log in
  • Foto: de la Republica.coFoto: de la Republica.coEn medio de un fuerte debate político sobre la conveniencia de la venta de la empresa de energía, se cierra el segundo proceso de precalificación. Al menos dos firmas nuevas han manifestado interés.
    Son dos extranjeras las nuevas empresas que han manifestado su interés por participar en la puja por la compra de las acciones que tiene la Nación en Isagen, y al menos una podría presentar este miércoles sus documentos para la segunda fase de precalificación de los interesados.
     
    Se trata del fondo Brookfield Asset Management, un fondo de inversión canadiense que ya tiene presencia en Colombia a través de una participación controlante en la Empresa de Energía de Boyacá, Ebsa, adquirida en el 2012.
     
    Esta firma inició desde el pasado 27 de marzo ante la Superintendencia de Industria y Comercio un “procedimiento de autorización de una integración empresarial”, que es requisito indispensable para comprar las acciones, en caso de ser precalificada.
     
    La otra firma que ha manifestado interés en sumarse a la lista de empresas participantes en la subasta de las acciones de Isagen, es la chilena Colbún, que hace parte del poderoso grupo Matte. Esta empresa tiene 15 centrales hidroeléctricas, 7 termoeléctricas, 892 kilómetros en líneas de transmisión y 17 subestaciones en Chile.
     
    Dado que no tiene activos de energía en Colombia, no requiere pasar por el proceso de aprobación en la Superintendencia.
     
    Tampoco es tan claro el mecanismo que utilizaría para entrar en la subasta, pues en el mercado se rumora que podría participar mediante una alianza con otras de las firmas que ya están precalificadas.
     
    Lo cierto es que desde febrero la chilena creó su filial Colbún Desarrollo SpA, cuya misión es invertir en activos de energía en Suramérica y anunció que había empezado la recopilación de documentos para participar.
     
    “De resultar precalificada, el directorio de Colbún adoptará la decisión de proseguir o no en este proceso de subasta pública de acciones de Isagen, cuya fecha aún no está determinada”, dijeron voceros de la empresa de energía que aporta 2.962 megavatios de capacidad al Sistema Interconectado Central de Chile.
     
    En la lista de precalificadas ya están la francesa GDF Suez, a través de su grupo empresarial Generco, la española Gas Natural Internacional, la estadounidense Duke Energy y la firma asiática China Haudian Corporation.
     
    GDF Suez es la única de las precalificadas que presentó los documentos para reafirmar su intención de participar. Sin embargo, las otras que están en el listado todavía pueden presentar los papeles requeridos.
     
    De Colombia, fueron precalificados el Grupo Energía de Bogotá, que ya anunció que no estaba interesado en ofertar dadas las condiciones que les impuso la Superintendencia para participar en el proceso; y el consorcio EPM-Cemig, que renunció porque para la empresa brasileña “no fue posible lograr una estructura financiera que permitiera alcanzar un retorno adecuado de la inversión para ser aprobada por su directorio”.
     
    Así las cosas, a menos que ocurra una sorpresa en la nueva fase de precalificaciones, la lista de candidatos para quedarse con Isagen estaría conformada por extranjeras.
     
    ¿BUEN NEGOCIO PARA QUIÉN?
     
    Esta nueva etapa del proceso de precalificación llega justo en medio de un debate político y económico sobre las ventajas de la venta de Isagen.
     
    Para el economista Eduardo Sarmiento, la cifra de los 5,2 billones de pesos que espera recibir la Nación por la venta de su participación de 57,61 por ciento en la empresa de energía se queda corta.
     
    Por un lado, porque el cálculo inicial (de 5 billones de pesos) se hizo antes de que se culminara la construcción de la central hidroeléctrica del río Sogamoso y el incremento hecho no considera esta alza en el valor patrimonial de la firma, asegura.
     
    “La otra es que la empresa se vende en un momento inoportuno. La valoración que se hizo hace dos años en 5 billones de pesos, cuando el dólar estaba en 1.900 pesos, apenas se eleva a 5,2 billones de pesos. La suma que el país recibiría en dólares se reduciría en más del 25 por ciento”, señaló el experto.
     
    Este martes en el debate de control político que se le hizo al proceso de venta de Isagen, en la Comisión Quinta del Senado, también quedó en evidencia una fuerte oposición política en contra de la enajenación de este activo.
     
    Incluso se escuchó en el recinto la propuesta de no votar el Plan Nacional de Desarrollo hasta que el Gobierno desista de la venta de Isagen.
     
