

    Así mismo, pensar en grande, realizando pruebas de alcance reducido y luego llevándolas rápidamente a una escala empresarial; sacar provecho de las tecnologías emergentes; convertirse en parte de un ecosistema de innovación; y, prepararse adecuadamente para asimilar las nuevas realidades operacionales.

    3. El nuevo paradigma de energía: la reducción de los costos energéticos asociados a los proyectos. Las empresas mineras deberán contemplar la adopción de nuevos enfoques energéticos, incluyendo la utilización de combustibles fósiles no convencionales, con el fin de cautivar a todos los involucrados en el desarrollo de capacidades de energía renovables.

    4. Reducción en la cartera de proyectos: el delicado equilibrio entre la oferta y la demanda.

    Para evitar el riesgo de caídas futuras en los niveles globales de la demanda, las compañías mineras deberán encontrar un mejor balance entre la satisfacción de las expectativas a corto plazo de los INVERSIONISTAS y analistas y el sostenimiento de sus propios catálogos de proyectos.

    5. El gran acto de desaparición del FINANCIAMIENTO: la carencia de recursos repercute en todo el mercado.

    Aunque las soluciones al problema del desfinanciamiento son limitadas, las empresas de menor envergadura podrán eludir el desastre si logran atraer inversionistas extranjeros, conjugar sus recursos, explorar diferentes alternativas de financiamiento y posicionarse para asimilar el flujo de CAPITALES DE INVERSIÓN.

    6. Supervivencia de las empresas junior: navegación en aguas turbulentas.

    Para sacar provecho de los cambios observados en los patrones de propiedad corporativa, las pequeñas empresas del sector minero deberán poner en orden sus activos y considerar alternativas que abarquen desde asociaciones corporativas y de riesgo compartido, hasta su propia venta o consolidación.

    7. En busca de nuevas habilidades y conocimientos: las cambiantes realidades de la industria demandan una nueva generación de talentos.

    Para atraer nuevas habilidades al sector, las compañías mineras deberán dar cabida plena a la diversidad, explorar nuevos sistemas de gestión de talentos, mejorar sus operaciones de reclutamiento de talentos apetecidos, e INVERTIR en una capacitación más especializada.

    8. Sobrellevar la incertidumbre geopolítica: de la planeación intuitiva a la asimilación de lo incierto.

    Las estrategias de respuesta a las incertidumbres geopolíticas contemplan el cabildeo en procura de políticas más claras, el aprovechamiento de las asociaciones mineras como medio para influir en las legislaciones gubernamentales, el incremento en la inteligencia de la gestión de riesgos y la planeación orientada hacia múltiples escenarios posibles.

    9. Elevar las apuestas en torno al compromiso de los grupos de interés: las compañías luchan por equiparar intereses encontrados.

    Las empresas mineras deberán promover el desarrollo de plataformas de mutua favorabilidad; comunicarse de nuevas maneras; sacar provecho del poder de los medios sociales; trabajar con sociedades mineras en la negociación de términos con las comunidades locales; mejorar sus prácticas de auspicio corporativo; y, consultar el cierre de operaciones mineras con las comunidades afectadas.

    10. Relaciones con el gobierno: la búsqueda de nuevas formas de comunicación y colaboración – Las estrategias para contrarrestar las incertidumbres regulatorias deberán contemplar el fortalecimiento de las relaciones con los gobiernos; la toma de una vocería más dinámica, tanto a nivel de las asociaciones de la industria como de los medios sociales; la medición del impacto social generado; la participación activa en la definición de una agenda política pertinente; y, el más efectivo aprovechamiento de las tecnologías móviles disponibles.

    PANORAMA LOCAL

    La industria minera en Colombia no está exenta de los desafíos anteriormente planteados.

    Aunque buena parte  de su producción minera se concentra en regiones con una ubicación geográfica privilegiada, gracias a su cercanía a los puertos, a lo que se suma que la demanda no ha experimentado una disminución significativa, la desaceleración de la economía mundial y los precios bajos también han afectado el desarrollo de ésta, disminuyendo su rentabilidad, crecimiento y participación en el producto interno bruto.

    A continuación se presentan algunos de los aspectos más significativos a tener en cuenta a efectos de implementar medidas para que la industria tenga unas mejores perspectivas a futuro:

    -Escasez de fuentes de FINANCIACIÓN: especialmente para las Junior, jugadores determinantes en materia de exploración en el  país, y en la  identificación  y explotación de potenciales áreas que permitan incrementar la producción de la  minería. Es importante explotar, pero también se debe invertir en exploración para garantizar la sostenibilidad de la industria en el país.

     -Medio ambiente y  carga impositiva: el aspecto ambiental y la carga impositiva también está marcando la agenda de la industria, en la medida en que las legislaciones son cada vez más exigentes. En este aspecto Colombia tiene el gran reto de optimizar el tiempo de respuesta a las solicitudes de licencias por parte de los jugadores, los cuales ven frenados sus proyectos ante los trámites y los requerimientos regulatorios, y encontrar fórmulas que permitan mejorar la competitividad del país en materia impositiva.

    -Relación con las comunidades: es preciso mejorar la efectividad en el gasto y en la INVERSIÓNen las comunidades en donde se concentra la actividad minera, para que estas puedan obtener y percibir un mayor beneficio de las regalías y demás recursos que genera la minería.

    -Minería ilegal: continúa afectando la percepción de las comunidades frente a la industria, debido entre otros aspectos, al manejo irresponsable de la operación y del cuidado medio ambiente.

    Frente a este contexto, Julio Berrocal, socio de Deloitte y líder de la Industria de Minería en Colombia, considera que para mitigar el complejo entorno del sector, es necesario que mejore la comunicación entre operadores, Gobierno y comunidad de manera que se puedan encontrar  nuevas formas de trabajar como aliados para lograr sostenibilidad.

    “Es necesario que  tanto Gobierno como las agremiaciones y los empresarios, trabajen alrededor de una agenda que permita garantizar la sostenibilidad de la industria y la promoción consistente de la INVERSIÓN, con una clara visión y comunicación del impacto social positivo de la actividad minera.”

    En resumen, el mensaje es apurarse yendo más despacio, pues un ciclo negativo  como el que experimenta Colombia en este momento, exige un pensamiento de largo plazo.

    Las condiciones cambiantes en el corto plazo hacen que las compañías estén buscando reaccionar rápidamente a las mismas.

    Sin embargo, también  es vital la toma de decisiones prudentes, con información más depurada y de mayor calidad, y las evaluaciones detalladas para identificar y entender los patrones ocultos de los problemas, las interdependencias y los múltiples resultados posibles.



    Fuente: Portafolio.co

  • Las claves de la nueva estrategia contra la minería criminal

    Mineria Ile1Con proyecto de ley, este delito se equipararía con lavado de activos o instigación al terrorismo
     
     
    La minería criminal, una actividad ilícita con capacidad de mover alrededor de 7 billones de pesos anuales, es ahora un objetivo de alto valor para la Fuerza Pública y será combatida a través de una estrategia integral que presentó este jueves el presidente Juan Manuel Santos.
     
    El objetivo principal es atacar a las grandes mafias que se han apoderado de este negocio ilegal –entre ellas grupos armados como Farc, Eln, y bandas criminales–, que con esta actividad afectan a por lo menos 233 municipios del país.
     
    Esta nueva estrategia, en la que se viene trabajando desde hace varios meses, tendrá dos componentes legales, con los que se busca darle dientes al Estado para atacar frontalmente un negocio que, debido a sus multimillonarias ganancias, está desplazando al narcotráfico entre los ilícitos más rentables en Colombia.
     
    Uno de esos componentes será un proyecto de ley que se pondrá a consideración del Congreso con mensaje de urgencia (para darle celeridad a su trámite), el cual, entre otras cosas, clarificará los delitos minero-ambientales y equiparará varios de ellos al lavado de activos o la instigación al terrorismo.
     
    Esto implicará que quienes sean hallados responsables de alguna de esas conductas podrían pagar hasta 20 años de cárcel. La intención es castigar a todos los que participen en la cadena ilícita, no solo al que explote el mineral, sino también al que se beneficie, al que lo transforme, almacene, transporte o comercialice.
     
    “Esta tiene que ser una guerra que se libre por parte de todo el Estado si queremos triunfar, porque las consecuencias de esta minería criminal son difíciles de calcular”, aseguró Santos desde Puerto Asís (Putumayo), donde presentó el balance de gestión de todo el sector de defensa. (Lea: El 'dossier' de los crímenes ecológicos de la guerrilla)
     
    En esta iniciativa legislativa también se incluirá un capítulo para darle nuevas facultades a la Fuerza Pública. La Policía podrá –de aprobarse el proyecto– suspender actividades mineras, potestad que hoy recae en las administraciones locales, y decomisar productos como el oro cuando no se pueda justificar su procedencia.
     
    El proyecto, además, busca que la Unidad de Investigación y Análisis Financiero (Uiaf) entre a fortalecer el control sobre la comercialización nacional e internacional de minerales, lo que potenciará el control sobre los capitales que produce esta actividad.
     
    Otro aspecto importante de esta iniciativa es que las que se conocen como “plantas de beneficio” deberán estar inscritas en el Registro Único de Comercializadores de Minerales y, sobre todo, cumplir con todos los requisitos allí se les exigen.
     
    “Tenemos que vencer este enemigo, que está causando mucho daño y que se ha convertido en un objetivo de alto valor”, enfatizó el Jefe de Estado en Puerto Asís.
     
    En esta nueva estrategia contra la minería criminal habrá un decreto, que en poco tiempo hará público la Casa de Nariño, con el cual se busca hacer algunos ajustes institucionales para fortalecer esta lucha.
     
    La intención es que la Policía y el Ejército tengan una dirección, comandada por un general, dedicada exclusivamente a combatir la minería criminal. (Además: 'Lejos de Dios, del diablo y del Estado')
     
    Con este componente, además, se busca fortalecer la capacidad de la Fuerza Pública, en especial la de la Policía Judicial, para realizar actividades claves como la destrucción de maquinaria usada esta actividad ilegal.
     
    De hecho, ya se han producido resultados como la realización de 1.118 operaciones, que han desembocado en la intervención de 3.555 minas y la captura de 8.202 personas. La intención es potenciar estos resultados en todo el país.
     
    “Cuando comparamos lo que produce la minería criminal a base de oro, es mucho mayor que lo que produce el narcotráfico”, precisó Santos.
     
    La nueva estrategia también incluirá un fortalecimiento de los planes de formalización de los pequeños mineros que, por diferentes circunstancias, se encuentran en la ilegalidad. (Lea: La minería ilegal arrasa con la cuna de las tortugas gigantes)
     
    Lo que se busca, entre otras cosas, es fortalecer las alianzas entre las comunidades mineras y el sector privado y, además, capacitar a quienes no cumplan todos los requisitos para su formalización con el fin de que puedan encontrar empleo en otros sectores.
     
    Santos, con todo esto, quiere acabar de raíz con un negocio ilícito que, como ayer lo advirtió, “está acabando con nuestro medioambiente y con nuestra biodiversidad”.
     
    Las tres caras de la extracción
     
    1. Extracción ilícita de minerales
     
    Legalmente, este es el delito que cometen todas las personas que hacen minería sin cumplir con los requisitos de ley, como poseer un título minero vigente, pagar impuestos y tener los permisos ambientales al día.
     
    2. Minería criminal
     
    s el término que ha utilizado el Gobierno Nacional para definir aquella actividad que es financiada por grupos al margen de la ley y que les aporta recursos. Incluye, por ejemplo, aquellas minas que pagan ‘vacunas’ a ‘bacrim’.
     
    3. Minería artesanal
     
    Al igual que el de ‘minería criminal’, este término no está en una norma específica. Se refiere a aquellas explotaciones que hacen algunas comunidades manualmente, sin maquinaria pesada, como actividad de subsistencia.
     
    Ya han arrasado con 17.000 hectáreas de bosque: ONU
     
    En al menos 12 departamentos, la Dirección de Carabineros y Seguridad Rural de la Policía ha encontrado el rastro de la minería criminal, que es controlada por las Farc, el Eln y el ‘clan Úsuga’.
     
    La Oficina contra las Drogas y el Delito de la ONU (Unodc) señala que este fenómeno, que tiene su mayor concentración en Antioquia, Chocó, Nariño, Valle del Cauca y Bolívar, deforestó en el 2014 en esos cinco departamentos 16.784 hectáreas de bosque primario. Es decir, unas 1.400 hectáreas cada mes.
     
    Chocó, donde la minería criminal está en zonas de reserva, tiene el 59,5 por ciento del total de la deforestación, seguido de Antioquia (con 11,3 por ciento) y Nariño (con 10,9 por ciento).
     
    Sumado a esa deforestación, la Policía –junto con las CAR y el Ministerio de Ambiente– diagnosticó que al menos 19 ríos en 5 departamentos han sufrido contaminación por las sustancias como el mercurio, que en medio del proceso para extraer el oro terminan en cuencas hídricas. Estos están en Chocó, Antioquia y Amazonas.
     
    Un estudio realizado en la comunidad Pani, sobre el río Caquetá, arrojó que sus pobladores presentan los niveles más altos de concentración de mercurio en sus cuerpos. En promedio, de acuerdo con el informe del Ministerio de
     
    Ambiente, es de 15,4 y 19,7 ppm (parte por millón), casi 20 veces superior al equilibrio calculado internacionalmente.
     
    En otro aparte, señala que los Parques Nacionales Naturales más afectados son Los Farallones, en Cali, y Puinawai, en Guainía. En el primero, se proyecta crear, por ejemplo, un puesto de policía para cerrar el paso de insumos usados para la minería criminal, como cianuro, mercurio, gasolina, ACPM, entre otros. Además, con la dirección de Parques Naturales Nacionales trabajan en planes para contrarrestar ese daño.
     
    En la nueva estrategia del Gobierno, el objetivo es que diferentes carteras unan esfuerzos para frenar la expansión de este fenómeno, que se ha convertido en fuente de financiación de los grupos armados ilegales.
     
    Además de las intervenciones e investigaciones de la Fuerza Pública, en las mesas de trabajo se ha planteado un tratamiento social, dado a que en los campamentos construidos alrededor de los puntos de la minería criminal y la ilegal confluyen delitos como la explotación sexual y trata de personas, que son obligadas a trabajos sin remuneración.
     
    Oro, más rentable que el negocio de la coca
     
    Un kilo de oro en el mercado legal vale, en promedio, 90 millones de pesos. Y un kilo de cocaína en las principales ciudades puede costar 4,5 millones de pesos.
     
    La Policía dice que esa notable diferencia en las ganancias ha impulsado que Farc, Eln y bandas hayan optado por dedicarse a la minería criminal.
     
    Además de la rentabilidad, estas organizaciones ilegales ven menos riesgosa esta acción. Esto, porque el Código Penal contempla, por ejemplo, penas entre los 2 y 8 años de cárcel por el delito de explotación ilícita de yacimiento minero.
     
    Mientras que para tráfico de estupefacientes, sin ningún agravante, fija condenas de 8 y 20 años, lo que traduce que quien incurra en este obligatoriamente irá a prisión. En tanto que en el delito de explotación ilícita de yacimiento minero, si la persona no tiene antecedentes quedará en libertad. De hecho, la Policía calcula que el 90 por ciento de los capturados por esa conducta no van a prisión.
     
    Este año, la Policía ha capturado a 1.633 personas, y desde el 2011 suman 8.300. Otra de las debilidades en la norma que son utilizadas por los grupos ilegales es que el oro incautado por vía administrativa por la Policía (sin documentos) es entregado a las alcaldías locales, que después, en procedimientos oficiales, terminan por devolverlo luego de que se presenta la documentación exigida. Pero, según los investigadores, no hay claridad si los documentos son auténticos. Así, las autoridades trabajan en procedimientos de incautación dentro de procesos penales (y no administrativos).
     
    Esta semana, en el aeropuerto Olaya Hererra, de Medellín, la Policía incautó 64,5 kilos de oro que iban a ser trasportados por vía aérea a Bogotá.
     
    Fuente: Eltiempo.com
     
  • Las mineras recortan costos, pero a los inversionistas les preocupa el futuro

    BHP Billiton NewmanSÍDNEY—Durante algunos años, la gran pregunta para la minería ha sido cómo reducir costos y, al mismo tiempo, ser más eficiente.
     
    Sin embargo, mientras las empresas de mayor envergadura siguen abocadas a apretarse el cinturón —principalmente en respuesta a una aguda caída de los precios de las materias primas— sus accionistas impacientes están haciendo una pregunta diferente: ¿Qué sigue?
     
    Ahora que la mayor parte de los recortes han finalizado, los inversionistas están ejerciendo mayor presión sobre empresas como BHP Billiton Ltd. y Rio Tinto PLC para que miren más allá de la recesión y se concentren en encontrar nuevas fuentes de crecimiento.
     
    “Lo último que uno quiere ver es una burbuja de aire en el plan de desarrollo y luego, cuando se produzca una recuperación, que no estén listos para beneficiarse de ella”, dice Ric Ronge, gestor de activos de la firma de valores Pengana Capital, de Melbourne. Su posición refleja el aumento del nerviosismo de algunos inversionistas.
     
