Menu
RSS
  • ¿Quién será el reemplazo de Reyes Reinoso?

    Reficar IIBogotá – Desde hace dos semanas el dominicano Tomás Hernández, vicepresidente de refinación de Ecopetrol, está en la presidencia de la Refinería de Cartagena (Reficar), como encargado del complejo industrial. No obstante, se espera que esto no sea por mucho tiempo ya que la petrolera ya inició una convocatoria internacional con el fin de encontrar a la persona más adecuada para manejar 34 unidades de refinación de derivados de crudo en Cartagena.

    Este es el segundo proceso internacional que hace la compañía de petróleos en menos de un mes para buscar atraer a las personas más idóneas a los cargos. La última adición de la empresa había sido el vicepresidente de ingeniería y proyectos Jürgen Loeber, que cuenta con más de 30 años de experiencia en manejo de obras en diversos lugares petroleros en el mundo.

    Esta nueva visión de Ecopetrol, de atraer capital humano de alta calidad, está enmarcada dentro de la estrategia del presidente, Juan Carlos Echeverry, quien explicó a LR que la intención “no solo es escoger las ideas que tengan más valor, sino saber entregárselas a personas que sepan ejecutarlas”.

    El plan de la petrolera es, entonces, que llegue una persona especializada en el manejo de plantas de refinación para que opere Reficar con la mayor eficiencia. Y que, de paso, aporte a construir el modelo que tiene Ecopetrol con BP, que hace dos semanas sellaron una alianza que busca precisamente definir la mejor dieta de crudos para obtener los mejores márgenes de venta de combustibles que hoy en día, y por su calidad, se han vendido en California, un mercado con los más altos estándares ambientales.

    Siendo así, y después de que se escoja al presidente de Reficar, proceso que no se espera dure mucho tiempo y que será apoyado por una firma cazatalentos (aún no se ha definido cuál), pero que no tiene fecha definida, Tomás Hernández, retomaría sus funciones en la vicepresidencia.

    Por otra parte, el ingeniero Reyes Reinoso, que es valiosamente recordado por lograr terminar la obra y sacarla de un atraso de más de cuatro años, ya regresó a Ecopetrol y empezó a reforzar el equipo de Loeber, que es a su vez el que estaba realizando el cierre total del proyecto en la refinería.

    Dentro de sus nuevos retos está el de imponer y crear estrategias dentro de la empresa que mejoren la disciplina de capital. En palabras de Echeverry, la vicepresidencia de proyectos es ese “embudo que clasifica las ideas arriba y abajo saca las pocas inversiones y proyectos que valen la pena. Con eso esperamos crear un portafolio robusto”.

    Por otra parte, para los analistas, el nuevo presidente de Reficar deberá tener un amplio conocimiento de los mercados de derivados, ya que las ventas se hacen diariamente y es necesario que conozca exactamente qué productos tienen los mejores precios y demanda constantemente con el fin de cambiar la dieta de la refinería y obtener los mejores resultados.

    A su vez, tendrá que balancear esto analizando los costos de oportunidad de vender en el mercado nacional, ya que cuando disminuyen las importaciones de refinados, Ecopetrol mejora sus gastos operativos.

    Finalmente, para Diego Franco, jefe de investigaciones de Franco Valores, “la experiencia del nuevo presidente deberá estar enfocada precisamente en el sector petroquímico. Debería ser una persona que tenga experiencia en evaluación de proyectos, ya que Reficar necesita una cabeza que lleve a la generación de productos limpios y que, a su vez, tenga una adición de procesos que hagan que la compañía sea eficiente y así recupere en parte la gran pérdida que hubo por sobre costos”.

    Refinería está enfocada en la demanda

    Teniendo en cuenta que Ecopetrol ya recibió 100% de las plantas del complejo industrial, lo que significa que ya empezó a ser el operador de la refinería, la tarea de Reficar como empresa será cerrar financieramente el proyecto y enfocarse en la demanda contra CBI.

    La idea es que la empresa, que conoce los pormenores, finalice el proceso de arbitramento, en el que se están pidiendo al menos US$2.000 millones. Por su parte, en este proceso hasta ahora se está conformando el tribunal y se están escogiendo los tres árbitros.

     

    La opinión

    Juan Carlos Echeverry

    Presidente de Ecopetrol

    El modelo de trabajo que se busca es el de alguien que coja las ideas y las entregue a gente que sepa. Que lleve décadas en esto”

     

    Fuente: Larepublica.co 

  • ‘Reficar hubiera costado más sin los controles hechos’:Gutierrez

    Javier Gutierrez p, Ex-presidente de ecopetrolJavier Gutierrez p, Ex-presidente de ecopetrolLa ampliación y modernización de la Refinería de Cartagena, Reficar, cuyo costo se duplicó con respecto al cálculo inicial, hubiera valido más si no se hubieran aplicado los controles.
     
    Así respondió el expresidente de Ecopetrol, Javier Genaro Gutiérrez, quien por primera vez se pronunció desde que se desató el escándalo por el presunto desgreño en este proyecto que en el 2009 empezó costando 3.777 millones de dólares, y a finales del año pasado, cuando se entregaron las obras, culminó con erogaciones superiores a los 8.000 millones de dólares.
     
    Por esto, la Contraloría abrió una investigación y la Procuraduría también está escrutando la posible responsabilidad del ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas; del actual presidente de Ecopetrol; de los ministros anteriores Juan Carlos Echeverry (actual cabeza de la petrolera de mayoría estatal), Federico Renjifo, y Amylkar Acosta; así como de quienes en el tiempo de la contratación y construcción dirigieron en cargos de decisión, entre ellos Gutiérrez, quien presidió Ecopetrol entre enero del 2007 y abril del 2015.
     
    Gutiérrez estuvo en la Procuraduría dando sus explicaciones el 16 de marzo pasado y este jueves lo hizo por primera vez ante los medios de comunicación en una rueda de prensa en la que mostró un tono vehemente que contrastaba con el talante conciliador que siempre se le ha conocido. Aseguró que ha estado y estará a disposición de los organismos de control. 
     
    Sobre este caso han rondado varias preguntas, entre ellas, por qué se compró la participación que tenía Glencore en la refinería; por qué se eligió a la firma CB&I para las obras de “ingeniería, compras y construcción” si aparentemente no tenía la experiencia requerida; cómo se permitió que se alcanzara un sobrecosto tan grande, y, luego, por qué no se le suspendió el contrato cuando se evidenciaron los incumplimientos. Incluso se ha llegado a sugerir que habrían ocurrido actos de corrupción alrededor del tema. 
     
    “Yo considero que no hubo corrupción”, dijo Gutiérrez, y añadió además que se aplicaron todos los mecanismos de control que había a la mano para evitar malos manejos.
     
    Para empezar, según él, la refinería no costaba lo que se dijo inicialmente, lo cual se puede constatar, según él, comparándola con otras refinerías a nivel internacional. 
     
    La intención inicial era que Glencore, dueña del 51% de Reficar, y Ecopetrol, propietaria del resto, emprendieran la repotenciación a riesgo compartido, pero el primer tropiezo con que se topó el proyecto fueron los coletazos de la crisis del 2008 que llevaron a la multinacional a retirarse en el 2009 haciendo uso de una cláusula que se lo permitía ante un evento “imprevisto, imprevisible e irresistible”.
     
    La refinería había sido pensada más a la medida del tipo de petróleo que Glencore le refina a sus clientes internacionales, pero con su retiro, se modificó el diseño para que respondiera a las necesidades internas de Colombia, que extrae un petróleo pesado. El costo pasó de 3.777 a 3.994 millones de dólares. 
     
    Este es tal vez el cambio que mejor justifica Gutiérrez porque permitió tener la que es considerada como una de las mejores refinerías de América Latina, que puede aprovechar el petróleo en un 97% transformándolo en derivados y sacar una gasolina de alta calidad.
     
    Y aunque se exploró la posibilidad de buscar otro inversionista, según Gutiérrez, desistieron y decidieron que Ecopetrol le comprara la participación a su socia y continuara sola, pues lo otro implicaba “perder un año o más”.
     
    Las respuestas a otros cuestionamientos
     
    Sobre la entrada de firma CB&I, Gutiérrez argumentó que la escogencia se hizo entre tres propuestas y la firma presentó la mejor, en un proceso que contó con la consultora Nexant. 
     
    Explica que, de hecho, solo en octubre del 2011 se evidenció la baja en su desempeño.
     
    Y se eligió la contratación a través de la modalidad de ‘costos reembolsables’ --que implica ir haciendo desembolsos a medida que se gasta-sobre la ‘llave en mano’ que establece un precio global de la obra-, entre otras razones, debido a que, supuestamente, permitía un mayor control.
     
    Gutiérrez anotó que los directivos, entre ellos él, no fueron laxos con la vigilancia.
    Incluso, dijo que se contrató a la firma Foster Wheeler, la cual dispuso de casi 200 personas, para gerenciar el control y hacer interventoría. Además, se reforzó al equipo de Reficar con por lo menos 100 funcionarios de Ecopetrol “para que defendieran los intereses de la empresa”.
     
    Anotó que al percatarse de los retrasos de CB&I, lo primero que hizo fue exigirle más recursos y que afinara la planeación. Adicionalmente, cada que esta firma planteaba sobrecostos, un comité de alto nivel y las propias juntas de Reficar y Ecopetrol le tenían que autorizar los gastos previamente.
     
    “Pasamos ratos amargos, nos trasnochamos, nos agarramos de las mechas; la gente gritaba y hacía de todo, pero al final una vez que se tenían toda las explicaciones había que buscar una alternativa”, afirmó.
     
    Igualmente, en un momento se optó por subcontratar obras con empresas especializadas en labores específicas. “Si no se hubiera ejercido un control tan estricto, casi que a diario, el sobrecosto hubiera sido mayor”, afirmó el expresidente de Ecopetrol.
     
    Acotó que no se le suspendió el contrato a CB&I porque siempre los análisis desembocaban en que podía ser peor. Para comenzar un nuevo contrato podía tener un costo adicional de 700 millones de dólares. Fuera de eso, se calculaba que el empalme con el nuevo contratista tardaría entre 6 meses y un año, y se temía por la dificultad para hacer valer las garantías de los trabajos y por las posibles demandas.
     
    La sospecha fundada de que habría problemas legales a la vista, de acuerdo con Gutiérrez, llevó a que se recopilara minuciosamente la documentación de cada paso, la cual sería útil en la demanda que cursa en tribunales internacionales contra CB&I. El Gobierno busca recuperar por lo menos 2.000 millones de dólares que se gastaron por la supuesta ineficiencia e ineficacia de la constructora de Reficar.
     
     
    Portafolio.co
  • Al reanudar operaciones, Reficar le inyectará $3,6 billones al PIB

    Reficar IIBogotá_Una vez se enciendan las 16 nuevas plantas de la Refinería de Cartagena (Reficar), esta filial de la Empresa Colombiana de Petróleos (Ecopetrol) será capaz de aportarle o,6 puntos porcentuales al Producto Interno Bruto (PIB) del país. Una cifra que si se convierte hoy a dinero, equivale a $3,6 billones.
     
    En ese cálculo coincidieron el ministro de Minas y Energía, Amylkar Acosta Medina, y el presidente de la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (Andi), Bruce Mac Master, quienes fueron consultados por LR sobre el impacto que ha tenido el cese de la refinería y el que tendrá en el crecimiento nacional.
     
    No es casualidad entonces que el proyecto sea considerado uno de los más importantes para el país, en su plan de mantener los buenos indicadores macro (PIB en no menos de 4,5%), de cara a sus socios comerciales de la Región y el mundo.
     
    Por eso no se han escatimado esfuerzos ni gastos en Reficar: el presupuesto actualizado alcanza U$6.467 millones, con una financiación garantizada de agencias de crédito de exportación y bancos comerciales.
     