    El senador Jorge Enrique Robledo, uno de los principales opositores al proceso, dijo que se trata de “un negocio chimbo” porque se cambia una empresa rentable y sólida por una inversión de riesgo y bajo retorno como son las vías de cuarta generación.
     
    La senadora Maritza Martínez le exigió al Gobierno que explicara por qué no se pueden reemplazar los recursos que espera recibir de la venta de Isagen por otros mecanismos de financiación.
     
    De acuerdo con el Gobierno, con la venta de las acciones, Isagen y sus activos permanecerán en Colombia, pues a través de las concesiones de cuarta generación podrán llevar estos recursos a un sector de gran potencial: el de la infraestructura.
     
    Así que, a pesar de la oposición el proceso de venta seguirá su curso.
     
    Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Necesita activar JavaScript para visualizarla.
     
    Fuente: Portafolio.co
  • Hidrosogamoso(1)Este año se pospuso la venta de Isagén y proyectos como El Quimbo y Nueva Esperanza enfrentaron retrasos y controversias. ¿Qué pasará en el 2015 si se cumplen los pronósticos sobre el fenómeno del Niño? Las perspectivas no son tan pesimistas.
     
    La escasez de lluvias a principios del 2014 obligó a los generadores hidroeléctricos a conservar sus embalses y a satisfacer la demanda mediante la generación térmica. Como resultado, los precios en el mercado spot (de contado) de Colombia subieron a un máximo anual de 2,7 veces el más alto nivel registrado desde 2013.
     
    En el corto plazo, la adecuada estrategia de los generadores fue recompensada y hoy en día los embalses del país están sanos y los precios mantienen un nivel relativamente normal. Para Alejandro Castañeda, director ejecutivo del gremio de generadores térmicos Andeg, Colombia se encuentra en una buena posición para enfrentar el fenómeno del Niño siempre y cuando este no se extienda más allá de marzo o abril de 2015, momento a partir del cual las presiones sobre los precios podrían aumentar.
     
    Según Business Intelligence (BI) los niveles actuales de los embalses están en capacidad de solventar futuras fluctuaciones en la intensidad de las lluvias así como amortiguar presiones causadas por el crecimiento en la demanda energética del país la cual estará por encima del crecimiento presentado durante el 2014.
     
    La Unidad de Planeación Minero Energética (Upme) – adscrita Ministerio de Minas y Energía- proyecta un aumento de la demanda eléctrica en Colombia del 2,4 por ciento en 2015 (en su escenario base), en línea con la proyección de crecimiento del país que, según el FMI podría estar en 4,5 por ciento –aunque para los analistas locales estará por debajo del 4 por ciento–.
     
    Asimismo, para enfrentar los retos estructurales del sector en el largo plazo, la industria está bien posicionada: nueve nuevas plantas de energía tanto térmica como hidráulica están programadas para entrar en operación el próximo año, lo que representa alrededor del 11 por ciento de la capacidad instalada actual del país (14.700 MW).
     
    En cuanto a los resultados financieros, en los últimos dos años los ingresos de la industria han crecido por encima del PIB. Si asumimos que esta relación se mantiene, el crecimiento de los ingresos promedio del sector superaría 10 por ciento el próximo año y se estima que las empresas de este sector reporten en promedio márgenes de EBITDA por encima de 31 por ciento anual y a la vez que se materialicen en flujo los proyectos en los que vienen implementando.
     
    Durante el año pasado, los ingresos de las compañías se incrementaron a una tasa de 7,4 por ciento anual. No obstante, dado que tanto el 2013 como el 2014 han sido años con bajo nivel de lluvias y las compañía san teniendo que recurrir a las centrales térmicas para satisfacer la demanda, los márgenes de Ebitda de las empresas generadoras se vieron afectadas negativamente, pasando a un promedio de 31 por ciento en 2013, cifra por debajo del promedio de los años anteriores.  Asimismo las utilidades netas para estas compañías fueron positivas aunque inferiores a las reportadas en años anteriores en gran parte afectadas por una mayor carga impositiva para el sector.
     
    Pese a los resultados, el sector ha continuado invertido fuertemente, pues al 30 de septiembre de 2014, sin incluir a la empresa generadora Gecelca,  las cinco empresas generadoras más grandes del país han destinado más de 2,8 billones de pesos (1.400 millones de dólares) en inversión. No obstante, los recursos estimados para culminar los proyectos en curso serán inferiores al monto total invertido durante el 2014 ya que el esfuerzo de capital ya fue realizado con excepción de Ituango de las Empresas Públicas de Medellín (EPM), el cual se estima una inversión de 5.500 millones de dólares.
     