    Desde que un auge de una década de los commodities frenó en seco hace cerca de cuatro años, las mineras han estado ocupadas recortando el gasto en proyectos y exploraciones. Las principales empresas diversificadas, incluyendo Glencore PLC y Anglo American PLC, han reducido a más de la mitad sus presupuestos de gastos de capital frente a los niveles máximos de comienzos de la década, de cara a un desplome de 70% en los precios del mineral de hierro frente a su nivel récord de 2001. Los precios del carbón han caído en hasta 80%.
     
    Algunos accionistas consideran que esta posición defensiva puede costar caro en términos de oportunidades perdidas. Dado que las minas nuevas llevan años en planearse y construirse antes de que empiecen a generar efectivo, muchos inversionistas están ansiosos de que las empresas de recursos naturales delineen estrategias que les sirvan más allá del bajón actual, temiendo que la falta de acción las pueda privar de ganancias futuras.
     
    “No puede olvidar el hecho de que estas son compañías de capital intensivo y que el momento de invertir es ahora”, dice Ronge, el gestor de fondos de Pengana.
     
    George Boubouras, director de inversión de Contango Asset Management, quien durante el último año ha reducido la ponderación del sector en su portafolio, está preocupado por lo que considera una ausencia de margen para un crecimiento sustancial de las ganancias.
     
    Un vistazo al conjunto de proyectos en carpeta de BHP resalta la magnitud del desafío. La minera apenas tiene cuatro proyectos en desarrollo, todos a medio terminar o casi listos. Durante la misma época hace dos años, la empresa tenía 18 proyectos, como minas e infraestructura de puertos, en construcción. La mayoría de ellos ya están finalizados.
     
    Una posible estrategia para recuperar el entusiasmo de los inversionistas es comprar las minas de competidores, lo que aumenta el inventario de materias primas para usar cuando el actual suministro de commodities, incluyendo crudo y cobre, se reduzca.
     
    El problema es que algunas empresas de recursos son renuentes a llevarse la mano al bolsillo luego de las altas rebajas contables que tuvieron que asumir sobre los activos que compraron durante el auge. Las grandes mineras han acumulado US$85.000 millones en cargos por depreciación de activos durante los últimos siete años, o casi 90% del valor de todas las fusiones y adquisiciones que realizaron en ese período, según Citigroup Inc.
    Las grandes fluctuaciones en los precios y una diversidad en las previsiones de demanda de materias primas dificultan aún más para las empresas mineras determinar si la compra de proyectos terminados equivaldría a una buena inversión. Algunos grandes productores de petróleo como, Royal Dutch Shell PLC y Woodside Petroleum Ltd., han sido más audaces en la búsqueda de adquisiciones durante el mal momento de los recursos naturales.
     
    BHP, la mayor minera del mundo por valor de mercado, dice que su estrategia de esperar es apropiada para la época actual. La empresa argumenta que tiene muchas opciones para expandirse cuando sea el momento indicado, en lugar de hacerlo ahora, cuando el mundo está lleno de minerales y puede que permanezca así durante años.
     
    “Seguimos enfocados en el valor y sólo aprobaremos proyectos cuando sea el momento adecuado”, señaló en agosto el presidente ejecutivo de BHP, Andrew Mackenzie. La minera reportó este mes una caída de 86% en su ganancia anual. “Es importante destacar que no requerimos el mismo nivel de inversión para crecer como en el pasado”, señaló, refiriéndose a una fuerza laboral más productiva y a una mejor tecnología que facilita y abarata la extracción de las materias primas.
     
    Rio Tinto dice que tiene proyectos en cartera, pero reconoce que enfrenta varios retos, incluyendo Simandou, su proyecto de mineral de hierro en Guinea, cuyos estudios se retrasaron debido al brote de ébola, y Resolution, su iniciativa de cobre en Arizona, que ha advertido podría tomar hasta ocho años en desarrollar debido a protestas de una tribu local.
     
    También es arriesgado apostar por nuevas minas cuando la demanda de China, principal comprador mundial de las materias primas más importantes, es más difícil de predecir que en cualquier momento en los últimos años. Una serie de cifras económicas débiles recientemente ha planteado dudas sobre la capacidad del país de alcanzar una meta de crecimiento anual de alrededor de 7%.
     
    Los inversionistas se ponen cada vez más nerviosos. Eso no es sorprendente, dado que en los últimos tres años el valor de mercado combinado de BHP, Rio Tinto, Glencore y Anglo-American se ha desplomado en aproximadamente la mitad, o US$230.000 millones, según Heath Jansen, analista de Citigroup.
     
    “El sector minero está de rodillas y los precios de las acciones siguen bajo presión, lo que está dejando a los principales ejecutivos en una leve crisis, ya que los recortes realizados en los costos operativos y gastos de capital no se han traspasado a los precios de las acciones”, manifiesta.
     
    Algunas de las grandes mineras esperan que las generosas políticas de dividendos ayuden a preservar la fidelidad a los accionistas durante este difícil periodo. Por ejemplo, BHP ha prometido mantener o elevar su pago a los inversionistas cada año de forma indefinida, a pesar del bajón en los precios de las materias primas. También hizo énfasis en que va a aumentar la producción en hasta 5% cada año por el resto de la década, a partir de 2016.
     
    Ese sería un avance modesto, pero significativo.
     
    Por RHIANNON HOYLE
     
     
    Fuente: WSJournal.com
     
     
  • Las mineras se inspiran en las plantas de autos

    Minerales ProducPERTH, Australia—Las mineras globales han explorado desiertos, montañas y selvas en busca de recursos para incrementar sus ganancias. Recientemente, la búsqueda las ha llevado a un escenario distinto: las fábricas.
     
    Las líneas de producción de autos y maquinaria que separa arroz podrían ayudar a empresas como Rio Tinto RIO.LN +0.28%  PLC y BHP Billiton Ltd. BLT.LN +0.20%  a obtener mayores ganancias. Luego de pasar una década invirtiendo miles de millones de dólares en adquisiciones y nuevos proyectos, las mineras están ahora adoptando la estrategia opuesta: ahorrar efectivo mientras esperan una recuperación de los precios de los commodities.
     
    Las colinas que rodean a Kennecott, en el estado de Utah, Estados Unidos, albergan una de las minas de cobre más grandes del mundo. Desde hace poco, Kennecott también cuenta con una máquina del tamaño de cuatro autobuses de dos pisos con la que Rio Tinto espera reducir la cantidad de rocas que se deben triturar para hallar cobre.
     
    El equipo es suministrado por el procesador de alimentos Tomra Systems AS TOM.OS -0.46%  A, que usa tecnología que desarrolló para separar con cuidado toda clase de artículos, desde granos de arroz a vieiras.
     
    "Lo que hicieron hace 30 años los de la industria de alimentos lo veo (aplicándolo) con éxito en el sector minero", dice John McGagh, director de innovación de Rio Tinto, una de las mayores mineras de cobre del mundo por producción. "Las máquinas para clasificar el arroz pueden separar por color hasta un millón de objetos por segundo".
     
    A fines de 2011, cuando los precios de los commodities comenzaron a caer, las mineras globales respondieron cerrando minas, vendiendo activos y despidiendo personal. El año pasado, Rio Tinto anunció o completó ventas de minas por un total de US$3.500 millones y está usando el dinero obtenido para pagar deudas.
     
    Luego de la implementación de los recortes, las empresas miran más allá en busca de tecnologías e ideas, como en los sectores militar, aeroespacial y automotor.
     
     
    En el caso de Lucas Dow, presidente de BMA, una alianza de la industria del carbón en Australia liderada por BHP Billiton BHP.AU -0.82%  y Mitsubishi Corp. 8058.TO +0.18%  , este cambio lo llevó a una planta de Toyota Motor Corp. 7203.TO -0.07%  en las afueras de Nagoya, Japón. El mineral de hierro es vital para producir acero, una materia prima clave para los autos de Toyota, pero Dow estaba allí con otro propósito: encontrar formas de mejorar la eficiencia de minas a miles de kilómetros de distancia.

    "Sin duda estamos buscando fuera de nuestra propia industria, y descaradamente robamos e implementamos ideas donde es posible", dice Dow, cuya oficina se encuentra en Brisbane, Australia.
     
    El ejecutivo afirma que está adoptando muchas ideas de Toyota, que reescribió el manual sobre manufactura simple con técnicas como el sistema de inventarios justo a tiempo, diseñado para conseguir una mayor eficiencia. Dow quiere operar las minas de BMA empleando procesos sencillos y repetibles que puedan fluir sin llegar a cuellos de botella, como en una línea de ensamblaje de autos.
     
    En Goonyella Riverside, la mina más grande de BMA, que produce carbón para fabricar acero, un empleado sugirió hace poco fijar varios puntos de reabastecimiento alrededor de la mina de más de 20 kilómetros para abastecer combustible a los camiones, que transportan unas 300 toneladas de materias primas a la vez. Ese cambio se produjo después de que Dow elogió la comunicación abierta entre los trabajadores y la gerencia en Toyota y le pidió al personal que aportara sus ideas al final de cada turno.
     
    BMA también ha conversado con Komatsu Ltd. 6301.TO -1.81%  , una importante empresa japonesa de maquinaria pesada, sobre el uso de datos analíticos para que sus máquinas funcionen durante más tiempo.
     
    BHP Billiton y Rio Tinto están analizando grandes cantidades de datos para ajustar cronogramas de mantenimiento con el fin de que los motores de sus camiones de US$5 millones sean reemplazados justo a tiempo, y no como recomiendan los fabricantes. BMA está buscando tecnología que permita a los gerentes de las minas monitorear de forma remota los motores para detectar problemas, una idea que tomó prestada de Rolls-Royce Holdings RR.LN -1.90%  PLC y Boeing Co. BA -0.02%
     
    Los proveedores también se ven obligados a ser más creativos. Joe Mastrangelo, presidente ejecutivo de la división de conversión eléctrica de General Electric Co. GE +0.75%  , señala que las mineras tradicionalmente hacían pedidos de equipos con poco diálogo. "Pero lo que hemos observado en los últimos 12 meses es que hay muchas más conversaciones con los clientes, quienes preguntan: '¿Qué pueden hacer para hacerme más eficiente?'", dice Mastrangelo. "Nuestro trabajo es buscar estas soluciones en otras industrias", agrega.
     
    En su mina de Kennecott, Rio Tinto tritura rocas del tamaño de autos y las convierte en polvo fino para decidir qué conservar. El proceso es costoso, requiere mucha energía y agua, y gran parte de la roca triturada se desecha. La minera afirma que la tecnología para procesar alimentos podría ser una solución para el problema. El equipo de Tomra utiliza sensores cromáticos para clasificar el arroz en granos blancos y no blancos, y luego aplica aire presurizado para deshacerse de los no deseados. Adaptar la tecnología para clasificar rocas que contienen hierro o cobre y descartar el material inservible podría reducir los costos.
     
    Según Tomra, la tecnología podría rechazar entre 15% y 50% de la roca antes de que sea procesada por completo. También podría reducir el consumo de energía en 15% y disminuir la cantidad de agua que se usa en hasta 4.000 litros por tonelada de mineral.
     
    Hasta ahora, Rio Tinto no ha podido emplear la tecnología de Tomra a una escala lo suficientemente grande como para hacerla viable. Una máquina en la región de Pilbara, Australia, logró procesar sólo hasta 150 toneladas de mineral de hierro por hora, muy por debajo de los volúmenes de más de 1.000 toneladas que se necesitan para hacerla rentable. La minera anglo-australiana espera que las nuevas pruebas en Kennecott sean el primer paso hacia un gran avance.
     
     
    Por Rhiannon Hoyle, en Sidney, y Alex MacDonald, en Londres
     
     
    Fuente: WSJournal.com
     
  • Las mineras, una buena opción de inversión para 2016

    Economia BolsasNadie hacía presagiar a comienzos de año, cuando las materias primas no paraban de anotarse nuevos descensos, que el sector de los recursos básicos, en donde se engloban las compañías mineras, se convertiría en el mejor de Europa. En lo que va de 2016, ejercicio en el que la volatilidad se ha apoderado de los mercados, esta industria acumula una revalorización en Bolsa del 29,4%, a gran distancia del resto. Los repuntes han sido constantes en todo 2016, pero especialmente significativo ha sido el comportamiento que ha registrado el sector desde que se conociera el resultado del referéndum en Reino Unido.Desde el pasado 23 de junio la revalorización alcanza el 7,6%.

    En estos ascensos, Óscar Anaya, analista de Carax-AlphaValue, apunta a dos factores que han impulsado esta situación. En primer lugar destacan los fuertes planes de desinversión y reestructuración que muchas de ellas han acometido en los últimos meses. Por ejemplo, a finales ya de 2015 el gigante minero Anglo American anunció el despido de 85.000 trabajadores, las dos terceras partes de su plantilla, para poder hacer frente al mayor desplome del precio de las materias primas y la energía en una década. Y en segundo lugar, la posterior recuperación del precio de las materias primas después de que en febrero tocaran suelo.

    Con estas fuertes revalorizaciones ahora muchos se preguntan si continuará la tendencia alcista. Desde Carax señalan que cuesta ver más subidas en valores que en los últimos seis meses ya se han anotado un 100%, pero nada puede darse por sentado. La clave, según Anaya, está ahora en el ciclo económico. “Estas empresas, caracterizadas por su fuerte apalancamiento operativo, pueden obtener unos elevados márgenes tanto a nivel de ebitda (resultado bruto de explotación) y ebit (beneficio antes de intereses e impuestos) en los momentos alcistas del ciclo”, indica el experto. Además, para que estas empresas prolonguen su rally, el precio de las materias primas debería seguir repuntando. “Viendo la evolución de los datos en Europa, Estados Unidos y con la sombra de China de fondo, nos movemos en una línea muy delgada y las posibilidades de ver nuevos sustos en mercado siguen siendo alta”, concluye Anaya.

    Entre las compañías que integran este sector en Europa destacan nombres como el de Fresnillo, Glencore, Anglo American, Antofagasta, BHPBilliton, Río Tinto oArcelorMittal.

    Fresnillo

    La compañía minera Fresnillo acumula una revalorización próxima al 163% en lo va de año. Este ascenso ha sido especialmente significativo desde el triunfo del brexit. La caída de la libra sumada a la recuperación que han experimentado valores refugio como el oro en las últimas semanas se han dejado sentir con fuerza en la cotización de Fresnillo, que sube un 49,9% desde el pasado 23 de julio. Y es que el 50% de los ingresos de esta empresa proceden del oro.

    De cara a los próximos meses, algunas casas de análisis se muestran desconfiados con el comportamiento en Bolsa de la cotizada. Una de las firmas que cree que la compañía ya ha agotado su potencial es Citi. En su último informe los expertos de la entidad rebajan su recomendación a vender y fijan como precio objetivo las 11 libras. Entre las razones que alegaban para justificar esta decisión, los expertos apuntaban a la caída que experimentará el metal amarillo en los próximos trimestres. Según las estimaciones de Citi el oro podría caer un 21%, hasta los 1.100 dólares la onza. Similar comportamiento es el que prevé para la plata para la que baraja un retroceso del 20%.Las claves

    Evolución. En un año de fuerte inestabilidad como el que está siendo este 2016, el sector de los recursos básicos en Europa consigue desmarcarse de la tendencia bajista y se anota un ascenso del 29,4% en el año.Desde el 23 de junio, día en que se celebró el referéndum británico, los ascensos de esta industria alcanzan el 7,6%. Este buen comportamiento tiene su explicación en el repunte de las materias primas en general, y de manera más particular en la revalorización registrada por el oro, valor que ha servido de refugio para los inversores y que ha llevado a las mineras relacionadas con este metal a registrar ascensos superiores al 100%.

    Futuro. Los expertos consideran que después de estas revalorizaciones es complicado que continúen los ascensos, pero todavía no esta todo dicho. Desde Carax creen que si la economía da muestras de fortaleza, estas compañías serían de las grandes beneficiadas. Es decir, se trata de empresas caracterizadas por su elevado apalancamiento que en momentos alcistas del ciclo pueden obtener elevados márgenes tanto a nivel de ebitda como de ebit.

    Riesgos. El principal riesgo de estas compañías es la situación financiera de sus balances.La caída del precio de las materias primas en el segundo trimestre de 2015, unido a las débiles perspectivas macroeconómicas, provocaron la aparición de las primeras dudas sobre la solidez y viabilidad de muchas empresas que integran el sector, que pusieron en marcha fuertes desinversiones y ajustes de plantillas.El objetivo era evitar una rebaja de la calificación por parte de las agencias de rating.

    Entre los analistas que siguen a compañía solo el 6,7% considera que todavía puede ser un buen momento para entrar en la compañía, frente al 53,3% que aconseja mantener sus títulos en cartera y un 40% que cree que lo mejor sería vender las acciones.Respecto al precio objetivo, el consenso cree que tras los niveles alcanzados, a Fresnillo le toca ahora consolidar las subidas.

    Glencore

    Giro de 180 grados.Así podría definirse el comportamiento experimentado por Glencore desde que en septiembre de 2015 sus acciones cayeran hasta su mínimo histórico: 68,82 peniques.A partir de entonces, solo quedaba un camino, recuperar el terreno perdido, algo que fue especialmente árido en los primeros meses del año cuando las dudas sobre China y la menor demanda del gigante asiático arrastraron a las materias primas a una espiral bajista.En lo va de año los títulos de Glencore se revalorizan un 105,5%, pero si se retrocede a septiembre del pasado año, el ascenso alcanza el 171%.

