log in

Oro y Otros Minerales

Buscar Noticias

Con planta ancestral están reemplazando el mercurio las mineras del Valle

0
0
0
s2smodern
Oro En RioEl secreto para reemplazar el metal líquido lo tiene una ancestral planta que también permite decantar el oro de la ‘jagua’. Esta es la historia.
 
Son al menos un centenar las organizaciones de mineras artesanales del Valle del Cauca que están siendo apoyadas por la CVC en su proceso de apostarle a extraer oro sin usar químicos contaminantes en los ríos de la región.
 
Una de ellas es la Asociación Artesanal Ecológica Agrominera (Asoagromineras), compuesta por 32 personas; 24 madres cabezas de hogar y siete hombres, que están hallando oro en los ríos de una manera responsable y respetuosa con el medio ambiente, sin usar mercurio ni cianuro.
 
Cabe mencionar que el mercurio es el único metal cuyo estado es líquido a temperatura ambiente. En el ámbito de la minería, actividad en la que más se usa este elemento químico abiertamente, sirve para separar y extraer las pequeñas piezas de oro del sedimento rocoso.
 
El oro se adhiere al metal líquido, formando una amalgama que posteriormente se calienta para que se evapore el mercurio y quede solo el metal precioso. El problema está en que en todo este proceso, una porción de dicho metal tóxico contamina el agua del río y el aire del entorno cuando se hace la evaporación.
 
Para evitar todo esto, explica Zoraida Mina Libreros, representante de Asoagromineras, ellos utilizan ‘babosa’, una planta ancestral que cuando se macera desprende un jugo con el que se puede separar también el oro.
 
“Nosotras trabajamos la minería de una manera ancestral y ecológica, no utilizamos ningún tipo de químicos como el mercurio ni el cianuro. Aquí ‘cortamos’ el oro con plantas”, explicó la mujer.
 
El proceso es sencillo pero sorprendente. Luego de escarbar en las playas de las orillas de los ríos, los mineros artesanales extraen este material y lo lavan en bateas. A lo que queda después de esto se le llama ‘jagua’, que es el sedimento arenoso donde se esconde el oro.
 
En este punto es donde normalmente se utilizaría el mercurio. Pero en el caso de estos mineros, lo que hacen es poner la ‘babosa’ en un recipiente con agua, para macerarla con sus manos y obtener una mezcla viscosa y densa (por eso el nombre de la planta) que reemplaza el metal líquido.
 
Con esta agua ‘babosa’, los mineros artesanales del Valle lavan la ‘jagua’ y separan las diminutas piezas de oro, sin contaminar y sin poner en riesgo la salud de la fauna del entorno, del ecosistema o incluso la de ellos mismos.
 
Como si fuera poco, este proceso de minería artesanal sustentable usa también implementos reciclados. Los tarros donde se empaca el oro de la ‘jagua’ son tarros de medicamentos o tubos de rollos fotográficos.
 
“Además, utilizamos ‘tafetán’, un trapito de tela de sombrilla reciclada en la que empacamos el oro, porque así es más fácil que llegue seco al sitio donde lo vendemos”, añadió la minera.
 
Aquí, en el Valle del Cauca, departamento donde la minería a gran escala acabó a mordiscos de retroexcavadora con ríos como el Dagua, todavía quedan alternativas para salvar el medioambiente mientras se hace minería.
 
Es por ello que la CVC ha prestado especial atención al centenar de casos de éxito, como el de Asoagromineras. “Gracias a eso iniciamos unas capacitaciones en Cali, estuvimos en Buga y hemos venido de la mano de la CVC avanzando, nos ha favorecido porque entre otras cosas hemos aprendido cómo asociarnos, cómo trabajar mejor y hemos recibido beneficios como cuatro canoas, 31 bateas y herramientas de trabajo”, contó Zoraida.
 
Antes estas mineras debían esperar a que alguien les hiciera el favor de transportarlas o alquilar las canoas. Ahora pueden ir de una playa a otra y tienen las herramientas necesarias para extraer las minúsculas partículas de oro, juntarlas y suplir las necesidades de sus familias al tiempo que protegen el ambiente.
 
Fuente: Publimetro.co
Links to Best Bookmaker Bet365 it The UK