    Ese monto de inversión ha permitido compras y contrataciones en Colombia por $1,5 billones y la creación de 28.000 nuevos empleos, 95% colombianos y 5% extranjeros de Estados Unidos, Perú y Venezuela.
     
    “Colombia contará con una de las refinerías más modernas de América, que procesará crudos pesados más económicos y producirá mayores volúmenes de combustibles limpios y más valiosos, tales como gasolina, diésel y jet, y con los más altos estándares de calidad”, indicó el presidente de la firma, Reyes Reinoso Yánez, en el último resumen actualizado del proyecto.
     
    Los efectos de Reficar
     
    La repercusión de que la segunda refinería más grande del país sea repotenciada, se explica en que su capacidad actual para procesar a diario 80.000 barriles de crudo. “Al cierre del año, la incidencia del apagado de la refinería se estima que le puede restar al crecimiento 0,3 puntos porcentuales”, calculó el ministro Acosta.
     
    Según Mac Master, lo anterior significa que al ampliarse a 165.000 barriles de crudo diario, también se multiplicará por dos su aporte al crecimiento económico. “Lo que pasará es que será un crecimiento de 0,6 puntos porcentuales, porque duplicará capacidad”.
     
    Los primeros resultados que confirmarán o no qué tanto el subsector energético impulsará a la industria nacional con la nueva Reficar, se verán en el tercer trimestre de 2015, de julio a septiembre. La razón es que el reinicio de las operaciones está programado para el primer semestre del próximo año. Aunque no hay un mes en especial, LR conoció que desde el Gobierno y las directivas de la compañía se espera cortar la cinta en mayo, a más tardar. Actualmente, la ampliación y modernización esta 95% lista.

    Carlos García Botero, subdirector de demanda de la Unidad de Planeación Minero Energética (Upme), aseguró que la Refinería de Cartagena es un agente que tiene un gran impacto sobre la matriz energética regional, porque reactivará la demanda de gas natural en sus procesos industriales y su autogeneración de energía eléctrica. “El impacto más notable es que su demanda de gas natural pasará de 29 gigas BTU día (Gbtud) a 61, más del doble”.
     
    Otro de los efectos que tendrá Reficar será en las inversiones. Actualmente, 60% del diesel que se consume en el mercado interno es importado porque no hay volúmenes suficientes para abastecerlo.
     
    Con las nuevas instalaciones, la empresa podrá procesar crudos pesados con alto contenido de azufre y también atenderá la demanda creciente de gasolina y propileno, además de que producirá coque de petróleo y nafta petroquímica.
     
    “Ecopetrol ya no tendrá que comprarle diesel a terceros e importarlo, aparte de que produciremos uno con especificaciones y estándares adicionales, el contenido de azufre en diésel pasará de 2.500 partes por millón a menos de 10, y en la gasolina pasará de 1.200 ppm a menos de 30”, detalló el ministro de Minas.
     
    Impacto en industria y nuevos mercados
    El Ministerio de Hacienda y Crédito Público informó a LR que este año el efecto del cierre de la Refinería de Cartagena podría representar una contracción de hasta 2,4 puntos porcentuales en el sector industrial. No obstante, para 2015, el efecto adicional podría rondar 6,6 puntos porcentuales adicionales, bajo el nuevo esquema productivo.
     
    “Se estima que la refinación de petróleo está encadenada a otros subsectores que constituyen alrededor de 22% del PIB industrial, lo cual sería un estímulo adicional en el proceso de recuperación de este sector”, se indicó desde la cartera ministerial.
     
    Voceros de la compañía informaron que una vez entren en funcionamiento las nuevas plantas de producción, se tiene previsto explorar oportunidades con nuevos mercados en Brasil, el Caribe y el noreste de Asia.
     
    Las opiniones
     
    Amylkar Acosta Medina
    Ministro de Minas y Energía
    “Al cierre de este año, se estima que la incidencia del cierre o apagado de la refinería le restará 0,3 puntos porcentuales al crecimiento económico del país”.
     
    Bruce Mac Master
    Presidente de la Andi
    “La ampliación de la capacidad de Reficar producirá que Colombia mejores sus indicadores. Lo que pasará es que habrá un crecimiento en el PIB de 0,6 puntos porcentuales”.
     
    Germán Corcho Tróchez
     
     
    Fuente: LaRepublica.co
  • Arranca producción de combustibles en la nueva refinería de Cartagena

    Analisis2

    ·         Esta semana se produjeron primeros barriles de diésel, nafta, combustible para aviación y GLP, que serán exportados en los próximos 15 días.

    La nueva refinería de Cartagena produjo esta semana el primer cargamento de productos derivados de petróleo, entre los que se destacan diésel,  nafta, Gas Licuado de Petróleo (GLP) y gasolina para avión (Jet).
     
    Los primeros productos destilados se obtuvieron con una carga de 90 mil barriles por día de crudo, que se estabilizará en las próximas semanas y que continuará incrementándose hasta llegar a su plena capacidad de 165 mil barriles por día en marzo de 2016.
     
    Esta primera producción se obtiene dos semanas después de haberse iniciado la operación de la planta de crudo, punto de partida del proceso de destilación de petróleo dentro de la que es considerada como la más moderna refinería de América Latina.
     
    La mayor parte de los productos obtenidos en estas primeras semanas será exportada. Algunos de los combustibles no cuentan todavía con las especificaciones finales para ser distribuidos en el mercado nacional, como el diésel. En las próximas semanas entrarán en operación las plantas que retiran el azufre y producen diésel de la mejor calidad mundial (menos de 10 partes por millón de azufre), que contribuirá a que los colombianos respiren un mejor aire.
     
    Cuando la refinería llegue a su mayor capacidad, la producción diaria en barriles se distribuirá así:  90 mil de diésel, 40 mil de nafta y gasolina, 10 mil de jet, 5 mil de propileno, 4 mil de GLP y 2.500 toneladas de coque, mientras la producción mensual de azufre será de 270 toneladas. De cada barril procesado, el 97% se convertirá en productos valiosos. Antes este rendimiento era del 74%.
     
    El diésel se utiliza para mover los sistemas de transporte masivo y los vehículos de carga. El combustible de aviación o Jet A1 se destinará al consumo en los aeropuertos del país. La nafta se usa en la industria petroquímica y como diluyente de los crudos pesados. Y el Gas Licuado del Petróleo (GLP) se usa para el consumo doméstico en cilindros.
     
     
    paisminero.co
  • Carta Abierta del Presidente de Ecopetrol, Juan C Echeverry

    A nuestros accionistas y a todos los colombianos,  propietarios de Ecopetrol 
     
    Juan Carlos Echeverry - Presidente de EcopetrolJuan Carlos Echeverry - Presidente de EcopetrolLa primera empresa del país debe ser un referente de integridad colaboración y eficiencia, y está obligada a rendir cuentas sobre sus proyectos y decisiones empresariales. 
     
    Una premisa crítica de los proyectos en Ecopetrol es que se completen en el tiempo y dentro del costo presupuestado. Dicha condición la incumplieron los contratistas responsables de la ampliación y modernización de la Refinería de Cartagena {Reficar) y los contratistas originales responsables de la planta de producción de etanol en los Llanos Orientales (Bioenergy). 
     
    El Grupo Ecopetrol, de cara al país, lamenta lo sucedido y presenta disculpas públicas por los retrasos y sobrecostos derivados de la actuación de los contratistas. 
     
    Somos los primeros interesados en que se conozca toda la verdad. Por eso, las empresas del Grupo colaboran de manera activa en las gestiones que realizan los organismos de control sobre lo sucedido en la construcción de las plantas. 
     
    No nos hemos cruzado de brazos. Distintas instancias del Grupo Ecopetrol, incluyendo las juntas directivas de Ecopetrol, Reficar y Bioenergy, han manifestado su rechazo sobre los sobrecostos y los retrasos en los cronogramas de los proyectos. A lo largo del tiempo, el Grupo Ecopetrol ha tomado medidas para identificar y abordar los problemas derivados de estos incumplimientos. 
     
    Con el propósito de que cada proyecto cumpla los tiempos y costos presupuestados, al interior de Ecopetrol se han implementado procesos más rigurosos de aprobación, planeación y ejecución de nuevos proyectos. Se creó una nueva vicepresidencia encargada de garantizar estándares técnicos 
     
    internacionales de in?eniería y proyectos; se creó otra vicepresidencia encargada de velar por la ética, la transparencia y el cumplimiento; se adoptó una estricta evaluacion y disciplina financiera; y se transformó por completo el modelo de abastecimiento y compras. 
     
    Además, con el fin de recuperar los sobrecostos y los daños causados, comenzamos procedimientos de arbitraje internacional en contra de las empresas contratistas que fallaron en realizar una apropiada planeación, ingeniería, ejecución y construcción de las obras, entre otros aspectos. 
     
    Nuestra prioridad ha sido poner en funcionamiento los dos proyectos y estos esfuerzos han dado resultados. La nueva refinería de Cartagena inició la carga de crudo en octubre de 2015, en la actualidad procesa cerca de 150 mil barriles por día de crudo, y sus 34 unidades se encuentran en un periodo de estabilización, propio del proceso estándar de puesta en marcha de nuevas refinerías. 
     
    La planta de etanol de Bioenergy, en Puerto López, Meta, ya realizó molienda de caña y generación de vapor, y está en proceso de producir el primer barril de etanol. 
    En el Grupo Ecopetrol, más de nueve mil personas trabajan todos los días para innovar y generar ideas para el bienestar de los colombianos, así como para aportar recursos al Gobierno Nacional y a las regiones, y dar un retorno positivo a nuestros accionistas. 
     
    En nuestras refinerías invertimos y aplicamos tecnología y conocimiento para producir combustibles limpios que nos permitan a todos respirar un mejor aire. 
    Hemos trabajado sin descanso para mantener su confianza y seguiremos haciéndolo para que los accionistas y todos los colombianos, dueños del Grupo Empresarial Ecopetrol, se sientan orgullosos de su empresa, la primera de Colombia. 
     
    Juan Carlos Echeverry - Presidente de Ecopetrol
  • Con inauguración de Puerto de Mamonal, Colombia exportará carbón de petróleo

    Buque WEl presidente Juan Manuel Santos acompañado de la Ministra de Transporte, Natalia Abello Vives, y el presidente de la Agencia Nacional de infraestructura (ANI), Luis Fernando Andrade, inauguró este sábado las obras de ampliación del terminal marítimo Puerto de Mamonal, con una inversión de 160 millones de dólares.
     
    El Mandatario destacó el esfuerzo por aumentar la operación del puerto con "la mejor infraestructura que permitirá expandir la oferta  exportadora del país y mejorar su competitividad".
     
    Al respecto, la Ministra Abello resaltó la eficiencia de esta nueva infraestructura que le aportará al comercio exterior desde Cartagena. "Con la operación completa de este puerto, Colombia podrá exportar coque de petróleo, asfalto y ganado en pie por primera vez a diferentes países de América y Medio Oriente".
     
    La Ministra de Transporte explicó que espera para el 2016 superar en 3,1% el volumen de exportación de carga registrado en 2015 con esta nueva dinámica en los puertos del país.
    El nuevo puerto de Mamonal contará con mayor capacidad para recibir cargas extra pesadas y sobre dimensionadas para el desarrollo de diferentes proyectos industriales y de infraestructura del país.
     
    Las obras de ampliación generaron 500 empleos y otros 470 se vincularán de manera directa e indirecta para su operación.
     
    Gracias al nuevo terminal, el país exportará coque siderúrgico a Brasil; coque de petróleo que nunca se había vendido en el mercado internacional; asfalto hacia Centro y Norteamérica; y ganado en pie a Oriente Medio.
     