     

    Óscar Anaya, de Carax, señala que si tuviera que elegir alguna compañía minera, se decantaría por Glencore, empresa la que tienen en cartera desde febrero y a la que otorgan un potencial de subida del 20% respecto a los niveles actuales. El resto de analistas consultados por Bloomberg que siguen a la compañía también se muestran optimistas con el futuro en Bolsa de la cotizada. De hecho, el 52% aconseja comprar; el 37%, mantener y solo el 11% opta por la venta.

    ArcelorMittal

    La siderúrgica se lleva la medalla de oro de la Bolsa española al acumular un ascenso del 69,6% que bate con creces el débil comportamiento del Ibex 35. Desde Citi señalan que la fortaleza del dólar podría impactar negativamente en las ganancias del grupo. Si se toma como referencia la facturación del pasado ejercicio, el 40% de las ventas procedían de Europa, lo que deja muy expuesta a la compañía al tipo de cambio euro dólar. La apreciación de un 10% de la divisa estadounidense provocaría una caída del 6% del ebitda previsto para este año. No obstante, los expertos de la entidad consideran descartan una apreciación de este estilo, de manera que genere un fuerte impacto en los resultados. Esto unido al esfuerzo de desapalancamiento de la compañía (en marzo la compañía puso en marcha una ampliación de capital para reducir su deuda) se convierten en las principales razones que ayudarían a la empresa a continuar el rally en el que está sumida desde que el 11 de febrero sus títulos tocaran mínimos históricos: los 2,03 euros.

    Anglo American

    Si ArcelorMittal es la que más sube del Ibex 35, Anglo American es la que mejor comportamiento registra del sector de recursos básicos europeos al anotarse un 179%. El pasado ejercicio fue un año complicado para la empresa, que se vio obligada a realizar un fuerte ajuste de su plantilla para reducir costes cuando las grandes mineras no atravesaban su mejor momento. La compañía centrada en diamantes, platino y cobre cerró el ejercicio con unas pérdidas de 5.624 millones de dólares. Estos resultados ya habían sido descontados por el mercado y ese año sus acciones retrocedieron un 73,5%. Como ocurre con otras mineras que cotizan en la Bolsa de Londres, aunque el ascenso de sus títulos es significativo, al convertir la inversión a euros, el retorno se ve mermado por la caída de la libra, la peor divisa en lo que va de año.

    Antofagasta

    A diferencia de las anteriores, Antofagasta está registrando un comportamiento mucho más débil que sus competidores, al limitar su ascenso al 8,25% en lo que va de año. La empresa chilena de carácter familiar cuenta como principales riesgos la fuerte dependencia que mantiene de los precios del cobre, pues más del 80% de sus ingresos están relacionados con este metal, que en el año sube un 5,5%, a la cola de los ascensos de las materias primas. El consenso de Bloomberg considera que a los niveles actuales la compañía ya ha agotado su potencial y fijan como precio objetivo los 454,35 peniques.Desde el punto de vista de las recomendaciones, el 16,7% aconseja comprar, frente al 41,7% que se decanta por mantener y vender a partes iguales.

    BHP Billiton

    La mayor minera en términos de capitalización bursátil (58.500 millones de libras, uno 70.000 millones de euros) limita su subida en lo que va de año al 31,12%. Gran parte de este ascenso lo ha registrado en las últimas semanas. En concreto, desde el brexit la compañía sube un 14,5%. Precisamente, este comportamiento más moderado es lo que la convierte en una de las opciones preferidas de Carax dentro del sector. “BHP Billiton cuenta con unos sólidos fundamentales, pero no ha conseguido seguir la senda alcista del sector debido a su mix de producción y a ciertos errores en los últimos movimientos estratégicos. Aun así, consideramos que conserva un potencial de revalorización del 22%”, afirma Anaya.

    Fuente: cincodias.com

  • Los Secretos Que Guardan Los Geólogos

    Geologo IstockAunque no parezca, esta ciencia es fundamental para el crecimiento económico de los países, e incluso para proteger la vida de los humanos de las catástrofes naturales.

    ¿Para qué sirve conocer la composición mineral de una roca? O ¿qué importancia tiene saber que en el Pacífico colombiano convergen las placas tectónicas de Nazca, Suramericana y Caribe o que en la zona andina existen extensos sistemas de fallas geológicas como las de Cauca, Romeral, del Valle Superior y Medio del Magdalena, entre otras? Algunos, si no la gran mayoría, responderán que ese tipo de datos no tienen ninguna aplicación en la vida cotidiana. Sin embargo, son importantes para fomentar el desarrollo económico de un país, estructurar proyectos de infraestructura, diseñar planes de ordenamiento territorial, e incluso para proteger la vida de los habitantes de un país.

    Precisamente esa es una de las funciones de la geología, una ciencia que estudia el origen y la transformación de la Tierra así como su estructura y los elementos que la componen, factores que, aunque no lo parezcan, afectan la vida diaria de las personas. Si no fuera por los geólogos que estudian durante meses la composición de un territorio, no se podría descubrir y explotar el petróleo o los minerales de los que están hechos los celulares. Sin contar con que gracias a los estudios geológicos también se puede saber cuáles poblaciones o asentamientos tienen más riesgo de ser devastados por un terremoto.

    Como explica Camilo Montes, profesor del Departamento de Geociencias de la Universidad de los Andes, “si un país quiere saber con cuántas riquezas naturales no renovables cuenta, necesita explorar su territorio”. Por eso en Colombia, así como en buena parte del mundo, la geología surgió de la mano de la exploración minera y de hidrocarburos. A inicios del siglo XX, el Estado colombiano creó la Comisión Científica Nacional, actual Servicio Geológico Colombiano (SGC), para explorar el subsuelo del país y encontrar minerales factibles de ser explotados. Luego, desde los años cincuenta, entidades como el Instituto Colombiano del Petróleo patrocinaron los primeros departamentos de geociencias.

    A pesar de que la geología se iba profesionalizando cada vez más y de que una parte de los geólogos se enrolaban en las empresas mineras y petroleras del país, esta ciencia no tuvo un gran florecimiento como en Brasil, México y Chile. A los limitados recursos destinados a la investigación geológica y a la falta de preocupación del Estado por fomentar el conocimiento del territorio se sumó el aumento de la inseguridad en las zonas rurales y apartadas del país por el conflicto armado. Según Jorge Julián Restrepo, geólogo de la Facultad de Minas de la Universidad Nacional, sede Medellín, “internase en el territorio colombiano no era fácil por la presencia de los actores armados”.

    La situación comenzó a cambiar en la década de 2000, cuando hubo de nuevo un boom minero y petrolero, parte de la seguridad mejoró en el país y el Estado colombiano entendió que era fundamental fortalecer instituciones como el SGC. La gran mayoría de los geólogos consultados, unos más optimistas que otros, consideran que desde ese momento esta ciencia ha progresado en Colombia. “No hemos alcanzado los niveles de Brasil, pero podemos decir que estamos muy bien comparados con otros países de la región”, señala Alberto Ochoa Yarza, director técnico de Geociencias Básicas del SGC.

    La geología ha avanzado en el país, como quedó demostrado en 2007 con la elaboración de uno de los mejores mapas geológicos de la región, actualizado en 2015. “Luego de reunir toda la información histórica de investigaciones geológicas y de diseñar una metodología logramos construir un mapa, con el que podemos determinar de manera más exacta cómo está formado el país y qué zonas son de alto riesgo para la población, entre otras cosas”, explica Jorge Gómez Tapias, secretario general para Suramérica de la Comisión del Mapa Geológico Mundial. Fue tan buena esta labor, que el SGC quedó encargado, junto con Brasil, de coordinar la elaboración del mapa geológico de América del Sur.

    A pesar de las vacas flacas por las que pasa la nación, los geólogos le apuestan a que la resolución del conflicto colombiano permita explorar zonas como La Macarena, que por cuestiones de orden público eran inaccesibles y así mejorar aún más el conocimiento geológico del país

    Fuente: Semana.com

  • Lucha frontal contra la minería ilegal

    Mineria Ileg 2Decomisan maquinaria en operativos contra delitos ambientales en el sur del Huila. La incautación de la maquinaria pesada se registró en el sector de la vereda El Diamante, del municipio de Isnos, y en la vereda Montañitas, de la localidad de Timaná.
     
    Durante dos operativos realizados esta semana, por funcionarios la Dirección Territorial Sur de la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena, CAM, y tropas del Batallón de Infantería número  27 Magdalena, dejaron como resultado la incautación de maquinaria pesada y la suspensión inmediata de actividades de minería de cantera.
     
    Los hechos se registraron en el sector de la vereda El Diamante, en el municipio de Isnos, y en la vereda Montañitas, en Timaná.
     
    A lo largo del 2016, la Red de Control y Seguimiento Ambiental de la CAM, ReCAM, de la mano con el Ejército y la Policía, ha realizado más de 25 operativos por minería ilegal en el departamento del Huila, permitiendo frenar esta actividad que no cuenta con los permisos ambientales que garanticen el aprovechamiento sostenible en la región.
     
    En Isnos
     
    El primer caso se presentó por la explotación y extracción de materiales mineros de cantera sin los permisos respectivos, a manos del Consorcio E.I. Huila, encargado del "mejoramiento, gestión social, predial y ambiental del circuito turístico del sur del departamento del Huila, sector Obando - Cruce a Isnos, e Isnos - Bordones".
     
    El operativo fue realizado tras una denuncia hecha por un ciudadano ante el Batallón Magdalena. En campo, los profesionales de la Red de Control y Seguimiento Ambiental de la CAM evidenciaron varias afectaciones ambientales a la zona de protección del río Mazamorras.
     
    Adicionalmente, el área intervenida presentó alto riesgo de desprendimiento de taludes debido a la inadecuada técnica de explotación. En el momento del operativo, se encontró una excavadora de orugas y una volqueta realizando actividades de minería en el frente activo de explotación. El material era usado en la adecuación de la vía.
     
    "Hemos tomado la decisión de iniciar una medida preventiva de suspensión inmediata de toda actividad minera de cantera sobre la zona del río Mazamorra, en la vereda El Diamante en el municipio de Isnos, hasta tanto no se tramite y se obtengan los permisos emitidos por la autoridad ambiental", señaló Genaro Lozada Mendieta, director de la Territorial Sur de la CAM.
     
    Los vehículos decomisados quedaron a disposición de la autoridad ambiental del Huila. Así mismo, el área jurídica adelanta el proceso sancionatorio en contra del consorcio por el delito ambiental evidenciado en la zona.
     
    Por su parte, la Unidad Contra Delitos Ambientales de la Fiscalía del Municipio de Isnos avanza en la audiencia de legalización de capturas e imputación de cargos de dos personas involucradas en dicha actividad ilegal.
     
    Apertura de vía ilegal en Timaná
     
    Así mismo, la autoridad ambiental con el apoyo al Batallón Magdalena realizaron la incautación de una excavadora de orugas que realizaba la apertura de una vía ilegal en la vereda Montañita en el municipio de Timaná, donde se evidenció una grave afectación ambiental a un afluente directo de la quebrada El Tigre, fuente abastecedora de cuatro acueductos de la zona.
     
    Adicionalmente, el personal técnico de la CAM encontró varias afectaciones como erosión al suelo, inestabilidad de taludes por manejo antitécnico, degradación paisajística y afectación directa al recurso hídrico.
     
    La excavadora quedó en manos de la Corporación, donde además se inició un proceso sancionatorio contra del operario de la máquina, quien se hizo cargo de los delitos ambientales cometidos.
     
    De acuerdo con el Código Penal, estos delitos ambientales pueden acarrear sanciones como la privación de la libertad entre cuatro y ocho años; así como pecuniarias hasta por 5.000 SMLV.
     
    Fuente: diariodelhuila.com
  • Minería busca salir del agujero negro

    Mineria SubtLas altas y múltiples inversiones ejecutadas en años anteriores dirigidas al sector minero dispararon la oferta de minerales al punto que, hoy, la demanda no alcanza a disponer de ellos y por ende la reducción de precios que se observa en los mercados internacionales.

    Así lo explica Julio Berrocal, socio líder de la industria de minería de Deloitte en Colombia, quien añade que ese fenómeno ha presionado la rentabilidad de las compañías y las finanzas públicas de muchos países, entre ellos Colombia.

    En ese entorno, ¿cómo deben obrar las compañías para salir adelante? “Si las empresas mineras esperan emerger del ciclo negativo en una posición más fuerte que la que tenían antes de entrar en él, necesitan incrementar la intensidad de extracción y enfocarse en reducir capital, mano de obra y energía”, responde Glenn Ives, director del sector minero en América de Deloitte Canadá.

    Según el experto, “esto requerirá adoptar tecnologías innovadoras utilizadas en otras industrias de manera inteligente y medible en cuanto a los riesgos, así como aumentar el uso de la tecnología de la información”.

    Buscar la excelencia operativa

    Basado en el informe “Tendencias” que anualmente elabora Deloitte, Berrocal señala que en un mundo donde las nubes negras aparecen con más regularidad que nunca, las compañías mineras necesitan capacidades sólidas de planeación de escenarios que las posicionen para adaptarse adecuadamente a una amplia gama de posibles futuros resultados.

    También señala que en un esfuerzo por apuntalar el capital, las compañías mineras están regresando a lo básico como los inventarios racionalizados, la optimización del capital de trabajo, desinvertir en negocios secundarios y fortalecer su enfoque en la administración de la cartera.

    “Otras están adoptando elementos del sector manufacturero al buscar operaciones racionalizadas, eliminar exceso de gastos acumulados durante el superciclo y subcontratando a terceros para funciones no esenciales”, dice.

    Pero las observaciones de Deloitte contrastan con las apreciaciones del informe “Brújula Minera”, presentado hace dos meses en el congreso de la Asociación Colombiana de Minería (ACM), que señalaba que la preocupación por la menor cotización de los minerales en los mercados internacionales y la difícil coyuntura de los negocios no fue identificada por la industria minera ni por el Gobierno como una razón prioritaria para la reducción de las operaciones mineras y, de hecho, figuraba como la menos significativa.

    Innovación es la nueva clave para sobrevivir

    Karla Velásquez, socia de Deloitte en Perú, afirma que tradicionalmente, las compañías fijan sus estrategias evaluando qué sacrificios deben realizar para alcanzar sus metas, pero enfatiza en que “los auténticos innovadores piensan más allá de estos sacrificios. La innovación se trata de lograr un desempeño sobresaliente mediante el cambio de las reglas del juego. No significa implementar las mejores prácticas, sino idear nuevas prácticas”.

    Las nuevas tecnologías, por ejemplo, prometen alterar ampliamente los fundamentos del sector minero. Las herramientas de visualización en 3D pueden ayudar a las compañías a rastrear en tiempo real a su gente, equipo y entorno cambiante en cada una de las minas.

    Además, están surgiendo nuevas tecnologías de procesamiento de minerales para reducir los riesgos de seguridad asociados con la extracción de oro y descubrir previamente depósitos minerales no rentables.

    Reducción de los costos de energía

    Al considerar una nueva manera de abordar la energía como una forma de reducir los costos y mejorar el desempeño ambiental, las compañías mineras, según los expertos, deben administrar ese recurso como parte del portafolio.

    Aunque muchas organizaciones monitorean el uso de la energía en la mina, no cuentan con los detalles necesarios para entender lo que impulsa la demanda. Sin esa visión más detallada, les será difícil identificar oportunidades para utilizar tecnologías, combustibles o sistemas diferentes.

    Se aconseja considerar una amplia gama de alternativas renovables, pues además de las plantas solares y eólicas, existen otras opciones renovables, como la hidroelectricidad, la biomasa y la energía geotérmica.

    También se sugiere tener en cuenta los combustibles fósiles no convencionales, entre ellos los biocombustibles y el gas natural líquido (GNL) como alternativas más económicas que el diésel.

    Financiamiento menos tradicional

    Los analistas sostienen que debido a las dificultades que se presentan en la búsqueda de financiamiento en la industria minera, quizá sea tiempo de que las compañías mineras busquen activamente a inversionistas extranjeros.

    El reporte anual de Tendencias precisa que “ya pasaron los días (si es que alguna vez existieron) en los que se podía esperar ser descubierto por alguna empresa estatal china. Ahora es el momento perfecto para cortejar proactivamente a los inversionistas que poseen los recursos para ayudar a financiar el crecimiento de la industria”.

    Berrocal anticipa que la clave reside en entender la manera cómo operan esos inversionistas y cómo hacer negocios con ellos puesto que esto varía según la región y el país.

    Algo más que se está evidenciando es que la escasez de acceso a las fuentes tradicionales de financiamiento, está provocando que compañías en dificultades exploren alternativas menos tradicionales como contratos de compraventa por el total de la producción o por un gran volumen, acuerdos de suministro continuo de metales a cambio de regalías, financiamiento de equipo y deuda de alto rendimiento.

    También están surgiendo estructuras de deuda convertible, pero las empresas deben tener cuidado: si no elevan rápidamente el precio de las acciones pueden entregar una parte excesiva de la propiedad corporativa.

    Pipe 2.0, ¿le servirá a la minería?