    Gran parte de los nuevos proyectos en desarrollo han sido financiados a través de deuda, lo que se hace evidente si comparamos la relación deuda/Ebitda que en 2009 era de 1,81, mientras que en 2013 era de 2,53. A finales de 2013, más del 45 por ciento de esta deuda se encontraba en forma de bonos, lo que demuestra que los inversionistas tienen más confianza en la industria energética colombiana. Asimismo las empresas del sector cierran el año con un buen flujo de caja para operar.
     
    Según las estimaciones de BI, la fuerte posición de liquidez de las principales compañías del sector y su adecuado nivel de apalancamiento se deberá mantener a lo largo del 2015. Dado que la etapa de construcción de muchos proyectos culmina, el próximo año el perfil de riesgo del sector será aún más bajo, y a las empresas se les facilitará la consecución de deuda para apalancar nuevas inversiones. Mientras se terminan de ejecutar 3.000 millones de dólares en proyectos el año que viene, ya están presupuestados otros 6.600 millones de dólares para desarrollar nuevas obras. Se espera que estas empresas sigan recurriendo al mercado de deuda con una frecuencia creciente para financiar estos planes de crecimiento.
     
    Pero no todo será fácil. El problema principal de 2015 estará relacionado con los trámites frente a las autoridades competentes y la dificultad para ejecutar proyectos de forma eficaz. A la fecha, de 16 plantas contratadas por el gobierno en las subastas de cargo por confiabilidad entre 2008 y 2011 sólo una se ha completado mientras cinco han sido suspendidas o canceladas y otras cuatro (con una capacidad combinada de 2.874 MW y una inversión de 6.300 millones de dólares) enfrentan retrasos.
     
    Para solventar tal situación, la administración de Santos ha puesto en marcha el programa Proyectos de Interés Nacional y Estratégico (Pines) que busca priorizar la ejecución de las obras más importantes para el país. Planeación Nacional ha identificado más de 30 procesos diferentes que deban adelantar los interesados para recibir todas las licencias necesarias, por lo que se busca la coordinación de las organizaciones gubernamentales involucradas para así acelerar el desarrollo de las construcciones. Esta salida suena prometedora, pero hasta el momento el programa no ha registrado resultados que comprueben su eficacia.
     
    Otro desafío será el desarrollo de la red de distribución del país en paralelo con las inversiones en generación. Según el Consejo Mundial de Energía, Colombia ocupa el puesto 85 de 129 en términos del acceso de la población a la electricidad. Todas las inversiones que se hacen en el sistema de generación no tendrán el impacto deseado si la población no tiene acceso efectivo al servicio.
     
    Si Colombia logra encausar sus esfuerzos para superar los problemas de implementación y los fundamentales económicos se mantienen sólidos, todo apuntaría a que el 2015 será un año de cosecha para el sector eléctrico de Colombia.
     
    Fuente; Semana.com
  • Hidrosogamoso(1)La central hidroeléctrica empezó a producir los 820 megavatios con los que se comprometió.
     
    Aunque la central hidroeléctrica del río Sogamoso, Hidrosogamoso, empezó a operar desde el primero de diciembre, hasta el pasado sábado empezó a generar la energía con la que se comprometió en el contrato: 820 megavatios.
     
    Con esto, la empresa cumple los términos de tiempo con los que se comprometió.
     
    La nueva operación representa el 8,3 por ciento de la demanda de energía eléctrica del país y es la primera gran central hidroeléctrica que se construye en Santander.
     
    “Sogamoso representa un gran aporte para Isagen y para la generación eléctrica del país”, señaló Luis Fernando Rico Pinzón, gerente general de Isagen.
     
    El ejecutivo agregó que esta zona del país tiene mucho potencial hidroeléctrico.
     
    Para Isagen, la entrada en operación del proyecto representa un incremento del flujo operativo de caja o Ebitda cercano al 50 por ciento y un aumento de la capacidad instalada adicional del 38 por ciento.
     
    El proyecto consta de un embalse de 7 mil hectáreas, una casa de máquinas de 273 megavatios y una presa de 190 metros de altura.
     
    Para poder concretarlo fue necesario también culminar 51,3 kilómetros de vías, entre las cuales hay dos túneles viales y 16 puentes.
     
    Para la inundación del embalse realizó el reasentamiento de 185 familias y la construcción de seis escuelas.
     
    El proyecto tuvo una inversión total de 4,3 billones de pesos, siendo una de las pocas centrales hidroeléctricas en Colombia que se ha podido entregar en el tiempo estipulado en los últimos años
     
     
     
    Fuente: Portafolio.co
     
    {backbutton}
Links to Best Bookmaker Bet365 it The UK