    El puerto se construyó dentro de una dársena protegida de la Bahía, interconectado con las principales vías de acceso y salida de Cartagena, sobre el kilómetro 7 de la Vía a Mamonal, a menos de un kilómetro de la salida que comunica a la variante Mamonal-Gambote, que interconecta con la Troncal de Occidente a la denominada Ruta del Sol y con la carretera de la Cordialidad, que conduce a Atlántico, Guajira y Magdalena.
     
    La interconexión por carretera hace que la carga que entra y sale del terminal no transite por el casco urbano de Cartagena, teniendo así un impacto nulo sobre en la movilidad de la ciudad.
     
     
    eluniversal.com.co
     
     
     
  • Ecopetrol inicia arbitramento en contra de CB&I por parte de Reficar S.A.

    Reficar CoqueEcopetrol S.A. (BVC: ECOPETROL; NYSE: EC) se permite informar que el día 8 de marzo de 2016, Refinería de Cartagena S.A., sociedad subordinada de Ecopetrol S.A., 
    presentó una solicitud, ante la Cámara de Comercio Internacional, dirigida a iniciar un proceso arbitral en contra de Chicago Bridge & Iron Company N.V., CB&I (UK) Limited y CBI Colombiana S.A. (colectivamente “CB&I”), con ocasión de la celebración y ejecución del contrato EPC (Engineering, Procurement, and Construction Contract) suscrito entre las dos compañías para la expansión de la refinería ubicada en la ciudad de Cartagena.
     
    En su calidad de demandante, Refinería de Cartagena S.A. ha fijado las pretensiones de su demanda en al menos US$2.000 millones de dólares.
     
    ecopetrol.com
  • En 2011, Junta De Reficar Ya Sabía De Los Sobrecostos

    Reficar IIActas muestran que las directivas hablaban desde el 2011 de mayores costos y líos con el contratista. Contraloría investiga.La  Contraloría General anunció esta semana que 18 miembros de la junta directiva de Ecopetrol y 13 de los que han pasado por la junta de la Refinería de Cartagena (Reficar), quedaban vinculados a un proceso de responsabilidad fiscal por 6.080 millones de dólares.

    Según el ente fiscal, en cabeza de Edgardo Maya, la decisión está fundamentada en que, como miembros de esas juntas, manejaron información y tomaron decisiones que dejarían en evidencia que estaban enterados de la manera como se manejaron los recursos públicos en la modernización y ampliación de Reficar.

    Según cálculos de la propia Contraloría, la obra dejó millonarios e inexplicables excesos y mayores costos que superan los 17 billones de pesos por los que alguien debe responder.

    Entre los mencionados en la investigación hay exministros, como Orlando Cabrales; el expresidente de la petrolera estatal, Javier Gutiérrez, y Reyes Reinoso, gerente de Reficar.

    ¿Actuaron de buena fe? ¿Tuvieron la información necesaria para tomar las decisiones que hoy se cuestionan? ¿Ordenaron correctivos ante las alarmas? ¿Se trató de una simple mala planeación y gestión?

    Eso es lo que quiere establecer la Contraloría. 

    EL TIEMPO tuvo acceso a las actas de juntas que respaldan la apertura del proceso fiscal y estableció que la mayoría datan de entre diciembre del 2011 y septiembre del 2015. 

    Tras revisarlas queda en evidencia la preocupación que tenían desde ese entonces los directivos de Ecopetrol y Reficar por los sobreprecios y sus consecuencias. De hecho, desde el 10 de diciembre del 2014 Reficar y Ecopetrol contemplaban que CB&I, la compañía que se contrató para realizar el proyecto (y con la que hoy hay un megapleito), podía dejarlo a medio camino.

    Ese día, los 7 miembros de la junta de Reficar fueron convocados al piso 12 del edificio de Ecopetrol en Bogotá y, tras horas de discusión, esta pidió a la vicepresidencia del proyecto apoyarse en el bufete estadounidense King Spalding para enfrentar posibles acciones de la contratista.

    “Adelantar un análisis de riesgos frente a una situación en la que CB&I abandone el proyecto o afecte su avance”, ante una posible reclamación de Reficar. Y se pidió identificar recursos y acciones en caso de que se materializara el abandono del proyecto.

    En esa junta se reveló un estudio de Jacobs Consultancy Inc., asesora del sector, que alertaba que los costos de la obra iban a seguir creciendo y que, solo en ese lapso, terminarían siendo 500 millones de dólares más altos. Desde ese entonces, la consultora Jacobs también señaló que Reficar presentaba “una serie de riesgos relacionados con la finalización de la construcción” por lo que se recomendaba adicionar “un presupuesto de contingencia”.

    Lo que llama la atención de los investigadores es que a pesar de las alertas, ese día se pidió y aprobó que el presupuesto de la megaobra pasara de 6.901 millones de dólares a 7.153 millones de dólares.

    En ese momento justificaron esos costos adicionales por la convención colectiva suscrita entre CB&I y la USO y por una huelga de 14 semanas registrada en Reficar a mediados del 2014.

    ‘SALA DE GUERRA’

    La Contraloría escarbó más atrás y encontró actas del 2011 y 2012, en las que se aprobaron modificaciones sustanciales a las condiciones del contrato, lo que disparó costos y tiempos. 

    Uno de los virajes estructurales se dio el 24 de mayo del 2011. Ese martes, la junta aprobó el primer ‘control de cambios’, mecanismo que permite modificar condiciones del proyecto en términos de costos, cronograma e incluso alcances. 

    En consecuencia, se aprobó la inclusión en el portafolio de más productos refinados, bajo la promesa de que generarían jugosos ingresos adicionales.

    Para eso, pidieron 216,5 millones de dólares extra. Además, una reserva de 306,5 millones de dólares. Esa plata correspondía a las “partidas omitidas en el estimado inicial, o que fueron subestimadas, o que fueron requeridas luego de la aprobación inicial”.

    En criterio de los investigadores, esa ampliación del portafolio multiplicó gastos sin que revirtieran en el negocio madre. “Es como ponerle a un carro rines de lujo, pintura metalizada y vidrios polarizados. Se gasta dinero, pero no va a ir más rápido. En este caso, ni se mejoró el producto ni se aumentó su producción”, explicó un experto.

    Para ese momento, cinco años antes de que estallara el escándalo, los retrasos y costos de la obra ya eran una preocupación. De hecho, la junta reclamó por qué Reficar no presentaba “las acciones correctivas” ni señalaba cuándo ni cómo las iba a incorporar.

    También se quejaron de que algunos indicadores no se cumplían “por demoras en el proceso de selección de las personas que van a reforzar el equipo del proyecto Reficar”. Un año después, según las actas en manos de la Contraloría, el panorama no mejoraba y los costos se dispararon. El 7 de mayo del 2012, el presupuesto pasó de 3.993 a 4.854 millones de dólares.

    En este periodo ya estaba caminando una renegociación con CB&I, que le pedía a Reficar y a Ecopetrol modificar el cronograma y el presupuesto, bajo el argumento de que había retraso en la emisión de órdenes de compra y hasta en la entrega de bienes y servicios por parte de proveedores. 

    Además, un análisis interno alertó que era probable que esa renegociación con CB&I no fuera favorable para Reficar.

    A pesar de ese antecedente, el 29 de abril del 2013 se autorizó una adición presupuestal por 2.048 millones de dólares y los miembros de la junta insistieron en que, frente a los problemas, era necesario armar una estrategia de comunicaciones para resaltar “los beneficios y bondades de adelantar el proyecto, los indicadores con tendencia positiva y, en lo posible, no trasladar en un mensaje al público las posibles discusiones con el contratista”. Para eso, le pagaron un jugoso contrato a un experto en comunicaciones.

    Finalmente, el 8 de septiembre del 2015, se fijó el valor final de la planta de Reficar: 8.016 millones de dólares. Y solo hasta ese momento, es decir, ocho años después de iniciar el contrato, se implementó “una sala de guerra”, para hacerle un seguimiento “más riguroso” al ahora escandaloso megaproyecto bajo la lupa de las autoridades.

    ‘LAS DECISIONES FUERON SUSTENTADAS’: REFICAR

    En su defensa, Reficar emitió un comunicado en el que explica que “los controles de cambio efectuados al proyecto de ampliación y modernización de la refinería fueron rigurosamente sustentados técnica, comercial y financieramente, y fueron necesarios para asegurar la terminación del proyecto”. Y recordaron que están en pleito en un tribunal de arbitramento para que CB&I responda por la variación de costos y tiempos. 

    Además, reiteraron su disposición para colaborar con la investigación fiscal. En total, la Contraloría llamó a 18 miembros de la junta de Ecopetrol, entre los que están Hernando Gómez, Carlos Rodado, Fabio Echeverry, Federico Rengifo y Amilkar Acosta. 

    También citó a 13 personas de la junta de Reficar como Javier Gutiérrez y Pedro Rosales, así como a seis directivos de Reficar: Orlando Cabrales, Reyes Reinoso, Felipe Castilla, Magda Manosalva, Carlos Bustillo, Virgilio Riera y César García. Por último, se vincularon los representantes de seis contratistas, entre estos los de CB&I.

    Fuente: Eltiempo.com / Unidad Investigativa

  • Estados Unidos reduce compra de crudo colombiano

    Importaciones de fuel oil y otros derivados, cayeron en un 70 por ciento en el último año.
     
    Reficar WebAdemás de la fuerte caída en las importaciones de crudo, Estados Unidos redujo de manera sustancial las compras de derivados de petróleo procedentes de Colombia, en un mercado caracterizado por bajos precios y altos inventarios.
     
    Mientras las importaciones de crudo disminuyeron en un 30 por ciento, las de productos refinados cayeron en un 70 por ciento, pasando de casi 950 millones de dólares en el 2014 a solo 276 millones hasta noviembre del 2015.
     
    En dicha fecha los inventarios de combustibles derivados del petróleo habían alcanzado un volumen de 165 millones de barriles, lo que arroja un incremento del 25 por ciento, frente a los niveles de hace 1 año.
     
    De acuerdo con los datos del Departamento de Comercio y la Oficina del Censo, los mayores recortes del producto colombiano se dieron en la región del golfo de México y en la costa oeste de los Estados Unidos. En el primer caso las importaciones que promediaban 5 y medio millones de barriles mensuales en julio pasado, cayeron a 2,3 millones en octubre. En la Costa oeste, las compras se descolgaron de 3,8 a 1,1 millones de barriles. En contraste, la costa este importo un poco más pasando de 2 a 2,7 millones, durante el periodo indicado.
     
    El estado de la Florida, particularmente, redujo sus compras de 137 a 73 millones de dólares, en el último año.
     
    Por su parte, el estado de Texas, el mayor centro de intercambio petrolero con Colombia, muestra claramente la nueva situación energética de los Estados Unidos, en cuanto a una dependencia cada vez menor de las importaciones de crudo y derivados.
     
    En efecto, dicho estado que posee un tercio de la capacidad de refinación del país, estimada en 18 millones de barriles por día, recortó sus importaciones de petróleo de 76.000 a 32 mil millones de dólares, mientras que las de derivados cayeron de un poco más de 15.000 a 10 mil millones de dólares. Las compras de crudo disminuyeron de casi 5 mil millones de dólares en el 2014, a menos de 2 mil millones a noviembre del 2015.
     
    CAEN LAS IMPORTACIONES
     
    En el nuevo escenario, las importaciones de derivados como fuel oil, descendieron de 204 millones a solo 17 millones, en las mismas fechas.
     
    Por su parte, Texas le vendió a Colombia 3.600 millones de dólares en gasolina motor, dentro de una factura total de 4.300 millones del mismo producto procedente de Estados Unidos.
     