    Desde hace un mes el Gobierno viene presentando el Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo (Pipe 2.0) que incluye algunos beneficios para la industria minera y energética.

    Del inventario hacen parte la Ley de Infraestructura para Proyectos de Interés Nacional (Pines) de hidrocarburos, minería y energía, la implementación de una regalía variable para la producción adicional (menor regalía para la producción adicional pactada), la flexibilización de condiciones para la exploración petrolera: ampliación de plazos para fases exploratorias y el mantenimiento de beneficios arancelarios para las inversiones en el sector minero.

    El ministro de Minas, Tomás González Estrada, precisa que la “caja de herramientas” para el sector contiene, entre otras, la promoción de la exploración bajando el canon superficiario o de arrendamiento en promedio un 50%, con lo que cada tipo de minería pagará según su escala y será más competitiva.

    Expertos mineros consultados por El Colombiano que pidieron reserva de su nombre califican como positivo ese elemento y consideran que de esa forma se abaratarán los costos de exploración minera.

    Otro aspecto que resalta el ministro tiene que ver con la certeza jurídica y claridad que en adelante tendrán los tiempos de las prórrogas, pero los especialistas en el negocio minero reciben con cautela ese anuncio porque la experiencia ha demostrado que la falta de integración institucional frena el avance de los desarrollos mineros.

    “Más que Pipe y más que estímulos lo que se requiere es generar confianza y que sí habrá respuesta rápida para que el inversionista esté seguro de que el proyecto ha desarrollar está amparado por las normas”, señalan los expertos.

    Frente a la idea de mantener el beneficio arancelario de cero por ciento para bienes del sector, algunos empresarios han denunciado que las entidades financieras no emiten créditos para la maquinaria que va al interior de las minas.

    “El Pipe es muy bonito, pero cómo genero confianza para que la gente de los bancos aprenda que este es un negocio lícito, posible y factible”, añaden.

    Por su parte el ministro insiste en que “el país requiere una producción por encima del millón de barriles y una minería competitiva para darle viabilidad al desarrollo. Es con los recursos de regalías, impuestos y contribuciones del sector, que financiamos gran parte de los programas sociales del Gobierno”.

    Frente al fenómeno de minería ilegal el ministro González también asume un compromiso claro y contundente: “La institucionalidad y las normas siguen siendo rigurosas y serias, pero adaptadas a las realidades del mercado y a la coyuntura actual”.

    Fuente: Eluniversal.com.co

  • Minería en Colombia: Competitividad y más competitividad

    Mineros 11Bogotá - El sector de la minería busca un 2016 con mejoras en la estructura y eficiencia tributaria, lo que generaría una reducción en la carga fiscal que tienen las empresas de la industria.
     
    El desplome mundial del precio de los minerales ha obligado a la industria a tomar medidas de ajuste para seguir extrayendo el mineral de forma competitiva. Por ejemplo, en 2011 el carbón, el níquel y el oro se cotizaban a U$102,35/tonelada, US$21,575/tonelada y US$1.887/onza, respectivamente. Hoy se encuentran alrededor de US$50, US$9.000 y US$1.050.
    ADVERTISEMENT
     
    Parte de las acciones implementadas por el sector para ajustarse a la nueva realidad es el uso de mayor tecnología haciendo más eficiente la operación y utilizando las técnicas más avanzadas en extracción para incrementar la productividad de las minas.
     
    Estos esfuerzos han permitido frenar un desplome abrupto en las cifras de producción en el presente año. Por ejemplo, en carbón estaremos solo un poco por debajo de los resultados obtenidos en 2014, es decir, de los 88,6 millones de toneladas. En níquel, con retos mucho mayores, se llegará a una cifra cercana a las 38 mil toneladas y en oro estaremos alrededor de 223 mil onzas. Otros minerales asociados a proyectos de infraestructura y construcción, como cemento y materiales de construcción, reportan variaciones positivas.
     
    Sin embargo, la competitividad empresarial no es el único elemento en el que debemos pensar. En este nuevo escenario es muy importante trabajar en pro de la competitividad pública, aquella que asegura la inversión y el empleo.
     
    En ese sentido, como país, debemos trabajar en: 1. Mejorar la estructura y eficiencia tributaria buscando reducir la carga fiscal que tiene el sector. 2. Garantizar reglas claras para los procesos, vía la promoción de una ventanilla única, ágil y eficiente. 3. Garantizar certeza jurídica con una regulación minera y ambiental estable 4. Mayor coordinación interinstitucional entre entidades del orden local, regional y nacional, y 5. Dotar la Infraestructura necesaria para el desarrollo minero.
     
    Como sector proponemos una APP que formule una estrategia integral que agrupe los esfuerzos de las empresas y el Gobierno Nacional bajo un Plan de Impulso a la Productividad Extractiva (Pipex) que garantice reactivar el sector minero. La iniciativa contempla un conjunto de medidas que apuntan a incrementar la competitividad para enfrentar la nueva realidad de la industria.
     
    En tiempos en que las finanzas del país están tan ajustadas y las necesidades apremian, no debemos perder de vista que la minería formal es uno de los pilares de crecimiento y desarrollo económico de las regiones.
     
     
    Fuente:Americaeconomia.com
  • Minería ilegal: ¿una nueva guerra?

    Mineria Ileg 2El presidente Santos tiene razón en preocuparse por la minería ilegal, pero la fórmula que planteó para combatirla deja muchos interrogantes.
     
    En los últimos años en el alto gobierno ha hecho carrera la frase de que con la minería ilegal, “el oro es la nueva cocaína”. Así como durante décadas los que manejaban los cultivos ilícitos permearon todas las estructuras del Estado, pusieron y quitaron gobernantes y financiaron las peores mafias, ahora quienes están detrás de la minería ilegal producen los mismos devastadores efectos. A esa nueva amenaza, el gobierno le acaba de declarar la guerra.
     
    Desde hace varios años la minería ilegal es una de las peores contrapartes del Estado. “Es un enemigo mucho más poderoso, mucho más peligroso y que hace mucho más daño del que pensábamos”, afirmó el presidente Juan Manuel Santos en Puerto Asís al lanzar la ofensiva. “Esta minería criminal es un negocio que se calcula puede estar por el orden de los 7 o más billones de pesos. Es decir, que es un negocio que mueve más plata que el propio narcotráfico”, agregó.
     
    La guerra contra la minería ilegal, que acaba de anunciar Santos, se va a dar en dos frentes. El primero es estrictamente militar. El presidente reconoció que a partir de esta semana las operaciones contra este fenómeno van a ser prioritarias y serán lideradas también por el Ejército. Otra de las novedades es que se le va a agregar al Consejo Nacional de Estupefacientes el análisis de estas actividades ilícitas.
     
    El otro arsenal que se piensa desplegar es jurídico. La minería ilegal es mucho más difícil de combatir que el narcotráfico. Una de las razones es que mientras la coca es un elemento ilegal y las mafias tienen que hacer todo tipo de maromas para sacarla del país, el oro es totalmente legal una vez sale de la mina. “Si usted captura a una persona con el kilo de coca se va para la cárcel. Si captura a alguien con oro ilegal se va para la casa porque eso no está tipificado como delito. Es uno de los aspectos en que la ley es muy débil”, explicó hace unos meses el general Luis Eduardo Martínez, director de la Policía de Carabineros y Seguridad Rural, para un informe de SEMANA sobre este problema. El gobierno va a presentar un proyecto de ley para darles más facultades a las autoridades en esa lucha.
     
    Hoy el delito de minería criminal se refiere solamente a la explotación y exploración de minerales. Con la nueva normatividad el delito se extiende para toda la cadena productiva como quien lo comercializa, lo transporta o lo almacena. Es decir, que ahora se castiga igual a quien le arranca el oro con una draga al río, como a quien va a venderlo a una joyería en el extranjero.
     
    Por otro lado, a esa lucha se le van a dar algunas de las herramientas similares a la lucha contra el narcotráfico. Una de ellas es la figura del lavado de activos que permite investigar a quienes manejen bienes que hayan tenido origen en actividades criminales como el secuestro, el tráfico de armas, la financiación del terrorismo, entre otros. La reforma agrega el concepto de minería ilegal a este delito. Así mismo, también lo incluye como un agravante al que castiga la financiación de organizaciones criminales. Con esas modificaciones, la minería ilegal puede dar hasta 20 años de prisión.
     
    Otro elemento es la implementación de un control de insumos y sustancias químicas utilizadas para las actividades mineras como el mercurio que son vitales para extraer los minerales, pero letales para las aguas en las que se vierten. Del mismo modo, se ampliarán las facultades de la Policía para suspender actividades mineras y decomisar el oro que se extrae ilegalmente.
     
    El gobierno explica que quiere darle a la lucha contra la minería ilegal las mismas herramientas de la lucha antidroga pues en últimas detrás de ambos fenómenos están las mismas estructuras ilegales y  lo que está mutando es el negocio. El ministro Yesid Reyes reconoce que “las bacrim se han dado cuenta de que es más rentable y más seguro comercializar metales preciosos que la misma cocaína”. 
    La forma cómo operan tampoco es muy diferente. Mientras los cultivadores de drogas utilizan a los campesinos para que tengan en sus parcelas las matas de coca, quienes manejan el negocio del oro ilegal también se valen de cientos de colombianos, muchos de ellos afrodescendientes o indígenas. Para ellos existe una política de formalización y no una persecución penal pues el Estado entiende que las mafias los utilizan para que vayan a pescar el metal precioso en las laderas de los ríos o en los enormes cráteres que forman con sus dragas.
     
    Mucho más que los cultivos ilícitos, la minería ilegal deja una huella indeleble en los territorios que ocupa. Se esparce como un cáncer por ríos, bosques, manglares, y los daños que produce son irreversibles. Según el ministro de Ambiente, Gabriel Vallejo, el año pasado 17.000 hectáreas fueron deforestadas por cuenta de esta actividad criminal. Muchas de estas en las zonas con mayor valor ecológico del país. “Casi el 17 por ciento de las zonas protegidas del país (como parques nacionales y páramos) sufren de este flagelo”, explica el ministro. Agrega que, además, más de la mitad de las zonas hidrográficas del país están amenazadas por el afán de sacarle a los afluentes el metal precioso.
     
    Sin embargo, la estrategia que se ha desplegado para esta nueva guerra deja muchos interrogantes. Primero, si esta va a llevar a repetir los mismos errores que se han cometido en la guerra contra las drogas, que ha pecado por ser más eficaz con el eslabón más débil de la cadena. Segundo,  los conocedores de esta problemática temen que termine por estigmatizar a los miles de campesinos que hoy encuentran en la minería una forma de sustento. Las medidas legislativas que permiten enjuiciar a toda la cadena productiva no van a caer bien en los territorios históricamente mineros que se han quejado en numerosos paros de vivir una persecución. En tercer lugar, hay quienes creen que la entrega de esta lucha al Ejército no solo es equivocada, sino peligrosa. Se supone que las Fuerzas Armadas solo están diseñadas para combatir a su contraparte en la guerra, y en la minería ilegal la definición de “enemigo” que sugirió el presidente puede caer en una línea cuestionable en materia de Derechos Humanos.
     
    Falta ver cómo aterriza el gobierno este paquete en el proyecto de ley y los decretos que se van a tramitar en los próximos meses. La lucha es sin duda importante, pero generará mucha polémica.
     
     
    Fuente: Semana.com
  • Minería legal debe aportar al desarrollo y a la paz: Cante

    Mineria MartiEn el mediano plazo, podrán entrar en operación cerca de 85 contratos de concesión en el Huila, que en la actualidad se encuentran en fases de exploración, construcción y montaje.

    Diario del Huila

    Con  una mirada alentadora  al futuro de la  minería  Colombia, especialmente en el Huila,  el  nuevo Viceministro de  Minas Carlos Andrés Cante  Puentes, asegura  que este sector se convertirá  en pilar  fundamental  del desarrollo y el afianzamiento de la  paz .

     

     

    Cante , que  hace parte de la   cuota  opita en el   Gobierno  Nacional,   tiene el gran  el desafío  de liderar la Política Andina de lucha contra la minería ilegal  y un plan  de capacitación  de las autoridades regionales en  competencias para el control  de  la explotación ilícita.

    En diálogo con DIARIO DEL  HUILA,  el  funcionario  habló de sus compromisos   con la región   y de las líneas   gruesas    de su gestión  en ese  importante cargo.

     ¿Cuáles son sus principales retos al llegar al Viceministerio de Minas y Energía?

    Luego de revisar nuestras prioridades con mi equipo de trabajo, con el gobierno, con la industria, con los mineros y con las comunidades, tenemos unos retos principales que apuntan a una minería bien hecha que aporta al desarrollo y a la paz de Colombia. Nuestros principales retos son consolidar proyectos que beneficiarán a las regiones; consolidar la institucionalidad minera lo cual implica reforzar el diálogo a nivel local; promover el desarrollo minero y apoyar los proyectos estratégicos; posicionar el sector y que los colombianos conozcan los beneficios que trae la industria minera; y continuar con la implementación de  los programas de formalización minera para que los pequeños mineros obtengan el acompañamiento que les ayudará a mejorar sus estándares y prácticas.

     ¿Cómo está estructurado el plan de desarrollo del sector minero del país, y qué proyectos concretos hay para el departamento del Huila?

    Hoy contamos con una Política única e integral que es la “Política Minera de Colombia: Bases para la Minería del Futuro” que consta de 6 pilares estratégicos: la seguridad jurídica, la cual cuenta con un marco legal claro y estable para el desarrollo del sector; condiciones competitivas para la industria minera que permiten un eficiente desarrollo de la industria; confianza legítima que busca generar relación de mutua confianza entre el gobierno, el sector productivo y las comunidades mineras; gestión en infraestructura para la ampliación y modernización del transporte existente en el país; ampliar el conocimiento del territorio colombiano desde el punto de vista geológico-minero y los sistemas de información minera; y fortalecer la institucionalidad minera para mejorar los niveles de eficiencia de la autoridad minera en aspectos como tiempos de respuesta y agilidad en los trámites.

    Pero queremos ir más allá y lograr que todo esto suceda. Junto con la Unidad de Planeación Minero Energética (UPME) estamos elaborando el Plan Nacional de Desarrollo Minero, un mecanismo de seguimiento para que esta Política se haga realidad.

     ¿Cómo  están   definidos los planes de  caracterización y formalización    de  este  sector en  la región?

    En el marco del convenio que actualmente tenemos suscrito por cerca de $750 millones de pesos con la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena – CAM en el departamento del Huila tenemos planeado caracterizar 280 Unidades de Producción Minera en la vigencia 2016, en los siguientes municipios: Aipe, Gigante, La Plata, Neiva, Paicol, Tesalia, Garzón, Yaguará, Altamira, Agrado, Campoalegre, Pitalito, Palermo, Santa María, Teruel y Rivera.

    En materia de formalización minera, buscamos formalizar en el Huila 20 Unidades de Producción Minera en la vigencia 2016 en los siguientes municipios: Neiva, Paicol, Palermo, Teruel, Santa María y Tesalia.

     ¿Cuáles son los ejes del plan de acción que ha puesto en marcha el Gobierno Nacional para combatir la minería ilegal?

    Dentro de las estrategias para el control a la explotación ilícita de minerales establecidas por el Gobierno Nacional, se han diseñado mecanismos de apoyo y trabajo a nivel nacional e internacional, en donde cada entidad, incluido este Ministerio, estamos aportando herramientas para apoyar este control.

    Se ha generado un marco normativo y se adoptó la Política Andina de lucha contra la minería ilegal, en el marco de la CAN, para crear herramientas de control a la explotación ilícita de minerales y en el transporte de la maquinaria pesada. Así mismo, hemos trabajado en el control de la comercialización de minerales, en el fortalecimiento y coordinación de la operatividad de control a la explotación ilícita de minerales; y en precisar que la minería informal no hace parte de la explotación ilícita de minerales. Cabe aclarar que los mineros informales desarrollan su labor productiva dentro del marco legal colombiano, solo que no cumplen con los estándares técnicos mineros, ambientales, sociales y económicos adecuados para el desarrollo de la actividad.

    Además estamos capacitando a las autoridades en región con competencias para el control a la explotación ilícita de minerales junto con Policía Nacional, Comando General de las Fuerzas Militares, Fiscalía General de la Nación, Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Parques Nacionales Naturales, CTI, Agencia Nacional de Minería y Ministerio de Minas y Energía, brindando las herramientas técnicas, jurídicas y operacionales para ejercer el control de esta actividad ilícita.

     ¿Cómo avanza el plan de formalización de la pequeña minería y con qué recursos se cuenta para su desarrollo?

    Nuestro Programa de Formalización Minera busca que las comunidades mineras que vienen ejerciendo la actividad a pequeña escala trabajen bajo el amparo de un título minero y licenciamiento ambiental y que cumplan con condiciones de formalidad técnica, laboral, ambiental, social y empresarial.

    Entre el 2014 y 2015, en el Huila, suscribimos un convenio con la Corporación Autónoma Regional del alto magdalena – CAM por cerca de $778 millones de pesos para 9 municipios del departamento: Campoalegre, Pitalito, Garzón, Palermo, Teruel, Santa María, Rivera, Iquira y Tesalia. Este convenio tuvo como resultados la intervención y caracterización de un total de 109 Unidades de Producción Mineras; se identificaron 656 mineros en el proceso de caracterización; se capacitaron 301 mineros, en aspectos técnicos mineros, ambientales, sociales, jurídicos y empresariales; se realizaron 4 estudios especializados en temas relacionados a oro, arcilla, material de arrastre y mármol.

     ¿Qué convenios están  hoy vigentes con la autoridad ambiental?

    Actualmente, tenemos un convenio, por cerca de $750 millones de pesos con la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena – CAM para caracterizar las Unidades de Producción Minera que se desarrollan su actividad en 16 municipios priorizados de: Aipe, Gigante, La Plata, Neiva, Paicol, Tesalia, Garzón, Yaguará, Altamira, Agrado, Campoalegre, Pitalito, Palermo, Santa María, Teruel y Rivera; y formalizar aproximadamente 20 Unidades de Producción Minera en los municipios de: Neiva, Paicol, Palermo, Teruel, Santa María y Tesalia.

    Igualmente, para el tema de formalización, tenemos este año un convenio con el SENA en dos municipios del Huila, Iquira y Palermo. También contamos con un convenio con el Banco Agrario para promover la bancarización y financiamiento de la pequeña y mediana minería y en el departamento del Huila ya iniciamos con este programa que beneficiará al sector.

    Para la reducción y eliminación de mercurio en la minería aurífera trabajé junto con el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible en la formulación y adopción de la Ley 1658 del 2013. Entre el 2013 y el 2014, durante la implementación de dicha norma, se identificaron en el Huila 799 barequeros en los municipios Yaguará, Tesalia, Iquira y Palermo, Campoalegre y Neiva, a los cuales se les brindó capacitación teórico práctica en temas normativos, ambientales, sociales y económicos.

     ¿El departamento del Huila podría mejorar en el futuro su participación en la liquidación de regalías? 

    Es importante tener en cuenta que el artículo 14 de la Ley 1530 de 2012 estableció que la liquidación de regalías es el resultado de la aplicación de las variables técnicas asociadas con la producción y comercialización de hidrocarburos y minerales en un periodo determinado, tales como volúmenes de producción, precios base de liquidación, tasa representativa del mercado y porcentajes de participación de regalía por recurso natural no renovable, en las condiciones establecidas en la ley y en los contratos.

    De tal forma, que las entidades territoriales mejorarán sus ingresos relacionados con la liquidación de regalías por la explotación de recursos naturales no renovables, cuando se dan las condiciones favorables en las variables que le afectan de manera directa y en tal sentido se ha de garantizar la producción o aumentar la explotación de esos recursos y por otra parte, que se den los aspectos propicios para la comercialización, entendidos como buenos precios de esos recursos y una  tasa de cambio favorable para esos períodos.

    Efectivamente, el departamento del Huila podrá mejorar su participación en las regalías, no solamente por las expansiones que indirectamente se darán con los principales proyectos en el país cuyo incremento en aporte de regalías se beneficiarán todas las regiones del país.

     ¿Es promisorio el devenir de la minería en el Huila?

    Eso es lo prevemos, porque  en el mediano plazo podrán entrar en operación cerca de 85 contratos de concesión que se localizan en este departamento y que en la actualidad se encuentran en fases de exploración, construcción y montaje, que seguramente incrementarán las actuales producciones mineras.

    Igualmente, este incremento en Regalías se podría sustentar en la posible entrada en operación de algunos bloques estratégicos de cobre y de oro que posee dicho departamento.

     

    Fuente: Diario del Huila / Jorge Parga Vanegas

     
  • Minería, el motor económico de la región

    Cerrejon 45Actores de la minería del orden nacional y regional se reunieron ayer en el auditorio ‘Luis Rodríguez Valera’ de la Gobernación del Cesar para analizar el impacto de este sector económico, en el marco del foro ‘Minería y su incidencia en la productividad’.

    La presidenta de la Agencia Nacional de Minería, ANM, Silvana Habid Daza, hizo un diagnóstico del sector minero en Colombia, el cual contextualizó en el departamento del Cesar. “La minería es jalonador de las economías, teniendo en cuenta que ocupa el 40% del Producto Interno Bruto, PIB, del Cesar, y que la producción del carbón del Cesar aporta no solo en cifras de regalías, sino todo lo que se ve reflejado en el desarrollo económico del país, en materia de cubrimiento de servicios públicos e infraestructura, puesto que con los recursos que genera este sector económico se pueden financiar proyectos importantes en el país”, explicó.

    Según la funcionaria, con las asignaciones directas por regalías que recibió el departamento en el 2016, que fueron alrededor de 88 mil millones de pesos, se podría financiar todo el presupuesto de agricultura, educación y otros proyectos importantes del Cesar.

    “La minería en el Cesar aporta 7.000 empleos directos y 6.000 empleos indirectos, y un importante número de actividades económicas se desprenden de la actividad minera por los encadenamientos productivos, puesto que cuando el proyecto está en la etapa de exploración, construcción y montaje requiere de la oferta de bienes y servicios local, lo cual jalona industria hotelera, los restaurantes y vestuario, entre otros sectores”, explicó.

    Para Habid Daza, los retos que tienen todos los actores del sector (gobierno central, gobierno departamental, gobierno local y comunidades) es ser veedores de esta actividad minera, teniendo en cuenta que está en el ‘ojo del huracán’ y que en estos momentos requiere legitimización, recalcando que “la mayoría de empresas mineras tienen proyectos que apoyan los bienes y servicios del área de influencia. En eso es lo que debemos ser veedores, para que la actividad minera responda a las necesidades de la comunidad”.

    Aclaró que una minería “bien hecha” es aquella que es regulada y aporta al país, que cumple las normas ambientales, que hace una administración eficiente de los recursos naturales, que paga regalías e impuestos, incluye a las comunidades del área de influencia y tiene como política la seguridad industrial, lo cual la diferencia de una actividad ilegal de minería.

    También se refirió al hecho de que Europa, que se constituye como el principal mercado del carbón de Colombia, quiera pasar a otros tipos de energía no producidos por carbón para contribuir así la disminución del calentamiento global.

    “En países como Alemania, Holanda, Suiza y Reino Unido tienen una política de transición energética y es pasar a otros combustibles fósiles de energías renovables por el tema del cumplimiento del cambio climático, pero son políticas que están a mediano plazo, que se darían entre el 2020 al 2030. Somos conscientes que mientras que se hace esta transición se requiere un tema regulatorio, de recursos y plan de acción, porque la energía es más costosa para el usuario.

    En esa transición se necesita nuestro carbón que tiene una ventaja: que es reconocido por su calidad, su poder calorífico y por tener bajos niveles de azufre, lo que permite que no sea tan contaminante como otros”, argumentó.

    Por su parte, el secretario de Agricultura, Carlos Eduardo Campo Cuello, mostró cómo el departamento está articulando con las mineras varias mesas de desarrollo rural. “Emprendimos un acercamiento hacia las mineras, hacia ese 42% del PIB del Cesar; la idea es mirar todos los sistemas de compensación, para que de manera planificada podamos construir espacios juntos, apuntarle a un desarrollo donde empujemos todos. Además de avanzar en proyectos de piscicultura y cacao, donde estamos ante las primeras alianzas público-privadas con las mineras en aportes conjuntos, para ayudar a extender el impacto de esas compensaciones y lograr mejorar la sostenibilidad de ese departamento a través del desarrollo rural y agropecuario”, recalcó.

    A su turno, la directora de la Fundación Carboandes, Rommys Gutiérrez Arias, dio a conocer los aportes sociales de la entidad que representa, la cual lleva 12 años de existencia en la región por iniciativa de la empresa Carboandes, que pese a que en estos momentos no está en el territorio decidió dejar la fundación en el Cesar para generar e impulsar el progreso a través de unas líneas específicas de trabajo: productivo, desarrollo económico, compensación ambiental y participación ciudadana.

    “Lo anterior ha sido posible gracias a recursos que han surgido de alianzas con las entidades públicas y privadas, unidos con la empresa Carboandes, dejando una semilla productiva que queremos trabajar. Nuestro trabajo ha permitido el acercamiento y empoderamiento con las comunidades. Hemos beneficiado con 38 proyectos a más de seis mil familias, representadas en 32 mil personas. Nuestro principal interés es Valledupar y su área metropolitana, pero también hemos llegado a 15 municipios más del Cesar”, expresó.

    La directora de EL PILÓN, Ana María Ferrer Arroyo, aseguró que este medio de comunicación apoya la minería “bien hecha”, por lo que le apuesta a este tipo de eventos para conocer más a fondo las experiencias de las empresas mineras, más allá de la extracción del mineral.

    “Sabemos que el carbón a cielo abierto del Cesar -aunque quedarán menores remanentes para una explotación subterránea- solo tiene, a las actuales tasas de extracción, un horizonte de 20 años, si acaso 30. Y ciertos estamos de que el carbón podría ser sustituido en el largo plazo.

    Aunque no lo vemos tan inmediato como pronostican expertos, por razones de cambio climático, junto con el petróleo e incluso el gas, podrían verse abocados como combustibles fósiles, su marcado uso se irá extinguiendo. Este es nuestro pronóstico hoy”, manifestó.

    Sin embargo, agregó Ferrer Arroyo que este foro debía llamarse ¿Y después del carbón qué? Teniendo en cuenta la anunciada extinción paulatina del carbón en la gran minería.

    “Con todo, este foro, que es la continuidad de una gran preocupación de EL PILÓN por la economía regional, es la oportunidad de preguntarnos cómo construimos fuentes renovables de progreso social y económico, negocios perdurables, capacidad de emprendimiento, formación para el trabajo, para los nuevos trabajos a que nos llama el desarrollo de la ciencia y las nuevas tecnologías digitales con aplicación en las industrias y la agricultura y los servicios, para que la semilla de esa inmensa generación de riqueza temporal no sea, una vez más, desaprovechada en el despilfarro de las regalías, que no la despilfarran las empresas ni la minería, sino corruptos funcionarios junto con su corte de contratistas”, puntualizó.

    La presidenta de la Agencia Nacional de Minería, ANM, Silvana Habid Daza, presentó un diagnóstico del sector minero en Colombia, el cual contextualizó en el departamento del Cesar. 

    El secretario de Agricultura del Cesar, intervino en el foro explicando las apuestas que realiza el gobierno departamental, en alianza con las empresas mineras, para la mejoría del desarrollo rural. 

    La directora de la Fundación Carboandes, Rommys Gutiérrez Arias, dio a conocer los aportes sociales que realiza su entidad en la región. 

    La directora de EL PILÓN, Ana María Ferrer Arroyo, fue la encargada de abrir y moderar el evento de carácter académico.

    ¿Qué dicen las empresas mineras?

    Armando Calvano Zúñiga, director de compensación ambiental de Drummond, aseguró que en las políticas productivas del complejo carbonífero aparecen los programas de revegetalización.

    “Estamos sembrando 2 mil hectáreas de frijol donde están creciendo los estancos productivos como el caño Garrapata, lo que queremos es que lo público se integre. Hay que concientizar a los habitantes de la Serranía del Perijá de que el aguacate tiene buen comercio. En ese mismo proceso está el frijol”, dijo el funcionario, quien además reveló que en los procesos productivos de Drummond existen al menos 80.000 plantaciones por año en los programas de revegetalización.
    En la actualidad, Drummond cuenta con reservas de aproximadamente 2 mil millones de toneladas de carbón en los proyectos La Loma, El Descanso, Rincón Hondo, Similoa y Cerrolargo; los dos primeros en explotación y los tres últimos en proceso de licenciamiento ambiental.

    En el 2016, exportó aproximadamente 32 millones de toneladas de carbón a clientes en más de 30 países en todo el mundo. Es reconocido como un importante productor y exportador de carbón, que satisface los requerimientos de bajo contenido de azufre establecidos en la Fase II de la Ley de Aire Limpio de 1990 (Clean Air Act).

    En el mismo foro, Gabriel Bustos, gerente de gestión ambiental de Cerrejón, explicó los mecanismos de conservación productiva en su complejo minero, los mismos que afianzas tareas de recuperación del suelo.

    “Trabajamos en la rehabilitación de tierras intervenidas por la minería, a veces nos olvidamos que mucho de lo que tenemos viene de esta. Antes de hacer minería encontramos una degradación de tierras en La Guajira, en nuestro proceso productivos hemos sembrado más de 1.6 millones de árboles en más de 310 especies nativas y más de 3.750 hectáreas rehabilitadas que parecieran que nunca hubo ahí explotación minera”, reveló.

    Los 32 años de experiencia minera permiten garantizar el proceso de intervención de tierras.

    “Nosotros podemos compartir las más de tres décadas de experiencias en la rehabilitación de tierras en donde hay explotación minera. Es una oportunidad para que este sector replique las mismas, volviendo los terrenos a una condición similar o mejor a la que se encontró. Estamos promoviendo el bosque seco tropical, todos sabemos de las amenazas a nivel mundial del mismo, estamos recuperándolos y además, trabajamos en el restablecimiento del corredor biológico entre la Sierra Nevada de Santa Marta y la Serranía del Perijá para mejorar estos fragmentos que se han deteriorado, por eso hacemos esfuerzos en la conservación de las fuentes hídricas a través de la implantación de cuencas”, detalló Bustos.

    Detalló la forma cómo cultivos de pan coger benefician a las comunidades cercanas al complejo minero. “La rehabilitación de tierras con especies nativas es otra de nuestras estrategias productivas, pero necesitamos reconstruir un bosque que se deterioró, no por culpa de la minería, sino por los malos manejos de las tierras, la actividad antrópica y las quemas. Estamos construyendo unas parcelas de pan coger para que las comunidades también tengan actividades de comercialización con cultivos como maíz, sandía y fríjol. Pero aquí lo más importante es la rehabilitación de las tierras para prestar servicios ambientales como la regulación hídrica, medicina, alimentos y control de la erosión”, puntualizó.

    Cerrejón ha exportado más de 670 millones de toneladas desde 1985, pero surge la pregunta de ¿cómo contribuir a que en el futuro las tierras rehabilitadas tengan buen uso? El gerente de gestión ambiental de Cerrejón respondió que “a través de la implementación de sistemas de producción sostenible con las comunidades vecinas”.

    El tema del repoblamiento pesquero también fue foco de ilustración para el trabajador de El Cerrejón. En la actualidad se proyectan sembrar 538.500 semillas en la ciénaga La Pachita y 1.256.500 en la ciénaga Mata de Palma para la producción de bocachico. Y en esas mismas fuentes hídricas 240.000 semillas para la producción de doradas.

    Cerrejón, en alianza con el Instituto Geográfico Agustín Codazzi, (IGAC) realizará levantamiento de suelos semidetallado y evaluación biofísica de 2.425 hectáreas de tierras que circundan el área de explotación de la mina, con el fin de desarrollar varios proyectos forestales y agrícolas para impulsar el desarrollo socioeconómico, productivo.

    Estos estudios permitirán conocer datos esenciales con respecto a las características de los suelos para poder diseñar estrategias agroforestales acorde a sus condiciones biofísicas como también a redistribuir proporcionalmente a esas condiciones, la clase de cultivo que deben implementarse teniendo en cuenta la vocación agrícola de los pobladores.

    Esta iniciativa está contemplada dentro de los programas de rehabilitación de tierras que adelanta Cerrejón desde que inició sus operaciones, donde se han rehabilitado cerca de 3.600 hectáreas donde se habían desarrollado actividad de extracción minera.

    Jairo Vergara, gerente de sostenibilidad de Prodeco, fue otro de los invitados al foro ‘Minería y su incidencia en la productividad’, donde destacó los aportes de la mina en los procesos de la misma. “Nosotros tenemos 363 hectáreas de sistemas de agroforestación; 4.666 en planes de conservación y 140 en restauración, y trabajamos con 17 objetivos de desarrollo sostenible”, indicó.

    La minería es el sector más dinámico dentro de la economía del Cesar. Así lo registran datos del Banco de la República en el que precisan que en el período 2000-2016, la producción minera creció a una tasa promedio anual del 8,44 %, por encima del promedio departamental (5,7%) y de los otros sectores tradicionales del departamento.

    El peso de la minería también se observa cuando se mira el crecimiento del Producto Interno Bruto, PIB, per cápita, que es una medida que se usa regularmente para ver la riqueza de un territorio. “Mientras el PIB per cápita con minería del Cesar se incrementó a una tasa promedio anual del 4,25 %, sin minería lo hizo al 2,92 %. Con minería el Cesar estuvo por encima del promedio nacional (3,17 %), pero sin este sector lo hizo por debajo del promedio nacional”, dijo el mismo informe.

    El Cerrejón ha exportado más de 670 millones de toneladas desde 1985, según datos conocidos en el Foro Minería y su Incidencia en la Productividad.

    Fuente: Elpilón / Annelise Barriga Ramírez y Nibaldo Bustamante/

     

  • Mineros Afina Para Listarse En Una Bolsa De Valores En El Exterior

     

    Mineros SaAntes de buscar listarse en la bolsa de Toronto (Canadá), Nueva York (Wall Street) o Londres (Reino Unido), especializadas en metales preciosos, la antioqueña Mineros S.A, tiene claro que debe cumplir con dos hitos: incorporar más reservas probadas de oro y tener identificado un proyecto relevante, dentro o fuera del país, en el cual invertir.