    Germán Duque - Portafolio.co
  • Inicia operación unidad que produce diésel limpio y otros productos valiosos en la Refinería de Cartagena

    Reficar Coque• Ya están operando 32 de las 34 unidades de la nueva refinería.

    Cartagena, mayo 12 de 2016.- La unidad de Hidrocraqueo, planta que produce diésel de la mejor calidad mundial, gasolina para avión (Jet) y otros productos de alto valor, entró esta semana en operación en la nueva refinería de Cartagena. Su arranque se produce con una carga de 23 mil barriles diarios de los 35 mil de su capacidad total.

    La función principal de esta planta, que utiliza tecnología de punta, es convertir productos pesados, como los gasóleos de la sección de vacío de la Unidad de Crudo y de Aceite Liviano de Ciclo (ALC), en productos de mayor valor comercial, como el diésel de bajo contenido de azufre, el combustible de aviación JET A1, nafta y butano (materia prima para la unidad de alquilación). Con un catalizador e hidrógeno, la planta remueve el alto contenido de azufre de los gasóleos para obtener productos limpios de alta demanda en el mercado.

    Esta es la primera unidad de hidrocraqueo que tiene Colombia. Es una de las plantas clave para aumentar la eficiencia y rentabilidad de la nueva refinería, que podrá convertir el 97% del crudo en productos valiosos que se comercializan por encima del valor del petróleo. Anteriormente este factor era del 74%. 

    La Refinería de Cartagena continúa con el aumento progresivo de sus niveles de procesamiento para llegar a su máxima capacidad de 165.000 barriles día.  Ya están operando 32 de las 34 unidades. En las próximas semanas se espera la puesta en marcha de las Unidades de Alquilación e Isomerización de Butano.   

     

    Por: Paisminero.co / CP Ecopetrol

     
  • Junta de Reficar emitió comunicado en que Rechaza acusaciones de corrupción

    Ref BarrancaPosterior a la última reunión de la Junta Directiva de Reficar realizada en la ciudad de Cartagena.  Nosotros, sus miembros nos permitimos informar a la opinión pública que:

    1.      Algunas aseveraciones sobre Reficar que han sido difundidas recientemente por algunos medios de comunicación contienen análisis con conclusiones equivocadas que han afectado de manera grave la reputación de la empresa y de las personas que, con sacrificio, profesionalismo y honestidad, han logrado que este proyecto, estratégico y orgullo de Colombia, entre finalmente en operación. La nueva refinería de Cartagena es un complejo industrial de 34 plantas, que ocupan 140 hectáreas lo cual es una aproximación de lo que representa en términos de tamaño, complejidad, infraestructura y tecnología para el país.

    2.      Las causas de las variaciones que ha tenido el proyecto en términos de su inversión y cronograma de ejecución no pueden ser explicados exclusivamente con el término “sobrecostos”. Hemos explicado en diversas oportunidades que estos responden a precisiones realizadas en la medida que avanzaba la ingeniería de detalle, mayor alcance, a costos de conflictos laborales y a la ineficiencia del contratista, entre otros factores imputables a este último; lo cual, se definirá aplicando los mecanismos de resolución de controversias contractuales. El presupuesto de partida y el cronograma, contra el cual se contrasta el costo final del proyecto y el tiempo que tomó, fueron elaborados por CBI -principal contratista del proyecto-, quien aseguró a Reficar que eran exactos y confiables. El desarrollo del proyecto confirma que dichos presupuesto y cronogramas no fueron elaborados de manera correcta, ni  precisa.

    3.      Rechazamos de manera categórica las acusaciones que se han formulado en las que esta diferencia ha sido presentada como un desfalco o producto de un acto de corrupción. Coincidimos con el informe sectorial de la Contraloría General de la República en el sentido que no refiere a conductas dolosas ni prácticas de corrupción.  

    4.      Reficar ha hecho un seguimiento permanente y cercano al proyecto e implementó los instrumentos de control propios de un proyecto de la complejidad de la nueva refinería de Cartagena. Así, las variaciones que ha tenido en términos de su inversión y de cronograma están identificadas y detalladas en los cinco controles de cambios realizados entre los años 2011 y 2015 y que han sido informados oportunamente a la opinión pública y a los entes de control.

    5.      Los miembros de la Junta Directiva tenemos claridad sobre dónde y cómo se gastaron los recursos invertidos, en el marco de un contrato y con el propósito firme de llevar a su culminación el proyecto, y estamos en capacidad de responderle al país los cuestionamientos hechos.

    6.      Durante la ejecución del proyecto se fueron acopiando los elementos de la reclamación por los costos y los tiempos no justificados generados por el contratista. Un equipo multidisciplinario, integrado por abogados nacionales, internacionales y expertos técnicos, ha venido estructurando estas reclamaciones y se harán todas las gestiones para recuperar, entre otros, los costos no justificados en los que se haya incurrido.

    7.      Reficar es la primera interesada en que se aclaren todas las dudas que se han suscitado recientemente. Toda denuncia que llega a través de la línea ética de Ecopetrol, u otros canales, ha sido examinada a lo largo de la ejecución del proyecto y canalizada a las autoridades, cuando a ello ha habido lugar. Tenemos cero tolerancia con la corrupción.

    Por eso, seguiremos contribuyendo con los organismos de control, para que se adelanten todas las revisiones a que haya lugar sobre la gestión y la ejecución del proyecto.

    8.      Ratificamos que continuamos trabajando para que esta megaobra opere a su máxima capacidad en el año en curso, con estricta seguridad industrial, generando los más altos beneficios ambientales, fomentando empleo de calidad, sustituyendo importaciones, exportando productos valiosos, aportando a la generación de valor del grupo empresarial y apalancando el desarrollo de la industria nacional, de la economía del Caribe colombiano y del país entero.

    9.      Queremos hacerle llegar a nuestros trabajadores y trabajadoras de Reficar nuestro mensaje de respaldo, reconocimiento y confianza. Destacamos su compromiso, transparencia y dedicación para asegurar una operación exitosa de este megaproyecto, construido con la pasión y el compromiso de más de 34.000 colombianos que hicieron posible que esta obra de ingeniería sea el nuevo ícono de Cartagena y de la Colombia Industrial.        

    Invitamos a que con sus propios ojos conozcan, en el siguiente link, esta megaobra que nos pertenece a todos los colombianos y que pone a Colombia a la vanguardia en seguridad energética y exigencias ambientales de toda Latinoamérica. Démonos la oportunidad de sentirnos orgullosos de ello.     

    Link:https://youtu.be/8ux-24VJ_hM

     
  • La nueva Reficar prende Motores

     La unidad de crudo, con su proceso de arranque en curso, es la columna vertebral del proceso de refinación.
     
     Los combustibles que se producirán cumplen con los más exigentes estándares ambientales.
     
     De cada barril procesado en la nueva refinería, más del 97% se convertirá en productos valiosos, muy demandados en los mercados  internacionales.
     
    Reficar WebLa nueva refinería de Cartagena registró hoy un hito clave en su proceso de encendida y puesta en marcha con la introducción de hidrocarburos a la Unidad de Crudo, punto de partida del proceso de refinación y de la producción de diésel, gasolina y combustible para aviación (Jet).
     
    Tras la puesta en operación de la Unidad de Crudo se inicia un proceso de pocos meses para la entrada secuencial de las 31 plantas que componen la nueva refinería de Cartagena, considerada la más moderna de América Latina, capaz de producir combustibles limpios que cumplen los más exigentes estándares ambientales de los mercados internacionales. 
     
    La entrada de esta unidad se suma a la reciente puesta en marcha de las unidades de servicios industriales que suministran energía eléctrica, agua cruda y tratada, agua potable, aire comprimido, vapor y gas, que requiere la refinería para su operación. 
     
    Unidad de crudo
     
    En la Unidad de Crudo, el petróleo entra directamente al horno donde se calienta a temperaturas superiores a los 380 grados centígrados para pasar a una torre de destilación atmosférica donde, por evaporación, se separan los componentes del crudo.
     
    Los componentes más livianos, como el gas, el querosén y el diésel ascienden, y los más pesados se quedan en el fondo de la torre, para convertirse en insumo de otros procesos.
     
    Esta unidad ha sido diseñada para operar con mínimo consumo energético, a través de una óptima integración térmica y aprovechamiento del calor en el proceso. Cuenta con una mayor flexibilidad para procesar crudos pesados, abundantes en Colombia y cuyo menor costo permite mejores márgenes de rentabilidad en el segmento de refinación.
     
    En la construcción de esta planta, considerada la más grande del país (un área de 106.400 metros cuadrados que equivalen aproximadamente a 10,6 canchas de fútbol) se emplearon más de 172 mil pies lineales de tuberías, 3 mil toneladas de acero estructural y más de 1,2 millones de pies lineales de cables eléctricos, entre otros. La unidad cuenta con 340 equipos de proceso y 2.192 instrumentos de medición.
     
    Beneficios de la nueva Refinería
     
    La Refinería de Cartagena, además de que incluye en su diseño las últimas tecnologías, garantizará la seguridad energética al país, con combustibles limpios que cumplen con los más altos estándares de calidad.
     
    La capacidad de refinación pasará de 80 mil a 165 mil barriles por día; de cada barril procesado el 97% se convierte en productos valiosos como el diésel y las gasolinas. Anteriormente este rendimiento era de 74%.
     
    En su máxima capacidad y con los 165 mil barriles de crudo procesados por día, se producirán 90 mil de diésel, 40 mil de nafta y gasolina, 10 mil de jet fuel, 5 mil de propileno, 4 mil de GLP, 270 toneladas de azufre y 2.500 toneladas de coque. Esta carga se alcanzará en el segundo trimestre de 2016.
     
    Para la operación de la refinería, el agua se tomó por una vez del canal del Dique, se purificó y se reprocesa en un 97%, lo que evidencia un manejo riguroso en la protección de los recursos naturales y la preservación del medio ambiente.
     
    La nueva refinería estará en capacidad de producir combustibles limpios que mejoran la calidad del aire que respiran los colombianos. El diésel se obtendrá con una calidad menor a 10 partes por millón (ppm) de azufre, cuando anteriormente era de 2.400 ppm. En gasolina el contenido de azufre baja de 800 a menos de 50 ppm.
     
    paisminero.co
  • Los enredos de Reficar

    Se encontraron sobrecostos por más de US$ 4.000 millones. CRG denuncia  inconvenientes para obtener información. Hoy se debatirá el caso en el Senado. - Planta de coque de ReficarSe encontraron sobrecostos por más de US$ 4.000 millones. CRG denuncia inconvenientes para obtener información. Hoy se debatirá el caso en el Senado. - Planta de coque de ReficarLa Contraloría General de la República (CGR) advirtió este lunes que se han presentado numerosos inconvenientes para obtener información de la Refinería de Cartagena (Reficar) y CB&I, la firma contratista que desarrolló el megaproyecto de ampliación y modernización.
     
    La información se ha venido solicitando para llevar a cabo la Actuación Especial de Fiscalización del organismo de control frente a cómo se adelantó el proyecto.
     
    Dicha revelación se hizo un día antes del debate de control político sobre el tema citado para este martes en el Senado de la República.
     
    Al debate asistirá el contralor Edgardo Maya Villazón, quien hará una exposición detallada de las irregularidades que ha detectado la CGR en la refinería.
     
    Los hechos identificados hasta el momento son el resultado de un estudio sectorial de la Contraloría Delegada de Minas y Energía, que encontró sobrecostos por más de 4.000 millones de dólares en la ejecución del proyecto.
     
    Sobre las revelaciones presentadas este lunes relacionadas con problemas en el suministro de información, el contralor Maya dijo que “lo que está pasando ha entorpecido el normal desarrollo de nuestras actividades”.
     