    Así lo expresó ayer el presidente de la compañía, Andrés Restrepo Isaza, durante la conferencia con inversionistas para explicar los resultados obtenidos al primer trimestre (ver gráficos).

    En cuanto a la primera condición que planteó el ejecutivo, espera que el mes próximo se obtenga la certificación de más reservas, que se sumen a las 903.372 onzas equivalentes probadas de sus operaciones en el Bajo Cauca antioqueño (aluvial y subterránea) y en Nicaragua, mediante Hemco (a cielo abierto y bajo tierra).

    En segundo lugar, agregó Restrepo, se debe tener un proyecto relevante para presentar a los inversionistas en esa bolsa de valores que se elija y sea atractivo. “Estamos en la búsqueda intensiva de proyectos que ya estén en etapas avanzadas o productivas para poder cumplir la mega (meta grande y ambiciosa) de las 500 mil onzas (anuales)”, precisó el presidente de Mineros.

    Al mismo tiempo, tal oportunidad de expansión debe estar acorde con la capacidad financiera de Mineros y localizado en un área de su preferencia, según la experticia desarrollada.

    Indicadores Mineros S“Por ahora, analizamos posibilidades de que Hemco tenga una producción de unas 120 mil onzas anuales en mediano plazo (...) y mantener la operación aluvial en torno a las 100 mil onzas por año (...), y en la operación subterránea (mina La Ye, en Zaragoza) debemos llevar más recursos medidos a reservas con la producción de 20 mil onzas anuales”, explicó Restrepo.

    Cabe anotar que a diciembre pasado, entre recursos y reservas, la operación aluvial tenía una vida útil de 14,8 años, mientras en la subterránea es de 5,7 años y en Nicaragua es de 14,9 años, según el reporte de la compañía.

    “De manera orgánica (con recursos propios) se puede alcanzar una producción de 250 mil onzas, de ahí en adelante debe ser con crecimiento inorgánico (con inversión)”, respondió Restrepo.

    Ahora las mayores esperanzas de reservas están en el país centroamericano, donde este año se invierte 6 millones de dólares en exploración avanzada de dos proyectos denominados Pioneer y Porvenir, que permitirían extender la vida útil de esa operación y buscar nuevos frentes.

    Fuente: Elcolombiano.com

     

     
  • Mineros piden devolución de retenciones de la DIAN

    Santiago AngelLa cifra supera los US$40 millones


    Santiago Ángel representa a las empresas de este sector. Dice que la reducción del impuesto a los explosivos y el arancel cero para los bienes de capital son medidas claves para la competitividad.

    El presidente de la Asociación Colombiana de Minería, Santiago Ángel, habla de la buena nueva que trajo consigo los aranceles cero a bienes de capital y la reducción del costo del canon, es decir el pago por arrendamiento de cada hectárea para esta actividad, en medio de los bajos precios de las materias primas, pero advierte que las medidas tributarias de fondo son las impulsarán la industria, entre ellas el reducir el impuesto que pagan por los explosivos, 43% mayor que en otros países de la región, y el poder contar con las retenciones de la DIAN, que superan los US$40 millones.

    ¿Cómo impactó la reducción del canon?

    Debemos empezar a aplicarlo. Es muy positivo porque tiene una rebaja sustancial que se aborda desde cada tipo de minería: hectáreas pequeñas, medianas y grandes. Y muy importante porque no todos los productos son iguales, y además rebaja un costo en el proceso de exploración, en el que se generaba un ingreso cero. Lo es también para mantener la exploración.

    ¿En qué los ayuda que sigan en cero los aranceles a los bienes de capital?

    Usted no se imagina la importancia de esta medida, porque como industria identificamos casi 800 partidas (arancelarias), sin producción nacional, que están en cero, pero por la amenaza de que se subiera iba a resultar costosísima para las empresas. Estábamos hablando de alrededor de US$40 millones. El tema arancelario no es menor. Queremos verlo materializado porque ese decreto tiene que ser aprobado por confis y esperamos que éste sea el abrebocas para que las otras partidas pasen sin problema.

    ¿Qué les falta para ser más competitivos?

    Estos avances se podían hacer por medio de decreto, pero los que necesitamos son de ley. En 2011 nos pusieron una sobrecarga en los explosivos y esto hace que paguemos por ello 43% más de lo que se puede conseguir en un país vecino y esa plata no se invierte en la industria sino para el Fosyga, pues con esto se están financiando los hospitales públicos. Nos afecta porque es una materia prima de la industria. Reducir tales costos mejoraría la competitividad del sector. El desmonte del IVA de los bienes de capital también es necesario.

    Hay otro problema con los recursos que retiene la DIAN...

    La caja hoy en día se está quedando en la entidad. Nosotros tenemos una de las retenciones más altas, junto con los petroleros. Se están generando saldos a favor que, calculamos, pueden estar alrededor de US$40 millones o US$50 millones. Ese dinero está atrapado y lo necesitamos para financiar los proyectos. Necesitamos que se revise esto y que se ajuste a la nueva realidad. Pasa algo similar con la retención del 1% por exportaciones.

    ¿Qué tanta voluntad hay del Gobierno de reducir la carga impositiva?

    Las medidas que se han venido tomando son las que necesita el sector. Las tributarias tendrán la demora propia de la modificación de una ley. Dependerán de un acuerdo con el Gobierno y de que se establezca cómo se hará: una reforma estructural o una ley específica de apoyo a la industria.


    Fuente: Elespectador.com

  • Ministerio de Minas y Energía expidio normas técnicas aplicadas a la minería

    Minerales En Mano1El MME expidió la Resolución No. 40600 del 27 de mayo de 2015, con la que se adoptaron nuevas normas técnicas oficiales - especificaciones técnicas para la presentación de planos y mapas aplicados a la minería, ahoralos proponentes y titulares mineros cuentan con una nueva herramienta de carácter metodológico y de orientación técnica para la presentación y entrega de la documentación e información, y de la misma manera los funcionarios o autoridad no podrán realizar mas exigencias que los criterios, principios y reglas allí consignadas.

    La anterior expedición tuvo como soporte lo dispuesto en el artículo 67 del Código de Minas, el cual determina el deber de establecer de manera detallada los requisitos y especificaciones de orden técnico minero que deban atenderse en la elaboración de los documentos, planos, croquis y reportes, relacionados con la determinación y localización del área objeto de la propuesta de contrato de concesión, así como de los documentos e informes técnicos que se deban rendir por parte de los titulares mineros.

    El objetivo principal de esta reglamentación, es facilitar la evaluación y aprobación de los documentos técnicos por parte de la autoridad minera, en especial lo relacionado con la presentación del Programa de Trabajos y Obras (PTO), y darle claridad al concesionario minero para la presentación de acuerdo a unos estándares previamente definidos por el Ministerio de Minas y Energía, con lo cual de ninguna manera se pretende desconocer que el sector minero ya contaba con unas normas técnicas para la presentación de dichos documentos, sino que precisamente se hace necesario actualizarlas para contar con mayores instrumentos que faciliten la actividad minera en nuestro país.

    De esta manera se establecen los estándares para la presentación del Programa de Trabajos y Obras  (PTO), en el cual se incluyen el Plan Minero de Explotación, el Plan de Obras de Recuperación Geomorfológico Paisajistico y Forestal, y el Plan de Cierre de Explotación y Abandono de los Montajes, y es en este último, en el cual se hace referencia a que se deben tomar en consideración las condiciones antes de la explotación, es decir, las lineas base ambientales, durante el desarrollo de la actividad, la finalización de la explotación minera y el uso posterior del suelo, determinando la estrecha relación que debe tener con el Plan de Recuperación Geomorfológico, es decir que debecorresponder a la información presentada en el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) del Instrumento de Manejo y Control aprobado por la autoridad ambiental para el desarrollo del proyecto minero.

    La expedición de este acto administrativo, se realizo gracias al trabajo que realizó y lideró el Ministerio de Minas y Energía, con participación de otras entidades como el Instituto Geográfico Agustin Codazzi, ajustandose a los requerimientos nacionales, y considerando estándares y normas internacionales, con lo cual se busca enmarcar la actividad minera dentro de una terminología única para el sector. Así mismo se busca su difusión y consulta a través de Sistema de Información Minero.

    Con lo anterior se modificaron las normas técnicas que estuvieron vigentes para la presentación de planos desde el año 2003, con el Decreto 3290, con lo cual el gobierno nacional pretende hacer mas eficiente la evaluación por parte de las autoridades mineras, actualizando dichas normas e incluyéndolas a esquemas internacionales, con lo cual nos permite asociar la actividad minera a parámetros claros y exigencias mayores que harán sin duda fortalecer cada vez más el sector, iniciando por lograr la presentación de documentos técnicos más robustos que sean realmente concebidos para el desarrollo de proyectos analizados y estudiados para su ejecución  por parte de los titulares, y que permitan mejorar la supervisión de cada uno de los títulos mineros otorgados.


    Por: Paisminero.co / CP- MME

  • Mirada Política Al Sector Minero

    Senador Robledo Congreso ACMLos precandidatos presidenciales Alejandro Ordoñez,  Carlos Holmes Trujillo, Iván Duque y Jorge Enrique Robledo compartieron sus posiciones frente a los retos de la minería en nuestro país. Seguridad jurídica, consultas populares, inversión, rentabilidad y el modelo de negocio fueron algunos temas tratados en este panel. 

    Para el exprocurador Ordoñez un tema central de la discusión es la seguridad jurídica y administrativa, “hay una permanente modificación de las reglas de juego, son numerosas la sentencias tanto de constitucionalidad como de las acciones constitucionales de tutela y acciones populares que por su carácter confuso y ambulatorio terminan afectando la actividad minera”, sostuvo además que se hace necesario crear jueces especializados en materia minera y ambiental, ya que hay un desconocimiento del tema por parte de los servidores judiciales. “Se debe fortalecer la institucionalidad tanto para obligar el cumplimiento de las normas como para dar garantías al sector”. Y agregó que “es necesario pensar en desmontar nuestro actual sistema tributario, la presión fiscal que soporta el ciudadano es increíble”.

    De otro lado Carlos Holmes Trujillo los temas esenciales relacionados con el sector minero son aumentar la inversión para el sector y lograr seguridad jurídica, “hay gran preocupación por la consulta popular y el uso de los mecanismos constitucionales para resolver los conflictos con el sector, este es un tema de política económica y así se debe abordar”.  Señaló que es necesario volver a puntualizar las competencias de la Corte constitucional y evitar su desbordamiento, invitó también a revisar y precisar los convenios con la OIT en materia de consultas populares. “El liderazgo presidencial en la industria minera es muy importante, a la minería todo el mundo la ataca, todos le piden y nadie la protege, soy un convencido de que no apoyar al sector minero es darle alas a la ilegalidad y a la minería criminal.” Y añadió: “es necesario mantener un escenario permanente de concertación con el sector y diálogo con las autoridades regionales liderado por el presiente tanto en la definición seguimiento e implementación de las medidas, también hay que generar mejores condiciones de inversión como el tema de obras por impuestos.”

    El senador Iván duque habló del futuro del sector minero desde la perspectiva actual.

    Hay que precisar que cuando se habla de la minería se tiene que hablar de distintas minerías, hay minería de subsistencia, minería informal, minería ilegal y gran minería, si queremos desarrollar nuestro potencial debemos abordar el tema desde sus diferentes ángulos. Tenemos un problema serio de informalidad, hay un ahogo tributario del sector minero, hay también incertidumbre jurídica e institucional, se desarrollan procesos consultas y licenciamientos con un gran costo y después pueden ser revocadas por consulta popular, hay activismo jurídico contra el sector”. Dijo el senador Duque. También propuso acciones en temas como información, reglas de juego claras y transparentes, tener una ventanilla única para trámites y procedimientos mineros, habló del fortalecimiento de la pequeña minería e incentivos de inversión para la gran minería.

    El senador Jorge Enrique Robledo sostuvo que los temas de discusión alrededor de la minería han venido transformando la realidad de la actividad, “hace años el tema del medio ambiente era menor y hoy hay unas discusiones y unas realidades devastadoras de la minería, también hay otra idea de progreso”, dijo. Insistió en que no se puede seguir viendo a la pequeña minería como una  amenaza al sector, dijo que al país le conviene tener una clase media fuerte haciendo minería y cumpliendo los estándares ambientales y sociales, haciendo las cosas bien. Habló el senador Robledo de que “no se puede imponer la minería, el uso del subsuelo sobre los habitantes del suelo, debe haber una minería respetuosa del medio ambiente, se debe ser capaz de hacer la minería en buenas condiciones, bien hecha, pagando regalías e impuestos.” En su análisis el senador robledo dijo que “el peor problema del proyecto minero en el modelo económico es que no se ve a la minería como un sector que le aporte al agro sino que lo sustituye, no podemos ser un país que viva solo de la minería, puede haber minería pero hacerla bien como en todas las actividades industriales y el agro”.

    Fuente: ACM / Congreso Nacional de Minería

  • Nuevo Decreto para Fiscalización Minera

    Fiscalizacion MLos pequeños mineros recibirán apoyo para implementar los planes de mejoramiento resultantes de su informe de fiscalización.
     
    MinMinas, Bogotá, D.C., 13 de enero de 2016. El Gobierno Nacional presenta el Decreto No. 2504 en el que se establecen los lineamientos para realizar la fiscalización minera y el acompañamiento a los títulos de pequeña minería que se encuentren en el programa de formalización y los subcontratos de formalización de todos los tipos minería en todo el territorio nacional. 
     
    “Estamos buscando un sector minero ordenado y competitivo. Es así, como estamos convencidos de que la mejor manera de lograrlo es haciendo un seguimiento exhaustivo y riguroso de los procesos mineros en todo el territorio. Con este nuevo decreto podremos aumentar nuestra capacidad operativa para realizar la fiscalización de manera que podamos elevar los estándares de la minería en el país”, aseguró el Ministro de Minas y Energía, Tomás González Estrada.
     
    El nuevo decreto define los criterios para realizar la fiscalización de acuerdo con la etapa en que se encuentre el título minero; y diferenciando las labores en la fiscalización realizada a los títulos de pequeña minería y Subcontratos de Formalización Minera.
     
    Como elemento novedoso, este acto administrativo establece la elaboración de unos planes de mejoramiento para la pequeña minería, así como para los Subcontratos de Formalización Minera, con el fin de garantizar el cumplimiento de las mejores prácticas de exploración y explotación minera, planes que, en su formulación podrán contar con el apoyo y acompañamiento del Gobierno Nacional.
     
    La Viceministra de Minas, María Isabel Ulloa, agregó “estamos dispuestos a brindarle apoyo a los pequeños mineros. Por eso, estos planes de mejoramiento contarán con un acompañamiento permanente por parte del Gobierno Nacional, con el fin deque el minero cumpla de una manera efectiva y eficaz los requerimientos y recomendaciones señalados en el informe de fiscalización”
     
    Adicionalmente, en el decreto se exige a la autoridad minera presentar un plan de acción anual, en el cual se deben establecer las visitas que se realizarán el año siguiente a todos los títulos mineros. Este plan debe priorizar los Proyectos de Interés Nacional – PIN y Proyectos de Interés Nacional Estratégicos – PINES, para verificar el cumplimiento de las obligaciones de carácter económico y los volúmenes de producción de estos proyectos que deberán visitarse al menos dos veces al año.
     
    Por último, también se deberá dar prelación a los títulos mineros que presenten alto riesgo de accidentalidad por condiciones de inseguridad minera y, los títulos cuyos beneficiarios sean pequeños mineros que estén en los programas de formalización minera adoptados por el Ministerio de Minas y Energía; estos deberán ser visitados por lo menos dos veces al año.
     
     
    Por: Paisminero.co / CP - MME
  • Opinión - La minería o la economía desamparada

    Minera SierraLa pelea de las comunidades contra la minería por el agua es absurda, ambos deben coexistir sin generar guerras sin cuartel
     
    La semana pasada fueron las comunidades de Pijao y Arbeláez. En los próximos meses se les unirán más pueblos dispersos por toda la geografía colombiana. 
     
    Cada vez, con mayor frecuencia, miles de pobladores, especialmente rurales, se unen a una sola voz que dice “sí al agua, no a las minas”. Un estribillo de fácil venta en tiempos de postverdad y próximas elecciones, porque nadie sensato quiere carbón, petróleo, cemento u oro, en lugar de agua, ríos, pájaros o árboles. Pero en esa tensión de verdades a medias está cayendo más de la mitad del país que ha terminado en la trampa de escoger una u otra situación como si fuera un imperativo, donde no existen caminos a medias y debamos tomar decisiones en caliente sin términos medios. Solo nos ponen a escoger entre agua y minas y no se brinda la posibilidad de hacer una explotación sostenible, tal como ha sucedido en otros países, en donde se han desarrollado sociedades que han alcanzado bienestar por una explotación responsable. Eso ha sucedido durante todas las etapas de la historia de la humanidad: pueblos enteros que han convivido con las explotaciones mineras sin mayores traumas.
     
    Casi todos los que le han dicho no a la explotación de carbón, oro, cemento o petróleo en sus regiones, lo han hecho sin mayores elementos de discusión económica y motivados por el agite de líderes que repiten verdades a medias, sin que nadie les aclare a sus electores sobre los beneficios de la minería para las arcas estatales. La minería per se no es mala, si se sabe manejar con responsabilidad su impacto y las grandes empresas dedicadas a la explotación logran devolverle a los dueños los daños que hacen sus operaciones. Hay docenas de ejemplos en países desarrollados en donde han logrado convivir las comunidades con explotaciones sostenibles y responsables. Hacer buena minería es cuestión de instituciones fuertes que obliguen a los responsables a tener buenas prácticas que aminoren los impactos. Lo más fácil es decirle no a la explotación actual y dejarle la extracción a las generaciones futuras. El problema al que nos enfrentamos es que la minería esta desamparada, no hay quien la defienda, ni los gremios, ni los ministerios, ni mucho menos los gobiernos locales y regionales, que necesitan explicar bien los beneficios de una economía extractiva bien ejecutada, con responsabilidad social y ambiental. Nadie le ha explicado a los pobladores de Cajamarca, Pijao o Arbeláez, entre otros que le dijeron no a las minas y el petróleo, cómo funcionan las regalías o el impacto social de las buenas prácticas. No hay nada peor que una minería informal, que es la gran beneficiada de estas consultas populares que eligen entre el agua y las minas. Una decisión racional que no tiene opciones pues la misma pregunta está envenenada.
     
    Según ACM, el sector minero aporta $1,55 billones en regalías, genera más de un millón de empleos y le representa a la economía casi 2% del PIB. Claro que es una actividad proscrita en tiempos de sensibilidad ambiental, pero no le se puede condenar sin que haya quien la defienda con tesis bien sustentadas. Los colombianos deben parar ese efecto dominó de consultas absurdas en las que ponen a escoger a la gente entre un mal y un bien y las autoridades ni los gremios son capaces de sensibilizar sobre su trabajo ancestral. No podemos olvidar que esos recursos están allí y que alguien en algún momento en el futuro los extraerá y generará el bienestar negado a las generaciones actuales.
     
    Fuente: Larepublica.co
  • Opinión – Defensa de una fuente de Recursos

    Mineros Cascos “Minería bien hecha”

    Tiene razón la Asociación Colombiana de Minería cuando le plantea al país esa visión.

    Colombia quiere que brille en el sector la responsabilidad social y ambiental, así como dejar atrás los fantasmas y dilemas paralizantes.

    No se trata de escoger entre el agua y el oro, los páramos y el carbón o el petróleo y la biodiversidad.

    Tener lo uno y lo otro es posible, viable y necesario.

    Chile, Perú, Brasil, Canadá, Australia, Noruega, entre otros, lo han logrado, dejando, de esa manera, lecciones que deben ser tenidas en cuenta y aprendidas.

    Para conseguirlo, además de la actitud responsable de las empresas, se requieren muchas otras cosas.

    En primer lugar, es necesario hacer un gran esfuerzo pedagógico para que se entienda bien qué es la minería.

    Hoy existe la percepción de que se trata de una actividad mala y depredadora.

    Esa imagen es, en buena parte, el resultado de la actividad política de grupos de interés que buscan respaldo con un discurso contra la inversión extranjera y las multinacionales.

    Es evidente que han conseguido edificar una idea negativa sobre el sector.

    Con falacias hacen que penetre en la mente de los ciudadanos la sugestión de que minería legal, ilegal y criminal son la misma cosa.

    Y así logran que los habitantes de las regiones en las que se explotan los hidrocarburos y los minerales se movilicen contra la empresa formal, organizada y respetuosa de la ley.

    Qué gran daño le hacen a Colombia.

    Pero, la dicha percepción puede y debe cambiarse.

    Naturalmente, con el fin de conseguirlo, el Gobierno tiene que ejercer un  liderazgo significativo en defensa de semejante fuente de desarrollo para la nación, y las empresas cambiar el lenguaje y la forma de relacionamiento con las comunidades.

    Con respecto a lo primero, ese liderazgo debe ser ejercido por el Presidente de la República en forma personal.

    No puede ser de otra manera, toda vez que, para poner solamente un ejemplo, en un año malo, como el anterior, la minería contribuyó con el 4.7% del Producto Bruto de la nación, y representó el 28% de las exportaciones colombianas.

    Lo que está en juego, pues, es la salud económica del país.

    En relación con lo segundo, a los empresarios les toca hablar no de minería en abstracto, sino de la contribución que hacen para el mejoramiento de las condiciones de vida de la gente.

    Como no se trata de bienes que se extraen y exportan solamente, pues producen, también, materias primas para la industria transformadora, el ciudadano debe comprender el verdadero significado que tiene la actividad.

    La minería tiene que ver con infraestructura, construcción, insumos agropecuarios, cerámica, arena, cemento, metalmecánica, en fin, con innumerables actividades económicas de las cuales depende el bienestar de todos y la economía del país.

    Es posible que muchos piensen que es mala por la propaganda política negativa y los problemas reales que producen algunos proyectos.

    Sin embargo, no hay razón para creer que los ladrillos que utilizan para construir su casa, la arena y el cemento que usan para pegarlos, las barras de hierro que se necesitan en las construcciones antisísmicas, etc, generen rechazo e indignación.

    Todo lo anterior demuestra que existe un campo amplio para el mejor relacionamiento del sector con los ciudadanos, así como con las autoridades locales, que debe convertirse en un objetivo prioritario de quienes se dedican formal y legalmente a la actividad minera.

    Si se hace minería bien hecha, se explica bien, y se lidera bien desde el Gobierno, con el liderazgo del propio Presidente en defensa del sector, bueno es reiterarlo, el futuro será distinto.

    Y ganarán los colombianos y Colombia.

    Fuente: elnuevosiglo.com.co

  • Opinión – Nuevas Reglas Para Pequeña Minería

     

    Mineria PalaPor: Adriana Martinez

    El paro minero que se llevó a cabo en los municipios mineros de Antioquia, donde abunda la minería tradicional, llama la atención por la necesidad de soluciones prácticas a esta problemática social. Los mineros se quejan porque dicen que el Estado les persigue como si fueran criminales, por la creación además del Registro Único de Comercializadores de Minerales – que limita la compra de productos del subsuelo de quienes tengan título minero y porque les quiere prohibir el uso de mercurio como un elemento básico para el tipo de producción que hacen. Consideran además que hacerles exigible el cumplimiento de las normas legales y técnicas vigentes, es prácticamente sacarlos del mercado por la dificultad que dicen tener para atenderlas.

    Puntualmente se presenta además, una conflicto con la empresa minera que detenta los derechos a explotar en la zona, legítimamente constituidos, y que ha ofrecido subcontratos de formalización que los mineros consideran injustos y desventajosos para ellos.

    Lo cierto es que desde hace varios meses y como resultado de la inclusión en la Ley del Plan, Ley 1450 de 2015, de la política pública de clasificación de la minería por rangos, el Gobierno Nacional ha venido expidiendo una serie de reglamentos, principalmente para la pequeña minería y la minería de subsistencia, con el propósito de cambiar las reglas aplicables a este tipo de proyectos. Se busca facilitarles la atención de las normas y reglas técnicas aplicables a la industria minera en el país. Lo que si no se ha considerado posible de cambiar, es tratar de eliminar el uso de mercurio en el beneficio del oro, por las graves afectaciones que este metal causa sobre el ambiente y las personas.

    Ahora bien, la insistencia de estas comunidades en no ajustarse a las normas técnicas, legales y ambientales, no es posible de aceptar si se quiere avanzar en la política pública de garantizar la “Minería bien hecha”. El país debe mejorar los niveles de desempeño en la pequeña minería y para eso debe exigir, a quienes la practican, un esfuerzo mayor y elevar los estándares técnicos y ambientales de sus unidades productivas.

    La clasificación de la minería por rangos, efectuada en el Decreto 1666 de 2016, a través de la fijación de topes de producción para cada uno de ellos, permitirá la discriminación en la aplicación de las reglas, haciéndolas más flexibles para pequeñas unidades productivas. Para el caso del oro, se ha establecido como tope las 15.000 toneladas de producción anual en minas subterráneas y 250.000 metros cúbicos, de producción anual a cielo abierto y para la minería de subsistencia a través de la Resolución 40103 de 2017, se fijó como volúmenes máximos de producción: 35 gramos mensuales de oro y 420 gramos anuales de oro. Igualmente, se expedirán términos de referencia distintos para la elaboración del Programa de Trabajos y Obras de la pequeña minería, que faciliten la atención de este requisito indispensable para demostrar la viabilidad técnica y económica del proyecto. Habrá que ver si desde la perspectiva ambiental, se harán igualmente cambios en cuanto al contenido del Estudio de Impacto Ambiental, para justificar la viabilidad ambiental y social de la pequeña minería.

    Por tanto, el llamado a las autoridades competentes es a persistir en cuanto a que la actividad extractiva que se haga en el país sea “Minería bien hecha”, y como consecuencia de ello, se logre la aceptación de las regiones para esta actividad, como una oportunidad de desarrollo regional y local. Lo anterior, porque como bien lo contempla la Ley de Minas vigente, por pequeña que sea, la unidad productiva debe ser técnica, económica, ambiental y socialmente viable.

     

    Fuente: Larepublica.com.co

  • Pequeños comercializadores serían eximidos del Rucom

    Esmeraldas ColombianaLa Agencia Nacional de Minería (ANM) propuso en un proyecto de resolución que los que utilicen poco mineral no tengan que registrarse.

    Esta semana la Agencia Nacional de Minería (ANM) publicó en su página web un proyecto de resolución donde establece algunas excepciones para presentar el Registro Único de Comercializadores de Minerales (Rucom).

    El documento está disponible para comentarios, es decir que aún no es definitivo.

    La propuesta es que las empresas que utilicen como materia prima o para consumo pequeños volúmenes de piedras preciosas, semipreciosas, minerales metálicos, carbón, materiales de construcción y arcilla no deberán presentar el registro ante las autoridades.

    Por ejemplo, los joyeros que utilicen menos de dos kilos de oro, 40 kilos de plata o 300 gramos de platino, por año calendario, no deberán registrarse en el sistema.

    Para las esmeraldas, el límite se fijó en 100 salarios mínimos al año (64,4 millones de pesos), por las particularidades de estas gemas, cuyo valor no está ligado a su peso.

    Mientras tanto, las empresas o personas naturales que utilicen minerales para actividades distintas a la venta tampoco deberán registrarse, siempre y cuando no superen las 600 toneladas por año, para el carbón, y los 720 metros cúbicos por año para materiales de construcción y arcillas.

    La propuesta de resolución también indica que, en todo caso, las empresas que sean requeridas por las autoridades deberán demostrar la procedencia lícita del mineral, con el trámite del certificado de origen.

    El presidente de Fedesmeraldas, Óscar Baquero, señaló que la propuesta está siendo analizada por el gremio, pero que considera que, en principio, las cifras indicadas muestran que la resolución busca darle un alivio a la minería de subsistencia.

    Hasta el miércoles 10 de junio estará publicada la propuesta para correcciones.


    Fuente: Portafolio.co

  • Pequeños mineros de Antioquia a un paso de la legalidad

    Foto: BIOREDD+ de USAIDFoto: BIOREDD+ de USAIDPequeños mineros de Caucasia, Cáceres, Tarazá, Zaragoza, Remedios, Segovia y Buritica se encuentra en la recta final de la ruta de legalización de sus unidades de producción minera. La Secretaría de minas de la Gobernación de Antioquia, en tiempo record, evalúo técnica y jurídicamente los documentos que se entregaron el pasado 2 de diciembre y emitió en los últimos días, la resolución solicitando los requerimientos a los Planes de Trabajo y Obras - PTOs, los cuales se entregarán en el transcurso de esta semana.
     
    Las primeras seis (6) minas que llegan a su etapa final del proceso hacen parte del grupo de 43 que la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional USAID a través de Programa BIOREDD+ viene apoyando en la formulación de los Planes de Trabajo y Obras – PTO y los Estudios de Impacto Ambiental o Planes de manejo Ambiental.
     
     
    Algunos propietarios de las unidades de producción minera en reiteradas ocasiones habían intentado sin éxito este proceso, sin embargo atendieron nuevamente el llamado de la Secretaría de Minas de la Gobernación de Antioquia y el Programa BIOREDD+ de USAID, quienes unieron esfuerzos humanos y recursos para agilizar trámites y procedimientos y brindar acompañamiento directo al pequeño minero para que realice una minería legal, social y ambientalmente responsable.
     
    Es importante mencionar que los propietarios de este primer grupo de minas (Buena Suerte, Operminco, El Rayo, Puerto Escondido, Tenerife y Compañía Minera Piamonte)y las otras 37 que avanzan en este proceso recibieron capacitación por parte del Programa BIOREDD+ de USAID en temas como legislación minera ambiental, seguridad industrial y normatividad empresarial hecho que les ha permitido optimizar sus prácticas extractivas, reducir el uso de mercurio y disminuir el impacto ambiental.
     
    Por: Paisminero.co
     
    {backbutton}
  • Perú: producción de cobre creció 30% en julio y registró su mayor expansión del año

    Cobre ProdcPor otro lado, también se registró un incremento positivo en la producción de oro (0.68 por ciento), plata (5,67%), zinc (5.68%) y plomo (8,26%), anotó.

    De acuerdo al último reporte de la Dirección General de Minería del Ministerio de Energía y Minas (MEM), la producción peruana de cobre alcanzó en julio un crecimiento de 29,58%, respecto al mismo mes del año anterior, el más alto que se ha registrado en el año.
    ADVERTISEMENT

    “Este incremento de casi 30% se debe al mejor desempeño de Antamina (Áncash) que incrementó en 48% respecto a julio de 2014; y al mejor desempeño de Toromocho (Junín) que viene superando algunos problemas que tuvo a lo largo del año pasado”, indicó el director general de Minería del MEM, Marcos Villegas Aguilar.

    Señaló que el proyecto Constancia (Cusco) también viene aportando a este incremento, y se ha convertido, desde su inicio de operaciones en diciembre último, en el sexto aportante nacional de este metal.

    Otros metales

    Por otro lado, también se registró un incremento positivo en la producción de oro (0.68 por ciento), plata (5,67%), zinc (5.68%) y plomo (8,26%), anotó

    Villegas explicó que el crecimiento que vienen experimentando el oro y la plata se explica en la recuperación de Yanacocha (Cajamarca) y Alto Chicama (La Liberrtad) en relación al año pasado, y al inicio de operaciones de nuevos proyectos como Anama, en Apurímac.

    Cabe señalar que en los resultados acumulados de enero a julio, se puede observar el crecimiento en todos los metales excepto en estaño. Así, el cobre creció 11,18%; oro, 6,73%; zinc, 12,07%; plata, 3,92%; plomo, 16,15%; y hierro, 0,44%.

    A nivel regional

    De igual modo informó que Áncash continúa liderando la producción cuprífera nacional acumulada de enero a julio, con un aporte del 25,17% del total.

    En tanto, Cusco se ubica en segundo lugar con una participación del 16,80%, desplazando a Arequipa (13,14%) y Moquegua (11,84%).

    En relación al oro, La Libertad se consolida como el principal productor de este metal precioso (34.63 por ciento del total), seguido por Cajamarca y Arequipa que alcanzaron el 30.55 por ciento y 9.72% de la producción total, respectivamente.

    Finalmente, en cuanto a la producción de plata, Junín registró un 20.74 por ciento de participación a nivel nacional, en tanto que la región Pasco alcanzó una participación del 17.07 por ciento, dejando atrás a Lima con el 16.98 por ciento.

    A nivel regional

    De igual modo informó que Áncash continúa liderando la producción cuprífera nacional acumulada de enero a julio, con un aporte del 25,17% del total.

    En tanto, Cusco se ubica en segundo lugar con una participación del 16,80%, desplazando a Arequipa (13,14%) y Moquegua (11,84%).

    En relación al oro, La Libertad se consolida como el principal productor de este metal precioso (34.63 por ciento del total), seguido por Cajamarca y Arequipa que alcanzaron el 30.55 por ciento y 9.72% de la producción total, respectivamente.

    Finalmente, en cuanto a la producción de plata, Junín registró un 20.74 por ciento de participación a nivel nacional, en tanto que la región Pasco alcanzó una participación del 17.07 por ciento, dejando atrás a Lima con el 16.98 por ciento.


    Fuente: Americaeconomia.com / APN

  • Piden controles para entrega de 'licencias exprés' para minería

    Mineros De Farallones CaliCon la propuesta, que surge desde el Congreso, se busca dar prioridad al medio ambiente
     
    Desde el Congreso de la República exhortaron este miércoles al Gobierno Nacional para que le ponga límites a la entrega de licencias exprés al sector minero, con el fin de que se le dé prioridad al cuidado y preservación del medio ambiente.
     
    Lo que se busca, según se pronunciaron desde Alianza Verde, es que haya parámetros claros para realizar minería con responsabilidad, que fomente el desarrollo pero que, a la vez, no golpee la biodiversidad.
     
    "No queremos que el Gobierno siga otorgando licencias exprés a multinacionales, ya que confiamos en la minería responsable con acompañamiento para que de verdad sea a favor del medio ambiente", enfatizó la representante Sandra Ortiz Novoa, de Alianza Verde.
     
    Ortiz Novoa, quien deja la segunda vicepresidencia de la Cámara este 20 de julio, aseguró que la prioridad debería ser la preservación de los páramos, los cuales son parte vital de los recursos medioambientales del país.
     