    Explicó que la Contraloría se ha visto abocada a reiterar hasta más de 30 veces la solicitudes de información y, además, Reficar y CB&I han abogado en muchos casos para que se les otorgue prórrogas, hasta de un mes en el caso de CB&I, para responder los requerimientos.
     
    Adicionalmente, la CGR denunció que ha recibido información incompleta e ilegible y, en algunos casos, diferente a la solicitada, por lo cual ha sido necesario pedirla nuevamente. Y ha sido preciso también efectuar visitas de campo para constatar y obtener información veraz y oportuna.
     
    Maya resumió así las dificultades que ha encontrado la CGR en la Actuación Especial de Fiscalización que adelanta en Reficar: reiteraciones, prórrogas y limitaciones. Por ejemplo, de la información suministrada sobre 91 contratos de CB&I y 65 de Reficar, ha sido necesario realizar 34 solicitudes de reiteración sobre documentación no encontrada en los contratos analizados.
     
    En cuanto a prórrogas, Maya dijo que la entidad ha hecho 94 solicitudes sobre 362 ítems, entre el 26 de enero y el 27 de abril de 2016, pero entre Reficar y CB&I han hecho 21 requerimientos de prórroga sobre 295 ítems. En algunos casos, CB&I ha solicitado entre 10, 15 y 30 días hábiles adicionales para responder.
     
    Así, dice la CGR, los pedidos han afectado el normal desarrollo del proceso auditor.
     
    portafolio.co
     
  • Los nuevos líos para Reficar: incumplimientos ambientales

    Investigan si hubo cambio en la licencia ambiental dada a la empresa investigada por sobrecostos.
     
    Reficar WebA la polémica por la billonaria construcción de la refinería de Cartagena (Reficar) se le acaba de unir un nuevo capítulo: el ambiental.
     
    EL TIEMPO estableció que la Contraloría General investiga un cambio en la licencia que la Agencia Nacional de Licencias Ambientales (Anla) le autorizó a Reficar para el transporte de coque de petróleo, que habría causado contaminación en los alrededores de la planta.
     
    Inicialmente, en la licencia ambiental que se le entregó a la refinería en el 2010 se advertía que ese material debía ser transportado a puerto por medio de una banda encapsulada, para que no botara residuos contaminantes.
     
    Sin embargo, el coque empezó a ser movido en decenas de camiones por la vía a Mamonal, lo que generó denuncias ciudadanas.
     
    Cuando la Contraloría requirió a Reficar, esta respondió que la Anla les había modificado la licencia, en el 2013, para transportar ese material a través de 80 viajes diarios usando camiones y no bandas selladas, mientras se terminaba la construcción del puerto de la nueva refinería.
     
    Sin embargo, en criterio de la Contraloría Delegada para el Medio Ambiente, “las modificaciones solicitadas por Reficar no fueron menores o de ajuste de giros ordinarios de la actividad licenciada”.
     
    Para ese ente de fiscalización, es claro que se requería una modificación de fondo de la licencia ambiental, que exigía la expedición de un acto administrativo.
     
    Por eso, desde hace varios meses, remitió el expediente a la Procuraduría para que se inicien las indagaciones disciplinarias en contra de los responsables. Además, anexó denuncias ciudadanas sobre posible contaminación en los alrededores de Mamonal.
     
    CIÉNAGA DEFORESTADA
     
    De manera paralela, la Contraloría Delegada para el Sector de Minas y Energía determinó incumplimientos de Reficar en el área medioambiental.
     
    Para la construcción de la planta nueva, Reficar se comprometió a reforestar la zona afectada. Sin embargo, una visita de la Contraloría, realizada en el 2014, determinó que faltaban por compensar 1,7 hectáreas en la ciénaga de la Virgen, ya que se verificó en campo la mortalidad del 80 por ciento de la vegetación sembrada en el sector denominado Juan Polo.
     
    También estableció un incumplimiento de las medidas ambientales tendientes a mantener el cauce Arroyo Grande en condiciones óptimas, puesto que se verificó que presentó alta colmatación debido a la erosión de los taludes.
     
    Finalmente, se encontraron deficiencias en el almacenamiento de la chatarra en el área industrial, ya que se halló material en contenedores sin que se cumplieran los protocolos establecidos para manejo y disposición de residuos.
     
    EL TIEMPO le consultó a la Anla el concepto de la Contraloría y la existencia de un hallazgo administrativo con presunta incidencia disciplinaria. En la entidad informaron que los interrogantes le serán trasladados de inmediato al director, Fernando Iregui Mejía, para que dé las explicaciones del caso. También se espera un pronunciamiento de Reficar.
     
    UNIDAD INVESTIGATIVA
     
    ElTiempo.com
  • Prenden motores las unidades de energìa en la nueva Refinería de Cartagena

    ·         La refinería está en capacidad de generar toda la energía que consume una ciudad como Cartagena.

    ·         Se reutilizará el agua en todos sus procesos minimizando su consumo.

    ·         Los turbogeneradores son de última tecnología.

    Reficar WebLa refinería de Cartagena alcanzó un nuevo hito en su proceso de arranque con la puesta en marcha de las unidades de servicios industriales que le proveerán la energía eléctrica, el vapor, el gas y el tratamiento de agua al que será el más moderno complejo industrial de combustibles de América Latina.

    Las unidades de servicios acaban de pasar todas sus pruebas y están listas para administrar los insumos (agua, vapor, aire, energía eléctrica y nitrógeno) que requiere el proceso productivo que se iniciará en las próximas semanas y que permitirá producir combustibles de alta calidad, como gasolina y diésel amigables con el medio ambiente, con bajo contenido de azufre.  

    Las pruebas de los servicios industriales son un hito que se suma al encendido de la tea el pasado mes de agosto, una estructura de 420 toneladas de peso y 121 metros de altura, cuya función es manejar de forma segura los gases de alivio que se generarán.

    Entre las unidades de servicios industriales se destaca la de generación de energía eléctrica con una capacidad instalada para producir 193 megavatios, suficiente para suministrar energía a una ciudad como Cartagena. Generar su propia energía le significará a la refinería un ahorro  aproximado de US$22,4 millones anuales.

    Para producir la energía eléctrica, la planta tiene tres turbinas a gas marca Siemens fabricadas en Suecia y cuatro turbinas de vapor de la firma italiana Macchi. La configuración y la calidad de los equipos instalados garantizan la eficiencia y la confiabilidad del sistema. 

    Los turbo generadores cuentan con la más alta tecnología disponible en el mercado para generación de ciclo combinado. Esto significa que fueron fabricados para realizar una generación más eficiente y amigable con el medio ambiente.

    Una de las principales características de la refinería es el manejo eficiente del agua. La mega estructura cuenta con un esquema que permite su reutilización de una manera eficiente en cada uno de sus procesos. Se minimiza la captación de su fuente primaria a un 3% del agua circulante, mientras que su vertimiento no superará el 1%, lo que permite hacer un uso del recurso sostenible y amigable con el medio ambiente.

    Tanto en las unidades de servicios industriales como en las unidades de procesos, Reficar cumple con las regulaciones ambientales tanto nacionales como internacionales, y en especial con los estándares de la IFC International Finance Corporation del Banco Mundial.

     

    paisminero.co

  • Reficar análiza estudio sectorial sobre el proyecto de ampliación y modernización de la refinería de Cartagena

    ReficarEn relación con el informe del estudio sectorial sobre el proyecto de ampliación y modernización de la refinería de Cartagena realizado por la Contraloría General de la República, Reficar se permite informar: 

    1. Una vez sea conocido de manera oficial e integral el informe de la Contraloría, Reficar realizará un análisis detallado del documento y de los temas específicos abordados.
    2. Reficar y Ecopetrol han aportado la información requerida por los organismos de control sobre el proyecto de ampliación y modernización de la refinería de Cartagena, incluida la relacionada con la contratación desde 2007, bajo la dirección de Glencore como socio mayoritario de Reficar hasta 2009, de la empresa Chicago Bridge and Iron (CB&I), contratista principal de la ejecución del proyecto.

     

    Desde 2008 se han realizado siete auditorías regulares y dos especiales a Reficar. Para las auditorías adelantadas en el 2015, Reficar dio respuesta a 530 requerimientos de información, sostuvo 187 reuniones con los delegados de la Contraloría, atendió cinco visitas al proyecto y entregó más de 14 mil archivos equivalentes a 38 gigas de información.  

    3 . Reficar presentó oportunamente a la Contraloría las variaciones que ha tenido el proyecto en términos de su inversión y cronograma de ejecución, las cuales se detallan en cinco controles de cambio realizados al proyecto entre los años 2011 a 2015. Las causas de las variaciones no siempre son “sobrecostos”. Entre las variaciones se incluyen rubros como:  1) cambios en el alcance del proyecto; 2) mayores cantidades de obras; 3) el incremento de precios; 4) olas invernales; 5) conflictos laborales (huelga); 6) Ingeniería y planeación del contratista y 7) menor productividad del contratista.

     

    4. Desde 2012, Reficar viene evaluando y documentando las causas y responsabilidades de dichas variaciones. Como parte del proceso actual de cierre del proyecto, Reficar está finalizando los balances técnicos, financieros y jurídicos de la gestión de sus contratistas; en determinados casos, ya activó los mecanismos contractuales de resolución de controversias entre las partes.

     

    5. Ecopetrol y Reficar han adoptado una serie de medidas para una mayor supervisión y control de la ejecución del proyecto, entre las que se destacan la contratación de una firma especializada de gerenciamiento de proyectos, y la incorporación de expertos en megaproyectos en el equipo de Reficar.

     

    6. Ecopetrol y Reficar están desarrollando las estrategias para alcanzar la mayor rentabilidad de esta obra, un proyecto estratégico que impulsará la economía nacional y el sector industrial, como lo han mostrado estudios y análisis de entidades públicas y privadas.

     

    7. La nueva refinería de Cartagena hoy es una realidad. Inició operaciones el 21 de octubre con la puesta en marcha de la Unidad de Crudo y el 30 de noviembre realizó su primera exportación a Estados Unidos y el Caribe. En la actualidad, la refinería trabaja con una carga promedio de 90.000 barriles diarios de crudo, el 55% de su capacidad total de 165 mil barriles por día. En las próximas semanas y hasta marzo de 2016 entrarán en operación de forma secuencial el resto de las plantas que componen la que es considerada la más moderna refinería de América Latina. 

     

    8. Ecopetrol y Reficar seguirán trabajando de la mano de los organismos de control para buscar que se adelanten las acciones requeridas para la buena gestión de los recursos.

     

    Por: paisminero.co/ CP Ecopetrol

    1.  
  • Reficar arrancaría en segundo semestre de 2015

    ReficarCon 31 unidades y ubicada sobre el Mar Caribe, es clave para que Ecopetrol logre la meta de aumentar su capacidad total de refinación a 650.000 barriles por día.
     
    La Refinería de Cartagena entraría en operación en el segundo semestre del 2015, lo que le permitiría a Colombia atender la demanda interna de combustibles y suspender las importaciones de diésel y gasolina, dijo un funcionario de Ecopetrol.
     
    El proyecto de modernización de la Refinería de Cartagena (Reficar) con inversiones que superan los 6.400 millones de dólares se encuentra con un avance de más de un 96 por ciento, dijo Pedro Rosales, vicepresidente ejecutivo de refinación de Ecopetrol.
     
    "La refinería iniciaría operación durante el segundo semestre del 2015", sostuvo Rosales en una conferencia telefónica en la que la empresa presentó sus resultados financieros del 2014.
     
    Una vez concluya el proyecto de modernización, la refinería quedará con una capacidad de carga de 165.000 barriles diarios, desde los 80.000 barriles por día en el pasado.
     
    "Con la entrada en operación de Reficar se tendría la capacidad de producir nacionalmente la totalidad de combustibles que requiere el país", aseguró Rosales al revelar que se dejarían de importar 70.000 barriles diarios de diésel y volúmenes más bajos de gasolina.
     
    La principal refinería de Colombia es la de Barrancabermeja, ubicada en el departamento de Santander, que tiene una capacidad de producción de 250.000 barriles por día.
     
    Fuente: Dinero.com
  • Reficar arrancaría en segundo semestre de 2015

    ReficarCon 31 unidades y ubicada sobre el Mar Caribe, es clave para que Ecopetrol logre la meta de aumentar su capacidad total de refinación a 650.000 barriles por día.

    La Refinería de Cartagena entraría en operación en el segundo semestre del 2015, lo que le permitiría a Colombia atender la demanda interna de combustibles y suspender las importaciones de diésel y gasolina, dijo un funcionario de Ecopetrol.

    El proyecto de modernización de la Refinería de Cartagena (Reficar) con inversiones que superan los 6.400 millones de dólares se encuentra con un avance de más de un 96 por ciento, dijo Pedro Rosales, vicepresidente ejecutivo de refinación de Ecopetrol.

    "La refinería iniciaría operación durante el segundo semestre del 2015", sostuvo Rosales en una conferencia telefónica en la que la empresa presentó sus resultados financieros del 2014.

    Una vez concluya el proyecto de modernización, la refinería quedará con una capacidad de carga de 165.000 barriles diarios, desde los 80.000 barriles por día en el pasado.

    "Con la entrada en operación de Reficar se tendría la capacidad de producir nacionalmente la totalidad de combustibles que requiere el país", aseguró Rosales al revelar que se dejarían de importar 70.000 barriles diarios de diésel y volúmenes más bajos de gasolina.

    La principal refinería de Colombia es la de Barrancabermeja, ubicada en el departamento de Santander, que tiene una capacidad de producción de 250.000 barriles por día.


    Fuente: Dinero.co

  • Reficar arranco su planta de coquización

    Reficar CoqueColombia entró en la era de la refinación moderna con la puesta en marcha de la primera planta de conversión profunda. Se trata de la Unidad de Coquización 
    Retardada que permite convertir la mayor parte del crudo en productos de mayor valor, inclusive los residuos que se transforman en coque de petróleo.
     
    El coque de petróleo, un sub producto que se obtiene por primera vez en Colombia, es un combustible sólido de alto poder calórico que se usa para generar energía eléctrica en las industrias cementeras y siderúrgicas, y como materia prima para la fabricación de electrodos en la La planta de coquización retardada, produce gas combustible, GLP (gas licuado de petróleo), nafta y gasóleos que, luego de pasar por las unidades de hidrocraqueo e hidrotratamiento de diésel, producen combustibles limpios como gasolina y diésel de ultra bajo azufre. La planta está en capacidad de producir 75 mil toneladas mensuales de coque de petróleo, cuyas primeras 1400 A la unidad de coquización retardada de conversión profunda se sumarán en las siguientes semanas las unidades de Hidrocracking, las dos hidrotratadoras de diésel y la unidad de alquilación. Con este grupo de plantas, la nueva refinería de Cartagena podrá transformar el 97% del crudo en productos valiosos. Antes esta conversión solo alcanzaba el 75%.
     
    La nueva planta es la más imponente del complejo por su altura y dimensiones, tiene una tecnología de última generación que le permite operaciones totalmente automatizadas, de gran confiabilidad y precisión operativa.  
     
    En la construcción de esta unidad, que ocupa un área de 4,5 hectáreas y tiene una altura equivalente a un edificio de 35 pisos, se utilizaron 32.582 yardas cúbicas de concreto, más que todo el que se usó en la construcción del Centro Comercial Caribe Plaza, uno de los más modernos Con la unidad de coque, la nueva refinería completa 23 de las 34 unidades en operación. En la actualidad la carga a la refinería supera los 130 mil barriles por día, equivalente al 80% de su capacidad total.
     
    Vea el proceso completo de la producción de coque en el siguiente video:
     
    https://www.youtube.com/watch?v=r47R-ZPxb40&feature=youtu.be
  • Reficar inicia la producción de Diésel

    La refinería pone en funcionamiento la hidrotratadora con la que producirá 90.000 barriles diarios del combustible. Ecopetrol dejaría de importarlo.
     
    Foto: ReficarFoto: ReficarUna de las dos nuevas unidades Hidrotratadoras de Diésel, que aspiran a aumentar la producción de este combustible en el país, entró en funcionamiento este fin de semana, con lo cual se inicia la era de la producción de diésel de menos de 10 partes por millón de azufre en el país. 
     
    Esta Hidrotratadora de Diésel cuenta con una capacidad instalada para procesar hasta de 35.000 barriles día, según informó Reficar. 
     
    La nueva refinería de Cartagena espera triplicar la producción de diésel llevándola a 
    90.000 barriles diarios, con lo cual Ecopetrol dejaría de importar diésel para suplir la demanda interna y cumplir con las regulaciones ambientales vigentes. 
     
    Esta unidad, la primera de las dos que funcionarán en el país, procesa las corrientes de diésel vírgenes y craquedadas provenientes de las unidades de crudo y coquización retardada, respectivamente, y remueve los compuestos de azufre y nitrógeno para la producción de diésel de ultra bajo azufre (ULSD por sus siglas en inglés), producto de alta calidad y valorización en los mercados nacionales y de exportación. 
     
    La remoción de azufre y nitrógeno de la alimentación se realiza en un reactor catalítico a altas temperaturas cerca de 600 grados Fahrenheit y presiones del orden de 1.080 psig (libras por pulgada cuadrada) en presencia de hidrógeno. 
     
    Carga de la Unidad de Crudo alcanzó los 130.000 barriles día 
     
    La unidad de crudo alcanzó un nivel de procesamiento de 130.000 barriles diarios, continuando con el incremento de carga en la medida en que entran en servicio nuevas unidades de proceso de este complejo industrial.
     
    Portafolio.co
  • Reficar planea integrar producción de su nueva planta con la anterior

    Foto del Eluniversal.com.coFoto del Eluniversal.com.coLa nueva planta de la Refinería de Cartagena (Reficar) tendrá capacidad de procesar 165.000 barriles diarios de crudos pesados. A cada uno de esos barriles le sacará hasta unos 20 dólares en productos derivados.
     
    De ahí que una cuenta a mano alzada arroja que la fábrica más grande de Colombia funcionando a toda su capacidad facturará, en promedio, cerca de 3,3 millones de dólares al día o 1.204 millones de dólares anuales.
     
    Pero puede ser mucho más, según se desprende de la entrevista exclusiva de EL COLOMBIANO con el presidente de Reficar, Reyes Reinoso Yánez. En los planes de la filial de Ecopetrol está integrar la nueva planta con la que opera desde 1958 y procesar ya no 165.000 barriles por día, sino unos 210.000.
     
    Con la cuenta anterior, el complejo de refinación sería una máquina de hacer plata: generaría ingresos de 4,2 millones de dólares cada 24 horas.
     
    Mientras eso se concreta, la nueva planta tiene previsto para finales de este mes poner en funcionamiento la Unidad de Crudo, y comenzar a transformar petróleo en millones de galones de gasolina y diésel “verdes” (bajos en azufre), así como otros derivados de alto valor.
     
    Para marzo próximo estará operando al 100 por ciento y en agosto de 2016 habrá alcanzado su máxima eficiencia. Y eso será posible luego de ocho años de obras, una inversión que supera los 7.000 millones de dólares y una deuda billonaria que espera cancelarse antes del año 2026.
     
    Y al frente de este megacomplejo industrial está desde noviembre de 2012 Reinoso Yánez, un ingeniero químico que acumula más de 35 años de experiencia en la construcción y operación de refinerías en Estados Unidos y Venezuela, aunque también ha recorrido otras de Europa y Asia.
     
    Así no lo reconozca, “escoba nueva, barre bien”, y su gestión fue definitiva para desempantanar un proyecto al que le han llovido críticas y al fin será motor de crecimiento de la economía del país (ver cronología). En todo caso, con su juicio de experto, Reinoso admite que la nueva planta pudo costar menos y construirse en menos tiempo, pero aclara que hoy es la que realmente necesita Colombia:
     
    ¿Por qué se afirma que la nueva refinería es la más moderna de Latinoamérica?
     
    “No es un alarde: es la más moderna de América. Tenga en cuenta que arrancó de cero, no es una ampliación ni una modernización. Está llena de automatización en sus procesos y tiene mucha confiabilidad al minimizar el error humano. Usa las tecnologías más avanzadas disponibles, convirtiendo el crudo en productos de muy alto valor y rendimientos, mediante procesos muy eficientes energéticamente. Conozco no pocas refinerías alrededor del mundo y le puedo asegurar que esta es muy competitiva y sus costos serán mucho más bajos por barril que la anterior”.
     
    ¿Qué pasará con la refinería antigua?
     
    “En los planes originales se tenía previsto desecharla, pero estudios más recientes nos señalan que es importante tenerla por dos razones. Primero, la nueva planta es de procesos secuenciales y si se requiere detener operación para reparar la Unidad de Crudo o por alguna emergencia, se frena todo, entonces con la otra planta se podrá seguir produciendo, no tanto, pero en dinero es mucho. Como segundo, un estudio de aprovechamiento de activos arrojó que trataremos de tener más volumen de los productos más rentables llamados de conversión profunda. En la medida que seamos más diestros, podremos traer más crudo y la refinería antigua la pondríamos a trabajar simultáneamente con la nueva. Así pasaríamos de una refinería que no procesaría no solo de 165.000 barriles diarios, sino de 210.000 barriles”.
     
    Entonces, ¿la idea es integrar la operación de ambas refinerías?
     
    “Tenemos ya unos diseños avanzados sobre el tema. En términos de inversión es bajo y habría que hacer varias integraciones técnicas y cambio de algunos equipos. Así que
    por una inversión ínfima se obtendrían muchos más rendimientos”.
     
    ¿Pero una vez concluida la nueva planta se comenzará con esa integración?
     
    “Para poderlo hacer se requiere dinero y eso habrá que revisarlo en su momento. Lo que sí se tiene ahora son claras opciones de crecimiento futuro hacia la industria química y petroquímica”.
     
    ¿A qué se refiere?
     
    “Subproductos como el azufre, podrían generar otros procesos asociados a la hora de venderlo a diversas industrias del país que lo usan como materia prima de fertilizantes,
    cosméticos y demás. Hay otros productos derivados de las naftas que sirven para producir fibras textiles como, por ejemplo, polyester, y tenemos una empresa asiática interesada en invertir aquí adentro para tener unas industrias petroquímicas pegadas a esta nueva refinería”.
     
    En el caso del coque, ¿ya tienen a quién venderlo?
     
    “Ya se tiene un comprador por los próximos 10 años que se lo lleva como combustible, en vista de que ese subproducto no tenemos cómo almacenarlo por mucho tiempo aquí. En propileno es 2,5 veces lo que se enviará a Essentia (Propilco) y que no tenga que salir a comprar en otras partes, ahorrándose costos de transporte”.
     
    ¿Cómo será el encendido de la planta?
     
    “Ya la planta arrancó y es un proceso gradual. Tenemos lista la Unidad de Servicios Industriales que suministra energía eléctrica, vapor, gas, agua y nitrógeno, luego de concluir todas las pruebas satisfactoriamente. Solo con la central de generación de 193 megavatios de capacidad, que daría para mantener encendida una ciudad como Cartagena, significará un ahorro cercano a los 22,4 millones de dólares anuales”.
     
    ¿Cuándo se procesará el primer barril de petróleo?
     