    "Hemos venido trabajando en el Congreso para la protección del medio ambiente en el país, pero en especial en el departamento de Boyacá porque el 80 por ciento de los municipios están alrededor de páramos", puntualizó la representante.
     
     
    Fuente: Eltiempo.com
  • Recuperando la autoridad moral de la industria

    Jaime ArteagaMinería a Profundidad con Jaime Arteaga

    Continuamos con la segunda parte de la entrevista realizada a Jaime Arteaga y en esta oportunidad ahondamos en temáticas que muchas veces parecen no estar asociadas a la minería, pero que, como veremos, tienen una conexión relevante y que resulta fundamental a la hora de excavar en esta compleja y apasionante temática.

    Recopilemos para continuar con el hilo de la conversación y contextualizar a nuestros lectores. Arteaga, venía explicando la importancia de “llegar a acuerdos, así por ejemplo la minería tiene la capacidad de proveer unos bienes públicos que son de gran utilidad para el sector agrícola, lo que pasa es que esas conversaciones son difíciles, no olvidemos que el poder político está asociado al control de la tierra. Entonces, más allá de que los grandes agricultores o gamonales se interesen por el uso del agua, por ejemplo, lo que más les interesa es no perder ni el poder ni el control político”.

    P: Actualmente el debate de la minería gira en torno a una serie de argumentos que fácilmente podrían resultar irrisorios. En este sentido, profundicemos en el tema de la verdad sobre la minería en Colombia y cómo podríamos explicarla mejor.

    J.A: Seguimos siendo personas, seres humanos, que utilizando las nuevas tecnologías y afianzando la comunicación a través de las redes, tenemos la gran facilidad de construir comunidades digitales y reforzar creencias y preocupaciones sobre temas particulares. En este sentido, creer que podemos hacer cambiar de opinión a las personas a través de las redes sociales, quizá sea ingenuo, pero lo que definitivamente si se puede lograr, como se ha evidenciado, es consolidar una comunidad, hacerla crecer, reforzar las creencias y unirnos, por qué no, en torno a la minería.

    Con relación a lo que venimos conversando, en una sociedad hiperconectada ¿cuál es la preocupación principal en el mundo o por lo menos una de las más recurrentes? Sin duda, está asociada al tema medio ambiental y a este tópico significativo le han incluido hábilmente la alternativa “oro u agua”, siendo una gran oportunidad para reforzar las creencias de las personas que tienen una preocupación sobre el medio ambiente y la minería. Eso les permite fortalecer un discurso antiminero.

    En vez de abordar la conversación sobre minería y agua, con tiempo y analizándola, el sector cometió un error al identificar a los que plantearon el debate como opositores. Y algo que todos sabemos actualmente es que si se llega tarde, digamos 5 años, a una conversación en redes sociales, la brecha ya no le permite ni a una empresa ni a nadie abordar la discusión con fluidez y generando aliados. Digamos que a esta conversación se llegó tarde.

    Así las cosas, podemos decir que en este momento las conversaciones sobre el agua en redes sociales, donde los llamados “opositores” intervienen, no vale la pena discutirlas ni buscar participar. Lo que sí se puede hacer es identificar a los validadores, diferentes a los de la industria para conversar sobre las preocupaciones de esos grupos humanos que forman una comunidad interesada en agua y minería. Así, tratar de incorporarse en el discurso de “oro y agua”, porque ahí la minería más que cualquier otra industria tiene conocimiento.

    P: Volvamos sobre el tema de los ambientalistas extremos, ¿qué considera usted de esta visión sobre el medio ambiente?

    J.A: No podemos hablar de ambientalistas extremos, el ambientalismo no puede ser extremo, es decir no hay un extremo para proteger el medio ambiente, cualquier protección al medio ambiente se queda corta. Lo que es muy diferente es que hay personas que hacen política con el medio ambiente y son los que le dan un tono extremo a su discurso y se ciegan frente a los argumentos, pero lleguemos al acuerdo de que en esencia no existe un “ambientalista extremo”, todos estamos interesados en conservar la naturaleza y preservar el medio ambiente y no hay extremos para lograr ese objetivo.

    P: Últimamente están de moda los diplomados anti mineros en el país, quisiéramos preguntarle ¿qué alternativas tiene la minería para incluirse nuevamente con fuerza en el ámbito académico? Además de las carreras que son afines a esta actividad, como la Ingeniería de Minas, la Geología, etc… ¿Qué oportunidades ve usted en este campo?

    J.A: Si usted habla de las victimas desde la izquierda resulta moralmente superior, al igual que si usted defiende el agua o habla de la protección al medio ambiente desde una ONG. Usted dispone de una superioridad en términos morales y tiene un terreno ganado. Entonces a lo qué voy con todo esto, es que el problema de la minería no es técnico ni académico, sino que gira sobre un asunto moral.

    Ahora bien, qué podría devolvernos esa reputación y autoridad moral para conversar sobre todos estos temas que se han planteado, pues dejar de pensar que el fin último es el mineral, entender que ese no es el fin último, el verdadero fin de la actividad minera es lo que la sociedad hace con ese mineral. Y volvemos entonces a los temas que se mencionaban anteriormente, la educación, la salud, etc.

    Tenemos que lograr el puente entre el mineral en bruto y lo que este determina para la sociedad, recuperando la autoridad moral como lo he planteado en múltiples escenarios donde se dan las conversaciones más importantes.

    Fuente: Vanguardia.com

  • Sector minero podría invertir al menos 1.500 mln dlr al año en Colombia

    Acm Santiago AngelLa minería podría convertirse en el principal motor de la economía colombiana con inversiones por al menos 1.500 millones de dólares anuales en el próximo quinquenio, si el Gobierno garantiza seguridad jurídica, dijo el martes el principal dirigente del sector.

    Las empresas de minería piden al Gobierno reglamentar las consultas populares sobre proyectos mineros y sostienen que la seguridad jurídica es el mayor desafío para la industria.

    "De darse las condiciones de inversiones que estamos pidiendo, como asociación y como industria, podríamos volver a traer entre 1.500 (millones) y 1.700 millones de dólares año, para una inversión en el quinquenio de 7.500 millones de dólares", dijo el presidente de la Asociación Colombiana de Minería, Santiago Ángel.

    "Esta es una industria que en sus mejores años trajo entre 2.500 (millones) y 3.000 millones de dólares año, desafortunadamente el año 2015 y especialmente el 2016, fueron años muy malos para la atracción de inversión llegando a una cifra cercana a cero", precisó el dirigente.

    El Gobierno de Colombia anunció recientemente que presentará al Congreso un proyecto de ley para evitar los choques entre autoridades nacionales y locales por proyectos petroleros y mineros, e impedir que consultas populares los prohíban.

    La Corte Constitucional eliminó una norma que facultaba solo al Gobierno Nacional para decidir sobre proyectos de exploración y explotación, lo que permitió a alcaldes y gobernadores limitarlos de forma permanente o transitoria en sus territorios generando incertidumbre entre las empresas mineras.

    La sudafricana AngloGold Ashanti suspendió el mes pasado un proyecto aurífero en el centro de Colombia después de que los habitantes del pueblo más cercano a la mina decidieron en una consulta prohibir las actividades de minería en su territorio.

    La economía colombiana creció un 2 por ciento en el 2016, una desaceleración frente al año previo, y el sector de la minería fue el que más cayó con una contracción de 6,5 por ciento.

    Pese a unas mejores condiciones de seguridad por la firma de un acuerdo de paz con la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (FARC) para acabar con un conflicto de más de medio siglo que ha dejado 220.000 muertos, las empresas del sector minero piden reglas de juego claro para la inversión.

    Ángel pronosticó producción de cobre para los próximos años, que se sumaría a la de carbón, oro, esmeraldas y ferroníquel.

    "Hay empresas mineras que tienen fases de exploración bastante avanzada, nosotros creemos que en los próximos años podríamos tener un proyecto de cobre andando", concluyó Ángel, quien dijo que después de Perú, Colombia es el país de la región con mejor potencial geológico para la exploración minera.

    Fuente: lta.reuters.com / Reporte de Luis Jaime Acosta; Editado por Javier López de Lérida

  • Tres De Cada 10 Títulos Mineros Están En Los Departamentos De Antioquia Y Boyacá

     

    Radiografia MineraEn el top cinco del ranking de los departamentos con más títulos mineros están Antioquia y Boyacá con 1.448 y 1.446.

    En el país existen actualmente 8.880 títulos mineros, los cuales equivalen a 3,8% del territorio, según las cifras la Agencia Nacional de Minería (ANM).

    En el top cinco del ranking de los departamentos con más títulos mineros están Antioquia y Boyacá con 1.448 y 1.446, respectivamente, los cuales corresponden a 32,6% de los que hay en el país. Posteriormente, está Cundinamarca con 978, Norte de Santander con 623, y Santander con 570

        Según Silvana Habib, presidenta de la ANM, Antioquia tiene un gran potencial e industria minera para la región y el país. “En promedio, en los últimos cinco años, su participación en      la producción de oro del país fue de 43%; plata, 63%; platino, 1%; materiales de construcción, 4%; arcillas y calizas, 6%”, contó Habib.

    No obstante, Antioquia también es el departamento donde más hay anuncios de consultas populares o acuerdos municipales en contra del sector.

    Según la Asociación Colombiana de Minería (ACM), 20 municipios se encuentran en estos procesos. De hecho, el Concejo de Támesis y Jericó, en el suroeste antioqueño, en mayo y junio de este año prohibieron la exploración y explotación de minerales metálicos.

    En el caso de Boyacá, Habib explicó que es el principal productor esmeraldas en municipios como Muzo, Quípama, Macanal, Maripí y San Pablo de Borbur, ubicados al occidente del departamento.

    Así mismo, produce actualmente un promedio de tres millones de toneladas de carbón y más de 300.000 metros cúbicos de materiales de construcción, al igual que roca fosfórica, hierro y yeso.

    Para la presidenta de la ANM, Boyacá es un símbolo de la minería bien hecha, puesto que 98% de sus productos de exportación es minero-energético y a la vez, del departamento salen cada año millones de toneladas de productos agrícolas (papa, caña panelera, cebolla cabezona, cacao, tomate y cebolla larga) y es la despensa del país. Hay miles de cabezas de ganado y una producción lechera estimada en un millón de litros diarios.

    “Boyacá es el perfecto ejemplo de que la minería es compatible con otras actividades productivas en el mismo suelo, y que no afecta el normal desarrollo de las demás industrias. Por el contrario es jalonadora de las economías regionales”, afirmó Silvana Habib.

    Al respecto, según Brigitte Baptiste, directora del Instituto Humboldt, destacó que “la minería no es incompatible por naturaleza con otras actividades, pero lo es cuando no está bien hecha”. De igual forma, señaló que desde su perspectiva, en el sur de Boyacá podría decirse que hay una mayor convivencia con otras industrias.

    Precisamente, Fabio Guerrero, director de la Corporación Autónoma Regional de Chivor (Corpochivor), cuya jurisdicción está ubicada al suroriente boyacense, manifestó que en la jurisdicción hay tanto minería legal como tradicional, y pese a los esfuerzos, aún persiste la ilegal.

    “Hay que hacer una minería bien hecha, responsable, con desarrollo sostenible. El país necesita los minerales, pero tiene que comprometerse con un plan de manejo adecuado y con las condiciones ambientales en donde se vaya a desarrollar”, afirmó Guerrero.

    En relación con los departamentos con menos títulos están Vaupés con cinco; Vichada y Guaviare con 10; Guainía con 34 y Arauca tiene 35.

    Los únicos que no cuentan con títulos son Sucre, San Andrés y Providencia y Amazonas.

    ¿Qué producen los que tienen menos?

    Según la Agencia Nacional de Minería (ANM), de 8.880 títulos que hay en el país, Vaupés cuenta con cinco. Según el último reporte, producen oro y materiales de construcción. En el caso de Vichada, que tiene 10 títulos, la producción proviene principalmente de Cumaribo en arenas negras y niobio, y Puerto Carreño con estaño, niobio, volframio y arenas negras. Entre tanto, Guaviare, también con 10, tiene una producción que proviene de la capital, San José del Guaviare, en materiales de construcción, arenas negras y oro.

    Fuente: Larepublica.com.co / Katherine Benítez Piñeros 

     

  • US$30 millones fortalecerán el sector minero energético

    Inversion EconoEl Gobierno de Colombia se suscribió a la Iniciativa para la Transparencia de las Industrias Extractivas (Eiti) e identificó precisamente a la transparencia como un punto de partida para el fortalecimiento de las capacidades institucionales.
     
    El objetivo de la Upme, unidad administrativa adscrita al Ministerio de Minas y Energía, consiste en la planeación integral del sector minero energético, el desarrollo y aprovechamiento de los recursos.
     
    Colombia fortalecerá la toma de decisiones de políticas sectoriales, la gestión de la información para la prestación eficiente de servicios y las prácticas de fiscalización y control en el sector minero energético con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID). 
     
    El crédito que fue firmado por el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas Santamaría, y el presidente del BID, Luis Alberto Moreno, por US$30 millones apunta al fortalecimiento institucional del sector minero energético para mejorar su transparencia y eficiencia.
     
    De acuerdo con el Banco Interamericano de Desarrollo, “en este sector existen debilidades institucionales para generar, compartir y utilizar la información relativa a la actividad minero energética. Estas deficiencias limitan la capacidad de las autoridades para planificar, brindar servicios y controlar la actividad del sector, e inhiben el ejercicio de rendición de cuentas en favor de la ciudadanía”.
     
    Según el jefe de la cartera de Hacienda, “vamos a seguir mejorando la administración de los recursos que vienen del sector minero energético”.
     
    En adición, Cárdenas Santamaría indicó que los acuerdos se negociaron en condiciones favorables y competitivas y permitirán aprovechar el valor agregado y el acompañamiento técnico previstos en las operaciones financiadas con la banca multilateral.
     
    Al respecto, el principal beneficiario será el Ministerio de Minas y Energía y sus entidades adscritas. 
     
    Entre otros componentes del proyecto, según el comunicado del BID, se prevé el diseño e implementación de un tablero de comando estratégico y un módulo de inteligencia de negocios. 
     
    También se buscará una reingeniería de los procesos institucionales de la Agencia Nacional de Minería. Asimismo, se fortalecerá a la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme) para ofrecer datos completos e integrados que permitan una mejor planificación y prestación de servicios de información al resto de instituciones del sector.
     
    En favor de la transparencia, este programa contempla, entre otros, revisar y mejorar la información disponible en el módulo de fiscalización de la plataforma MapaRegalías, cuyo objetivo consiste en visualizar la recaudación y las inversiones financiadas con recursos provenientes de las industrias extractivas.
     
    El crédito tiene un plazo de amortización de quince años y una tasa de interés basada en Libor.
     
    En la firma del crédito también participó el ministro de Minas y Energía, Tomás González Estrada, quien afirmó que el objetivo del crédito es mejorar la eficiencia de los procesos de planeación, gestión de la información y control del sector minero energético.
     
    Así mismo, González Estrada sostuvo que “esta cifra, invertida adecuadamente en temas de información, va ser revolucionaria para el sector. Con estos recursos haremos temas de seguimiento, procesos, procedimientos y control de tiempos para titulación minera, esto significa orden a la minería”. 
     
    Además, puntualizó el alto funcionario que con este crédito el país logrará más orden en la minera, mejor conocimiento del subsuelo y avances para que la riqueza de este ayude a combatir la pobreza del suelo del país.
     
    Fuente: Elmundo.com
  • Van 1.464 autorizados para transar minerales

    Minerales ProducSe han presentado más de 3 mil solicitudes para el Registro Único de Comercializadores de Minerales, Rucom.

    A partir del primero de enero del próximo año toda persona natural o jurídica que quiera dedicarse a la compra y venta de minerales en el país deberá tener el Registro Único de Comercializadores de Minerales, Rucom, que debe ser expedido por la Agencia Nacional Minera, ANM.

    Pues bien, la Agencia reportó que se han inscrito ya 3.656 comercializadores al registro, de los cuales la entidad ha autorizado a 1.464, que cumplieron con todos los requisitos para ejercer la actividad.

    Entre los restantes, hay 1.039 operadores que aún deben subsanar requerimientos hechos por la autoridad para recibir el registro. De estos, hay 15 que no presentaron el balance general ni el estado de resultados; 613, que no cumplieron con la actividad comercial requerida según los documentos de la Cámara de Comercio y 411 que presentan deudas ante la Dian.

    “El Registro Único de Comercializadores de Minerales es una herramienta para combatir la explotación ilícita de minerales. Como autoridad minera invitamos a los comerciantes para que se registren en estos dos meses que aún faltan, antes del plazo límite ordenado por el Gobierno para el primero de enero”, señaló la Presidenta de la ANM, Natalia Gutiérrez Jaramillo.

    Las personas que no tengan el registro el próximo año, y sigan comercializando podrán recibir sanciones. Incluso la autoridad puede decomisarles los minerales.

    Antioquia, Boyacá, Cundinamarca y Chocó son los departamentos en los que más inscripciones se han recibido hasta ahora.

    Los mineros con títulos de explotación, que también sean proveedores, deben registrarse.


    Fuente: Portafolio.co

    {backbutton}

Links to Best Bookmaker Bet365 it The UK