    “Se comenzará a producir cuando esté lista la Unidad de Crudo, y esperamos que eso ocurra a finales de octubre. Tenemos la expectativa de que en marzo estén todas las 31 unidades de producción en servicio. Por el impacto que tienen en la producción industrial y la economía del país, el reto es ganarle a la fecha, no cumplir con la fecha”.
     
    En cifras, ¿a cuánto espera llevar el Ebitda (flujo de caja operativo) de la empresa?
     
    “Esos números están en plena revisión ahora, pero se puede decir que pueden ser cuatro veces mejores que con la refinería anterior, y creo que puede ser hasta más. Y en el mediano plazo, pueden ser mucho mayores con la integración de ambas plantas”.
     
    ¿Y cuál será la rentabilidad de Reficar?
     
    “Basados en proyecciones de mercado, podremos tener un margen de refinación por barril que se mueva en un rango entre 15 y 20 dólares, según como se comporte el mercado. Para que se entienda, los márgenes de refinación no son otra cosa que el precio a lo que vendemos menos los costos de operación y del crudo requerido”.
     
    ¿En qué sentido el arranque de Reficar será un impulso a la industria nacional?
     
    “Esperamos que con la mayor disponibilidad de materias prima producidas por Reficar vengan más inversiones en el país para la fabricación de sintéticos (fibras, textiles, nylon), crecimiento de la industria de polipropileno. Aquí no hay industria de polietileno y eso tiene una gran ramificación, igual que consolidar otras de solventes, detergentes, entre otras. El petróleo está en todas partes y la industria de Colombia crecerá, no me cabe duda”.
     
    ¿Se dejará de importar diésel y gasolina?
     
    “Hoy se importan de bajo azufre, que no es barato, para mezclarlo con el producido en el país y cumplir la normativa ambiental (50 partes por millón). Con Reficar se pueden eliminar esas compras e incluso se podrán exportar excedentes, dependiendo de cómo evolucione la demanda nacional y los volúmenes que también produce la refinería de Barrancabermeja”.
     
    ¿Cuánto podrá exportar?
     
    “Las proyecciones muy generales, con la demanda nacional actual, nos indican que podremos llegar a una exportación de productos que puede sumar los 40.000 barriles por día, dependiendo también de los precios. Ya está todo el equipo comercial de Ecopetrol buscando oportunidades de mercado”.
     
    Llegó a presidir Reficar cuándo el proyecto estaba bastante enredado: ¿qué ha sido lo más retador para usted?
     
    “Heredé un proyecto en marcha y me correspondió acelerar el paso, no lo hice yo, sino el equipo de lujo que tengo. Encontré las obras en cerca de 0,4 por ciento de avance semanal. Me tocó replantear varias cosas y con algo de experiencia se logró llevar ese indicador a 1,2 por ciento. Pero luego hubo un paro laboral entre julio y octubre de 2013 que nos retrasó y costó mucho tiempo y plata retomar el ritmo. A mí me pegó muy duro, porque el proyecto estaba en su mejor momento”.
     
    Acerca de los sobrecostos y demoras, ¿fueron muy optimistas los presupuestos y cronogramas iniciales?
     
    “Efectivamente, el proyecto sí ha costado más y ha tomado más tiempo, pero igual toca reconocerlo, asumirlo y dar la cara. Pero se debe tener claro que aquí lo que se tiene es una refinería distinta a la que se planteó inicialmente. Este proyecto antes fue orientado según la conveniencia del que era su socio mayoritario (Glencore), como comercializador de gasolina, pero el mercado lo que pide es diésel. Cuando Ecopetrol toma el liderazgo del proyecto y de Reficar y se reorienta a lo que le conviene a Colombia, es decir, diésel, y eso es lo que hay hoy”.
     
    ¿En qué se registraron los mayores sobrecostos?
     
    “En los cambios que tuvo el proyecto en su vocación y alcance, porque se agregaron más cosas que, en todo caso, eran necesarias para responder adecuadamente al mercado y tener una refinería más productiva y eficiente. Pero también en un proyecto de esta magnitud afecta los precios de las compras. Por ejemplo, en estructuras metálicas el acero se disparó y no se podía esperar a que bajara, había que comprarlo y no perder el avance de las obras. Así que hubo desfases, pero al final del día, el proyecto es rentable”.
     
    Pero terminó costando más de 7 mil millones de dólares.
     
    “Nada es gratis en estos proyectos, y hay muchas cosas que no se notan. Cuando cambia la ingeniería se afectan las compras, las obras, los tiempos y todo lo demás. Hemos sido auditados constantemente por la Contraloría y otras entidades, y hemos salido bien calificados, y claro que hay recomendaciones, que hemos acogido”.
     
    Con los últimos ajustes, ¿este proyecto cuánto se habría tardado y costado realmente desde cero?
     
    “Al compararnos con otras refinerías de similar magnitud, la planta no está por fuera de los rangos y no somos la más costosa de América Latina. Hubo espacio de mejoras y en algunos casos eso fue por los cambios introducidos, pero también con la productividad e improductividad que pudo tener el contratista”.
     
    ¿Pero se pudo haber construido en dos años menos, por ejemplo?
     
    “Aproximadamente, creo que es un buen tiempo para redondearlo. Es difícil simplificarlo, pero igual ganamos muchas lecciones”.
     
    ¿En cuánto tiempo se recuperará esta inversión?
     
    “Tenemos la meta conservadora de que en el año 2026 concluyan los pagos a la banca internacional, les vamos a cumplir, no cabe la menor duda. De ahí en adelante debería ser toda la utilidad para la compañía. Pero creo que podemos lograrlo antes, pues con los planes de operar más allá de la capacidad original y cuando esté en marcha la refinería sacaremos mucho provecho y ahora los vientos son favorables”.
     
    ¿Cómo maneja esa presión de las fechas de arranque de Reficar?
     
    “El manejo de fechas siempre es difícil y hay variables que inciden. Hay muchas cosas que desde afuera no se ven de un proyecto de esta magnitud. Tenemos una gran presión por poner la refinería en servicio, pero vamos a hacerlo de una manera segura, así lo comparte Ecopetrol, y eso está por encima de cualquier apuro, que no quepa duda. Lo que viene ahora son buenas noticias para Colombia”.
     
    Si le proponen hacer otra refinería, ¿se le mediría?
     
    “Encantado de la vida”.
     
    Fuente: ElColombiano.com
     
     
  • Reficar pone en operación la totalidad de sus unidades

    Reficar CoqueCon la entrada en operación de las Unidades de Alquilación HF y Butamer la refinería de Cartagena producirá 9.500 barriles diarios de alquilato que permitirán optimizar el margen de utilidad por barril de crudo procesado.
     
    Estas son las primeras unidades de su tipo en Colombia y las dos últimas de las 34 del complejo industrial en ser encendidas y su producción se destinará rincipalmente para satisfacer la demanda nacional de gasolina extra o para el mercado de exportación.
     
    Con la producción de gasolinas de alto octanaje o gasolina extra, Reficar completa su portafolio de productos que incluye combustible de aviación Jet A1, gasolinas, diésel de bajo y ultra bajo azufre, Gas Licuado de Petróleo (GLP), nafta, propileno, arotar, azufre líquido y coque de petróleo.
     
    “Este hito nos permitirá continuar aportando a la economía nacional al reducir las importaciones de combustible y exportar los excedentes que apalancan la economía del Caribe y de toda Colombia”, afirmó el ingeniero Reyes Reinoso, presidente de Reficar.
     
    Como materialización de este aporte a la economía colombiana, las cifras más recientes revelan que a corte de 30 de junio de 2016, Reficar ha exportado un total de 12 millones de barriles por un El proceso de producción del alquilato se da como resultado de la reacción entre olefinas de las unidades de Craqueo Catalítico y Coque, con el isobutano, producido en la Unidad de Butamer, en presencia de un catalizador HF (Ácido Fluorhídrico), es el insumo principal en el proceso de Este proyecto involucró diferentes firmas contratistas, proveedores y fabricantes de industrias Nacionales y multinacionales y entidades bancarias, gracias a las cuales y a su dueño Ecopetrol, el país cuenta con la refinería más moderna de Latinoamérica.
     
     
    • Reficar completó esta semana la meta de encendido de las 34 unidades del Proyecto de Expansión de la Refinería de Cartagena, con la entrada en servicio de la Unidad de Alquilación.
     
    • La Unidad de Alquilación producirá 9.500 barriles diarios de alquilato, un producto sin azufre y con alto octanaje con el cual se contribuye a ofrecer un mejor aire para los colombianos.
     
    • La nueva Refinería de Cartagena ha exportado el primer semestre más de 12 millones de barriles, equivalentes a US$430 millones.
     
    paisminero.co
  • Reficar se mostró colaborador con diligencia de la Fiscalia

    Reficar WebEn relación con la diligencia adelantada por la Fiscalía General de la Nación a las oficinas  administrativas de Reficar en Cartagena y Bogotá, Reficar informo: 
     
    1. En el día de ayer, hacia la una de la tarde, finalizó la diligencia judicial del CTI en las oficinas de Bogotá.
     
    2. Durante esta inspección Reficar atendió los requerimientos de manera colaborativa y entregó a los funcionarios a cargo toda la información solicitada y la 
     
    documentación relacionada al proyecto, la cual siempre ha estado disponible para las autoridades que la requieran. 
     
    3. De igual manera, en las instalaciones de Reficar en Cartagena se avanza de manera diligente en el suministro de la información y se continúa trabajando con los delegados del CTI hasta completar la recopilación documental solicitada. 
     
    4. De esta manera, Reficar ratifica su compromiso en seguir trabajando de manera propositiva y colaborativa con las autoridades del Estado como lo ha hecho siempre. 
     
    5. En ese sentido, la compañía espera que estas indagaciones arrojen resultados concluyentes que permitan dar mayor claridad a la diversidad de presunciones, que empañan la reputación de un país y la trascendencia de un proyecto clave para la economía nacional, que impulsa con particular fuerza, el progreso del Caribe colombiano.
     
    Reficar
  • Reficar se alista a efectuar su arranque definitivo

    Ya está todo listo para que de acá al próximo mes entren a funcionar  las últimas ocho unidades de 34 que componen la refinería. Ya está todo listo para que de acá al próximo mes entren a funcionar las últimas ocho unidades de 34 que componen la refinería.En medio de los 35 grados centígrados de Cartagena a mediodía, los trabajadores de Reficar apenas se vislumbran en las alturas de las instalaciones, que alcanzan hasta 120 metros.
     
    Andrés Riera, vicepresidente de preparación y puesta en marcha de la refinería de Cartagena, asegura que ya está todo listo para ‘arrancar’ de aquí hasta el próximo mes las últimas ocho unidades de las 34 que la componen.
     
    Reficar ocupa una extensión de 140 hectáreas y está catalogada como la más moderna de América Latina por sus niveles de eficiencia, integración y flexibilidad.
     
    Y es que su rendimiento al echar un barril de petróleo por un lado y sacar productos líquidos llega al 97 por ciento, mientras que el otro 3% corresponde al coque de petróleo, un componente similar al carbón para generar energía térmica, que hace que el desperdicio de materia prima sea inferior al 1 por ciento. 
     
    Esta mole de tubos, hierro y acero de los más disimiles tamaños es considerada como la más avanzada de la región porque cuenta con una unidad de hidrotratamiento de nafta, de las cuales hay solo cinco en el mundo; una unidad de alquilación, para sacar combustible de mayor octanaje con procesos únicos patentados por los ingenieros de esta instalación, así como una unidad de hidrocrackeo, que poseen muy pocas refinerías.
     
    Otra característica que la hace especial es su flexibilidad para procesar unos 150 tipos de petróleo, lo que es fundamental para su negocio de comprar crudos y transformarlos. La complejidad del sistema se encuentra concentrada en la sala de control, un cubo construido con paredes de 60 centímetros de grosor, de concreto puro, capaz de resistir catástrofes naturales y explosiones, con diferentes sistemas de respaldo para apagar incendios, aires acondicionados y generadores de energía eléctrica.
     
    Desde allí unos 30 ingenieros por turno vigilan por computador cada unidad, todos y cada uno de los procesos. La más mínima variación es detectada y corregida de manera inmediata. Además, hay cámaras que miran para todos los sectores.
     
    La dimensión de la operación se entiende al saber que consume 90 megavatios de energía diarios, con lo cual se podría abastecer media Cartagena, y tiene la misma cantidad de respaldo, todos autogenerados. Actualmente, y por limitación en la red, le suple 10 megavatios al país como ayuda en la crisis de ‘El Niño’. 
     
    Además, utiliza 8.500 galones de agua cruda por minuto que se necesita para refrigerar la operación. Su enfriamiento se hace en dos estructuras que parecen edificios de 10 pisos de unos 100 metros de largo, en donde el líquido cae por paneles. 
     
    Riera explica que algunas unidades de la vieja refinería se encuentran ‘durmiendo’, pero que podrían ser conectadas a la nueva y comenzar a refinar hasta 210.000 barriles diarios cuando las condiciones económicas lo permitan.
     
    Por los cuatro tubos de 140 metros de alto que componen la tea de la refinería sale una gran llamarada que indica que las unidades buscan un desfogue, lo cual es normal en estos momentos en que se afinan procesos, pero que debería ser apenas visible en el futuro; todo lo contrario al gran proyecto de Reficar, gigante en recursos, en infraestructura, en construcción, en barriles de petróleo a procesar, tanto que se estima que el PIB industrial del país crecerá 10 por ciento cuando opere totalmente, mientras que el PIB nacional lo hará al 0,9 por ciento.
     
    CIFRAS DE PESO PARA UNA MEGAOBRA 
     
    * En la construcción utilizaron 181.000 m3 de concreto, lo que equivale a 70 edificios de 18 pisos cada uno.
     
    * Instalaron 4.500 kilómetros de cable, cifra similar a la distancia entre Bogotá y Buenos Aires.
     
    * Usaron 700 kilómetros de tuberías, igual a la distancia en línea recta entre Cartagena y Bogotá.
     
    * Ubicaron 2.120 equipos de hasta 1.000 toneladas de peso cada uno.
     
    * Pusieron 20.000 toneladas de acero como refuerzo para el concreto. 
     
    * Hay instalados 31.000 instrumentos de medición y control de temperatura y de presión.
     
    Pedro Vargas Núñez
    Subeditor Portafolio
     
     
  • Reficar: "anatomía de un escándalo"

    Foro Semana: Reficar anatomía de un escándalo Foro Semana: Reficar anatomía de un escándalo“Parece que nos queda grande la infraestructura”, afirma Alejandro Santos director de Semana quien inauguró el foro: “Reficar: anatomía de un escándalo”, organizado por la politóloga Marcela Prieto.
     
    Los sobrecostos de la Refinería de Cartagena tiene en alerta a la nación. Los directivos como Juan Carlos Echeverry, presidente de Ecopetrol; Mauricio Cárdenas, ministro de Hacienda; Amylkar Acosta exministro de Minas; Reyes Reinoso, presidente de la Refinería entre otros cargos de alto rango que participaban en la toma de decisiones financieras de la compañía están siendo investigados por la Procuraduría, por los que parecen ser más de 4.000 millones de dólares en sobrecostos. 
     
    Según el Contralor Edgardo Amaya la entidad preparó un estudio sobre las lecciones aprendidas y no aprendidas de la mega obra para el futuro de la construcción en el país. 
     
    Además señala que: “la Contraloría hoy no puede hablar de hallazgos”, ya que están en pleno proceso investigativo, afirma también que Glencore fue el “gran beneficiado”, según explica: “hacían lo que querían al tener una mayor participación en la junta directiva del 51%”, incluso Ecopetrol tuvo que pagarle 500 millones de dólares a la multinacional para que se fuera de la sociedad. Cabe resaltar que la experiencia de la compañía es minera y no en construcción de refinerías. Por lo que la gran pregunta es: ¿por qué se escogió a Glencore como socio estratégico?
     
    Parece que en Colombia no estamos preparados para construcciones de envergadura sin que sucedan casos de desfalcos o corrupción, las entidades llegan a tratar de controlar después de la “fiesta”. El Procurador igual señala que las compañías no montan obras públicas sino pleitos públicos, ya que, “hay más ingenieros que abogados”, resalta. 
     
    En el banquillo: habla la defensa mostrando el futuro de la Refinería
     
    Ambos destacan, defendiendo la construcción, que Colombia con la Refinería de Cartagena entra a operar una de las mejores del mundo, “tan sólo 10 partes por millón de azufre”, explica el panel, es decir por 1 millón de barriles de crudo, hay diez barriles de azufre. 
     
    En Reficar también se producirían plásticos como: sillas, vasos, mesas y el valioso coque o combustible sólido, del cual afirma el presidente de Ecopetrol ya se tiene un contrato de 10 años para su exportación. Parece una buena noticia. 
     
    Pero y la plata de lo sobrecostos ¿cuándo se recupera?... lo de las multinacionales socias se podría resolver en un tribunal de arbitramento internacional, para que respondan por la ejecución del proyecto, si todo sale bien. ¿Y sobre la rentabilidad del negocio?... Echeverry explica que: “el 2016 es de pruebas y el 2017, la refinería empieza a servir su deuda”.
     
    Panel: ¿Corrupción o Ineficiencia?
     
    Debatir si en Reficar hubo corrupción o ineficiencia, durante el foro, fue tarea para el senador Jorge Enrique Robledo, el exministro de Minas Amylkar Acosta y el experto en temas petroleros Alejandro Martínez, donde se criticó contratar con la firma Glencore, que sin experiencia en construir una refinería le ganó a Petrobras la participación (como dos últimos socios postulantes). Luego de eso Glencore contrató a CB&I en 2007 para el desarrollo de la ingienería básica.
     
    “El contratista no era el más experimentado, el más idóneo o el más competente, Ecopetrol no lo escogió, fue Glencore”, explica Amylkar al referirse a esta alianza, que al principio contaba con Ecopetrol como socio minoritario, pero terminó siendo el dueño total por los incuimplimientos de la firma.
     
    ¿Cómo blindar los futuros megaproyectos?
     
    Lograr que casos como el de Reficar, no sigan ocurriendo en el país, supone una serie de retos, en el sector público y privado. Según el senador Robledo, uno de los puntos de cambio es la modalidad de contratación, se debe evitar las chequeras en blanco por medio de costos reembolsables, por su parte Amylkar Acosta, señaló que la culpa fue a la hora de aceptar a CB&I, un “hijo heredado” de Glencore. El panel cerró recomendando fortalecer la capacidad de gerencia y aumentar el seguimiento a los megaproyectos. 
     
    Con la ayuda de organismos como la OCDE, Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, que implementará en Colombia estrategias para la eficiencia y la transparencia, se espera la recuperación de costos, mitigar la corrupción, la insuficiencia y el aumento de la competitividad y la creencia en las instituciones públicas. 
     
    Para el cierre del foro, se identificó que entre el Gobierno, los contratistas y el interventor no existe el objetivo común, de terminar las obras; mientras que los contratistas buscan aumentar los costos, los interventores buscan alargar la obra. El gran reto es alinear el alcance de la obra frente a los intereses nacionales.
     
    Crudotransparente.com
     
  • Reficar: Primer cargamento de coque de petróleo rumbo a Asia

    Reficar CoqueUn embarque de más de 50 mil toneladas de coque de petróleo marcó el inicio de las exportaciones de este subproducto derivado de la refinación del petróleo, producido en la  hnidad de Coquización Retardada que opera en la nueva refinería de Cartagena. 
     
    El coque es un sub producto sólido, de la fase final del proceso de refinación una vez extraído todos los gases y líquidos. El mismo tiene un alto valor comercial en el mercado de combustibles de refinación.   
     
    Antes de disponer de esta tecnología en la refinería de Cartagena, el residuo que hoy alimenta a la Unidad de Coquización Retardada se comercializaba como combustóleo, el cual tiene un valor entre un 20 y un 30% menos que el crudo que se cargaba a la refinería. 
     
    El coque de petróleo que se produce por primera vez en Colombia, es un combustible sólido de alto poder calorífico que se usa en las industrias cementeras y erúrgicas, y en algunos casos como materia prima para la fabricación de electrodos en la industria de aluminio. La refinería de Cartagena producirá alrededor de 75.000 toneladas mensuales de coque de petróleo.
     
    Reficar  es una empresa responsable con el ambiente que cumple con las regulaciones de Ley colombiana e internacional como la del IFC (International Finance rporation)  del Banco Mundial, para lo cual exige para el traslado del coque al puerto de exportación, en camiones con la mejor tecnología disponible, en los cuales el producto está completamente confinado y humectado, para evitar la emisión de material particulado. 
     
    El sistema de cargue directo a las bodegas del buque por medio de chute telescópico que permite descargar el material sin que haya emisiones, desde el punto de vista de operación logística es considerada la más moderna y segura para el manejo del coque, aceptada en países europeos y Estados Unidos, entre otros. 
     
    De esta manera la Refinería de Cartagena, continúa contribuyendo con el desarrollo del país, al posicionar un nuevo producto en el mercado internacional y al actuar de manera responsable acorde con las licencias ambientales expendidas por la autoridad ambiental competente.
     
    Reficar
     
  • Refinería de Barrancabermeja logra récord en producción de polietileno

     La entrada en funcionamiento de planta Turboexpander contribuyó a los resultados.
     
     Al cierre del 2015 se habrán producido 44.072 toneladas, 41% más que en 2014. 
     
    TURBOEXPANDER WEl pasado mes de noviembre, la Refinería de Ecopetrol en Barrancabermeja logró un récord de producción de 5.450 toneladas de polietileno, insumo básico para la fabricación de productos de plástico.  
     
    Es la primera vez en la historia de las plantas de polietileno de la refinería que se alcanza este volumen de producción. En octubre se habían registrado 5.288 toneladas. 
     
    Con la producción alcanzada en los dos últimos meses, la refinería espera llegar a una meta de 44.072 toneladas al cierre de 2015, lo que equivale a un incremento del 41% frente a la producción lograda en 2014.   
     
    Para 2016 la Refinería de Barrancabermeja tiene proyectada una meta de 55.000 toneladas de polietileno.  
     
    Estos resultados se deben a la mayor disponibilidad de carga con que hoy se cuenta gracias a la entrada en funcionamiento de la planta de Turboexpander, que recupera el etano requerido para producir etileno, materia prima del polietileno. 
     
    Este récord también fue posible por la estabilidad de las unidades que intervienen en el proceso de producción como las cracking UOP I y UOP II, Etileno II, y las mismas plantas de polietileno que hoy tienen una mayor disponibilidad operacional debido a la estrategia integral de confiabilidad y mantenimiento, entre otros factores. 
     
    El incremento en la producción de polietileno, insumo básico para el desarrollo de la industria de los plásticos en Colombia, se dio gracias al trabajo coordinado y comprometido de los equipos técnico y comercial de Ecopetrol. 
     
    “Cuando decidimos recuperar la unidad de Turboexpander, como parte de la estrategia de refinación para incrementar la producción de petroquímicos, le apostábamos al incremento en la generación de utilidades, con una proyección de 8.000 libras/hora incrementales de etano. 
     
    Hoy estamos logrando esa cantidad, por lo que proyectamos lograr muy pronto las metas económicas previstas”, explicó el Gerente de la refinería, Orlando Díaz. 
     
    Ecopetrol . - paisminero.co